Léa­mos la poe­sía mili­tan­te, anti­fas­cis­ta y revo­lu­cio­na­ria de Mario Bene­det­ti

Lea­mos al Mario Bene­det­ti can­tor al Che, entu­sias­ta defen­sor de la Revo­lu­ción cuba­na, tra­ba­ja­dor de Casa de las Amé­ri­cas entre 1968 y 1971, fun­da­dor del Movi­mien­to de Inde­pen­dien­tes 26 de mar­zo en su país en Uru­guay, anti­fas­cis­ta, antim­pe­ria­lis­ta…

CONSTERNADOS, RABIOSOS

Vámo­nos,
derro­tan­do afren­tas.

Ernes­to «Che» Gue­va­ra

Así esta­mos
cons­ter­na­dos
rabio­sos
aun­que esta muer­te sea
uno de los absur­dos pre­vi­si­bles

da ver­güen­za mirar
los cua­dros
los sillo­nes
las alfom­bras
sacar una bote­lla del refri­ge­ra­dor
teclear las tres letras mun­dia­les de tu nom­bre
en la rígi­da máqui­na
que nun­ca
nuca estu­vo
con la cin­ta tan páli­da

ver­güen­za tener frío
y arri­mar­se a la estu­fa como siem­pre
tener ham­bre y comer
esa cosa tan sim­ple
abrir el toca­dis­cos y escu­char en silen­cio
sobre todo si es un cuar­te­to de Mozart

da ver­güen­za el con­fort
y el asma da ver­güen­za
cuan­do tú coman­dan­te estás cayen­do
ame­tra­lla­do
fabu­lo­so
níti­do

eres nues­tra con­cien­cia acri­bi­lla­da

dicen que te que­ma­ron
con qué fue­go
van a que­mar las bue­nas
las bue­nas nue­vas
la iras­ci­ble ter­nu­ra
que tra­jis­te y lle­vas­te
con tu tos
con tu barro

dicen que inci­ne­ra­ron
toda tu voca­ción
menos un dedo

bas­ta para mos­trar­nos el camino
para acu­sar al mons­truo y sus tizo­nes
para apre­tar de nue­vo los gati­llos

así esta­mos
cons­ter­na­dos
rabio­sos
cla­ro que con el tiem­po la plo­mi­za
cons­ter­na­ción
se nos irá pasan­do
la rabia que­da­rá
se hará mas lim­pia

estás muer­to
estás vivo
estás cayen­do
estás nube
estás llu­via
estás estre­lla

don­de estés
si es que estás
si estás lle­gan­do

apro­ve­cha por fin
a res­pi­rar tran­qui­lo
a lle­nar­te de cie­lo los pul­mo­nes

don­de estés
si es que estás
si estás lle­gan­do
será una pena que no exis­ta Dios

pero habrá otros
cla­ro que habrá otros
dig­nos de reci­bir­te
coman­dan­te.

Mon­te­vi­deo, octu­bre 1967.

Mario Benedetti

Mario Benedetti

Mario Benedetti

Mario Benedetti

Mario Benedetti

Mario Benedetti

Mario Benedetti

Mario Benedetti

Mario Benedetti en Alicante 1998

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *