Bom­bas ató­mi­cas para Ita­lia, Ale­ma­nia, Bél­gi­ca, Holan­da y Turquía

Gra­cias, pre­si­den­te Oba­ma. Ita­lia man­ten­drá con gran deter­mi­na­ción su com­pro­mi­so con la segu­ri­dad nuclear, escri­bió en Twit­ter el pri­mer minis­tro Mat­teo Ren­zi, des­pués de par­ti­ci­par, en abril, en la cum­bre de Washing­ton sobre ese tema.

La pro­li­fe­ra­ción y la poten­cial uti­li­za­ción de armas nuclea­res cons­ti­tu­yen la mayor ame­na­za para la segu­ri­dad mun­dial. Es por eso que, hace 7 años, en Pra­ga, me com­pro­me­tí a que Esta­dos Uni­dos cesa­ra de difun­dir el arma­men­to nuclear, había escri­to el pre­si­den­te Oba­ma en su pre­sen­ta­ción del encuen­tro de Washington.

Y pre­ci­sa­men­te mien­tras decla­ra eso, la Fede­ra­ción de Cien­tí­fi­cos Ame­ri­ca­nos (FAS, siglas en inglés) pre­sen­ta nue­va infor­ma­ción sobre las nue­vas bom­bas nuclea­res esta­dou­ni­den­ses B61-12, actual­men­te en fase de desa­rro­llo, que reem­pla­za­rán las B61 ya des­ple­ga­das por Esta­dos Uni­dos en Ita­lia, Ale­ma­nia, Bél­gi­ca, Holan­da y Tur­quía. Inclu­so se están rea­li­zan­do ensa­yos para dotar la B61-12 de capa­ci­da­des anti­bún­ker, o sea de pene­trar pro­fun­da­men­te en el sub­sue­lo antes de explo­tar para des­truir los cen­tros de man­do y otras estruc­tu­ras sub­te­rrá­neas median­te un pri­mer gol­pe nuclear.

Para la uti­li­za­ción de estas nue­vas bom­bas nuclea­res, dota­das de sis­te­mas de guía de pre­ci­sión y de poten­cia varia­ble, Ita­lia pone a la dis­po­si­ción [de Esta­dos Uni­dos y la OTAN] no sólo las bases aéreas de Aviano y de Ghe­di-Torre (Bres­cia) sino tam­bién pilo­tos que se entre­nan para la rea­li­za­ción de bom­bar­deos ató­mi­cos bajo las órde­nes de Esta­dos Uni­dos. Así lo demues­tra, seña­lan los cien­tí­fi­cos esta­dou­ni­den­ses, la pre­sen­cia en Ghe­di del 704th Muni­tions Sup­port Squa­dron, una de las cua­tro uni­da­des de la US Air For­ce des­ple­ga­das en las 4 bases euro­peas don­de las armas nuclea­res esta­dou­ni­den­ses están des­ti­na­das al lan­za­mien­to des­de avio­nes del país recep­tor.

Infor­ma­ción con­fir­ma­da, des­de Esta­dos Uni­dos, por el Bulle­tin of Ato­mics Scien­tists, una de las fuen­tes más con­fia­bles en mate­ria de arma­men­to nuclear. El 2 de mar­zo de 2016 esta publi­ca­ción escribe:

Se han asig­na­do a la fuer­za aérea ita­lia­na (con avio­nes Tor­na­do PA-200) varias misio­nes de ata­que nuclear con armas nuclea­res esta­dou­ni­den­ses, man­te­ni­das bajo con­trol del per­so­nal de la US Air For­ce has­ta que el pre­si­den­te de Esta­dos Uni­dos auto­ri­ce su utilización.

De esta mane­ra, Ita­lia, Ale­ma­nia, Bél­gi­ca, Holan­da y Tur­quía, ofi­cial­men­te paí­ses no nuclea­res, se ven con­ver­ti­dos en terri­to­rio de pri­me­ra línea y, por ende, en posi­bles blan­cos, en el enfren­ta­mien­to EEUU/​OTAN con­tra Rusia. Ese enfren­ta­mien­to se hará más peli­gro­so aún con el des­plie­gue en Euro­pa de las nue­vas bom­bas nuclea­res esta­dou­ni­den­ses. Inte­rro­ga­dos al res­pec­to por el New York Times, varios exper­tos advierten:

Las armas nuclea­res de ese tipo, más pre­ci­sas, incre­men­tan la ten­ta­ción de recu­rrir a ellas, e inclu­so de ser los pri­me­ros en utilizarlas.

Ante el cre­cien­te peli­gro que nos ame­na­za, y que la mayo­ría des­co­no­ce por­que los medios de pren­sa y los polí­ti­cos se cui­dan muchí­si­mo de men­cio­nar­lo, ya no bas­tan los usua­les lla­ma­dos al desar­me nuclear, terreno pro­pi­cio para la dema­go­gia. Bas­ta con recor­dar que el pre­si­den­te Oba­ma, el mis­mo pre­si­den­te que asig­nó 1 000 millar­dos de dólares

1 millar­do = 1 000 millones.

, dice que quie­re lle­var a la reali­dad la visión de un mun­do sin armas nuclea­res.

La úni­ca mane­ra con­cre­ta que tene­mos de con­tri­buir a impe­dir la esca­la­da nuclear y a que se haga reali­dad la eli­mi­na­ción total de las armas nuclea­res es exi­gir que Ita­lia, Ale­ma­nia, Bél­gi­ca, Holan­da y Tur­quía no sigan vio­lan­do el Tra­ta­do de No Pro­li­fe­ra­ción y, sobre la base de dicho Tra­ta­do, que esos paí­ses obli­guen a Esta­dos Uni­dos a reti­rar todo arma­men­to nuclear ya des­ple­ga­do en sus terri­to­rios nacio­na­les res­pec­ti­vos e impi­dan el des­plie­gue de las nue­vas bom­bas ató­mi­cas B61-12.

¿Habrá en los Par­la­men­tos de esos paí­ses alguien dis­pues­to a soli­ci­tar eso sin andar­se con medias tintas?

Man­lio Dinucci

26 de abril de 2016

Fuen­te: El Mani­fes­to

[Tra­du­ci­do del fran­cés por Red Voltaire.]

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on Facebook
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.