El PNV en la encru­ci­ja­da de los pac­tos post­elec­to­ra­les

Edi­to­ria­la

Boltxe Kolek­ti­boa

Han fina­li­za­do las elec­cio­nes y arran­ca el perío­do más enve­ne­na­do de las mis­mas, es tiem­po de nego­cia­cio­nes, per­ple­ji­da­des o ren­co­res, pero tam­bién lo es de prin­ci­pios polí­ti­cos. A Basa­goi­ti se le ha tra­ga­do la pre­po­ten­cia y el inten­to de humi­llar al PNV, el PSOE ha vuel­to a hacer el ridícu­lo sin palia­ti­vos.

Es difí­cil enten­der como va a enca­jar el elec­to­ra­do espa­ño­lis­ta el enési­mo giro de los polí­ti­cos que en Eus­kal Herria renie­gan de su pue­blo y le ven­die­ron ilu­sa­men­te el supues­to triun­fo defi­ni­ti­vo sobre el inde­pen­den­tis­mo, en tan­to aho­ra ofer­tan un acuer­do a tres ban­das ni más ni menos que entre el PP,PSOE y ¡PNV!. ¿Y qué pen­sa­rá Fran­co de esto?, nos pre­gun­ta­mos.

Por supues­to, al PNV le supli­can un esfuer­zo sui­ci­da para evi­tar la des­es­ta­bi­li­za­ción de Espa­ña median­te los gobier­nos de Bil­du, en tan­to el par­ti­do de Sabin Etxea ana­li­za las alian­zas pen­dien­te de las pró­xi­mas elec­cio­nes auto­nó­mi­cas, des­con­fian­do de su per­fil prág­ma­ti­co y cons­cien­te ya que otra trai­ción jel­ki­de lle­va­ría a la rui­na a las hues­tes de Urku­llu y Egi­bar.

No hay mucho mar­gen para los auto­no­mis­tas con­clui­do el recuen­to, de ello dan fe Ara­lar, EB, Hamaika1 y la encru­ci­ja­da peneu­vis­ta.

Esta­mos ante el des­pe­gue de la ope­ra­ción inde­pen­den­tzia y exhor­ta­mos a que los gobier­nos del polo sobe­ra­nis­ta den con la res­pues­ta a los dra­mas socia­les que nos ha toca­do ver y en muchos casos, pade­cer en los muni­ci­pios y Dipu­tacio­nes que en bre­ve van a diri­gir o influen­ciar las can­di­da­tu­ras que hemos apo­ya­do de mane­ra masi­va y entu­sias­ta.

Sepa el PNV y su reac­cio­na­rio BBB que las pape­le­tas inde­pen­den­tis­tas están lis­tas para lle­nar las urnas de Bil­du de rei­vin­di­ca­cio­nes demo­crá­ti­cas si su direc­ción nacio­nal vas­ca opta por un nue­vo acuer­do nega­dor de los intere­ses popu­la­res.

Señor Urku­llu, las elec­cio­nes vas­con­ga­das nos espe­ran, pero pen­sán­do­lo bien, eso uste­des lo saben y lo han ana­li­za­do tan exhaus­ti­va­men­te como los demás.

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *