El manus­cri­to del dia­rio del Che en Boli­via pue­de ser des­car­ga­do de inter­net- Cuba­de­ba­te

El manus­cri­to del dia­rio de cam­pa­ña en Boli­via del gue­rri­lle­ro argen­tino-cubano Ernes­to Che Gue­va­ra pue­de ser des­car­ga­do gra­tis a par­tir de aho­ra en inter­net, infor­mó hoy el perio­dis­ta Car­los Soria Gal­va­rro, autor de este tra­ba­jo para con­me­mo­rar los 45 años de la muer­te del com­ba­tien­te.

El perio­dis­ta, que es uno de los exper­tos boli­via­nos en los docu­men­tos de Gue­va­ra en Boli­via, dijo hoy [por ayer] que se tra­ta de la pri­me­ra copia digi­tal del manus­cri­to que exis­te en inter­net y pue­de ser con­sul­ta­da y des­car­ga­da [pdf] sin cos­to.

La copia vir­tual del fac­sí­mil per­mi­te un acce­so sin lími­tes al docu­men­to de puño y letra de Gue­va­ra que narra el peri­plo de once meses de la gue­rri­lla que coman­dó en el sur­es­te de Boli­via y que fue derro­ta­da en octu­bre de 1967 por el Ejér­ci­to boli­viano.

En el sitio web www​.che​bo​li​via​.org está el fac­sí­mil del dia­rio, que abar­ca del 7 de noviem­bre de 1966 al 7 de octu­bre de 1967, su trans­crip­ción, y un manus­cri­to de Gue­va­ra con eva­lua­cio­nes a sus com­ba­tien­tes, entre otros muchos docu­men­tos ela­bo­ra­dos o reu­ni­dos por Soria Gal­va­rro.

El Gobierno del pre­si­den­te Evo Mora­les hizo hace tres años una pri­me­ra edi­ción fac­si­mi­lar impre­sa del dia­rio y una répli­ca de los cua­der­nos ori­gi­na­les, pero su cir­cu­la­ción ha sido muy limi­ta­da y sue­le ser obse­quia­da a pre­si­den­tes y artis­tas inter­na­cio­na­les que visi­tan al gober­nan­te.

“Aho­ra hemos dado un sal­to a un acce­so uni­ver­sal para con­me­mo­rar los 45 años de la caí­da del Che Gue­va­ra”, dijo Soria Gal­va­rro, al des­ta­car que poner el docu­men­to en inter­net evi­ta un uso mer­can­til con el docu­men­to o que cual­quier “vul­gar comer­cian­te de los que hay muchos, haga su pro­pia cose­cha”.

Los manus­cri­tos ori­gi­na­les del Che Gue­va­ra están pro­te­gi­dos en una bóve­da del Ban­co Cen­tral de Boli­via, des­pués de que en la déca­da de los ochen­ta fue­ran recu­pe­ra­dos de una casa de subas­ta en Lon­dres, tras ser roba­dos de los depó­si­tos del Ejér­ci­to boli­viano.

Soria Gal­va­rro se plan­tea hacer una edi­ción fac­sí­mil impre­sa del dia­rio del Che, acom­pa­ña­da de la trans­crip­ción, notas expli­ca­ti­vas, correc­ción de erro­res que se repi­ten des­de la pri­me­ra edi­ción de 1968 y fichas bio­grá­fi­cas sobre per­so­nas de la épo­ca para que el lec­tor con­tem­po­rá­neo pue­da enten­der el con­tex­to de hace 45 años.

Tal edi­ción, que inclui­ría la inves­ti­ga­ción rea­li­za­da por Soria Gal­va­rro sobre la his­to­ria del dia­rio “que es de nove­la”, sería una edi­ción “defi­ni­ti­va o casi defi­ni­ti­va”, apun­ta el autor.

El Che Gue­va­ra murió ase­si­na­do por un sar­gen­to boli­viano el 9 de octu­bre de 1967 en una escue­la del case­río de La Higue­ra, un día des­pués de haber sido dete­ni­do por los mili­ta­res que aco­rra­la­ron a varios de los com­ba­tien­tes de la colum­na en el sur­es­te del país.

Dece­nas de segui­do­res del gue­rri­lle­ro le han ren­di­do diver­sos home­na­jes des­de el fin de sema­na en La Higue­ra y en el pue­blo vecino de Valle Gran­de, don­de sus res­tos estu­vie­ron ente­rra­dos y ocul­tos duran­te 30 años, has­ta 1997.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *