Itu­rra­ma: la Guar­dia Civil detie­ne a un joven a pun­ta de pis­to­la por poner una pega­ti­na- Ateak Ireki

Des­de Itu­rra­ma nos envían una nota para denun­ciar los hechos acae­ci­dos el jue­ves 3 de mayo en su barrio, don­de un vecino fue enca­ño­na­do y dete­ni­do por la Guar­dia Civil.
Según rela­tan, el joven fue sor­pren­di­do ponien­do una pega­ti­na a favor de la repa­tria­ción de los pre­sos polí­ti­cos vas­cos en una señal, momen­to en que apa­re­cie­ron dos patru­llas de la Guar­dia Civil y se ini­ció una per­se­cu­ción por la ave­ni­da de Navarra.
El joven fue abor­da­do por un agen­te pis­to­la en mano, que le obli­gó a tirar­se al sue­lo apun­tán­do­le con el arma a su cabe­za. Acto segui­do, el vecino de Itu­rra­ma fue dete­ni­do y tras­la­da­do a la coman­dan­cia, ame­na­zán­do­le cons­tan­te­men­te con fra­ses como “¿Lo lle­va­mos al Per­dón o a la coman­dan­cia?” “¡Va! Llé­va­lo a la coman­dan­cia que no me ape­te­ce meter­le un tiro en la nuca”.

Des­obe­dien­cia, resis­ten­cia a la auto­ri­dad y 3.000 euros por cada pegatina
Tras 24 horas dete­ni­do y des­pués de pasar ante el juez, este «atro­pe­llo» se sal­dó con sen­das denun­cias de 3.000 euros por cada pega­ti­na (le acu­sa­ron de poner dos) y una denun­cia de des­obe­dien­cia y resis­ten­cia a la autoridad.
Ante estos hechos, des­de Itu­rra­ma denun­cian la «des­pro­por­cio­na­da actua­ción de la Guar­dia Civil, que con­ti­núa ancla­da en el pasa­do, uti­li­zan­do todas las herra­mien­tas vio­len­tas a su alcan­ce». Tam­bién se reafir­man en la volun­tad mayo­ri­ta­ria de la socie­dad «que está por que nues­tros pre­sos vuel­van a casa» y ase­gu­ran que estos como éste «no podrán parar la ola de soli­da­ri­dad en favor de los dere­chos de los pre­sos polí­ti­cos vascos».

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on Facebook
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.