Ex jefe de la Mos­sad advier­te sobre una gue­rra regio­nal si Irán es ata­ca­do y dice que la caí­da del régi­men de Assad sera bene­fi­cio­sa para Israel

7

En la pri­me­ra apa­ri­ción públi­ca des­de que dejó su car­go como jefe del Mos­sad, Meir Dagan, advier­te sobre una gue­rra regio­nal si Irán es ata­ca­do y dice que la caí­da del régi­men de Assad sera en bene­fi­cio de Israel.

Duran­te una con­fe­ren­cia cele­bra­da en la Uni­ver­si­dad Hebrea de Jeru­sa­lén este vier­nes, el ex jefe del Mos­sad, Meir Dagan, se refi­rió a la posi­bi­li­dad de un futu­ro ata­que de la Fuer­za Aérea de Israel con­tra ins­ta­la­cio­nes nuclea­res ira­níes como «la cosa más estú­pi­da que he oído»,

La pre­sen­ta­ción de Dagan duran­te una con­fe­ren­cia de pro­fe­so­res de alto ran­go fue su pri­me­ra apa­ri­ción públi­ca des­de que dejó su anti­guo papel como jefe del Mos­sad a fines de sep­tiem­bre de 2010.

Dagan dijo que Irán cuen­ta con una infra­es­truc­tu­ra nuclear clan­des­ti­na que fun­cio­na al lado de su infra­es­truc­tu­ra civil legi­tí­ma. Es legí­ti­ma la infra­es­truc­tu­ra, dijo, que está bajo super­vi­sión inter­na­cio­nal por el Orga­nis­mo Inter­na­cio­nal de Ener­gía Ató­mi­ca (OIEA). Cual­quier ata­que con­tra esta infra­es­truc­tu­ra legí­ti­ma sería «mani­fies­ta­men­te ile­gal según el dere­cho inter­na­cio­nal», según Dagan.

Dagan hizo hin­ca­pié en que un ata­que con­tra Irán sería dife­ren­te al exi­to­so ata­que aéreo de Israel con­tra el reac­tor nuclear ira­quí en 1981. Irán ha dis­per­sa­do sus plan­tas nuclea­res en dife­ren­tes luga­res del país, lo que haría difí­cil para Israel lan­zar un ata­que efi­caz, dijo.

Según Dagan, exis­ten prue­bas de que Irán tie­ne la capa­ci­dad de des­viar sus acti­vi­da­des nuclea­res de un lugar a otro con el fin de sacar­los de la aten­ta mira­da de la super­vi­sión inter­na­cio­nal y las agen­cias de inte­li­gen­cia. En Irán nadie ten­dría nin­gún pro­ble­ma en la cons­truc­ción de un sis­te­ma de cen­tri­fu­ga­ción en un sótano de una escue­la si lo desean, dijo.

No pon­go en duda las capa­ci­da­des de la IAF, pero las dudas se refie­ren a las posi­bi­li­da­des de com­ple­tar la misión y alcan­zar todos los obje­ti­vos, sub­ra­yó Dagan.

Cuan­do se le pre­gun­tó sobre lo que suce­de­ría en caso de un ata­que israe­lí, Dagan dijo que: «. Será segui­da por una gue­rra con Irán, este es el tipo de cosas que sabe­mos cómo empie­zan pero no cómo ter­mi­nan.»

Los ira­níes tie­nen la capa­ci­dad de dis­pa­rar cohe­tes con­tra Israel por un perío­do de meses, y Hez­bo­lá podría dis­pa­rar dece­nas de miles de cohe­tes Grad y cien­tos de misi­les de lar­go alcan­ce, dijo.

Al mis­mo tiem­po, Tehe­rán pue­de acti­var a Hamas, y tam­bién exis­te el peli­gro de que Siria se una a la gue­rra, agre­gó Dagan.

«El ex jefe del Mos­sad expre­só su des­acuer­do con las opi­nio­nes de exper­tos sobre los suce­sos ocu­rri­dos en todo el Medio Orien­te des­de prin­ci­pios de 2011 dicien­do que «no hay nin­gún tsu­na­mi de cam­bio en el Medio Orien­te. Y aña­dió que estos acon­te­ci­mien­tos son «cis­mas his­tó­ri­cos den­tro de la socie­dad ára­be».

Lo que lle­vo al pue­blo egip­cio a pro­tes­tar masi­va­men­te en las calles no era una «revo­lu­ción de Inter­net», espe­cial­men­te con­si­de­ran­do el hecho de que la mayo­ría de los egip­cios no tie­nen compu­tado­ras. En Egip­to, no hubo revo­lu­ción, sino un cam­bio de régi­men, según Dagan, y está con­ven­ci­do de que no hay posi­bi­li­dad de que la Her­man­dad Musul­ma­na acce­da al poder por temor a que su ascen­so pue­da dañar la eco­no­mía egip­cia, en par­ti­cu­lar los ingre­sos por turis­mo y la ayu­da de los EE.UU..

Será mejor para Israel si el pre­si­den­te sirio, Bashar Assad, se reti­ra del poder, ya que este deja­ría de ayu­dar a Hez­bo­lá, y debi­li­ta­ría la influen­cia ira­ní, dijo Dagan en lo que res­pec­ta a la situa­ción en Siria. Tam­bién for­ta­le­ce­rá el cam­po suni­ta en Siria y en el mun­do ára­be en gene­ral, y estas cosas será bue­nas estra­te­gi­ca­men­te para Israel, agre­gó.

Dagan cree que Assad va a luchar has­ta el final. «Él no tie­ne otra alter­na­ti­va. Es la vic­to­ria o la muer­te», decla­ró Dagan.

Haa­retz

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *