Colom­bia. Ejér­ci­to que­ría que el cam­pe­sino Ariol­fo Sán­chez fue­ra un «fal­so posi­ti­vo» y su comu­ni­dad lo impide

Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 25 de mayo de 2020 

El pasa­do 21 de mayo cono­ci­mos el ase­si­na­to del cam­pe­sino Ariol­fo Sán­chez, en el muni­ci­pio de Ano­ri, depar­ta­men­to de Antio­quia, lue­go de ser rete­ni­do jun­to a otros miem­bros de su comu­ni­dad por miem­bros del Ejército.

Hoy y a pesar de las cla­ras acu­sa­cio­nes de la comu­ni­dad y las orga­ni­za­cio­nes defen­so­ras que hacen acom­pa­ña­mien­to a estas, se die­ron a cono­cer varios vídeos en don­de el Ejér­ci­to cus­to­dia­ba el cuer­po de San­chéz, evi­tan­do que la comu­ni­dad rea­li­za­ra su sepultura.

Orga­ni­za­cio­nes como la Comi­sión Inter­ecle­sial de Jus­ti­cia y Paz, y defen­so­res de Dere­chos Huma­nos como Víc­tor de Currea Lugo, recha­za­ron este hecho y seña­la­ron que se esta acción del Ejér­ci­to podría inter­pre­tar­se como un fal­so posi­ti­vo, en don­de la ins­ti­tu­ción haría pasar al cam­pe­sino por un supues­to gue­rri­lle­ro dado de baja en com­ba­te.

¿Qué ocu­rrió en Ano­ri, Antioquia?

En día ante­rio­res cam­pe­si­nos de este terri­to­rio habían denun­cia­do
una incur­sión de cer­ca de 500 mili­tar del Ejér­ci­to, quie­nes ten­drían la
tarea de eje­cu­tar accio­nes de erra­di­ca­ción for­zo­sa de cul­ti­vos de uso
ilí­ci­to
, pasan­do por alto nue­va­men­te el Pro­gra­ma Nacio­nal Inte­gral de Sus­ti­tu­ción de Cul­ti­vos Ilí­ci­tos (Pnis).

Ante estas accio­nes orga­ni­za­cio­nes como Aso­cia­ción Cam­pe­si­na del Nor­te de Antio­quia, Aso­cia­ción de Cam­pe­si­nos en Vía de Extin­ción, Coor­di­na­do­ra de Cul­ti­va­do­res de Coca Ama­po­la y Marihua­na (Coc­cam) , Coor­di­na­ción Colom­bia­na Euro­pa- Esta­dos Uni­dos y el Pro­ce­so Social de Garan­tías para Defen­so­res y Defen­so­ras de Dere­chos Huma­nos, pre­sen­ta­ron una denun­cia pública.

En la denun­cia seña­lan que el pasa­do 8 de mayo, las comunidades
habían soli­ci­ta­do accio­nes con­tun­den­tes ante el incum­pli­mien­to del PNIS,
una de ellas un diá­lo­go entre civi­les y mili­ta­res, pro­pues­ta para el 15
de mayo.

Al con­tra­rio de lo espe­ra­do el 18 de mayo las
comu­ni­da­des denun­cia­ron la pre­sen­cia de mili­ta­res encapuchados
movi­li­zán­do­se en las vere­das Taca­mo­cho y Ten­che Salino.

Acción que pos­te­rior­men­te fue segui­da con un ope­ra­ti­vo de erra­di­ca­ción for­za­da en la vere­da los Ten­che , «des­de los heli­cóp­te­ros fue­ron ame­tra­lla­das las comu­ni­da­des que a esa hora se opo­nían a la erra­di­ca­ción» .

Al poco tiem­po, «un
peque­ño gru­po de cam­pe­si­nos fue­ron dete­ni­dos arbi­tra­ria­men­te y
des­po­ja­dos de su celu­lar por miem­bros del Ejér­ci­to Nacio­nal, quienes
según la comu­ni­dad pre­sen­te eje­cu­ta­ron de mane­ra cobar­de al campesino
Adol­fo Sán­chez
«, seña­la el comunicado.

¿Aumen­ta la erra­di­ca­ción for­za­da y con esta los fal­sos positivos?

A
la denun­cia se suma­ron dife­ren­tes hecho como el del pasa­do 18 de mayo
en el muni­ci­pio de Cúcu­ta, en don­de la Fuer­za Públi­ca dis­pa­ro con­tra los
cam­pe­si­nos, «ase­si­na­ron a Digno Emé­ri­to Buen Día, des­apa­re­cie­ron a Didier Agu­de­lo de 38 años en zona rural del muni­ci­pio de Cam­pa­men­to y pos­te­rior­men­te lo ase­si­na­ron».

Por ulti­mo agre­ga­ron, » hechos como éstos demues­tren la fir­me inten­ción del Esta­do colom­biano por asig­nar un tra­ta­mien­to mili­tar y de gue­rra con­tra las comu­ni­da­des que exi­ge sus dere­chos, ade­más infrin­ge todas las obli­ga­cio­nes cons­ti­tu­cio­na­les de garan­tías de no repe­ti­ción y reedi­ta los crí­me­nes de esta­do».

* Fuen­te: Con­ta­gio Radio

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *