El tra­ba­jo de las ONG a favor de los pla­nes del Pen­tá­gono: El caso de AI- Cuba­de­ba­te

Amnesty International's pro-occupation ad on a Chicago bus shelter (Amnesty International)

La mayo­ría de la gen­te aso­cia Amnis­tía Inter­na­cio­nal con la lucha con­tra la tor­tu­ra, la pena de muer­te y por la libe­ra­ción de los pre­sos polí­ti­cos. Ade­más de estas cam­pa­ñas impor­tan­tes, duran­te la últi­ma déca­da se ha opues­to a la gue­rra de Iraq y ha exi­gi­do el cie­rre del cam­po de con­cen­tra­ción esta­dou­ni­den­se situa­do en la Bahía de Guan­tá­na­mo (Cuba).

Así que los acti­vis­tas en con­tra de la gue­rra se escan­da­li­za­ron cuan­do, duran­te la cum­bre de la OTAN de mayo pasa­do, Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA emba­dur­nó las para­das de auto­bús de Chica­go con car­te­les que recla­ma­ban “Dere­chos Huma­nos para muje­res y niñas en Afga­nis­tán: ¡que la OTAN siga con el pro­gre­so!”.

Peor toda­vía, Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA cele­bró una “cum­bre en la som­bra” e invi­tó a Made­lei­ne Albright, la tris­te­men­te céle­bre Secre­ta­ria de Esta­do de Bill Clin­ton, entre otras cosas por su res­pues­ta esca­lo­frian­te a una pre­gun­ta efec­tua­da en 60 Minu­tes [prog r ama tele­vi­si­vo de la CBS ] sobre las san­cio­nes impues­tas a Iraq en los años 90. La corres­pon­sal Les­ley S tahl pre­gun­tó “Hemos oído que ha muer­to medio millón de niños, más que en Hiroshi­ma. ¿Vale la pena este pre­cio? Albright con­tes­tó ” Creo que es una elec­ción muy difí­cil, pero cree­mos que vale la pena este pre­cio”.

Con esta autén­ti­ca cri­mi­nal de gue­rra como uno de sus ponen­tes estre­lla, la cum­bre en la som­bra de Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA lan­zó una cam­pa­ña que a todas luces hacía un lla­ma­mien­to a la amplia­ción de las “bue­nas obras” de la OTAN en Afga­nis­tán. Sus ponen­tes y mate­rial pro­mo­cio­nal reci­cla­ron la jus­ti­fi­ca­ción ‘femi­nis­ta’ de Geor­ge Bush por la inva­sión y ocu­pa­ción: que la OTAN libe­ra­ría a las muje­res de la domi­na­ción tali­ba n a .

Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA ale­gó en “Una car­ta abier­ta a los Pre­sid entes Oba­ma y Kar­zai” (1) “T res millo­nes de niñas van hoy a la escue­la cuan­do prác­ti­ca­men­te nin­gu­na lo hacía bajo la domi­na­ción tali­ba­na . Las muje­res repre­sen­tan el 20% de los gra­dua­dos uni­ver­si­ta­rios. La mor­ta­li­dad infan­til y duran­te el par­to ha des­cen­di­do. Un 10% de todos los jue­ces y fis­ca­les son muje­res cuan­do no había nin­gu­na bajo el régi­men tali­bán. Esto es lo que sig­ni­fi­ca el pro­gre­so: los logros por los que han lucha­do las muje­res en la últi­ma déca­da.”

La pro­pa­gan­da de la OTAN (2) afir­ma­ba : “Duran­te los diez años de nues­tra aso­cia­ción, la vida de los hom­bres , muje­res y niños afga­nos ha mejo­ra­do sen­si­ble­men­te en cuan­to a segu­ri­dad, edu­ca­ción, sani­dad, opor­tu­ni­da­des eco­nó­mi­cas y for­ta­le­ci­mien­to de dere­chos y liber­ta­des. Hay que hacer más pero esta­mos deci­di­dos a tra­ba­jar jun­tos para con­ser­var el pro­gre­so con­si­de­ra­ble que hemos con­se­gui­do duran­te la últi­ma déca­da. ”

No hay dife­ren­cia.

La ver­dad sobre las muje­res bajo la ocu­pa­ción de la OTAN

Tales ale­ga­cio­nes son ridí­cu­las. La ocu­pa­ción de Afga­nis­tán por par­te de la OTAN ha impl ica­do un rei­no del terror en todo el país, al sem­brar repre­sión, hacer esta­llar bom­bas en las bodas y apun­ta­lar al Pre­si­den­te títe­re Hamid Kar­zai y su r égi­men corrup­to.

Inclu­so The New York Times reco­no­ce que ha habi­do poco pro­gre­so. Un edi­to­rial (3) infor­ma ba : “Según el Ban­co Mun­dial, se esti­ma que el 97% de los 15.700 millo­nes de dóla­res de l pro­duc­to nacio­nal bru­to de Afga­nis­tán pro­ce­de de la ayu­da mili­tar y al desa­rro­llo y del con­su­mo rea­li­za­do por las tro­pas extran­je­ras en el país”.

Cual­quier ale­ga­ción por par­te de los fun­cio­na­rios esta­dou­ni­den­ses o de la OTAN sobre la mejo­ra de con­di­cio­nes de los afga­nos debe infun­dir pro­fun­das sos­pe­chas. En la decla­ra­ción más recien­te sobre las men­ti­ras en torno al desa­rro­llo, una inves­ti­ga­ción rea­li­za­da por el Con­gre­so reve­ló que el h ospi­tal de Dawood, finan­cia­do por Esta­dos Uni­dos, aten­día a los pacien­tes en “con­di­cio­nes simi­la­res a Ausch­witz”. Según Demo­cracy Now! (4):

” Los infor­man­tes del ejér­ci­to divul­ga­ron foto­gra­fía s toma­das en 2010 don­de se ven pacien­tes ham­brien­tos gra­ve­men­te des­cui­da­dos en el hos­pi­tal de Dawood, con­si­de­ra­do la joya de la co rona del sis­te­ma médi­co afgano y don­de se tra­ta al per­so­nal mili­tar del país. La s fotos mues tran a pacien­tes muy dema­cra­dos, algu­nos con gan­gre­na y heri­das infes­ta­das de gusa­nos.”

Las con­di­cio­nes de las muje­res en Afga­nis­tán no son excep­ción en este sen­ti­do. Ni la OTAN ni el régi­men de Kar­zai han hecho pro­gre­sar los dere­chos de las muje­res. Kar­zai san­cio­nó legis­la­ción que per­mi­tía que los mari­dos obli­gar an a sus muje­res a tener rela­cio­nes sexua­les y pri­var­les de la comi­da. Sona­li Kolhar­kar, fun­da­dor a de la Afgan Women ’s Mis­sion , y Mariam Rawi, de la Revo­lu­tio­nary Asso­cia­tion of Women , escri­bie­ron (5):

Bajo los tali­ba­nes, se recluía a las muje­res en sus hoga­res. No podían tra­ba­jar ni asis­tir a la escue­la. Eran pobres y sin dere­chos. No tenían acce­so a agua lim­pia ni aten­ción médi­ca y se les some­tía a matri­mo­nios for­zo­sos, a menu­do sien­do niñas. Hoy, la mayo­ría de las muje­res afga­nas vive en las mis­mas con­di­cio­nes, con una dife­ren­cia sig­ni­fi­ca­ti­va: viven en un entorno de gue­rra.

Des­pués de una déca­da de ocu­pa­ción mili­tar, la espe­ran­za de vida media de las muje­res afga­nas es de 51 años. El país ocu­pa el últi­mo lugar tan­to en mor­ta­li­dad infan­til como duran­te el par­to. UNICEF infor­ma que el 68% de los niños por deba­jo de la edad de cin­co años pade­ce malnu­tri­ción.

Des­de la lle­ga­da de Oba­ma, las con­di­cio­nes de las muje­res no sólo no han mejo­ra­do , sino que han empeo­ra­do dra­má­ti­ca­men­te. “La gue­rra pone en peli­gro su vida y la de sus fami­lias. No les ha traí­do dere­chos ni den­tro ni fue­ra del hogar y les encar­ce­la en sus pro­pios hoga­res.

Es por esto que Mala­lai Joya, ex miem­bro del par­la­men­to afgano, argu­men­ta que lo mejor que Esta­dos Uni­dos y la OTAN pue­den hacer es salir de su país. Decla­ró en el trans­cur­so de una mani­fes­ta­ción con­tra la cum­bre de la OTAN (6):

“Tene­mos muchos pro­ble­mas en Afga­nis­tán: fun­da­men­ta­lis­mo, seño­res de la gue­rra, tali­ba­nes. Pero podre­mos solu­cio­nar­los mejor si dis­fru­ta­mos de auto­de­ter­mi­na­ción, liber­tad e inde­pen­den­cia. Las bom­bas de la OTAN no trae­rán nun­ca la demo­cra­cia y la jus­ti­cia a Afga­nis­tán ni a nin­gún otro país. ”

Con­trol de daños

A con­se­cuen­cia de las crí­ti­ca s reci­bi­das por el car­tel de Am nis­tía Inter­na­cio­nal USA y la cum­bre en la som­bra, la orga­ni­za­ción emi­tió una decla­ra­ción acla­ra­to­ria en su sitio web (7): “Lo hemos enten­di­do.” Reco­no­ció que el car­tel era con­fu­so, sobre todo cuan­do se dis­po­nían miles de opo­si­to­res a mani­fes­tar­se en con­tra de la ocu­pa­ción de Afga­nis­tán por par­te de la OTAN.

Pero no está nada cla­ro que Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA lo ha enten­di­do.

La orga­ni­za­ción afir­ma: “No hace­mos un lla­ma­mien­to a la OTAN para que se que­de en el país”. Pero en la supues­ta retrac­ta­ción reite­ra todos los mitos sobre el pro­gre­so de las muje­res bajo la ocu­pa­ción de la OTAN y exi­ge a ésta que imple­men­te un pro­ce­so de paz y un acuer­do de pos­gue­rra que haga pro­gre­sar la igual­dad de las muje­res. El hecho de con­tar con la OTA N para jugar un papel femi­nis­ta en unas con­ver­sa­cio­nes de paz es como espe­rar que un piró­mano se haga bom­be­ro.

La decla­ra­ción de Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA fue una estra­ta­ge­ma de rela­cio­nes públi­cas para des­viar la aten­ción de lo que reve­ló el car­tel en un des­liz freu­diano polí­ti­co: que Amnis­tía Inter­na­cio­nal apo­ya la ocu­pa­ción de la OTAN en la espe­ran­za de que la alian­za mili­tar de los gobier­nos mun­dia­les más pode rosos jue­gue un papel pro­gre­sis­ta en Afga­nis­tán.

La ver­dad es que mien­tras Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA con­ti­núa con su tra­ba­jo pro­gre­sis­ta en algu­nas áreas ‑lo que inclu­ye la publi­ca­ción de un impor­tan­te infor­me crí­ti­co con la gue­rra de la OTAN en Libia y la con­si­guien­te vio­la­ción de dere­chos huma­nos (8)- pare­ce ade­cuar sus cam­pa­ñas inter­na­cio­na­les de dere­chos huma­nos a la agen­da de polí­ti­ca exte­rior del gobierno de Oba­ma.

Como ejem­plo, Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA fue en otros momen­tos impla­ca­ble en sus crí­ti­cas del cam­po de pri­sio­ne­ros esta­dou­ni­den­se en Guan­tá­na­mo, lugar de deten­ción selec­ti­va de pri­sio­ne­ros de la gue­rra “con­tra el terror”. La ex Secre­ta­ria Gene­ral de Amnis­tía Inter­na­cio­nal Ire­ne Khan lo lla­mó el “gulag de nues­tros tiem­pos” y des­cri­bió a los Esta­dos Uni­dos como “un hiper­po­der eco­nó­mi­co, mili­tar y polí­ti­ca sin rival” que “des­pre­cia el esta­do de dere­cho y los dere­chos huma­nos”.

Pero duran­te la cum­bre en la som­bra de Amnis­tía Inter­na­cio­nal en Chica­go, Jodie Evans, la cofun­da­do­ra de Code Pink [un gru­po anti­be­li­cis­ta com­pues­to mayo­ri­ta­ria­men­te por muje­res] decla­ró (9) que la acti­vi­dad para cer rar Guan­tá­na­mo esta­ba para­li­za­da . Apo­ya­da por una dele­ga­ci ón de acti­vis­tas anti­be­li­cis­tas, ale­gó “He defen­di­do a Amnis­tía Inter­na­cio­nal des­de hace 10 años en su lucha para exi­gir el fin de la tor­tu­ra y el cie­rre de Guan­tá­na­mo, pero aho­ra se ha des­pe­di­do al per­so­nal que tra­ba­ja­ba en este pro­yec­to, lo que cons­ti­tu­ye una tra­ge­dia “.

En su reu­nión gene­ral cele­bra­da en el mes de mar­zo en Den­ver , Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA invi­tó al e mba­ja­dor de Siria , Robert Ford, quien había tra­ba­ja­do ante­rior­men­te a las órde­nes del e mba­ja­dor esta­dou­ni­den­se en Iraq , John Negro­pon­te , duran­te el perio­do más bru­tal de la ocu­pa­ción esta­dou­ni­den­se de Iraq.

Negro­pon­te se hizo famo­so duran­te las gue­rras sucias lle­va­das a cabo por Washing­ton en A méri­ca Cen­tral en los años 80 por res­pal­dar los escua­dro­nes de la muer­te que ope­ra­ban en con­tra de las fuer­zas de la izquier­da . Lue­go en Iraq, Negro­pon­te y Ford tuvie­ron el mis­mo come­ti­do al imple­men­tar la lla­ma­da Sal­va­dor Option [opción sal­va­do­re­ña] que res­pal­da­ba a los para­mi­li­ta­res sec­ta­rios con el fin de repri­mir a la resis­ten­cia ira­quí. Su tra­ba­jo des­en­ca­de­nó la gue­rra civil en Iraq.

Cual­quie­ra que defien­da la J usti­cia apo­ya la lucha legí­ti­ma con­tra Bashir al-Assad y su régi­men bru­tal. Pero a Ford, duran­te su bre­ve man­da­to como emba­ja­dor antes de que lo cesa­ran , se le acu­só de crear fuer­zas cola­bo­ra­cio­nis­tas con el fin de ser­vir como títe­res de E sta­dos Uni­dos en una Siria post Assad, algo que pare­ce en línea con su his­to­rial en Iraq y con los obje­ti­vos esta­dou­ni­den­ses en Siria. No obs­tant e, Amnis­tía Inter­na­cio­nal le cedió a este por­ta­voz de la polí­ti­ca impe­ria­lis­ta esta­dou­ni­den­se el momen­to este­lar en la reu­nión.

La cam­pa­ña de Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA en apo­yo de un tra­ta­do glo­bal para res­trin­gir el comer­cio de peque­ñas armas plan­tea las mis­mas pre­gun­tas. Bren­dan O’Neill, edi­tor del sitio web Spi­ke d escri­bió (10):

“La deman­da de un tra­ta­do que impe­di­ría a los paí­ses occi­den­ta­les de ven­der armas a nacio­nes en esta­do de des­am­pa­ro sue­na radi­cal. Pero en reali­dad, lo que pide Amnis­tía Inter­na­cio­nal es la con­cen­tra­ción de armas en manos de las nacio­nes pode­ro­sas y supues­ta­men­te mere­ce­do­ras de con­fian­za y que dichas nacio­nes jue­guen el papel de gober­na­do­res glo­ba­les de gue­rra y paz al per­mi­tir el flu­jo de armas a algu­nas nacio­nes y no a otras. No hay nada ni remo­ta­men­te radi­cal en pedir a Washing­ton y sus com­pin­ches occi­den­ta­les que deci­dan quié­nes pue­den y quié­nes no pue­den empren­der gue­rras. ”

Un gol­pe de esta­do en Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA

Enton­ces ¿qué es lo que ocu­rrió en Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA ?

La orga­ni­za­ción ha esta­do bajo fue­go por par­te del esta­blish­ment , sobre todo debi­do a sus duras crí­ti­cas del cam­po de pri­sio­ne­ros de Guan­tá­na­mo. The Wall Street Jour­nal con­de­nó los infor­mes de Amnis­tía Inter­na­cio­nal sobre Guan­tá­na­mo (11) como “pro­pa­gan­da pro al-Qae­da”. Según un edi­to­rial de The Washing­ton Post (12), “con­ver­tir un infor­me sobre la deten­ción de pri­sio­ne­ros en una excu­sa para vapu­lear a Bush y a Esta­dos Uni­dos soca­va la crí­ti­ca legí­ti­ma por par­te de Amnis­tía Inter­na­cio­nal de las polí­ti­cas esta­dou­ni­den­ses y hace flo­jear la con­tun­den­cia de sus inves­ti­ga­cio­nes sobre los hechos tota­li­ta­rios ” .

Pero a Amnis­tía Inter­na­cio­nal y sus diri­gen­tes le ha hecho tam­bién la cor­te el gobierno de Oba­ma, que ini­ció su anda­du­ra con una facha­da de defen­sa de los dere­chos huma­nos para en cubrir su agen­da de polí­ti­ca exte­rior.

Esta com­bi­na­ción de pre­sión y seduc­ción ha teni­do su impac­to direc­to en Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA. En enero de 2012, el con­se­jo de admi­nis­tra­ción de l gru­po nom­bró a Suzan­ne Nos­sel ‑recién sali­da del Depar­ta­men­to de Esta­do de Hillary Clin­ton- como la nue­va direc­to­ra eje­cu­ti­va de la orga­ni­za­ción.

Nos­sel es res­pon­sa­ble de la inten­si­fi­ca­ción del giro pues­to ya en mar­cha en Amnis­tía Inter­na­cio­nal antes de su nom­bra­mien­to. Ha uti­li­za­do la excu­sa de la cri­sis pre­su­pues­ta­ria para imple­men­tar un nue­vo plan estra­té­gi­co que ha ali­nea­do la orga­ni­za­ción más estre­cha­men­te con el impe­rio esta­dou­ni­den­se, cerra­do muchas de sus ofi­ci­nas y des­pe­di­do a algu­nos de los emplea­dos más crí­ti­cos y capa­ces .

Nos­sel es pro­duc­to del esta­blish­ment comer­cial y polí­ti­co. Se gra­duó en Dere­cho por la Uni­ver­si­dad de Har­vard don­de edi­ta­ba la publi­ca­ción Har­vard Human Rights Jour­nal. Des­pués de su gra­dua­ción ha pres­ta­do ser­vi­cio en con­se­jos de admi­nis­tra­ción cor­po­ra­ti­vos, el Depar­ta­men­to de Esta­do de Esta­dos U nidos y las sedes de orga­ni­za­cio­nes de dere­chos huma­nos.

En el mun­do cor­po­ra­ti­vo, Nos­sel fue eje­cu­ti­va del con­glo­me­ra­do mediá­ti­co Ber­tels­mann, de la con­sul­to­ra y renom­bra­da fábri­ca de direc­to­res eje­cu­ti­vos McKin­sey & Com­pany y nada menos que The Wall Street Jour­nal , el prin­ci­pal enemi­go de la cam­pa­ña de Amnis­tía Inter­na­cio­nal con­tra Guan­tá­na­mo.

Den­tro de la buro­cra­cia de Washing­ton, Nos­sel tra­ba­jó en el gobierno de Clin­ton como ayu­dan­te del emba­ja­dor de Nacio­nes Uni­dos Richard Hol­broo­ke, quien ter­gi­ver­só la preo­cu­pa­ción por los dere­chos huma­nos para jus­ti­fi­car la gue­rra de Koso­vo en 1999. Lejos de defen­der los dere­chos huma­nos, la gue­rra des­em­bo­có en la mayor ola de lim­pie­za étni­ca en la his­to­ria del con­flic­to.

Cuan­do los Demó­cra­tas per­die­ron las elec­cio­nes en el año 2000, Nos­sel reci­bió becas de inves­ti­ga­ción en think tanks libe­ral-impe­ria­lis­tas, entre ellas el Coun­cil on Foreign Rela­tions [con­se­jo de rela­cio­nes exte­rio­res]. En una publi­ca­ción sobre la his­to­ria del con­se­jo, cuyo títu­lo es Impe­rial Brain Trust (13), Lau­ren­ce Shoup y William Min­ter des­cri­ben la orga­ni­za­ción como “cla­ve en la for­ma­ción de la polí­ti­ca exte­rior de Esta­dos Uni­dos. Den­tro del con­se­jo, los sec­to­res prin­ci­pa­les de los gran­des nego­cios se jun­tan con los exper­tos aca­dé­mi­cos del mun­do cor­po­ra­ti­vo para desa­rro­llar un mar co gene­ral de polí­ti­ca exte­rior.”

Nos­sel ha tra­ba­ja­do tam­bién en el mun­do de las ong como direc­to­ra de ope­ra­cio­nes en Human Rights Watch (HRW), que actuó de mode­lo para que otras orga­ni­za­cio­nes de dere­chos huma­nos hicie­ran apo­lo­gía del impe­ria­lis­mo. Por ejem­plo, HRW legi­ti­mó el gol­pe de esta­do de Hai­tí en 2004, orques­ta­do por Esta­dos Uni­dos con­tra Jean-Ber­trand Aris­ti­de, un pre­si­den­te demo­crá­ti­ca­men­te ele­gi­do. Peter Hall­ward docu­men­ta en su libro Dam­ming the Flood cómo HRW exa­ge­ró los abu­sos de dere­chos human os bajo Aris­ti­de mas allá de lo reco­no­ci­ble. De esta mane­ra, argu­men­ta, la orga­ni­za­ción brin­dó la “jus­ti­fi­ca­ción moral par a un cam­bio de régi­men “.

Nos­sel es defen­so­ra des­ca­ra­da de la hege­mo­nía esta­dou­ni­den­se en el mun­do, de la eco­no­mía neo­li­be­ral y del sio­nis­mo, todo ello bajo el man­to de la defen­sa de los dere­chos huma­nos. En un artícu­lo de 2004 en la publi­ca­ción Foreign Affairs (14), acu­ñó el t érmino Smart Power [ la com­bi­na­ción de fuer­zas arma­das y alian­zas ] a dop­ta­do por Hillary Clin­ton como lema de la polí­ti­ca exte­rior del gobierno de Oba­ma.

Nos­sel defen­dió el Smart Power como alter­na­ti­va ante los hal­co­nes neo­con­ser­va­do­res de Bush, quie­nes ais­la­ron a los Esta­dos Uni­dos de sus alia­dos his­tó­ri­cos. En vez de depen­der del des­plie­gue uni­la­te­ral de las fuer­zas arma­das, Nos­sel argu­men­tó que los Esta­dos Uni­dos d ebían uti­li­zar todo el arse­nal dis­po­ni­ble, des­de la diplo­ma­cia y las pre­sio­nes comer­cia­les has­ta la gue­rra , como “la mejor garan­tía a lar­go pla­zo de la segu­ri­dad esta­dou­ni­den­se fren­te al terro­ris­mo y otras ame­na­zas”.

Evi­den­te­men­te, Nos­sel se emo­cio­nó al ente­rar­se de que la nue­va Secre­ta­ria de Esta­do de Oba­ma, Hillary Clin­ton, había adop­ta­do el Smart Power como lema. H abló con entu­sias­mo de que Clin­ton ” era sobre todo opti­mis­ta “. Dice que al uti­li­zar todas las herra­mien­tas del poder dis­po­ni­bles, la tra­yec­to­ria del decli­ve estad o uni­den­se se podría inver­tir. Hará que el Smart Power sea guay.” Oba­ma nom­bró a Nos­sel para el pues­to del Depar­ta­men­to de Esta­do jun­to con la cama­ri­lla de “inter­ven­cio­nis­tas huma­ni­ta­rios”, entre los que se encon­tra­ban Samantha Powers, Susan Rice y la pro­pia Hillary Clin­ton.

De modo que no debe­ría sor­pren­der a nadie que Nos­sel vea los dere­chos huma­nos no como una meta en sí mis­ma, sino como un medio de afir­mar la hege­mo­nía esta­dou­ni­den­se. En un artícu­lo de 2008, publi­ca­do en Dis­sent (15), argu­men­tó: “cuan­to más se unan y movi­li­cen a otros los Esta­dos Uni­dos para enviar el mis­mo men­sa­je, tomar posi­cio­nes comu­nes y desa­rro­llar pre­sio­nes coor­di­na­das, más influen­cia ten­drá Washing­ton”.

Don­de más evi­den­te se hizo la subor­di­na­ción de los dere­chos huma­nos por par­te de Nos­sel a los intere­ses impe­ria­lis­tas de Esta­dos Uni­dos fue en su tra­ba­jo en las Nacio­nes Uni­das, don­de se ocu­pó de des­viar cual­quier crí­ti­ca por par­te de Israel sobre su opre­sión de los pales­ti­nos y las expro­pia­cio­nes con­tí­nuas . Cuan­do decla­ró ante el Con­gre­so en 2011 (16), por ejem­plo, Nos­sel ale­gó que el Con­se­jo de Dere­chos Huma­nos de Nacio­nes Uni­das:

“sigue lejos de ser la ins­ti­tu­ción q ue nece­si­ta ser, espe­cial­men­te en lo que se refie­re a su tra­ta­mien­to ten­den­cio­so hacia Israel. Al inte­grar­se en el Con­se­jo y con­ver­tir­se en su voz más pro­mi­nen­te y enér­gi­ca, esta­mos empe­zan­do a influir en la direc­ción y con­duc­ta de este orga­nis­mo… los pales­ti­nos y otros bus­can uti­li­zar los foros de la s Nacio­nes Uni­das para pre­sio­nar y ais­lar a Israel. Esto es sen­ci­lla­men­te inacep­ta­ble y el gobierno ha sido cla­ro en este pun­to. En todo momen­to hemos recha­za­do todos los esfuer­zos para ais­lar a Israel y hemos toma­do las medi­das opor­tu­nas para refor­zar su esta­tus en Gine­bra.

Nos­sel mos­tró inclu­so su apo­yo a Israel cuan­do éste ame­na­za­ba con rea­li­zar un ata­que mili­tar pre­ven­ti­vo con­tra las supues­tas ins­ta­la­cio­nes nuclea­res de Irán. En un artícu­lo de 2 006 (17) decla­ró “la comu­ni­dad inter­na­cio­nal pon­drá a prue­ba la diplo­ma­cia y otras for­mas de res­pues­ta pací­fi­ca a nte la ame­na­za ira­ní. Si estos esfuer­zos fallan, Israel podría tener que vol­ver a plan­tear la gue­rra pre­ven­ti­va”.

Las ONG , la finan­cia­ción cor­po­ra­ti­va y el impe­ria­lis­mo.

Nos­sel ha juga­do un papel deci­si­vo en la dege­ne­ra­ción de Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA, pero las raí­ces de su con­ni­ven­cia con el impe­ria­lis­mo for­man par­te de un patrón más amplio den­tro de las or gani­za­cio­nes con­ven­cio­na­les de dere­chos huma­nos. Las prin­ci­pa­les orga­ni­za­cio­ne s han desa­rro­lla­do víncu­los estre­chos con los pode­res a los que se supo­ne debe­rían cues­tio­nar.

En su libro T he Thin Blue Line , Conor Foley docu­men­ta cómo las ONG como M édi­cos sin Fron­te­ras han aban­do­na­do su pos­tu­ra huma­ni­ta­ria tra­di­cio­nal de neu­tra­li­dad en los con­flic­tos para pedir inter­ven­cio­ne s impe­ria­lis­tas para “sal­var v idas”. De esta mane­ra, argu­men­ta, a las orga­ni­za­cio­nes “que se fun­da­ron con el obje­ti­vo de ali­viar el sufri­mien­to humano se les está enco­men­dan­do, en oca­sio­nes, la tarea de jus­ti­fi­car las gue­rras”.

Hay dos razo­nes que expli­can esta trans­for­ma­ción. En pri­mer lugar las ONG depen­den de dona­cio­nes para su fun­cio­na­mien­to, muchas de las cua­les pro­ce­den de cor­po­ra­cio­nes como la Ford Foun­da­tion o las Open Society Foun­da­tions de Geor­ge Soros. De esta mane­ra las ONG están enca­de­na­das con gri­lle­tes de oro al sis­te­ma y sus prio­ri­da­des.

En con­se­cuen­cia, las orga­ni­za­cio­nes huma­ni­ta­rias están cada vez más inte­gra­das en el esta­blish­ment neo libe­ral. Como mucho, docu­men­tan abu­sos y pro­ble­mas, pero no con el obje­ti­vo de dar poder a los explo­ta­dos y opri­mi­dos para trans­for­mar el sis­te­ma, sino para inten­tar influir moral­men­te en la cla­se diri­gen­te y el Esta­do para que adop­ten mejo­res polí­ti­cas.

De este modo las ONG con­ven­cio­na­les se han entre­te­ji­do con los diri­gen­tes impe­ria­lis­tas y sus Esta­dos. La expre­sión más evi­den­te de esta cómo­da rela­ción es la puer­ta gira­to­ria entre las buro­cra­cias de las cor­po­ra­cio­nes, el Esta­do y las direc­cio­nes de las ONG. La trans­for­ma­ción que expe­ri­men­tó Nos sel de ser eje­cu­ti­va cor­po­ra­ti­va a buró­cra­ta del Depar­ta­men­to de Esta­do y direc­to­ra eje­cu­ti­va de una ONG huma­ni­ta­ria es cada vez más la nor­ma, no la excep­ción.

Esta pro­gre­sión coin­ci­de con el uso del “human ita­ris­mo” como jus­ti­fi­ca­ción de la pro­yec­ción del poder mili­tar esta­dou­ni­den­se en el mun­do pos terior a la gue­rra fría . Nadie mejor que el ex Pre­si­den­te del Esta­do Mayor Con­jun­to, el Gene­ral Colin Powell, para des­ve­lar la rela­ción inces­tuo­sa entre las ONG con­ven­cio­na­les y el m ili­ta­ris­mo esta­dou­ni­den­se quien decla­ró que las ONG (18) eran “una fuer­za mul­ti­pli­ca­do­ra para noso­tros, una par­te impor­tan­te de nues­tro equi­po de com­ba­te”.

Por esta razón el recien­te giro de Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA hacia con­ver­tir­se en un par­ti­sano del impe­rio esta­dou­ni­den­se no es nin­gu­na sor­pre­sa.

Fran­cis Boy­le, quien fue miem­bro del con­se­jo de Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA en los años 80 y 90, infor­mó a Covert Action Quar­terly (19) que la orga­ni­za­ción lle­va­ba ti empo sien­do más entu­sias­ta en la denun­cia de vio­la­cio­nes de dere­chos huma­nos entre los obje­ti­vos del impe­ria­lis­mo esta­dou­ni­den­se. Si, por el con­tra­rio, “se tra­ta de vio­la­cio­nes de dere­chos huma­nos por par­te de USA, Rei­no Uni­do o Israel, enton­ces denun­ciar­los cos­ta­ba tan­to como sacar­les una mue­la. Qui­zá lo hicie­ran, pero a rega­ña­dien­tes y des­pués de muchas bata­llas y pre­sio­nes inter­nas. No esta­ban estos paí­ses en la lis­ta ofi­cial de enemi­gos. ”

Boy­le argu­men­ta tam­bién que Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA ha juga­do un papel en lle­var a Amnis­tía Inter­na­cio­nal, que reci­be alre­de­dor del 20% de su finan­cia­ción de la sec­ción esta­dou­ni­den­se, hacia esta aso­cia­ción par­ti­sa­na con el impe­rio. El peor ejem­plo de esto es la con­ni­ve ncia de Amnis­tía Inter­na­cio­nal con los Esta­dos Uni­dos al jus­ti­fi­car la Gue­rra del Gol­fo en 1991.

Amnis­tía Inter­na­cio­nal jugó un papel impor­tan­te en la difu­sión de la noti­cia de que los sol­da­dos ira­quíes reti­ra­ban a los bebés kuwai­tíes de las incu­ba­do­ras para lue­go dejar­los morir y devol­ver las máqui­nas a Bag­dad. El gobierno de Bush padre difun­dió la ale­ga­ción a bom­bo y pla­ti­llo, ya que así ocul­ta­ba que la gue­rra se libra­ba real­men­te para man­te­ner la domi­na­ción esta­dou­ni­den­se sobre el Orien­te Pró­xi­mo y su s reser­vas estra­té­gi­cas de petró­leo.

Pero la his­to­ria de las incu­ba­do­ras fue una patra­ña; no ocu­rrió nada pare­ci­do. Y cuan­do se supo la ver­dad, Amnis­tía Inter­na­cio­nal se negó a retrac­tar­se. “No ocu­rrió nada”, afir­mó Boy­le. “No hubo nin­gu­na inves­ti­ga­ción y Lon­dres puso tra­bas al escla­re­ci­mien­to del asun­to. Se negó inclu­so a reco­no­cer que se había equi­vo­ca­do. Nun­ca ha habi­do ni una expli­ca­ción ni una dis­cul­pa.”

Una cam­pa­ña por la rec­ti­fi­ca­ción en Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA

Al reco­no­cer la pro­fun­di­dad de la des­com­po­si­ción en Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA, más de 100 volun­ta­rios vete­ra­nos de la orga­ni­za­ción han lan­za­do una cam­pa­ña para impe­dir que Nos­sel soca­ve más el come­ti­do de la mis­ma. En una peti­ción diri­gi­da al direc­tor eje­cu­ti­vo (20), soli­ci­tan “una mora­to­ria inme­dia­ta… sobre la implan­ta­ción del Plan Estra­té­gi­co y los últi­mos cam­bios de per­so­nal”.

En una pági­na de Face­book crea­da para pre­sio­nar a Nos­sel a escu­char a los miem­bros cada vez más con­tra­ria­dos de la orga­ni­za­ción, Mar­cia Lie­ber­man, una diri­gen­te en Pro­vi­den­ce (Rho­de Island), escri­bió:

” Te pedi­mos res­pe­tuo­sa­men­te que nos escu­cha­ras pero no lo hicis­te. Te pedi­mos res­pe­tuo­sa­men­te que t e invo­lu­cra­ras con la afi­liac ión, pero huis­te hacia ade­lan­te con tu plan. No lo pudis­te hacer mejor si tu inten­ción era eli­mi­nar a los miem­bros más valio­sos, sabios y expe­ri­men­ta­dos. Des­truis­te la memo­ria ins­ti­tu­cio­nal de esta orga­ni­za­ción de la que has toma­do pose­sión con tan­ta deter­mi­na­ción.”

Des­pués del deba­cle de la cum­bre en la som­bra de Chica­go y en medio del cre­cien­te des­con­ten­to entre el per­so­nal y la afi­lia­ción de Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA, C ode Pink lan­zó una peti­ción (21) cuyas pri­me­ras fir­man­tes inclu­yen a la Coro­nel Ann Wright y Medea Ben­ja­min. Ani­man a los “miem­bros del con­se­jo de Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA a pedir la dimi­sión de Suzan­ne Nos­sel; su leal­tad con los pode­ro­sos acto­res del gobierno sólo pue­de cons­ti­tuir un impe­di­men­to para el ver­da­de­ro tra­ba­jo y come­ti­do de Amnis­tía Inter­na­cio­nal”.

Los que se opo­nen a la gue­rra y la injus­ti­cia debe­rían apo­yar estos pasos. Pero al mis­mo tiem­po, la izquier­da debe­ría iden­ti­fi­car la natu­ra­le­za com­pro­me­te­do­ra del mode­lo de orga­ni­za­ción de las ONG. En oca­sio­nes, las ONG pue­den jugar un papel impor­tan­te den­tro de varios movi­mien­tos, como lo ha hecho Amnis­tía Inter­na­cio­nal USA. Pero a cau­sa de su inte­gra­ción en el esta­blish­ment neo libe­ral, no pue­den cues­tio­nar el sis­te­ma y sus prio­ri­da­des.

El desas­tre del apo­yo de Amnis­tía Inter­na­cio­nal a la ocu­pa­ción de Afga­nis­tán pro­por­cio­na la evi­den­cia per­fec­ta de por qué la nue­va izquier­da que nece­si­ta­mos cons­truir debe rom­per con el mode­lo de las ONG y crear orga­ni­za­cio­nes demo­crá­ti­cas de base que pue­dan lide­rar la lucha con­tra el sis­te­ma.

Notas:

  1. [1] http://​www​.amnest​yu​sa​.org/​s​i​t​e​s​/​d​e​f​a​u​l​t​/​f​i​l​e​s​/​p​d​f​s​/​o​p​e​n​_​l​e​t​t​e​r​_​f​i​n​a​l​_​m​a​y​_​1​8​.​pdf
  2. [2] http://​www​.nato​.int/​c​p​s​/​e​n​/​n​a​t​o​l​i​v​e​/​o​f​f​i​c​i​a​l​_​t​e​x​t​s​_​8​7​5​9​5​.​htm
  3. [3] http://​www​.nyti​mes​.com/​2​0​1​2​/​0​7​/​2​1​/​o​p​i​n​i​o​n​/​a​f​g​h​a​n​i​s​t​a​n​s​-​e​c​o​n​o​m​i​c​-​c​h​a​l​l​e​n​g​e​s​.​h​tml
  4. [4] http://​www​.demo​cracy​now​.org/​2​0​1​2​/​8​/​1​/​c​o​n​g​r​e​s​s​i​o​n​a​l​_​p​r​o​b​e​_​r​e​v​e​a​l​s​_​c​o​v​e​r​_​u​p​_of
  5. [5] http://​www​.rawa​.org/​r​a​w​a​/​m​o​b​i​l​e​.​p​h​p​/​2​0​0​9​/​0​7​/​0​8​/​w​h​y​-​i​s​-​a​-​l​e​a​d​i​n​g​-​f​e​m​i​n​i​s​t​-​o​r​g​a​n​i​z​a​t​i​o​n​-​l​e​n​d​i​n​g​-​i​t​s​-​n​a​m​e​-​t​o​-​s​u​p​p​o​r​t​-​e​s​c​a​l​a​t​i​o​n​-​i​n​-​a​f​g​h​a​n​i​s​t​a​n​o​.​h​tml
  6. [6] http://​socia​list​wor​ker​.org/​2​0​1​2​/​0​5​/​1​8​/​o​u​r​-​s​t​a​n​d​-​a​g​a​i​n​s​t​-​n​ato
  7. [7] http://​blog​.amnest​yu​sa​.org/​a​s​i​a​/​w​e​-​g​e​t​-​it/
  8. [8] http://​www​.csmo​ni​tor​.com/​W​o​r​l​d​/​B​a​c​k​c​h​a​n​n​e​l​s​/​2​0​1​2​/​0​2​1​5​/​A​m​n​e​s​t​y​-​I​n​t​e​r​n​a​t​i​o​n​a​l​-​r​e​p​o​r​t​-​b​r​a​n​d​s​-​L​i​b​y​a​-​s​-​m​i​l​i​t​i​a​s​-​o​u​t​-​o​f​-​c​o​n​t​rol
  9. [9] http://www.alternet.org/story/156303/why_i_had_to_challenge_amnesty_international-usa’s_claim_that_nato’s_presence_benefits_afghan_women
  10. [10] http://​blogs​.tele​graph​.co​.uk/​n​e​w​s​/​b​r​e​n​d​a​n​o​n​e​i​l​l​2​/​1​0​0​1​7​2​4​3​8​/​a​m​n​e​s​t​y​-​i​n​t​e​r​n​a​t​i​o​n​a​l​s​-​l​a​t​e​s​t​-​a​r​m​s​-​t​r​a​d​e​-​c​a​m​p​a​i​g​n​-​i​s​-​c​o​l​o​n​i​a​l​i​s​m​-​w​i​t​h​-​a​-​k​i​n​d​l​y​-​f​a​ce/
  11. [11] http://​www​.demo​cracy​now​.org/​2​0​0​5​/​5​/​2​6​/​h​e​a​d​l​i​nes
  12. [12] http://​www​.washing​ton​post​.com/​w​p​-​d​y​n​/​c​o​n​t​e​n​t​/​a​r​t​i​c​l​e​/​2​0​0​5​/​0​5​/​2​5​/​A​R​2​0​0​5​0​5​2​5​0​1​8​3​8​.​h​tml
  13. [13] http://​www​.third​world​tra​ve​ler​.com/​N​e​w​_​W​o​r​l​d​_​O​r​d​e​r​/​I​m​p​e​r​i​a​l​B​r​a​i​n​T​r​u​s​t​_​C​F​R​.​h​tml
  14. [14] http://​www​.foreig​naf​fairs​.com/​a​r​t​i​c​l​e​s​/​5​9​7​1​6​/​s​u​z​a​n​n​e​-​n​o​s​s​e​l​/​s​m​a​r​t​-​p​o​wer
  15. [15] http://​www​.dis​sent​ma​ga​zi​ne​.org/​a​r​t​i​c​l​e​/​?​a​r​t​i​c​l​e​=​1​300
  16. [16] http://tlhrc.house.gov/docs/transcripts/2011_10_25_Human%20Rights%20Council/25oct11_hearing_Suzanne%20Nossel%20-%20Oral%20Testimony.pdf
  17. [17] http://​www​.demo​crac​yar​se​nal​.org/​2​0​0​6​/​0​1​/​p​r​e​e​m​p​t​i​v​e​_​w​a​r​_​.​h​t​m​l​?​c​i​d​=​1​2​9​0​4​630
  18. [18] https://​www​.cia​.gov/​l​i​b​r​a​r​y​/​c​e​n​t​e​r​-​f​o​r​-​t​h​e​-​s​t​u​d​y​-​o​f​-​i​n​t​e​l​l​i​g​e​n​c​e​/​c​s​i​-​p​u​b​l​i​c​a​t​i​o​n​s​/​c​s​i​-​s​t​u​d​i​e​s​/​s​t​u​d​i​e​s​/​v​o​l​4​9​n​o​4​/​U​S​G​_​N​G​O​s​_​5​.​htm
  19. [19] http://​www​.sour​ce​watch​.org/​i​n​d​e​x​.​p​h​p​?​t​i​t​l​e​=​A​m​n​e​s​t​y​_​I​n​t​e​r​n​a​t​i​o​n​a​l​#​A​s​s​e​s​s​m​e​n​t​_​b​y​_​a​_​f​o​r​m​e​r​_​A​I​-​U​S​A​_​b​o​a​r​d​_​m​e​m​ber
  20. [20] http://signon.org/sign/moratorium-on-aiusa-strategi‑1?source=c.em.mt&r_by=212707
  21. [21] http://​wen​t2the​brid​ge​.blogs​pot​.com/​2​0​1​2​/​0​7​/​l​e​t​t​e​r​-​t​o​-​b​o​a​r​d​-​o​f​-​d​i​r​e​c​t​o​r​s​-​a​m​n​e​s​t​y​.​h​tml
  22. [22] http://​crea​ti​ve​com​mons​.org/​l​i​c​e​n​s​e​s​/​b​y​-​n​c​-​n​d​/​3.0

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *