Pri­sión para cin­co de los dete­ni­dos, mien­tras Lan­da, Gallas­te­gi y Pla que­dan en liber­tad- Gara

Los letra­dos Aran­tza Zulue­ta, Jon Enpa­ran­tza e Iker Sarrie­gi, jun­to con el pin­tor y pro­fe­sor de la UPV Erra­mun Lan­da, Naia Zuria­rrain, Saioa Agi­rre, José Luis Gallas­te­gi, Joxe Domin­go Aiz­pu­rua, Juan Mari Jau­re­gi y Asier Etxa­be han per­ma­ne­ci­do inco­mu­ni­ca­dos duran­te cin­co días, des­de que fue­ran dete­ni­dos el pasa­do miércoles.

En esa mis­ma situa­ción han com­pa­re­ci­do ante el juez Gran­de-Mar­las­ka, por lo que no han esta­do asis­ti­dos por un abo­ga­do de su con­fian­za. Estos han sido expul­sa­dos de la Audien­cia Nacio­nal, según ha denun­cia­do el movi­mien­to pro amnistia.

Los inte­rro­ga­to­rios de los diez acu­sa­dos han comen­za­do poco antes del medio­día y, tras un parón de dos horas, se han reanu­da­do para fina­li­zar sobre las 20:30 horas. Al tér­mino de la mis­ma, y a ins­tan­cias del fis­cal Luis Barro­so, ha decre­ta­do el ingre­so en pri­sión de Aran­tza Zulue­ta, Jon Enpa­ran­tza e Iker Sarrie­gi, así como de Saioa Agi­rre y Naia Zuriarrain.

Para Juan Mari Jau­re­gi y Asier Etxa­be ha decre­ta­do su liber­tad elu­di­ble con fian­zas de 30.000 y 12.000 euros, res­pec­ti­va­men­te, mien­tras Erra­mun Lan­da y José Luis Gallas­te­gi eran pues­tos en liber­tad por la debi­li­dad de los indi­cios que exis­ten con­tra ellos. Han aban­do­na­do la sede judi­cial sobre las 15.00, momen­to en que han sido reci­bi­dos por los alle­ga­dos que se habían des­pla­za­do has­ta la Audien­cia Nacional.

Al déci­mo dete­ni­do, Domin­go Aiz­pu­rua, el fis­cal no le impu­ta nin­gún deli­to ya que ha sido con­de­na­do en el Esta­do fran­cés por los mis­mos hechos que se le impu­tan aho­ra y no se pue­de juz­gar a un per­so­na dos veces por lo mis­mo. A todos ellos, la Guar­dia Civil les impu­taría deli­tos de «inte­gra­ción en orga­ni­za­ción terro­ris­ta» o «cola­bo­ra­ción con ETA».

Pla, en la calle

Por su par­te, David Pla, dete­ni­do en Hen­daia, ha com­pa­re­ci­do ante el juez en París y ha que­da­do en liber­tad, según ha infor­ma­do el movi­mien­to pro amnistía.

Tras su deten­ción, el minis­tro espa­ñol de Inte­rior, Alfre­do Pérez Rubal­ca­ba, com­pa­re­ció para vin­cu­lar su arres­to con la reda­da de la Guar­dia Civil y ligar al ex pre­so de for­ma expre­sa con los abo­ga­dos capturados.

Acu­só a Pla de ser uno de «los hom­bre fuer­tes» de ETA. «Pre­sun­ta­men­te es el res­pon­sa­ble de los dete­ni­dos de el miér­co­les, la per­so­na que den­tro del apa­ra­to polí­ti­co se ocu­pa de los pre­sos. Exis­te un depar­ta­men­to espe­cí­fi­co que se encar­ga de pre­sos y sus fami­lias, sería el jefe de los dete­ni­dos el miér­co­les en el País Vas­co», afir­mó Rubalcaba.

El movi­mien­to pro amnis­tía indi­ca que lo ocu­rri­do con Pla mues­tra «has­ta dón­de lle­ga la into­xi­ca­ción mediá­ti­ca». Sub­ra­ya que los gran­des medios de comu­ni­ca­ción espa­ño­les «se han con­ver­ti­do en un ins­tru­men­to de pro­pa­gan­da de gue­rra al ser­vi­cio de Rubalcaba».

Pre­ci­sa­men­te, la edi­ción digi­tal de «El Mun­do» difun­día ayer una noti­cia con acu­sa­cio­nes inau­di­tas con­tra Jon Enpa­ran­za. Según dicho medio, el abo­ga­do habría envia­do una car­ta a la direc­ción de ETA para mos­trar su opi­nión más favo­ra­ble a aten­tar con­tra Iñi­go Urku­llu que con­tra el empre­sa­rio Inaxio Uria.

La publi­ca­ción de esta noti­cia se pro­du­cía, ade­más, de una for­ma inusual, en el momen­to en que los dete­ni­dos se encon­tra­ban decla­ran­do ante el juez y cuan­do había comen­za­do a tras­cen­der que tres de ellos habían reco­bra­do la liber­tad. Esta cir­cuns­tan­cia pro­vo­có que la infor­ma­ción sobre las libe­ra­cio­nes que­da­ra rele­ga­da a un segun­do plano en los infor­ma­ti­vos de la noche de radio y televisión.
Imprimatu

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on Facebook
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.