Comu­nis­tas en Eus­kal Herria. Acla­ran­do el panó­ra­ma- Colec­ti­vo Iritsia


Nota de Boltxe Kolek­ti­boa

En este tex­to, reci­bi­do en nues­tro correo elec­tro­ni­co se vier­ten opi­nio­nes acer­ca de nues­tra pos­tu­ra polí­ti­ca sobre el papel de [email protected] comu­nis­tas [email protected] hoy en Eus­kal Herria. Al res­pec­to debe­mos acla­rar que es la opi­nión del lla­ma­do «Colec­ti­vo Iritzia» y que en nin­gun momen­to la han con­tras­ta­do con [email protected]

La pos­tu­ra polí­ti­ca que ten­ga­mos al res­pec­to, no tie­ne que ser ni dejar de ser, nece­sa­ria­men­te la que este colec­ti­vo expo­ne en el siguien­te tex­to.

Tex­to escri­to por el colec­ti­vo Iritzia


El pen­sa­mien­to comu­nis­ta en Eus­kal Herria ha esta­do y está pre­sen­te de una mane­ra u otra en la his­to­ria de la libe­ra­ción nacio­nal y social.

Los comu­nis­tas en Eus­kal Herria han afron­ta­do innu­me­ra­bles difi­cul­ta­des para el avan­ce de las posi­cio­nes revo­lu­cio­na­rias. Difi­cul­ta­des repre­sen­ta­das bási­ca­men­te por la acción de los enemi­gos de cla­se y otras, tris­te­men­te, refle­jan­do las dife­ren­cias tác­ti­cas, estra­té­gi­cas o las dos a la vez, entre los pro­pios mar­xis­tas.

La his­to­ria del Pue­blo tra­ba­ja­dor vas­co, por tan­to, está lle­na de actos heroi­cos pero tam­bién de gran­des des­en­cuen­tros que no sólo se refle­jan en la cues­tión de la libe­ra­ción nacio­nal sino tam­bién res­pec­to al pro­yec­to social.

Inde­pen­den­cia y socia­lis­mo son la cara de la mis­ma mone­da. Ambas cues­tio­nes se encuen­tran ínti­ma­men­te uni­das en un pro­ce­so revo­lu­cio­na­rio tan com­ple­jo y pecu­liar, que requie­re gran­des dosis de aná­li­sis, pacien­cia y madu­rez ideo­ló­gi­co-polí­ti­ca a la hora de tomar deci­sio­nes y actuar en con­se­cuen­cia.

Cier­ta­men­te, los comu­nis­tas actual­men­te están pre­sen­tes en el pro­ce­so de libe­ra­ción nacio­nal y social de Eus­kal Herria pero no sólo luchan­do a favor del pro­ce­so, tam­bién exis­ten comu­nis­tas que no entien­den el por qué de esa lucha y otros que se posi­cio­nan cla­ra­men­te con­tra él por dis­tin­tos moti­vos.

A gran­des ras­gos, habla­mos de dos gru­pos de comu­nis­tas en la Eus­kal Herria de hoy:

  1. Los que luchan a favor de la inde­pen­den­cia y el socia­lis­mo en Eus­kal Herria
  2. Los que no entien­den o los que luchan con­tra el pro­ce­so vas­co.

COMUNISTAS EN EL MLNV. POR LA INDEPENDENCIA Y EL SOCIALISMO

En el Movi­mien­to de Libe­ra­ción nacio­nal, se encuen­tran a su vez orga­ni­za­dos comu­nis­tas que res­pon­den a cua­tro for­mas dis­tin­tas de cómo afron­tar la situa­ción actual de la mejor mane­ra para la con­se­cu­ción de los obje­ti­vos de inde­pen­den­cia y socia­lis­mo:

  1. Los que mili­tan dis­per­sos en dis­tin­tas orga­ni­za­cio­nes de la Izquier­da Aber­tza­le, de mane­ra indi­vi­dual de una mane­ra sote­rra­da.
  2. Los que, den­tro de la Izquier­da Aber­tza­le, opi­nan que tie­nen actuar abier­ta­men­te como comu­nis­tas y orga­ni­za­dos.
  3. Los que, fue­ra de la Izquier­da Aber­tza­le, afir­man que hay que actuar como comu­nis­tas y orga­ni­za­dos.

Las tres opcio­nes orga­ni­za­ti­vas men­cio­na­das son deri­va­das que nacen de los dife­ren­tes aná­li­sis que se rea­li­zan sobre la Eus­kal Herria de hoy, su pro­ce­so de libe­ra­ción y sobre el motor de ese pro­ce­so, el Pue­blo tra­ba­ja­dor.

Por tan­to, los argu­men­tos de peso para ele­gir la opción, apa­ren­te­men­te ade­cua­da, pivo­tan en torno a los siguien­tes pará­me­tros:

  1. Los que pien­san que no hay que estar orga­ni­za­dos como comu­nis­tas.
  2. Los que creen en el valor de una orga­ni­za­ción pro­pia.
  3. Los que cre­yen­do en una orga­ni­za­ción, lo hacen como Par­ti­do o no.
  4. El pun­to ante­rior deter­mi­na si estar den­tro o no de la Izquier­da Aber­tza­le.
  5. Creer­se con la capa­ci­dad de lide­raz­go del pro­ce­so revo­lu­cio­na­rio.
  6. Los que con­tem­plan que la línea actual lle­va­da por el MLNV es refor­mis­ta y hay que rom­per con él y los que apues­tan por la uni­dad.

1. En la posi­ción pri­me­ra, se encon­tra­rían los comu­nis­tas que mili­tan dis­per­sos y de mane­ra indi­vi­dual en el con­jun­to del MLNV. En otro orden de cosas, tam­bién de esta opi­nión son los comu­nis­tas del Colec­ti­vo Boltxe que afir­man que no es nece­sa­rio estar orga­ni­za­dos como orga­ni­za­ción pro­pia y que la labor de todo comu­nis­ta es impul­sar el Movi­mien­to hacia posi­cio­nes revo­lu­cio­na­rias des­de den­tro de las pro­pias orga­ni­za­cio­nes de las que se ha dota­do la Izquier­da Aber­tza­le, inte­grán­do­se en ellas, así como garan­ti­zar el sumi­nis­tro de cua­dros al con­jun­to del MLNV. Ape­lan al fra­ca­so de ante­rio­res orga­ni­za­cio­nes comu­nis­tas clá­si­cas, tan­to de fue­ra como de den­tro del MLNV, y que es una eta­pa fini­qui­ta­da.

2. En la segun­da posi­ción, se situa­rían mul­ti­tud de peque­ñas orga­ni­za­cio­nes comu­nis­tas que actual­men­te pulu­lan en el con­jun­to del MLNV: pode­mos aquí men­cio­nar a las más sig­ni­fi­ca­ti­vas, KIMETZ, EHK, y dos orga­ni­za­cio­nes auto­de­no­mi­na­das EHS (una trostkys­ta y otra sta­li­nis­ta).

3. En la ter­ce­ra opción, los gru­pos comu­nis­tas se pue­den divi­dir en dos sub­gru­pos.

  • Los que creen en la nece­si­dad inme­dia­ta del Par­ti­do, es el caso de KIMETZ y los dos EHS (Eus­kal Herria Sozia­lis­ta).
  • Los que defien­den que la crea­ción del Par­ti­do pue­de ser apla­za­da y que exis­ten, obje­ti­va­men­te, otras prio­ri­da­des ante­rio­res. Aquí nos encon­tra­mos a EHK (Eus­kal Herri­ko Komu­nis­tak)

4. Deri­va­do de lo ante­rior, nos encon­tra­mos con que la Izquier­da Aber­tza­le no acep­ta, has­ta el momen­to, nin­gún par­ti­do den­tro de su orga­ni­gra­ma pero si corrien­tes inter­nas. Los comu­nis­tas afir­man abier­ta­men­te que la Uni­dad Popu­lar, la Izquier­da Aber­tza­le, es una orga­ni­za­ción inter­cla­sis­ta y que su espi­na dor­sal es la cla­se tra­ba­ja­do­ra.

Así, los que optan por la crea­ción inme­dia­ta del Par­ti­do pien­san que la cla­se obre­ra de la Izquier­da Aber­tza­le nece­si­ta una orga­ni­za­ción que defien­da sus intere­ses de cla­se aun­que se que­dan fue­ra de la Izquier­da Aber­tza­le como tal pero den­tro del MLNV. Es el caso de KIMETZ y los EHS. Por su par­te KIMETZ, siguien­do esta con­cep­ción, inten­tó la crea­ción de un par­ti­do deno­mi­na­do EHAKI pero fra­ca­só.

Por otro lado, con el deba­te “Bata­su­na” que se dio den­tro de la Izquier­da Aber­tza­le hace casi doce años, nació el pro­yec­to de EHK (Eus­kal Herri­ko Komu­nis­tak) que acep­ta cons­ti­tuir­se como una corrien­te comu­nis­ta orga­ni­za­da en las entra­ñas de la izquier­da inde­pen­den­tis­ta y tra­ba­jar en ella.

EHK valo­ra­ba y valo­ra, que no se dan las con­di­cio­nes para, de momen­to, la crea­ción del Par­ti­do aun­que si vie­ne reco­gi­do en sus prin­ci­pios y no renun­cia a ello. Creen que hay que defen­der los dere­chos de la cla­se tra­ba­ja­do­ra pero des­de den­tro de la Izquier­da Aber­tza­le y el con­jun­to del MLNV por medio de una orga­ni­za­ción poten­te como paso pre­vio.

5. Para un comu­nis­ta, el Par­ti­do nace para lide­rar al con­jun­to de la cla­se tra­ba­ja­do­ra y el pro­ce­so revo­lu­cio­na­rio. Mien­tras que KIMETZ y los dis­tin­tos EHS afir­man que eso es posi­ble en un inter­va­lo rela­ti­va­men­te cor­to en el tiem­po debi­do a las actua­les cir­cuns­tan­cias de cri­sis eco­nó­mi­ca y a las trans­for­ma­cio­nes que se están dan­do en la Izquier­da Aber­tza­le hacia el refor­mis­mo, EHK por el con­tra­rio con­tem­pla esa posi­bi­li­dad, de momen­to leja­na, debi­do a varias cues­tio­nes:

  • La exis­ten­cia des­de fina­les de los 50 de una orga­ni­za­ción lla­ma­da ETA.
  • El des­cré­di­to que el comu­nis­mo ha teni­do debi­do a las renun­cias socia­les y/​o posi­cio­na­mien­tos unio­nis­tas de mul­ti­tud de orga­ni­za­cio­nes comu­nis­tas.
  • El fra­ca­so rela­ti­vo del mode­lo clá­si­co revo­lu­cio­na­rio refle­ja­do en la expe­rien­cia del Blo­que polí­ti­co-mili­tar lide­ra­do por EIA (Par­ti­do para la Revo­lu­ción Vas­ca).
  • Des­apa­ri­ción de LAIA.
  • El fias­co de HASI.
  • La implo­sión de la URSS.

Des­de EHK se habla de un tra­ba­jo pre­vio tan­to ideo­ló­gi­co como prác­ti­co para que se cree una masa crí­ti­ca sufi­cien­te entre la cla­se tra­ba­ja­do­ra que fomen­te una orga­ni­za­ción fuer­te e influ­yen­te y que eso de paso pos­te­rior­men­te, a que se visua­li­ce la nece­si­dad del Par­ti­do, no des­de un pun­to de vis­ta cor­to­pla­cis­ta, sino bajo el pris­ma de la nece­si­dad his­tó­ri­ca.

6. La actual línea de la Izquier­da Aber­tza­le es argu­men­to de con­tro­ver­sia en los dis­tin­tos gru­pos comu­nis­tas orga­ni­za­dos, entre los no orga­ni­za­dos pro­pia­men­te dicho como comu­nis­tas el caso de Boltxe y los dis­per­sos en las orga­ni­za­cio­nes del con­jun­to del Movi­mien­to.

Mien­tras que para los dis­tin­tos EHS la apues­ta pasa por rom­per abier­ta­men­te el actual MLNV dado su refor­mis­mo, KIMETZ man­tie­ne dis­tin­tas posi­cio­nes al res­pec­to. Afir­ma que la línea actual es refor­mis­ta aun­que man­tie­ne una acti­tud de pru­den­cia crí­ti­ca pero res­pe­tuo­sa, espe­ran­do su momen­to y tra­ba­jan­do para la crea­ción del Par­ti­do.

Tan­to Boltxe como los comu­nis­tas inde­pen­dien­tes y EHK apues­tan por la uni­dad, dadas las con­di­cio­nes que plan­tea la coyun­tu­ra actual. Valo­ran que la rup­tu­ra sería caer en las estra­te­gias de des­es­ta­bi­li­za­ción del Gobierno espa­ñol y el regio­na­lis­mo del PNV y UPN. Afir­man ade­más que la actual linea de la Izquier­da Aber­tza­le no pasa nece­sa­ria­men­te por el refor­mis­mo aun­que si con­tem­plan ese peli­gro.

COMUNISTAS FUERA DEL MLNV. CONTRA LA INDEPENDENCIA Y EL SOCIALISMO

En este segun­do gran gru­po se encuen­tran, en su mayo­ría, orga­ni­za­cio­nes comu­nis­tas de cor­te esta­ta­lis­ta que bási­ca­men­te se apo­yan en tres argu­men­ta­cio­nes para posi­cio­nar­se en con­tra del pro­ce­so de libe­ra­ción vas­co:

  1. La gran bur­gue­sía es una, no se com­tem­plan diver­si­da­des en ella. Res­pon­de a unos intere­ses úni­cos de cla­se.
  2. Por tan­to, divi­dir a la cla­se obre­ra por su sen­ti­mien­to nacio­nal es un error. Debi­li­ta las posi­cio­nes de los tra­ba­ja­do­res.
  3. La lucha de libe­ra­ción nacio­nal vas­ca res­pon­de a intere­ses peque­ño bur­gue­ses que no repre­sen­tan a los intere­ses de la cla­se obre­ra.

Orga­ni­za­cio­nes como el PCPE, PCE®, PCE, en su momen­to EMK Y LKI (actual­men­te deno­mi­na­dos Zutik), refor­mis­tas o rup­tu­ris­tas, con­tem­plan la lucha nacio­nal como un ele­men­to tác­ti­co e ins­tru­men­tal de la con­tra­dic­ción prin­ci­pal, la lucha de cla­ses. Para ellos el dere­cho de Auto­de­ter­mi­na­ción es una com­ple­men­ta­rie­dad de la lucha por el socia­lis­mo. Sepa­ran la lucha nacio­nal de lo social por­que creen que son dos pla­nos dis­tin­tos del pro­ce­so.

El mar­co de lucha vas­co que­da diluí­do en el con­jun­to del esta­do espa­ñol que se dota, pre­ci­sa­men­te, de una cons­ti­tu­ción en la que el ejér­ci­to tie­ne un papel pre­pon­de­ran­te, para garan­ti­zar la uni­dad de mer­ca­do y la explo­ta­ción de los dis­tin­tos pue­blos penin­su­la­res. Así, el espa­ño­lis­mo pasa a ser una seña de iden­ti­fi­ca­ción de los gru­pos comu­nis­tas que defien­den estas tesis.

Sin embar­go, a la hora de abor­dar los con­flic­tos de los pue­blos y nacio­nes de fue­ra del esta­do espa­ñol , la auto­de­ter­mi­na­ción y las inde­pen­den­cias nacio­na­les sí pasan a ser un argu­men­to esgri­mi­do con­tra el Impe­ria­lis­mo.

Se pue­de afir­mar que el comu­nis­mo espa­ño­lis­ta peca de los mis­mos esque­mas que las orga­ni­za­cio­nes comu­nis­tas fran­ce­sas.

El man­te­ni­mien­to de esta línea les ha lle­va­do a su casi des­apa­ri­ción del pano­ra­ma vas­co, sin ape­nas influen­cia ni capa­ci­dad de inter­ven­ción.

UNAS CONCLUSIONES GENERALES

La actual divi­sión de los comu­nis­tas del MLNV gene­ra una evi­den­te inca­pa­ci­dad de inter­ven­ción social y polí­ti­ca que les pue­de lle­var al sec­ta­ris­mo y a la gue­ti­za­ción.

Hay que reco­no­cer, que han exis­ti­do inten­tos de crea­ción de órga­nos comu­nes para la uni­dad orga­ni­za­ti­va, habla­mos del “Bil­gu­ne comu­nis­ta” como de la cola­bo­ra­ción en la pra­xis, nos refe­ri­mos al fra­ca­sa­do “Blo­ke gorria” impul­sa­do por EHK.

Afir­ma­ba el ya falle­ci­do comu­nis­ta Javi Ramos que: “la nece­si­dad crea­rá el órgano”. Noso­tros deci­mos: hay nece­si­dad, sólo fal­ta la ampli­tud de miras y la cola­bo­ra­ción entre gru­pos, algo que, de momen­to, se tor­na difí­cil.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *