Un dete­ni­do por la Guar­dia Civil, hos­pi­ta­li­za­do

Eus­kal Herria esta acos­tum­bra­da a estas ver­sio­nes ofi­cia­les, que hablan de extra­ñas cai­das, hui­das en las que el dete­ni­do apa­re­ce mal­tre­cho, por no decir en el fon­do de un rio o que­ma­dos y tiro­tea­dos como los 3 jove­nes del «Caso Alme­ria» o con enfer­me­da­des que ori­gi­nan ingre­sos hos­pi­ta­la­rios que inclu­so los mas cer­ca­nos alle­ga­dos igno­ran.

Lo cier­to y lo que se sabe de momen­to es que el her­na­nia­rra José Cama­cho, arres­ta­do el lunes por la Guar­dia Civil, se encuen­tra ingre­sa­do en el Hos­pi­tal Clí­ni­co San Car­los de Madrid sin que haya tras­cen­di­do dato alguno sobre su esta­do de salud. Sólo se cono­ció que el juez de la Audien­cia Nacio­nal espa­ño­la Ismael Moreno se tras­la­dó has­ta el cen­tro hos­pi­ta­la­rio para tomar­le decla­ra­ción, a lo que se negó el dete­ni­do, aco­gién­do­se así a su dere­cho a no decla­rar. Nada se sabe, de los por­ques de su ingre­so en el hos­pi­tal madri­le­ño y por amplios sec­to­res de Eus­kal Herria ya reco­rre un esca­lo­frio. Estan recien­tes las foto­gra­fias de los lesa­ka­ta­rras dete­ni­dos por la Bene­me­ri­ta que evi­den­cia­ban unas extra­ñas mar­cas y con­tu­sio­nes para tra­tar­se de una sim­ple cai­da huyen­do.

Arantxa Apa­ri­cio, abo­ga­da del her­na­nia­rra aler­tó de la hos­pi­ta­li­za­ción de Cama­cho a sus alle­ga­dos y al dia­rio GARA. Duran­te la maña­na sólo se cono­cía su ingre­so en un hos­pi­tal madri­le­ño y no fue has­ta la tar­de cuan­do se cono­ció su para­de­ro.

Des­de el hos­pi­tal no han que­ri­do ofre­cer el moti­vo del ingre­so ni su situa­ción.

Ami­gos del her­na­nia­rra, indi­ca­ron que Cama­cho no había mos­tra­do sig­nos de enfer­me­dad algu­na, ni mani­fes­ta­do algo pare­ci­do.

Tam­po­co se sabe nada sobre el esta­do ni el para­de­ro en el que se encuen­tran Albi­zu, Bal­da y Mariez­ku­rre­na, y es que aun­que la abo­ga­da per­ma­ne­ció has­ta pasa­das las 20.00 en la pri­sión madri­le­ña de Soto del Real, nin­guno de ellos ingre­só en la cár­cel has­ta ese momen­to. Hoy a pri­me­ra hora acu­di­rá al cen­tro hos­pi­ta­la­rio para poder estar con Cama­cho y des­pués vol­ve­rá a la pri­sión madri­le­ña para cono­cer la situa­ción de Bal­da, Albi­zu y Mariez­ku­rre­na.

Los ope­ra­ti­vos de la Bene­me­ri­ta están sien­do con­tes­ta­dos con con­cen­tra­cio­nes y mani­fes­ta­cio­nes de repul­sa por los arres­tos y, en espe­cial, por la apli­ca­ción del régi­men de inco­mu­ni­ca­ción a las per­so­nas dete­ni­das. Una de las movi­li­za­cio­nes más con­cu­rri­das tuvo lugar en el barrio bil­baino de San Inazio, de don­de es natu­ral Ibai Beo­bi­de. Sus con­ve­ci­nos denun­cia­ron el encar­ce­la­mien­to del joven y die­ron cuen­ta de las sal­va­jes tor­tu­ras que ha denun­cia­do haber sufri­do en manos de la Guar­dia CIvil.
www​.boltxe​.info/

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *