Etxe­rat denun­cia la polí­ti­ca de dis­per­sión

La Asociación Etxerat ha denunciado la política de dispersión

El pasa­do fin de sema­na se pro­du­je­ron dos acci­den­tes de trá­fi­co, de los cua­les en Boltxe ya infor­ma­mos en su momen­to, dos acci­den­tes en los cua­les hubo que lamen­tar varios heri­dos, aunu­qe las con­se­cuen­cias pudie­ron ser más gra­ves

http://​boltxe​.info/​?​p​=​4​6​269

Para­de­nun­ciar estos acci­den­tes y la polí­ti­ca de dis­per­sión en su con­jun­to, Exte­rat ha ofre­ci­do la siguien­te­rue­da de pren­sa

Rue­da de Pren­sa de Etxe­rat

Bue­nos días, y gra­cias a todos los medios de comu­ni­ca­ción por acu­dir a esta rue­da de pren­sa.

Nos hemos reu­ni­do aquí para denun­ciar una vez más, por des­gra­cia, las con­se­cuen­cias de la polí­ti­ca de dis­per­sión. El pasa­do fin de sema­na los fami­lia­res y alle­ga­dos de las pre­sas y pre­sos polí­ti­cos vas­cos hemos sufri­do tres acci­den­tes. Y pudo haber un cuar­to acci­den­te, ya que a los fami­lia­res de la pre­sa de Ore­re­ta Eider Perez, se les reven­tó la rue­da a la altu­ra de Bur­gos cuan­do iban a visi­tar­la a Cór­do­ba. Por suer­te no per­die­ron el con­trol del vehícu­lo, aun­que lle­ga­ron muy jus­tos a la visi­ta. Al final, han sido nue­ve fami­lia­res y alle­ga­dos de los pre­sos Iña­ki Ara­ka­ma, Oskar Cala­bo­zo, Gor­ka Vidal, Iña­ki Alon­so, Txetxu Barrios e Iña­ki Beau­mont los que han sufri­do estos acci­den­tes. Ade­más, los fami­lia­res y alle­ga­dos de Cala­bo­zo, Vidal y Alon­so resul­ta­ron heri­dos. A con­se­cuen­cia del gol­pe, la her­ma­na de Alon­so sufre un trau­ma­tis­mo cra­neo­en­ce­fá­li­co leve y los tres se ven obli­ga­dos a lle­var colla­rín. En los pri­me­ros cua­tro meses de este año, la polí­ti­ca de dis­per­sión ha cau­sa­do ya sie­te acci­den­tes. En los 23 años que ha cum­pli­do la dis­per­sión como medi­da gene­ra­li­za­da con­tra las y los pre­sos vas­cos, 16 fami­lia­res y alle­ga­dos han per­di­do la vida en la carre­te­ra y hemos sufri­do cien­tos de acci­den­tes con los incon­ta­bles daños físi­cos, sico­ló­gi­cos y eco­nó­mi­cos que han aca­rrea­do.

Hace una sema­na en Minis­tro del Inte­rior Jor­ge Fer­nan­dez de Diaz pre­sen­tó su Plan de rein­ser­ción para las pre­sas y pre­sos polí­ti­cos vas­cos, y el lunes pudi­mos cono­cer el borra­dor de este plan. En él deja la puer­ta abier­ta para el acer­ca­mien­to de los pre­sos vas­cos a las cár­ce­les más cer­ca­nas a sus domi­ci­lios, siem­pre que se ale­jen de la orga­ni­za­ción a la que se les acu­sa de per­te­ne­cer. Pero ha deja­do muy cla­ro que este no es un plan para ter­mi­nar con la dis­per­sión. Cree­mos en Etxe­rat que el Plan del minis­tro con­sis­te úni­ca­men­te en un nue­vo chan­ta­je polí­ti­co, que no supo­ne nin­gún paso hacia ade­lan­te, ni en lo que res­pec­ta a las y los pre­sos vas­cos ni en lo que res­pec­ta a noso­tros mis­mos. Nues­tros fami­lia­res y alle­ga­dos deben estar en las cár­ce­les cer­ca­nas a sus domi­ci­lios, sin con­di­cio­na­mien­tos ni exi­gen­cias pre­vias. Eso es lo que con­tem­pla la ley y eso es lo que exi­gi­mos. Este plan pone de mani­fies­to la volun­tad del gobierno espa­ñol de man­te­ner la polí­ti­ca peni­ten­cia­ria de excep­ción que se apli­ca a nues­tros fami­lia­res y alle­ga­dos y con­de­nar­nos con ella a noso­tros mis­mos. Todos aque­llos que han aplau­di­do y apo­ya­do este plan demues­tran cla­ra­men­te que para ellos no tie­nen nin­gún valor, ni los dere­chos de las y los pre­sos ni los nues­tros, ni sus vidas, ni las nues­tras.

No acep­ta­mos ni con­di­cio­nes, ni excu­sas. No tene­mos por­qué seguir arries­gan­do nues­tras vidas todos los fines de sema­na. La polí­ti­ca de dis­per­sión se diri­ge direc­ta­men­te a nues­tros fami­lia­res pre­sos, pero noso­tros tam­bién la sufri­mos. Nos vemos obli­ga­dos a rea­li­zar de 600 a 2.200 kiló­me­tros todos los fines de sema­na para poder ver a nues­tros fami­lia­res y alle­ga­dos solo duran­te unos pocos minu­tos. Aun­que llue­va o nie­ve, aun­que haya­mos pasa­do toda la sema­na tra­ba­jan­do, en cuan­to lle­ga el vier­nes debe­mos poner­nos en mar­cha para poder rea­li­zar esas visi­tas. Por­que noso­tros tene­mos cla­ro que no les vamos a dejar solos, y que segui­re­mos visi­tán­do­les: por­que ese es su dere­cho y el nues­tro. Pero, ya bas­ta. Die­ci­seis fami­lia­res y alle­ga­dos han per­di­do la vida en la carre­te­ra, y cual­quie­ra de noso­tros pue­de ser el siguien­te. Exi­gi­mos que dejen de uti­li­zar excu­sas bara­tas y que no uti­li­cen nues­tras vidas como mone­da de cam­bio. Los dere­chos no pue­den ser suje­to de chan­ta­je y el dere­cho de las pre­sas y pre­sos vas­cos es cum­plir su con­de­na en las cár­ce­les de Eus­kal Herria.

Exi­gi­mos al Minis­tro del Inte­rior espa­ñol y a todos los res­pon­sa­bles polí­ti­cos que han aplau­di­do y apo­ya­do este plan, y a todos par­ti­dos polí­ti­cos que han ayu­da­do a man­te­ner esta polí­ti­ca de dis­per­sión duran­te todos estos años que aca­ben con esta polí­ti­ca de dis­per­sión cuyo úni­co fin es la ven­gan­za y la cruel­dad. Que jus­ti­fi­ca­ción encuen­tran para obli­gar­nos a jugar­nos la vida? Por­que tie­nen que estar nues­tras vidas suje­tas a sus acuer­dos polí­ti­cos?

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *