Argen­ti­na: apro­ba­ron la ley anti­te­rro­ris­ta, que es cues­tio­na­da por nume­ro­sas orga­ni­za­cio­nes socia­les

escri­to por Resu­men Lati­no­ame­ri­cano

Pri­me­ro en Dipu­tados (foto) y lue­go en Sena­do­res, la polé­mi­ca ley anti­te­rro­ris­ta se apro­bó con el voto de muchas vic­ti­mas de la dic­ta­du­ra.

Ley anti­te­rro­ris­ta alte­ra sin­to­nía entre gobierno y acti­vis­tas
Por Mar­ce­la Valen­te

BUENOS AIRES, 22 dic (IPS) – Una ley apro­ba­da en la madru­ga­da de este jue­ves 22 en Argen­ti­na para cas­ti­gar deli­tos de terro­ris­mo fue cues­tio­na­da por orga­ni­za­cio­nes de dere­chos huma­nos y juris­tas, que temen que la nor­ma sir­va para cri­mi­na­li­zar la pro­tes­ta social.

El Poder Eje­cu­ti­vo envió el pro­yec­to de refor­ma del Códi­go Penal al par­la­men­to bajo ame­na­za de san­cio­nes del Gru­po de Acción Finan­cie­ra Inter­na­cio­nal (GAFI), un foro inter­gu­ber­na­men­tal que recla­ma nor­mas de per­se­cu­ción al lava­do de acti­vos y finan­cia­mien­to al terro­ris­mo.

Enti­da­des de dere­chos huma­nos habían cues­tio­na­do la ini­cia­ti­va envia­da por el gobierno de Cris­ti­na Fer­nán­dez a la Cáma­ra de Dipu­tados, y logra­ron la incor­po­ra­ción de un párra­fo que, supues­ta­men­te, evi­ta­ría san­cio­nes a movi­mien­tos socia­les.

Pero los cam­bios no con­for­ma­ron. La ley incre­men­ta penas median­te con­cep­tos con­si­de­ra­dos muy abs­trac­tos y que care­cen del rigor que exi­ge el Códi­go Penal para su correc­ta y jus­ta apli­ca­ción, han dicho juris­tas.

El artícu­lo 41 de la refor­ma incor­po­ra así la figu­ra de terro­ris­mo: «Cuan­do alguno de los deli­tos pre­vis­tos en este Códi­go hubie­re sido come­ti­do con la fina­li­dad de ate­rro­ri­zar a la pobla­ción u obli­gar a las auto­ri­da­des públi­cas nacio­na­les o gobier­nos extran­je­ros o agen­tes de una orga­ni­za­ción inter­na­cio­nal a rea­li­zar un acto o abs­te­ner­se de hacer­lo, la esca­la se incre­men­ta­rá en el doble del míni­mo y el máxi­mo».

En res­pues­ta a las crí­ti­cas, se aña­dió otro párra­fo indi­can­do que «las agra­van­tes pre­vis­tas no se apli­ca­rán cuan­do el o los hechos tuvie­ren lugar en oca­sión del ejer­ci­cio de dere­chos huma­nos y/​o socia­les o de cual­quier otro dere­cho cons­ti­tu­cio­nal».

Para el abo­ga­do Alan Iud, de la Aso­cia­ción Abue­las de Pla­za de Mayo, hablar de «deli­tos diri­gi­dos a ate­rro­ri­zar a la pobla­ción» es «un con­cep­to exce­si­va­men­te amplio y aumen­ta el ries­go de que se use con­tra la pro­tes­ta social».

«Muchos con­flic­tos se expre­san hoy en el mar­co de usur­pa­cio­nes, a veces con daños a la pro­pie­dad o con res­tric­ción a la cir­cu­la­ción de per­so­nas, y esas mani­fes­ta­cio­nes pue­den ser cas­ti­ga­das con esta nor­ma», aler­tó.

Iud con­si­de­ró que, si bien el actual gobierno mani­fies­ta volun­tad de no cri­mi­na­li­zar la pro­tes­ta social, «no per­de­mos de vis­ta que los que apli­can la ley son los jue­ces y muchos creen que el sis­te­ma penal debe per­se­guir esas pro­tes­tas», advir­tió.

La san­ción de las refor­mas per­tur­ba la sin­to­nía que ha sido tóni­ca de las rela­cio­nes entre las orga­ni­za­cio­nes de dere­chos huma­nos y el gobierno des­de que este resol­vió, ocho años atrás, avan­zar en pro­ce­sos con­tra repre­so­res de la últi­ma dic­ta­du­ra (1976−1983).

El no guber­na­men­tal Cen­tro de Estu­dios Lega­les y Socia­les (CELS) tam­bién expre­só «pro­fun­da preo­cu­pa­ción» por los «con­cep­tos tan abier­tos e impre­ci­sos» de la ley y el ries­go de que se apli­que a «des­alo­jos, cor­tes de vías de cir­cu­la­ción o a pro­tes­tas en espa­cios públi­cos».

Le siguió la Aso­cia­ción por los Dere­chos Civi­les, que recor­dó que el uso de un len­gua­je exce­si­va­men­te abs­trac­to «no se con­di­ce con los requi­si­tos de pre­ci­sión y cla­ri­dad en mate­ria penal que exi­ge la Cor­te Inter­ame­ri­ca­na de Dere­chos Huma­nos».

La nor­ma tam­po­co cuen­ta con la apro­ba­ción del magis­tra­do Euge­nio Zaf­fa­ro­ni, minis­tro de la Cor­te Supre­ma de Jus­ti­cia de la Nación, quien la cali­fi­có como «una extor­sión» del GAFI en una entre­vis­ta con una radio­emi­so­ra de la cen­tral pro­vin­cia de Cór­do­ba.

Ese foro había recla­ma­do a Argen­ti­na resol­ver «urgen­te­men­te» las pre­sun­tas «defi­cien­cias de su régi­men de lucha con­tra el lava­do y el finan­cia­mien­to al terro­ris­mo», y el Minis­te­rio de Jus­ti­cia se com­pro­me­tió a hacer­lo antes de febre­ro.

Zaf­fa­ro­ni sub­ra­yó que el GAFI «es un orga­nis­mo de segun­da cate­go­ría, que se atri­bu­ye más dere­chos que las Nacio­nes Uni­das». Res­pec­to del deli­to de terro­ris­mo, el juris­ta sos­tu­vo que «en Argen­ti­na, la muer­te de una sola per­so­na con un medio capaz de cau­sar gran­des estra­gos tie­ne pena per­pe­tua en nues­tro códi­go des­de hace 90 años».

Y los deli­tos de finan­cia­ción al terro­ris­mo están con­tem­pla­dos en figu­ras ya exis­ten­tes en el Códi­go Penal, aña­dió.

Legis­la­do­res opo­si­to­res tam­bién cri­ti­ca­ron la ley. La dipu­tada Lilia­na Para­da, del Fren­te Amplio Pro­gre­sis­ta, sos­tu­vo que pue­de ser apli­ca­da con­tra cam­pe­si­nos o pue­blos ori­gi­na­rios que exi­gen acce­so a la tie­rra.

Otros posi­bles afec­ta­dos serían pobla­cio­nes que recha­zan la ins­ta­la­ción de minas a cie­lo abier­to u otras indus­trias que con­ta­mi­nan, dijo Para­da, quien citó el caso de Chi­le, don­de una ley anti­te­rro­ris­ta per­si­gue a los indí­ge­nas mapu­ches que exi­gen con­trol sobre sus tie­rras.

El Poder Legis­la­ti­vo tam­bién apro­bó una ley que incor­po­ra deli­tos eco­nó­mi­cos y finan­cie­ros para pre­ve­nir el lava­do de acti­vos, una figu­ra que se había inclui­do en el Códi­go Penal a media­dos de este año. La nue­va nor­ma pena­li­za, por ejem­plo, accio­nes des­ti­na­das a afec­tar el orden eco­nó­mi­co o finan­cie­ro.

La ley crea tam­bién los deli­tos de uso inde­bi­do de infor­ma­ción pri­vi­le­gia­da de empre­sas que coti­zan en bol­sa, la cap­ta­ción frau­du­len­ta de aho­rros públi­cos, el cohe­cho finan­cie­ro y la mani­pu­la­ción de valo­res nego­cia­bles.

— — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — — —
Ley anti­te­rro­ris­ta: ¿La ino­cen­cia? de legis­lar para el enemi­go…por José Luis Heller El sába­do 312, al hablar ante la asam­blea de Car­ta Abier­ta, el titu­lar de la Uni­dad de Infor­ma­ción Finan­cie­ra (UIF), José Sba­te­lla, reco­no­ció que estas refor­mas obe­de­cen a la pre­sión inter­na­cio­nal y que de no acep­tar­las, la Argen­ti­na corría el ries­go de ser exclui­da del GAFI y del G20. La deci­sión pre­si­den­cial fue per­ma­ne­cer, “por la uti­li­dad de estar en el G20”…Imbuidos de estos “patrió­ti­cos” obje­ti­vos (patrió­ti­cos para los yan­quis, iZar­co­si o la Mer­kel – cla­ro), nues­tros legis­la­do­res aca­ban de votar una ley que con­si­de­ra agra­van­te para cual­quier deli­to “obli­gar a un gobierno – nacio­nal o extran­je­ro u “orga­nis­mo inter­na­cio­nal” (¿Una mul­ti­na­cio­nal como Mon­san­to, Barrick Gold o Car­gill lo serían?) a adop­tar o abs­te­ner­se de tomar deter­mi­na­da deci­sión”… Con el agra­van­te de que: En su defi­ni­ción de terro­ris­mo el GAFI dice más o menos lo mis­mo, pero sólo “en una situa­ción de con­flic­to arma­do”. Sería real­men­te patrio­tis­mo de otro lado, por­que si se apli­ca­se retros­pec­ti­va­men­te, lo mejor de nues­tra his­to­ria está cons­ti­tui­da por movi­li­za­cio­nes popu­la­res para impo­ner a los gobier­nos «cosi­tas» como la revo­lu­ción de Mayo (1810), que sea­mos inde­pen­dien­tes “de toda otra domi­na­ción extran­je­ra” (1816); bajar a Dorre­go, subir a Rosas (1828), bajar­lo a este a su vez (1853), parar a los con­ser­va­do­res (1890), impo­ner al Coro­nel Perón como líder del movi­mien­to (1945), ter­mi­nar con el onga­nia­to (1969), con López Rega (1975), con el neo­li­be­ra­lis­mo de Ménem y De la Rúa (2001 /​2002)… Y quie­nes par­ti­ci­pa­mos en cada uno de ellos serían /​sería­mos víc­ti­mas de tama­ño arte­fac­to para man­te­ner el sta­tus quo… Des­de Moreno y San Mar­tín has­ta el últi­mo pique­te­ro que posi­bi­li­tó la rebe­lión del 2001 de la que se cum­plen 10 años… Patrio­tis­mo de otro lado por­que un patrio­ta inob­je­ta­ble, como el Juez de la Cor­te Supre­ma Raúl Zaf­fa­ro­ni, defi­ne que “se tra­ta de una extor­sión del GAFI, un orga­nis­mo de segun­da cate­go­ría que pre­ten­de tener más dere­chos que las Nacio­nes Uni­das”…

Sue­na un poco ino­cen­te que algu­nos Dipu­tados pro­gre­sis­tas (los de Nue­vo Encuen­tro) digan (Car­los Heller con Ali­ver­ti el sába­do 1712) que “la vota­ron por­que a cam­bio de esto logra­ron nego­ciar que se inclu­ya en el tex­to un párra­fo que dice: “Las agra­van­tes pre­vis­tas en este artícu­lo no se apli­ca­rán cuan­do el o los hechos de que se tra­ten tuvie­ren lugar en oca­sión del ejer­ci­cio de dere­chos huma­nos y/​o socia­les o de cual­quier otro dere­cho cons­ti­tu­cio­nal”. ¡Lás­ti­ma que si el Juez te la apli­ca, un dere­cho Cons­ti­tu­cio­nal como cues­tión de fon­do, lo defi­ne solo la Cor­te Supre­ma y para que­dar libre te podés comer, a los rit­mos de la jus­ti­cia argen­ti­na 4 o 5 años para lle­gar a esa ins­tan­cia… Por lo que este funes­to ins­tru­men­to – con o sin este sim­pá­ti­co agre­ga­do – le está brin­dan­do a los seño­res que quie­ren man­te­ner el sta­tus quo un ins­tru­men­to que va a ele­var al infi­ni­to la cri­mi­na­li­za­ción de la pro­tes­ta… ¿Solo es por el GAFI… No?En los últi­mos 15 días, el 99,9% de la diri­gen­cia gre­mial argen­ti­na: enca­be­za­da por Moyano, Yasky, y la diri­gen­cia de ATE y coin­ci­dien­do con la preo­cu­pa­ción gene­ra­li­za­da de la mili­tan­cia a nivel de C. Inter­nas, sin­di­ca­tos de base y agru­pa­cio­nes, han coin­ci­di­do en recla­mar­le al Gobierno que “DEJE DE HACER” un techo en las pari­ta­rias y que “HAGA” una refor­ma impo­si­ti­va que deje de con­si­de­rar ganan­cia al sala­rio, entre otras «cosi­tas»… Y es de pre­ver, que tales mani­fes­ta­cio­nes pre­anun­cian una sig­ni­fi­ca­ti­va can­ti­dad de con­flic­tos gre­mia­les que esta­rán alcan­za­dos por los tér­mi­nos del Art. 41 de la fla­man­te Ley Anti­te­rro­ris­ta, impul­sa­da por el FPV “para cum­plir con las exi­gen­cias del G20”. Ni hablar de los auto con­vo­ca­dos de La Rio­ja, a los que la Barrick los ha esta­do espian­do: Se mani­fes­ta­ron recla­man­do que su Gobierno “DEJE DE HACER” un desas­tre para su salud (y la de todos los habi­tan­tes de la cuen­ca que nace en Famai­llá…) ¿Se les apli­ca­rá el ins­tru­men­to funes­to, al auto con­vo­car­se cor­tan­do una calle? A los Qom, la Cor­te – que los va a reci­bir en estos días – podría apli­car­les la fla­man­te Ley y en la audien­cia dejar­los pre­sos: Ya que han resis­ti­do por déca­das el emba­te del Gobierno pro­vin­cial, recla­mán­do­le con su heroi­ca per­sis­ten­cia que “DEJE DE HACER” ase­si­na­tos de sus fuer­zas “de segu­ri­dad” para pre­sio­nar­los al ser­vi­cio de un puña­do de empre­sa­rios soje­ros… ¿Y los docen­tes de la CABA? Que vie­nen paran­do sis­te­má­ti­ca­men­te para que Macri “DEJE DE HACER” una refor­ma a sus sis­te­ma de eva­lua­ción pro­fe­sio­nal? Y la lis­ta se ele­va al infi­ni­to… Lamen­ta­ble­men­te se está legis­lan­do a la medi­da de la baja de las con­di­cio­nes de vida popu­la­res, de la Barrick, de los empre­sa­rios soje­ros y los Gobier­nos eli­tis­tas…Cri­mi­na­li­za­ción que actúa para parar la resis­ten­cia con­cre­ta a una medi­da o para impul­sar un cam­bio deter­mi­na­do, que a los afec­ta­dos – casi siem­pre mayo­ri­ta­rios – les urge… Un funes­to ante­ce­den­te de ins­tru­men­tos lega­les que no se usan ya… Pero…Esta­mos ante un Gobierno que ha veni­do (y con­ti­nua en gene­ral: Ver ley de tie­rras, el esta­tu­to del peón…) con un rum­bo pro­gre­sis­ta. Que se ha nega­do a imple­men­tar la repre­sión sis­te­má­ti­ca, des­ar­man­do algu­nos ins­tru­men­tos como la Poli­cía Fede­ral, arma­dos para tal fin. Que ha meti­do pre­sos a algu­nos de los ase­si­nos socia­les, como a Pedra­za… Por lo que podría­mos otor­gar a favor de algu­nos de los “ino­cen­tes” que se están pena­li­zan­do retros­pec­ti­va­men­te y a futu­ro, que no lo qui­sie­sen apli­car… Pero crean el ins­tru­men­to… Algu­nos toda­vía se deben acor­dar de cómo los peo­res cri­mi­na­les de lesa huma­ni­dad se escu­dan aún en los jui­cios que los mete a la cár­cel como debe ser, dicien­do que ellos apli­ca­ron un decre­to de un Gobierno Cons­ti­tu­cio­nal: El de Isa­bel, orde­nan­do “exter­mi­nar a la sub­ver­sión”… ¿Se ima­gi­nan como se usa­ría esta ley anti­te­rro­ris­ta en un gobierno de la dere­cha?… Final­men­te me des­pi­do dicién­do­les aque­llo que can­ta Sil­vio:
«Con la nece­dad de asu­mir al enemi­go…
Con la nece­dad de vivir sin tener pre­cio…»

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *