Com­pren­der la gue­rra de Libia (1÷3) – Michel Collon

1ª Par­te: Pre­gun­tas que hay que plan­tear­se en cada gue­rra

27 veces. Vein­ti­sie­te veces ha bom­bar­dea­do EE UU algún país des­de 1945. Y cada vez se nos ha afir­ma­do que estos actos de gue­rra eran “jus­tos” y “huma­ni­ta­rios”. Hoy se nos dice que esta gue­rra es dis­tin­ta a las pre­ce­den­tes. Lo mis­mo que se dijo de la ante­rior. Y de la ante­rior. Y de cada vez. ¿No es hora ya de poner negro sobre blan­co las pre­gun­tas que hay que plan­tear­se en cada gue­rra para no dejar­se mani­pu­lar?

Para la gue­rra ¿hay siem­pre dine­ro?

En el país más pode­ro­sos del glo­bo, 45 millo­nes de per­so­nas viven bajo el umbral de la pobre­za. En EE UU, escue­las y ser­vi­cios públi­cos se caen por­que el Esta­do “no tie­ne dine­ro”. Así tam­bién en Euro­pa, “no hay dine­ro” para las pen­sio­nes o para la pro­mo­ción del empleo…

Pero cuan­do la ava­ri­cia de los ban­que­ros pro­vo­ca la cri­sis finan­cie­ra, enton­ces, en cues­tión de días, apa­re­cen miles de millo­nes para sal­var­los. Esto ha per­mi­ti­do a los ban­que­ros de EE UU repar­tir el año pasa­do 140 mil millo­nes de dóla­res de bene­fi­cios y bonos a sus accio­nis­tas y espe­cu­la­do­res.

Tam­bién para la gue­rra pare­ce fácil encon­trar miles de millo­nes. Aho­ra bien, son nues­tros impues­tos los que pagan estas armas y estas des­truc­cio­nes. ¿Es razo­na­ble con­ver­tir en humo cien­tos de miles de euros en cada misil o des­pil­fa­rrar cin­cuen­ta mil euros por hora de un por­ta­vio­nes? ¿O es por­que la gue­rra es un buen nego­cio para algu­nos?

Al mis­mo tiem­po un niño se mue­re de ham­bre cada cin­co segun­dos y el núme­ro de pobres no cesa de aumen­tar en nues­tro pla­ne­ta a pesar de tan­tas pro­me­sas.

¿Qué dife­ren­cia hay entre un libio, un bah­rei­ní y un pales­tino?

Pre­si­den­tes, minis­tros, gene­ra­les, todos juran solem­ne­men­te que su obje­ti­vo es úni­ca­men­te sal­var a los libios. Pero al mis­mo tiem­po, ¡el sul­tán de Bah­réin aplas­ta a los mani­fes­tan­tes des­ar­ma­dos gra­cias a los dos mil sol­da­dos sau­díes envia­dos por EE UU ! Al mis­mo tiem­po, en Yemen, las tro­pas del dic­ta­dor Saleh, alia­do de EE UU, matan a 52 mani­fes­tan­tes con sus metra­lle­tas. Estos hechos nadie los pone en duda, pero el minis­tro de EE UU para la gue­rra, Robert Gates, aca­ba de decla­rar: “No creo que sea mi papel inter­ve­nir en los asun­tos inter­nos de Yemen”1.

¿Por qué estas dos varas de medir? ¿Por­que Saleh aco­ge dócil­men­te la 5ª Flo­ta USA y dice sí a todo lo que le orde­na Washing­ton? ¿Por­que el régi­men bár­ba­ro de Ara­bia sau­di­ta es cóm­pli­ce de las mul­ti­na­cio­na­les petro­le­ras? ¿Habrá “bue­nos dic­ta­do­res” y “malos dic­ta­do­res”? ¿Cómo EE UU y Fran­cia pue­den pre­ten­der­se “huma­ni­ta­rios”? Cuan­do Israel mató a dos mil civi­les en los bom­bar­deos sobre Gaza ¿decla­ra­ron una zona de exclu­sión aérea? No. ¿Decre­ta­ron algu­na san­ción? Nin­gu­na. Aun peor, Sola­na, enton­ces res­pon­sa­ble de Asun­tos exte­rio­res de la UE decla­ró en Jeru­sa­lén: “Israel es un miem­bro de la UE sin ser miem­bro de sus ins­ti­tu­cio­nes. Israel es par­te acti­va en todos los pro­gra­mas” de inves­ti­ga­ción y de tec­no­lo­gía de la Euro­pa de los 27. Aña­dien­do aun: “Nin­gún país fue­ra del con­ti­nen­te tie­ne el mis­mo tipo de rela­cio­nes que Israel con la Unión Euro­pea”. En este pun­to, Sola­na tie­ne razón: Euro­pa y sus fabri­can­tes de armas cola­bo­ran estre­cha­men­te con Israel en la fabri­ca­ción de dro­nes, misi­les y otros arma­men­tos que siem­bra la muer­te en Gaza.

Recor­de­mos que Israel que expul­só a 700 mil pales­ti­nos de sus aldeas en 1948, se nie­ga a devol­ver­les sus dere­chos y con­ti­núa come­tien­do innu­me­ra­bles crí­me­nes de gue­rra. Bajo esta ocu­pa­ción, 20% de la pobla­ción pales­ti­na actual está o ha pasa­do por las cáce­les israe­líes. Muje­res encin­ta han sido obli­ga­das a dar a luz ata­das a la cama y reen­via­das inme­dia­ta­men­te a sus cel­das con sus bebés. Esos crí­me­nes se comen­ten con la com­pli­ci­dad de EE UU y la UE.

¿La vida de un pales­tino o de un bah­rei­ní vale menos que le de un libio? ¿Hay ára­bes “bue­nos” y ára­bes “malos”?

Para los que aún creen en la gue­rra huma­ni­ta­ria…

En un deba­te tele­vi­sa­do que tuve con Louis Michel, anti­guo minis­tro bel­ga de Asun­tos exte­rio­res y comi­sa­rio euro­peo para la Coope­ra­ción al desa­rro­llo, éste me juró, con la mano en el pecho, que esta gue­rra pre­ten­día “poner de acuer­do las con­cien­cias de Euro­pa”. Esta­ba apo­ya­do por Isa­be­lle Durant, diri­gen­te de los Ver­des bel­gas y euro­peos. ¡Así es como los eco­lo­gis­tas “pea­ce and love” muta­ron en beli­cis­tas !

El pro­ble­ma es que cada vez nos hablan de gue­rra huma­ni­ta­ria y que gen­te de izquier­das como Durant se dejan atra­par cada vez. ¿No harían mejor en leer lo que pien­san los ver­da­de­ros diri­gen­tes de EE UU en vez de mirar y escu­char la tele? Oigan, por ejem­plo, a pro­pó­si­to de los bom­bar­deos con­tra Iraq, al céle­bre Alan Greens­pan, duran­te mucho tiem­po direc­tor de la Reser­va fede­ral de EE UU. Escri­be en sus memo­rias: “Me sien­to tris­te cuan­do veo que es polí­ti­ca­men­te inco­rrec­to reco­no­cer lo que todo el mun­do sabe: la gue­rra en Iraq fue exclu­si­va­men­te por el petróleo”2. Y aña­de: “Los fun­cio­na­rios de la Casa Blan­ca me res­pon­die­ron: “pues efec­ti­va­men­te, por des­gra­cia no pode­mos hablar de petróleo””3.

Escu­chen, a pro­pó­si­to de los bom­bar­deos sobre Yugos­la­via, a John Norris, direc­tor de comu­ni­ca­cio­nes de Stro­be Tal­bot que por enton­ces era vice­mi­nis­tro de EE UU de Asun­tos exte­rio­res encar­ga­do para los Bal­ca­nes. Norris escri­be en sus memo­rias: “Lo que mejor expli­ca la gue­rra de la OTAN es que Yugos­la­via se resis­tía a las gran­des ten­den­cias de refor­mas polí­ti­cas y eco­nó­mi­cas (quie­re decir: se nega­ba a aban­do­nar el socia­lis­mo), y ese no era nues­tro com­pro­mi­so para con los alba­ne­ses de Kosovo”4.

Escu­chen, a pro­pó­si­to de los bom­bar­deos con­tra Afga­nis­tán, lo que decía el anti­guo minis­tro de Asun­tos exte­rio­res, Hen­ri Kis­sin­ger: “Hay ten­den­cias, sos­te­ni­das por Chi­na y por Japón, para crear una zona de libre cam­bio en Asia. Un blo­que asiá­ti­co hos­til, que com­bi­ne a las nacio­nes más pobla­das del mun­do con gran­des recur­sos y algu­nos de los paí­ses indus­tria­les más impor­tan­tes, sería incom­pa­ti­ble con el inte­rés nacio­nal ame­ri­cano. Por estas razo­nes Amé­ri­ca debe man­te­ner su pre­sen­cia en Asia…”5

Lo que venía a con­fir­mar la estra­te­gia avan­za­da por Zbig­niew Brze­zins­ki, que fue res­pon­sa­ble de la polí­ti­ca exte­rior con Car­ter y es el ins­pi­ra­dor de Oba­ma: “Eura­sia (Europa+Asia) es el table­ro sobre el que se desa­rro­lla el com­ba­te por la pri­ma­cía glo­bal. (…) La mane­ra como EE UU ‘mane­ja’ Eura­sia es de una impor­tan­cia cru­cial. El mayor con­ti­nen­te de la super­fi­cie del glo­bo es tam­bién su eje geo­po­lí­ti­co. La poten­cia que lo con­tro­le, con­tro­la­rá de hecho dos de las tres gran­des regio­nes más desa­rro­lla­das y más pro­duc­ti­vas: el 75% de la pobla­ción mun­dial, la mayor par­te de las rique­zas físi­cas, bajo for­ma de empre­sas o de yaci­mien­tos de mate­rias pri­mas, un 60% del total mundial”6.

¿Nada se ha apren­di­do en las izquier­das de las fal­si­me­dias huma­ni­ta­rias de las gue­rras pre­ce­den­tes? Cuan­do Oba­ma mis­mo lo dice ¿tam­po­co le creéis? Este mis­mo 28 de mar­zo Oba­ma jus­ti­fi­ca­ba así la gue­rra de Libia: “Cons­cien­tes de los ries­gos y de los gas­tos de la acti­vi­dad mili­tar, somos natu­ral­men­te reti­cen­tes a emplear la fuer­za para resol­ver los nume­ro­sos desa­fíos del mun­do. Pero cuan­do nues­tros intere­ses y valo­res están en jue­go, tene­mos la res­pon­sa­bi­li­dad de actuar. Vis­tos los cos­tes y ries­gos de la inter­ven­ción, tene­mos que cal­cu­lar cada vez nues­tros intere­ses ante la nece­si­dad de una acción. Amé­ri­ca tie­ne un gran inte­rés estra­té­gi­co en impe­dir que Gad­da­fi derro­te a los que se le opo­nen”.

¿No está cla­ro? Enton­ces algu­nos van y dicen: “Sí, es ver­dad, EE UU no reac­cio­na si no ve en ello su inte­rés. Pero al menos, ya que no pue­de inter­ve­nir en todos los sitios, habrá sal­va­do a aque­lla gen­te”. Fal­so. Vamos a demos­trar que son úni­ca­men­te sus intere­ses los que bus­ca defen­der. No los valo­res. En pri­mer lugar, cada gue­rra de EE UU pro­du­ce más víc­ti­mas que las que había antes (un millón en Iraq, direc­tas o indi­rec­tas). La inter­ven­ción en Libia, se pre­pa­ra para pro­du­cir más…

¿Quién se nie­ga a nego­ciar?

Des­de el momen­to en que os plan­teáis una duda sobre la opor­tu­ni­dad de esta gue­rra con­tra Libia, inme­dia­ta­men­te se os cul­pa­bi­li­za: “¿enton­ces recha­záis sal­var a los libios de la masa­cre?” Asun­to mal plan­tea­do. Supon­ga­mos que todo lo que se nos ha con­ta­do fue­ra ver­dad. En pri­mer lugar ¿se pue­de parar una masa­cre con otra masa­cre? Ya sabe­mos que nues­tros ejér­ci­tos al bom­bar­dear van a matar a muchos civi­les ino­cen­tes. Inclu­so si, como a cada gue­rra, los gene­ra­les nos pro­me­ten que va a ser “lim­pia” ; ya esta­mos acos­tum­bra­dos a esa pro­pa­gan­da.

En segun­do lugar, hay un medio mucho más sen­ci­llo y efi­caz de sal­var vidas rápi­da­men­te. Todos los paí­ses de Amé­ri­ca lati­na pro­pu­sie­ron enviar inme­dia­ta­men­te una media­ción pre­si­di­da por Lula. La Liga ára­be y la Unión afri­ca­na apo­ya­ban esta ges­tión y Gad­da­fi la había acep­ta­do (pro­po­nien­do él tam­bién que se envia­sen obser­va­do­res inter­na­cio­na­les para veri­fi­car el alto el fue­go). Pero los insur­gen­tes libios y los occi­den­ta­les recha­za­ron esta media­ción. ¿Por qué? “Por­que Gad­da­fi no es de fiar”, dicen. Es posi­ble. ¿Y los insur­gen­tes y sus pro­tec­to­res occi­den­ta­les son siem­pre de fiar? A pro­pó­si­to de EE UU, con­vie­ne recor­dar cómo se com­por­ta­ron en todas la gue­rras ante­rio­res cada vez que un alto el fue­go era posi­ble. En 1991, cuan­do Bush padre ata­có Iraq por­que éste había inva­di­do Kuwait, Sad­dam Hus­sein pro­pu­so reti­rar­se y que Israel se reti­ra­se tam­bién de los terri­to­rios ile­gal­men­te ocu­pa­dos en Pales­ti­na. Pero EE UU y los paí­ses euro­peos recha­za­ron seis pro­pues­tas de negociación.7

En 1999, cuan­do Clin­ton bom­bar­deó Yugos­la­via, Milo­se­vic había acep­ta­do las con­di­cio­nes impues­tas en Ram­boui­llet, pero EE UU y la OTAN aña­die­ron una, inten­cio­na­da­men­te inacep­ta­ble: la ocu­pa­ción total de Serbia.8

En 2001, cuan­do Bush hijo ata­có Afga­nis­tán, los tali­ba­nes habían pro­pues­to la entre­ga de Ben Laden a un tri­bu­nal inter­na­cio­nal si se apor­ta­ban prue­bas de su impli­ca­ción, pero Bush recha­zó la nego­cia­ción.

En 2003, cuan­do Bush hijo ata­có Iraq con el pre­tex­to de las armas de des­truc­ción masi­va, Sad­dam Hus­sein pro­pu­so el envío de ins­pec­to­res, pero Bush lo recha­zó por­que él sabía que los ins­pec­to­res no iban a encon­trar nada. Esto está con­fir­ma­do con la divul­ga­ción de un memo­rán­dum de una reu­nión entre el gobierno bri­tá­ni­co y los diri­gen­tes de los ser­vi­cios secre­tos bri­tá­ni­cos en julio de 2002: “los diri­gen­tes bri­tá­ni­cos espe­ra­ban que el ulti­má­tum fue­se redac­ta­do en tér­mi­nos inacep­ta­bles de modo que Sad­dam Hus­sein lo recha­za­se direc­ta­men­te. Pero no esta­ban segu­ros de que eso fun­cio­na­ra. Enton­ces tenían un plan B: que los avio­nes que patru­lla­ban la ‘zona de exclu­sión aérea’ lan­za­ran muchí­si­mas más bom­bas a la espe­ra de una reac­ción que die­ra la excu­sa para una amplia cam­pa­ña de bombardeos”9 Enton­ces, antes de afir­mar que “noso­tros” deci­mos siem­pre la ver­dad y que “ellos” siem­pre mien­ten, así como que “noso­tros” bus­ca­mos siem­pre una solu­ción pací­fi­ca y “ellos” no quie­ren com­pro­me­ter­se, habría que ser más pru­den­tes… Pron­to o tar­de, la gen­te sabrá lo que pasó cuan­do las nego­cia­cio­nes entre bas­ti­do­res, y cons­ta­ta­rá una vez más que ha sido mani­pu­la­da. Pero será muy tar­de y a los muer­tos ya no los resu­ci­ta­re­mos.

¿Libia es igual que Túnez o Egip­to?

En su exce­len­te entre­vis­ta publi­ca­da hace unos días por Investi’Action, Moha­med Has­san, plan­tea­ba la ver­da­de­ra cues­tión: “Libia ¿revuel­ta popu­lar, gue­rra civil o agre­sión mili­tar?” A la luz de recien­tes inves­ti­ga­cio­nes es posi­ble res­pon­der: las tres cosas. Una revuel­ta espon­tá­nea rápi­da­men­te recu­pe­ra­da y trans­for­ma­da en gue­rra civil (que ya esta­ba pre­pa­ra­da), todo sir­vien­do de pre­tex­to a una agre­sión mili­tar. La cual, tam­bién, esta­ba pre­pa­ra­da. Nada en polí­ti­ca cae del cie­lo. Me expli­co…

En Túnez y en Egip­to la revuel­ta popu­lar cre­ció pro­gre­si­va­men­te en unas sema­nas, orga­ni­zán­do­se poco a poco y uni­fi­cán­do­se en rei­vin­di­ca­cio­nes cla­ras, lo que per­mi­tió echar a los tira­nos. Pero cuan­do ana­li­za­mos el enca­de­na­mien­to ultra­rrá­pi­do de los acon­te­ci­mien­tos en Bengha­zi, uno que­da intri­ga­do. El 15 de febre­ro hubo mani­fes­ta­cio­nes de parien­tes de pre­sos polí­ti­cos de la revuel­ta de 2006. Mani­fes­ta­ción dura­men­te repri­mi­da como ha sido siem­pre en Libia y en los demás paí­ses ára­bes. Ape­nas dos día des­pués, otra mani­fes­ta­ción, esta vez los mani­fes­tan­tes salen arma­dos y pasan direc­ta­men­te a una esca­la­da con­tra el régi­men de Gad­da­fi. En dos días, nada menos, una revuel­ta popu­lar se con­vier­te en gue­rra civil. Total­men­te espon­tá­nea?

Para saber­lo hay que exa­mi­nar lo que se ocul­ta bajo el impre­ci­so voca­blo « opo­si­ción libia”. En mi opi­nión, cua­tro com­po­nen­tes con intere­ses muy dife­ren­tes: 1º Una opo­si­ción demo­crá­ti­ca. 2º Diri­gen­tes de Gad­da­fi “regre­sa­dos” del Oes­te. 3º Cla­nes libios des­con­ten­tos del repar­to de las rique­zas. 4º Com­ba­tien­tes de ten­den­cia isla­mis­ta.

¿Quié­nes com­po­nen esta «opo­si­ción libia»?

En toda esta mara­ña es impor­tan­te saber de qué esta­mos hablan­do. Y sobre todo, qué fac­ción es la acep­ta­da por las gran­des poten­cias…

1º Opo­si­ción demo­crá­ti­ca. Es legí­ti­mo tener rei­vin­di­ca­cio­nes ante el régi­men de Gad­da­fi, tan dic­ta­to­rial y corrom­pi­do como los otros regí­me­nes ára­bes. Un pue­blo tie­ne el dere­cho de que­rer sus­ti­tuir un régi­men auto­ri­ta­rio por un sis­te­ma más demo­crá­ti­co. Sin embar­go, estas rei­vin­di­ca­cio­nes están has­ta hoy poco orga­ni­za­das y sin pro­gra­ma con­cre­to. Tene­mos tam­bién, en el extran­je­ro, movi­mien­tos revo­lu­cio­na­rios libios, igual­men­te dis­per­sos, pero todos opues­tos a la inje­ren­cia extran­je­ra. Por diver­sas razo­nes que expo­ne­mos más ade­lan­te, no son estos ele­men­tos demo­crá­ti­cos los que tie­nen mucho que decir hoy bajo la ban­de­ra de EE UU ni de la de Fran­cia.

2º Dig­na­ta­rios “regre­sa­dos”. En Ben­gazhi, un “gobierno pro­vi­sio­nal” ha sido ins­tau­ra­do y está diri­gi­do por Mus­ta­fá Abud Jalil. Este hom­bre era, has­ta el 21 de febre­ro, minis­tro de Jus­ti­cia de Gad­da­fi. Dos meses antes, Amnis­tía lo había pues­to en la lis­ta de los más espan­to­sos res­pon­sa­bles de vio­la­cio­nes de dere­chos huma­nos de Áfri­ca del Nor­te. Es este indi­vi­duo el que, según las auto­ri­da­des búl­ga­ras, había orga­ni­za­do las tor­tu­ras de enfer­me­ras búl­ga­ras y del médi­co pales­tino dete­ni­dos duran­te lar­go tiem­po por el régi­men. Otro “hom­bre fuer­te” de esta opo­si­ción es el gene­ral Abdul Faah Yunis, ex minis­tro del Inte­rior de Gad­da­fi y antes jefe de la poli­cía polí­ti­ca. Se com­pren­de que Mas­si­mo Intro­vig­ne, repre­sen­tan­te de la OSCE (Orga­ni­za­ción para la segu­ri­dad y la coope­ra­ción en Euro­pa) para la lucha con­tra el racis­mo, la xeno­fo­bia y la dis­cri­mi­na­ción, esti­me que estos per­so­na­jes “no son los ‘sin­ce­ros demó­cra­tas’ de los dis­cur­sos de Oba­ma, sino de los peo­res ins­tru­men­tos del régi­men de Gad­da­fi, que aspi­ran a echar al coro­nel para tomar su sitio”

3º Cla­nes des­con­ten­tos. Como sub­ra­ya­ba Moha­med Has­san, la estruc­tu­ra de Libia con­ti­núa sien­do tri­bal. Duran­te el perio­do colo­nial, bajo el régi­men del rey Idriss, los cla­nes del Este domi­na­ban y se apro­ve­cha­ban de las rique­zas petro­le­ras. Des­pués de la revo­lu­ción de 1969, Gad­da­fi se apo­yó en las tri­bus del Oes­te y el Este se vio des­fa­vo­re­ci­do. Es lamen­ta­ble ; un poder demo­crá­ti­co y jus­to debe velar por eli­mi­nar las dis­cri­mi­na­cio­nes entre las regio­nes. Se pue­de uno pre­gun­tar si las anti­guas poten­cias colo­nia­les no azu­za­ron a las tri­bus rebel­des para zapar la uni­dad del país. No sería la pri­me­ra vez. Hoy, Fran­cia y EE UU apues­tan por los cla­nes del Este para tomar el con­trol del país. Divi­dir para rei­nar, un vie­jo dicho clá­si­co del colo­nia­lis­mo.

4° Ele­men­tos de Al-Qae­da. Cables difun­di­dos por Wiki­leaks advier­ten que el Este de Libia era, pro­por­cio­nal­men­te, el pri­mer expor­ta­dor en el mun­do de “com­ba­tien­tes – már­ti­res” a Iraq. Infor­mes del Pen­tá­gono des­cri­ben un esce­na­rio “alar­man­te” sobre los rebel­des libios de Ben­gazhi y Der­na. Der­na, una ciu­dad de ape­nas 80 000 habi­tan­tes, sería la fuen­te prin­ci­pal de yihai­dis­tas en Iraq. Asi­mis­mo, Vin­cent Can­nis­trar, anti­guo jefe de la CIA en Libia, seña­la entre los rebel­des muchos “extre­mis­tas islá­mi­cos capa­ces de crear pro­ble­mas” y que “las posi­bi­li­da­des [son] muy altas de que los indi­vi­duos más peli­gro­sos pue­dan tener una influen­cia en el caso en que Gad­da­fi cai­ga”.

Evi­den­te­men­te todo esto se escri­bía cuan­do Gad­da­fi era aun un “ami­go”. Pero esto mues­tra la ausen­cia total de prin­ci­pios en el jefe de EE UU y de sus alia­dos. Cuan­do Gad­da­fi repri­mió la revuel­ta isla­mis­ta de Ben­gazhi en 2006, lo hizo con las armas y el apo­yo de Occi­den­te. Una vez, esta­mos con­tra los com­ba­tien­tes tipo Ben Laden, otra vez, los uti­li­za­mos. A saber.

Entre estas diver­sas « opo­si­cio­nes » ¿cuál pre­va­le­ce­rá? ¿Pue­de ser éste tam­bién un obje­ti­vo de la inter­ven­ción mili­tar de Washing­ton, París y Lon­dres: pro­cu­rar que “los bue­nos” ganen? Los bue­nos des­de su pun­to de vis­ta, cla­ro. Más tar­de se uti­li­za­rá la “ame­na­za islá­mi­ca” como pre­tex­to para ins­ta­lar­se de for­ma per­ma­nen­te. En cual­quier caso una cosa es segu­ra: el esce­na­rio libio es dife­ren­te de los esce­na­rios tune­cino o egip­cio. Allí era “un pue­blo uni­do con­tra un tirano”. Aquí esta­mos en una gue­rra civil, con un Gad­da­fi que cuen­ta con el apo­yo de una par­te de la pobla­ción. Y en esta gue­rra civil el papel que han juga­do los ser­vi­cios secre­tos ame­ri­ca­nos y fran­ce­ses ya no es tan secre­to…

¿Cuál ha sido el papel de los ser­vi­cios secre­tos?

En reali­dad, el asun­to libio no empe­zó en febre­ro en Bengha­zi, sino en París el 21 de octu­bre de 2010. Según reve­la­cio­nes del perio­dis­ta Fran­co Bechis (Libe­ro, 24 de mar­zo), fue ese día cuan­do los ser­vi­cios secre­tos fran­ce­ses pre­pa­ra­ron la revuel­ta de Bengha­zi. Hicie­ron “vol­ver” (o tal vez ya ante­rior­men­te) a Nuri Mes­ma­ri, jefe del pro­to­co­lo de Gad­da­fi, prác­ti­ca­men­te su bra­zo dere­cho. El úni­co que entra­ba sin lla­mar en la resi­den­cia del guía libio. En un via­je a París con toda su fami­lia para una ope­ra­ción qui­rúr­gi­ca, Mes­ma­ri no se encon­tró con nin­gún médi­co, al con­tra­rio, tuvo encuen­tros con varios fun­cio­na­rios de los ser­vi­cios secre­tos fran­ce­ses y con pró­xi­mos cola­bo­ra­do­res de Sar­kozy, según el bole­tín digi­tal Magreb Con­fi­den­tial.

El 16 de noviem­bre, en el hotel Con­cor­de Lafa­yet­te, habría pre­pa­ra­do una impo­nen­te dele­ga­ción que debía via­jar dos días más tar­de a Bengha­zi. Ofi­cial­men­te se tra­ta­ba de res­pon­sa­bles del minis­te­rio de Agri­cul­tu­ra y de diri­gen­tes de las fir­mas Fran­ce Export Céréa­les, Fran­ce Agri­mer, Louis Drey­fus, Glen­co­re, Car­gill y Cona­gra. Pero según los ser­vi­cios ita­lia­nos, la dele­ga­ción incluía tam­bién a varios mili­ta­res fran­ce­ses camu­fla­dos en hom­bres de nego­cios. En Bengha­zi se encon­tra­ron con Abda­llah Geha­ni, un coro­nel libio al que Mes­ma­ri les había pre­sen­ta­do como dis­pues­to a deser­tar.

A media­dos de diciem­bre, Gad­da­fi, des­con­fian­do, envía un emi­sa­rio a París para inten­tar con­tac­tar con Mes­ma­ri. Pero es arres­ta­do en Fran­cia. Otros libios van de visi­ta a París el día 23 de diciem­bre y son ellos los que van a diri­gir la revuel­ta de Bengha­zi con las mili­cias del coro­nel Geha­ni. Ade­más, Mes­ma­ri reve­ló can­ti­dad de secre­tos de la defen­sa libia. De todo esto resul­ta que la revuel­ta en el Este no fue tan espon­tá­nea como se nos ha dicho. Pero esto no es todo. No sólo fue­ron los fran­ce­ses…

¿Quién diri­ge actual­men­te las ope­ra­cio­nes mili­ta­res del “Con­se­jo nacio­nal Libio” anti-Gad­da­fi? Un hom­bre jus­ta­men­te lle­ga­do de EE UU el 14 de mar­zo, según Al-jaz­zi­ra. Pre­sen­ta­do como una de las dos “estre­llas” de la insu­rrec­ción libia por el dia­rio bri­tá­ni­co de dere­chas Daily Mail, Kha­li­fa Hif­ter es un anti­guo coro­nel del ejér­ci­to libio pasa­do por EE UU. Fue uno de los prin­ci­pa­les coman­dan­tes de Libia has­ta la desas­tro­sa expe­di­ción al Chad a fina­les de los 80 ; emi­gró inme­dia­ta­men­te a EE UU y vivió los últi­mos vein­te años en Vir­gi­nia. Sin nin­gu­na fuen­te de ingre­sos cono­ci­da, pero a muy poca dis­tan­cia de las ofi­ci­nas… de la CIA10. El mun­do es un pañue­lo.

¿Cómo pue­de un alto mili­tar libio entrar con toda tran­qui­li­dad en EE UU unos años des­pués del aten­ta­do terro­ris­ta de Loc­ker­bie, por el que Libia fue con­de­na­da, y vivir duran­te vein­te años tran­qui­la­men­te al lado de la CIA? Por fuer­za tuvo que ofre­cer algo a cam­bio. Publi­ca­do en 2001, el libro Mani­pu­la­tions afri­cai­nes de Pie­rre Péan, tra­za las cone­xio­nes de Hif­ter con la CIA y la crea­ción, con el apo­yo de la mis­ma, del Fren­te Nacio­nal de Libe­ra­ción Libio. La úni­ca haza­ña del suso­di­cho fren­te será la orga­ni­za­ción en 2007, en EE UU, de un “con­gre­so nacio­nal” finan­cia­do por el Natio­nal Endow­ment for Democracy11, tra­di­cio­nal­men­te el media­dor de la CIA para engra­sar a las orga­ni­za­cio­nes al ser­vi­cio de EE UU…

En mar­zo de este año, en fecha no comu­ni­ca­da, el pre­si­den­te Oba­ma fir­mó una orden secre­ta que auto­ri­za a la CIA a empren­der ope­ra­cio­nes en Libia para derro­car a Gad­da­fi. El Wall Street Jour­nal, que infor­ma de ello el 31 de mar­zo, aña­de: “Los res­pon­sa­bles de la CIA reco­no­cen haber esta­do acti­vos en Libia des­de hacía varias sema­nas, al igual que otros ser­vi­cios secre­tos occi­den­ta­les”.

Todo esto ya no es muy secre­to, cir­cu­la por inter­net des­de hace algún tiem­po ; lo que es extra­ño es que los gran­des medios no hayan dicho ni pala­bra. Sin embar­go se cono­cen muchos ejem­plos de “com­ba­tien­tes de la liber­tad” arma­dos de este modo y finan­cia­dos por la CIA. Por ejem­plo, en los años 80, las mili­cias terro­ris­tas de la con­tra, orga­ni­za­das por Reagan para des­es­ta­bi­li­zar Nica­ra­gua y derro­car su gobierno pro­gre­sis­ta. ¿Nada se ha apren­di­do de la His­to­ria? Esta “Izquier­da” euro­pea que aplau­de los bom­bar­deos ¿no uti­li­za inter­net?

¿Habrá que extra­ñar­se de que los ser­vi­cios secre­tos ita­lia­nos ‘dela­ten’ así las haza­ñas de sus com­pa­ñe­ros fran­ce­ses y que estos ‘dela­ten’ a sus cole­gas ame­ri­ca­nos? Eso sólo si se cree en his­to­rias boni­tas sobre la amis­tad entre “alia­dos occi­den­ta­les”. Ya habla­re­mos…

CONTINUARÁ:

2ª Par­te: Los ver­da­de­ros obje­ti­vos de EE UU van mucho más allá que el petró­leo.

3ª Par­te: Pis­tas para actuar

Tra­duc­ción: José Mª Fer­nán­dez Cria­do de Corrien­te Roja
Car­toon: Latuff

.* Publi­ca­do por La Hai­ne

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *