Algu­nas obser­va­cio­nes sobre el pleno del ayun­ta­mien­to de Onda­rroa pidien­do la III Repú­bli­ca- Borro­ka Garaia

El pleno del ayun­ta­mien­to de Onda­rroa deci­dió adhe­rir­se a la Red de Muni­ci­pios por la Ter­ce­ra Repú­bli­ca en una sesión cele­bra­da el día 26 de abril. Es el pri­mer muni­ci­pio de la Comu­ni­dad Autó­no­ma Vas­ca y el déci­mo en Hego Eus­kal Herria en sumar­se a la Red en la que están tam­bién los muni­ci­pios nava­rros de Oibar, Irur­tzun, Altsa­su, Ata­rra­bia, Orkoien, Antsoain, Berrio­zar, Agoitz y Zan­gotza.

En prin­ci­pio me pare­ce un hecho posi­ti­vo pero creo que requie­re algu­nas mati­za­cio­nes.

Pues­tos a pedir, que es de bal­de, por­que no pedir la Repú­bli­ca popu­lar de Eus­kal Herria. Que la ver­dad se habla mucho de la III Repú­bli­ca o de la ori­gi­nal II Repú­bli­ca, que no impor­ta dema­sia­do como le lla­me­mos, por­que lo impor­tan­te es la pro­pia Repú­bli­ca, que los inde­pen­den­tis­tas vas­cos ya lo damos por hecho que una vez alcan­za­do nues­tro esta­tus sobe­rano será el de una repú­bli­ca.

Pero lo que sí está cla­ro es que para los vas­cos nos es indi­fe­ren­te que sea una Repú­bli­ca bur­gue­sa o una monar­quía neo-fran­quis­ta quien nos ten­ga some­ti­dos. Lo que que­re­mos es ir soli­tos por la vida que ya somos mayor­ci­tos sin nece­si­dad de que nos lle­ven de la mano por la sen­da de una nacio­na­li­dad aje­na a la nues­tra.

Alguien pudie­ra decir, que debe­ría­mos luchar por la Repú­bli­ca que con un Esta­do repu­bli­cano será más fácil alcan­zar la sobe­ra­nía. Yo les diría a esos opti­mis­tas que este país ya estu­vo en la II Repú­bli­ca y entre sus polí­ti­cos espa­ño­les, no había la más míni­ma volun­tad de apli­car el dere­cho de auto­de­ter­mi­na­ción para las nacio­nes de la peri­fe­ria, sino más bien todo lo con­tra­rio. En la II Repú­bli­ca los esta­tu­toss de auto­no­mía que se con­ce­die­ron a cata­la­nes y vas­cos fue­ron por las con­di­cio­nes de extre­ma nece­si­dad crea­das por el levan­ta­mien­to mili­tar de Fran­co.

La cla­se polí­ti­ca espa­ño­la, me refie­ro a la izquier­da, la dere­cha no tie­ne por dón­de aga­rrar­la, tie­ne aún pen­dien­te des­pren­der­se de algu­nos pre­con­cep­tos “patrios” con mucho sabor ran­cio impe­ria­lis­ta , y asi­mi­lar algu­nas aulas de demo­cra­cia, dere­cho de auto­de­ter­mi­na­ción ‚res­pe­to a las mino­rías cul­tu­ra­les etc.

De todas for­mas los vas­cos segui­re­mos nues­tra pro­pia sen­da de con­se­guir la sobe­ra­nía, es un dere­cho que nos con­fie­re nues­tra pro­pia his­to­ria, nues­tra pro­pia cul­tu­ra, y nues­tro pro­pio pue­blo. Sería absur­do pedir­nos que nos des­vie­mos de esta sen­da para coger la sen­da de los que luchan por ins­tau­rar la Repú­bli­ca, por­que no es así. Por­que el fin de nues­tra sen­da supo­ne alcan­zar más cotas de liber­tad, y estas cotas siem­pre serán coin­ci­den­tes con los lucha­do­res por la Repú­bli­ca. Nues­tra lucha no es anta­gó­ni­ca más bien com­ple­men­ta­ria.

Nues­tro enemi­go es el mis­mo, el inte­gris­mo espa­ñol, y los éxi­tos con­se­gui­dos con nues­tras luchas, son actos que debi­li­tan a la Monar­quía fran­quis­ta, y eso supo­ne tam­bién un debi­li­ta­mien­to del enemi­go común y por tan­to una faci­li­ta­ción de la sen­da hacia la nue­va Repú­bli­ca.

Solo malas inten­cio­nes o pura igno­ran­cia es que­rer afir­mar que son cami­nos dife­ren­tes o que se incor­dian entre sí. Nues­tra lucha solo pue­de incor­diar a aque­llos que defien­den este sta­tus de monar­quía fran­quis­ta, y ellos no son repu­bli­ca­nos.

Y sin áni­mo de incor­diar a nadie, solo de cons­ta­tar hechos .Todos sabe­mos que en los últi­mos trein­ta años, la ciu­da­da­nía espa­ño­la se había acos­tum­bra­do a des­en­vol­ver­se en aquel pla­cen­te­ro “esta­do de bien­es­tar”, y tam­bién en una apa­tía o des­preo­cu­pa­ción total por cual­quier com­pro­mi­so o cosa polí­ti­ca. Nadie prác­ti­ca­men­te movía un pelo por luchar con­tra este Esta­do neo-fran­quis­ta, es más, yo diría que les pare­cía un esta­do “mara­vi­llo­so” don­de rei­na­ba la “demo­cra­cia” y la “jus­ti­cia social”. Y has­ta con­si­de­ra­ban que los pro­ble­mas del “terro­ris­mo” eran aje­nos al Sis­te­ma, eran cosa de unos “terro­ris­tas” del “nor­te” que pre­ten­dían des­truir tan mara­vi­llo­so “Sis­te­ma demo­crá­ti­co”.

Las lla­ma­das izquier­das ins­ti­tu­cio­na­les, fun­cio­na­rios a suel­do del Sis­te­ma, ade­más de legi­ti­mar­lo se dedi­ca­ban a ata­car des­pia­da­da­men­te a los úni­cos que se enfren­ta­ban con dure­za con­tra el Esta­do, pues en reali­dad era su patrón

Y duran­te ese tiem­po en Eus­kal Herria si nos preo­cu­pá­ba­mos por nues­tras liber­ta­des roba­das y veía­mos la reali­dad sin gafas de colo­res. Mien­tras los espa­ño­li­tos satis­fe­chos con su barri­gui­ta lle­na y su coche­ci­to nue­vo, muy recep­ti­vos hacia su Esta­do bene­fac­tor, se fun­dían con él en un fra­ter­nal abra­zo. Lle­ga­ron , inclu­so has­ta a odiar a los vas­cos por­que com­ba­tían a su “Esta­do bene­fac­tor “. El poder mediá­ti­co tra­ba­jan­do a 24 horas al día duran­te déca­das para que se die­ra una iden­ti­fi­ca­ción empá­ti­ca entre el pue­blo y su Esta­do, ponién­do­le a este como “víc­ti­ma del terro­ris­mo” y se lle­ga­ron a creer que el pro­pio pue­blo era “ víc­ti­ma” de ETA.

Esa empa­tía aún está muy den­tro del incons­cien­te del espa­ñol medio y que en par­te expli­ca el por­qué de la desidia o el des­pre­cio de algu­nas izquier­das hacia el dere­cho de los vas­cos a la auto­de­ter­mi­na­ción

Resu­mien­do: Para aque­llos que dicen que los vas­cos debe­mos incor­po­rar­nos tam­bién a la sen­da de la lucha por la Repú­bli­ca, decir­les que, en el fon­do ya esta­mos en ella en la medi­da de que cues­tio­na­mos y aco­me­te­mos nues­tras ener­gías com­ba­ti­vas con­tra los fun­da­men­tos de esta sis­te­ma Monár­qui­co fran­quis­ta.

Que nadie dude que los basa­men­tos de este Esta­do here­de­ro de Fran­co se fun­da­men­tan bási­ca­men­te en tres píla­les; el ejér­ci­to, el mis­mí­si­mo que nos pasó Fran­co y está ahí, silen­cio­so, guar­dan­do las esen­cias “patrias”. La monar­quía, la mis­mí­si­ma que nos colo­có Fran­co. Y el ter­cer y más dete­rio­ra­do pilar; el de la “uni­dad de Espa­ña”. Si cual­quie­ra de estos pila­res se res­que­bra­ja, el régi­men entra en fase de des­mo­ro­na­mien­to.

Des­de el comien­zo de aque­lla fal­sa tran­si­ción, inclu­so bien antes de eso, las tri­bus rebel­des del “nor­te” se nega­ron a ser some­ti­das y siem­pre han man­te­ni­do varia­das for­mas de con­tes­ta­ción al some­ti­mien­to. Nues­tra his­to­ria, la de los vas­cos, hace mucho tiem­po que se está escri­bien­do en otro libro dife­ren­te al del res­to de los pue­blos del Esta­do, y se está escri­bien­do a un rit­mo y a una velo­ci­dad que nos mar­ca nues­tras cir­cuns­tan­cias par­ti­cu­la­res, que son bas­tan­te dife­ren­cia­das. Nues­tro tren ya ha arran­ca­do y su rit­mo aumen­ta pro­gre­si­va­men­te. Y ante esto, ¿Qué hacen las inci­pien­tes “fuer­zas” con­tes­ta­ta­rias del res­to del Esta­do? Que aún no están con­so­li­da­das y pre­pa­ra­das es evi­den­te, Y lo que pare­ce que tam­bién es evi­den­te es que algún día van a tener que poner­se en mar­cha, y cuan­do lo hagan va ser com­pli­ca­do que se adap­ten al rit­mo y la velo­ci­dad que los vas­cos ya habrán alcan­za­do. Sue­le ser difí­cil coger un tren en mar­cha al que lo hemos des­pre­cia­do inclu­so cri­ti­ca­do.

Nadie via­ja sin des­tino y equi­pa­je, los vas­cos tene­mos los nues­tros; sobe­ra­nis­mo y socia­lis­mo. Los demás pue­blos del Esta­do lo pri­me­ro que debe­rían hacer para empren­der el via­je de su futu­ra his­to­ria es deci­dir cuál va ser su des­tino y su equi­pa­je ; Les sugie­ro que sean prác­ti­cos y se deci­dan por III Repu­bli­ca y el socia­lis­mo, ( el real , cla­ro ) la desas­tro­sa situa­ción eco­nó­mi­ca lo pide y por­que la Monar­quía ya está en cri­sis y son fac­to­res obje­ti­vos para la acu­mu­la­ción de fuer­zas.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *