Bra­sil. Bol­so­na­ro creó un pre­su­pues­to «para­le­lo» de R$ 3.000 millo­nes por apo­yo parlamentario

Por Miche­le de Mello. Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 16 de mayo de 2021.

El plan incluía la com­pra de trac­to­res agrí­co­las sobre­va­lo­ra­da en un 259%, a peti­ción de par­la­men­ta­rios del agro­ne­go­cio.

El pre­si­den­te Jair Bol­so­na­ro creó un pre­su­pues­to para­le­lo con cer­ca de R$ 3.000 millo­nes en enmien­das par­la­men­ta­rias [recur­sos pre­su­pues­ta­rios extra que el Eje­cu­ti­vo dis­tri­bu­ye a los con­gre­sis­tas], a fina­les de 2020, para obte­ner el apo­yo del «cen­trão» en el Con­gre­so. Una nota divul­ga­da por el dia­rio Esta­do de S.Paulo reve­la que el esque­ma inclu­yó la com­pra de trac­to­res y maqui­na­ria agrí­co­la por valo­res de has­ta 259% por enci­ma del pre­cio de refe­ren­cia en el mer­ca­do. Los datos fue­ron encon­tra­dos en 101 comu­ni­ca­cio­nes envia­das por dipu­tados y sena­do­res al Minis­te­rio de Desa­rro­llo Regional.

Las comu­ni­ca­cio­nes, con­se­gui­das por el dia­rio en los últi­mos tres meses, demues­tran que ese esque­ma tam­bién vio­la las leyes pre­su­pues­ta­rias, ya que son los minis­tros y no los par­la­men­ta­rios quie­nes debe­rían defi­nir cómo se apli­can esos recursos.

Los acuer­dos y el des­tino del dine­ro no fue­ron cono­ci­dos públi­ca­men­te, al igual que el repar­to no fue igua­li­ta­rio entre los con­gre­sis­tas, evi­den­cian­do un inte­rés elec­to­ral por par­te del gobierno.

Por ejem­plo, el sena­dor por el esta­do de Ama­pá Davi Alco­lum­bre, miem­bro de la lla­ma­da ban­ca­da rura­lis­ta, deter­mi­nó la apli­ca­ción de R$ 277 millo­nes de fon­dos públi­cos sólo del Minis­te­rio de Desa­rro­llo Regio­nal, asu­mien­do el papel del minis­tro Rogé­rio Marinho. Si tuvie­ra que libe­rar el dine­ro a tra­vés de los medios con­ven­cio­na­les, el ex pre­si­den­te del Sena­do tar­da­ría 34 años, ya que cada par­la­men­ta­rio tie­ne dere­cho a des­ti­nar sólo R$ 8 millo­nes al año.

Alco­lum­bre des­ti­nó R$ 81 millo­nes a la Com­pa­ñía de Desa­rro­llo de los Valles de São Fran­cis­co y Par­naí­ba (Code­vasf), una empre­sa esta­tal bajo su control.

Los docu­men­tos tam­bién mues­tran que el sena­dor asig­nó R$ 10 millo­nes para obras y com­pras fue­ra de Ama­pá. La maqui­na­ria se des­ti­na­ría a los muni­ci­pios para ayu­dar en las obras via­les en las zonas rura­les y vías urba­nas y tam­bién en los pro­yec­tos de las coope­ra­ti­vas de agri­cul­tu­ra fami­liar en Paraná.

Sin cues­tio­nar, el gobierno acep­tó com­prar las máqui­nas por R$ 500.000, cuan­do el pre­cio de refe­ren­cia corres­pon­día a R$ 200.000.

En las redes socia­les, los usua­rios comen­za­ron a denun­ciar que no se tra­ta de un pre­su­pues­to para­le­lo, sino de un esque­ma que el pre­si­den­te de la Repú­bli­ca uti­li­zó para com­prar el apo­yo de los parlamentarios.

Foto de por­ta­da: Eva­ris­to Sá (AFP)

Tra­duc­ción: Lui­za Mançano

Fuen­te: Bra­sil de Fato

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *