Rue­da de pren­sa de Etxe­rat, para denun­ciar situa­cio­nes extremas

LLa­ma­mos a la socie­dad vas­ca a tomar par­te en todas las ini­cia­ti­vas que se lle­ven a cabo en favor de las y los pre­sos polí­ti­cos vas­cos

En la com­pa­re­cen­cia han esta­do pre­sen­tes fami­lia­res de todos los pre­sos polí­ti­cos vas­cos en Mou­lins, ade­más de ami­gos y fami­lia­res. Tam­bién han acu­di­do el Tenien­te de Alcal­de de Ger­ni­ka Juan Mari Alber­di y la con­ce­ja­la de la villa foral Idoia Fernández.

Pos­te­rior­men­te, hemos efec­tua­do una con­cen­tra­ción ante el Con­su­la­do fran­cés de Bil­bao hacien­do entre­ga al con­súl de un docu­men­to del Ayun­ta­mien­to de Ger­ni­ka en el que se expre­sa nota­ble preo­cu­pa­ción por el esta­do de Geres­ta y el ger­ni­ka­rra Abaun­za. La últi­ma noti­cia es que Geres­ta va a ser tras­la­da­do al Hos­pi­tal peni­ten­cia­rio de Lyon tras inyec­tar­le san­gre ya que su esta­do es «lími­te».
Decla­ra­cio­nes de Biki Goros­tia­ga, repre­sen­tan­te de Etxerat

«En la jor­na­da de hoy, cuan­do bue­na par­te de la socie­dad vas­ca se encuen­tra dis­fru­tan­do de sus mere­ci­das vaca­cio­nes, en Etxe­rat nos vemos obli­ga­dos a denun­ciar las extre­mas con­di­cio­nes de vida que pade­cen nues­tros fami­lia­res, ami­gos y ami­gas encar­ce­la­das. La cruel­dad es infi­ni­ta. Los Esta­dos jue­gan con las vidas de las y los pre­sos polí­ti­cos vascos.

La rule­ta rusa a la que pre­ten­den jugar los Esta­dos espa­ñol y fran­cés con su cri­mi­nal polí­ti­ca peni­ten­cia­ria vigen­te sitúa a nues­tros fami­lia­res, ami­gos y ami­gas encar­ce­la­das al bor­de la muer­te. Y lamen­ta­ble­men­te, tene­mos que decir que esa fina y débil cuer­da podría rom­per­se en cual­quier ins­tan­te. No debe­mos olvi­dar que 21 pre­sos y pre­sas polí­ti­cas vas­cas han muer­to en prisión.

La dis­per­sión sigue pro­vo­can­do acci­den­tes, como el que ha sufri­do esta mis­ma sema­na un fami­liar camino de una cár­cel fran­ce­sa. La Cade­na Per­pe­tua con­ti­núa apli­cán­do­se. Sigue habien­do pre­sos y pre­sas polí­ti­cas con enfer­me­da­des gra­ves e incu­ra­bles encar­ce­la­dos. Enfer­me­da­des que matan. A Mikel Iba­ñez, gra­ve­men­te enfer­mo le vol­vie­ron a ence­rrar ayer en Mar­tu­te­ne. Ha esta­do dos años en régi­men de pri­sión ate­nua­da, con las difi­cul­ta­des que ello supo­ne para reci­bir la asis­ten­cia nece­sa­ria ade­cua­da. Mikel tie­ne cán­cer, una impor­tan­te minus­va­lia y hace 15 días que sufrió un infar­to. Denun­cia­mos su situa­ción y pedi­mos su inme­dia­ta libe­ra­ción antes de que, por des­gra­cia, sea dema­sia­do tarde.

Las con­di­cio­nes de vida son extre­mas. En Mou­lins, Ander Geres­ta y Jabi Abaun­za están lle­van­do a cabo una huel­ga de ham­bre y sed des­de hace 11 días. Una situa­ción que está mer­man­do de for­ma noto­ria su salud. Y es que el des­gas­te que con­lle­va no inge­rir nin­gún ali­men­to liqui­do ni sóli­do es bru­tal para el organismo.

Los otros dos pre­sos polí­ti­cos allí dis­per­sa­dos, Iña­ki Lizun­dia e Ismael Bera­sa­te­gi se encuen­tran rea­li­zan­do un cha­peo pero no pue­den secun­dar la huel­ga de ham­bre y sed debi­do a que toman diver­sos medi­ca­men­tos y el ries­go que corrían era terri­ble­men­te elevado.

La razón de la pro­tes­ta: Que en el últi­mo mes, antes de las visi­tas, les han que­ri­do des­nu­dar y hacer­les aga­char para rea­li­zar un regis­tro en sus anos. Los pre­sos polí­ti­cos vas­cos se han nega­do en redon­do y, como con­se­cuen­cia de ello, han sido lle­va­dos al mit­tard. Infa­me, oscu­ra, sucia y minus­cu­la cel­da de cas­ti­go en la que los pre­sos deben pasar 22 horas al día.

Para denun­ciar­lo, han toma­do el camino de la lucha. Al igual que pocas sema­nas antes lo han teni­do que hacer otros pre­sos y pre­sas polí­ti­cas vas­cas ence­rra­dos el Esta­do fran­cés. Duras y lar­gas huel­gas de ham­bre, pér­di­da de kilos y dete­rio­ra­mien­to de la salud. Esa es par­te de la ofer­ta del Esta­do fran­cés: Dis­per­sión, ais­la­mien­to, sole­dad, cacheos, humi­lla­cio­nes, con­di­cio­nes de vida extremas…

En el Esta­do espa­ñol, las cosas van por los mis­mos derro­te­ros. Y en verano, en vez de salir el sol, la oscu­ri­dad sigue ace­chan­do a nues­tros fami­lia­res, ami­gos y ami­gas encar­ce­la­das. Las ame­na­zas, los tras­la­dos abso­lu­ta­men­te arbi­tra­rios, insul­tos o el chan­ta­je cons­tan­te son par­te de la reali­dad coti­da­na de las y los pre­sos polí­ti­cos vas­cos. Un chan­ta­je que comien­za en las pre­sio­nes con la inten­ción de rom­per al Colec­ti­vo de Pre­sos y Pre­sas Polí­ti­cas Vas­cas y que se extien­de a toda la socie­dad vas­ca con el obje­ti­vo de uti­li­zar a nues­tros fami­lia­res, ami­gos y ami­gas como rehe­nes y con­di­cio­nar así el futu­ro de Eus­kal Herria.

Es hora de decir bas­ta a todas estas vul­ne­ra­cio­nes. Con­cul­ca­cio­nes que supe­ran los barro­tes y que per­si­guen con saña a la soli­da­ri­dad. Se siguen per­dien­do visi­tas vis a vis debi­do a los cacheos humi­llan­tes, con un preo­cu­pan­te incre­men­to el pasa­do fin de sema­na. Y es que bien sabe el Minis­tro Rubal­ca­ba que el verano es una bue­na épo­ca para que las bar­ba­ri­da­des que pla­nea su labo­ra­to­rio repre­si­vo pasen inad­ver­ti­das. Pero, que le que­de cla­ro que no se lo vamos a consentir.

En la calle, la peno­sa y mediá­ti­ca cru­za­da de Ares no se sal­da más que con fra­ca­sos. Y es que al igual que el pasa­do año, la soli­da­ri­dad y la ima­gi­na­ción han supe­ra­do con cre­ces a la repre­sión. Reti­ran fotos, gas­tan dine­ro públi­co en ple­na cri­sis para hacer reali­dad los capri­chos repre­si­vos del con­se­je­ro de Inte­rior, mien­tras los pue­blos y barrios se lle­nan de de soli­da­ri­dad. En fies­tas, actos popu­la­res o en las ini­cia­ti­vas de Etxe­rat en pla­yas y carreteras.

Hay que des­ac­ti­var esta rule­ta rusa. Un jue­go cri­mi­nal con el que los Esta­dos quie­ren sacar redi­tos polí­ti­cos. Des­de Etxe­rat, no vamos a per­mi­tir que se jue­gue con la vida de nues­tros fami­lia­res y se pise sus dere­chos más ele­men­ta­les para obte­ner unos intere­ses abso­lu­ta­men­te bastardos.

Por tan­to, lla­ma­mos a la socie­dad vas­ca a tomar par­te en todas las ini­cia­ti­vas que se lle­ven a cabo en favor de las y los pre­sos polí­ti­cos vas­cos y a levan­tar una ola soli­da­ria que lle­ve alien­to, calor y fuer­za a las pri­sio­nes de los Esta­dos espa­ñol y fran­cés, Por­tu­gal, Ita­lia, Ingla­te­rra e Irlanda.»

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *