Cuba. Al cen­tro de sus problemas

Por: Leti­cia Mar­tí­nez Her­nán­dez, Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 8 de julio de 2021

Villa Cla­ra, Sanc­ti Spí­ri­tus y Cien­fue­gos has­ta la pri­me­ra quin­ce­na del mes de junio habían podi­do con­tro­lar el con­ta­gio de la COVID-19 en sus pre­dios. Sin embar­go, las tres pro­vin­cias están vivien­do actual­men­te un repun­te en sus casos dia­rios, y este miér­co­les allí no fue excep­ción: de la pri­me­ra a la últi­ma noti­fi­ca­ron 151, 218 y 192 nue­vos positivos.

Por tal razón, el Pri­mer Secre­ta­rio del Comi­té Cen­tral del Par­ti­do Comu­nis­ta, Miguel Díaz-Canel Ber­mú­dez; el pri­mer minis­tro Manuel Marre­ro Cruz, y los titu­la­res del Comer­cio Inte­rior, Finan­zas y Pre­cios, y Trans­por­te, lle­ga­ron has­ta esas cen­tra­les pro­vin­cias para inter­cam­biar con sus auto­ri­da­des sobre el enfren­ta­mien­to a la enfer­me­dad a la luz de hoy, que no pue­de ser igual al de meses ante­rio­res por­que los nive­les e inten­si­dad de la trans­mi­sión han cam­bia­do, y para mal.

Sobre esos desa­fíos vol­vió una y otra vez el Pre­si­den­te Díaz-Canel duran­te las tres reunio­nes, en las cua­les indi­có estu­diar, des­de la Epi­de­mio­lo­gía, qué pasó en Villa Cla­ra, Sanc­ti Spí­ri­tus y Cien­fue­gos para que se dete­rio­ra­ran sus indi­ca­do­res. Tene­mos que bus­car las cau­sas, dijo, tra­ba­jar con los núme­ros, cono­cer exac­ta­men­te el lugar don­de se des­ata­ron los bro­tes, deter­mi­nar qué cepas están cir­cu­lan­do, por­que de lo con­tra­rio esta­re­mos tra­ba­jan­do a cie­gas y sin resultados.

En Villa Cla­ra, que era de las pro­vin­cias más esta­bles del país en el con­trol de la epi­de­mia, des­de el 24 de junio se dis­pa­ra­ron los casos y en estos momen­tos la tasa de inci­den­cia supera los 233 posi­ti­vos por cada 100 000 habi­tan­tes. En el momen­to de la reu­nión se aten­día a 728 pacien­tes acti­vos y los recu­pe­ra­dos eran el 86,1 %, por deba­jo, apun­tó el Jefe de Esta­do, de la tasa del país, que ron­da el 90 %.

Lue­go de que el gober­na­dor Alber­to López Díaz deta­lla­ra las medi­das toma­das en Villa Cla­ra que tien­den a dis­mi­nuir la movi­li­dad, el Pre­si­den­te aler­tó que cada vez se acer­ca más el núme­ro de per­so­nas enfer­mas a la capa­ci­dad tope del país para aten­der­las. De ahí su lla­ma­do a ade­lan­tar­se en las deci­sio­nes, cor­tar la trans­mi­sión y des­car­gar la ten­sión del sis­te­ma de Salud. Nece­si­ta­mos más agi­li­dad, reite­ró, des­de la detec­ción, el tra­ta­mien­to y has­ta el alta médica.

El man­da­ta­rio pidió más res­pon­sa­bi­li­dad a las ins­ti­tu­cio­nes y tam­bién a las fami­lias; habló de «evi­tar que, con el can­san­cio, se cai­ga en la ruti­na», y no pen­sar que solo con las vacu­nas resol­ve­re­mos el pro­ble­ma. A la inter­ven­ción sani­ta­ria, refi­rió, hay que apo­yar­la con medi­das efec­ti­vas, y así tam­bién se está demos­tran­do en el mundo.

En Villa Cla­ra, de mane­ra par­ti­cu­lar, el Pri­mer Secre­ta­rio se intere­só por un Sis­te­ma de Ges­tión de Ingre­so a pun­to de poner­se en prác­ti­ca, que per­mi­ti­rá usar más efi­cien­te­men­te las capa­ci­da­des hos­pi­ta­la­rias, y que podría ser­vir de refe­ren­te para las demás pro­vin­cias, en el empe­ño, no logra­do aún, de infor­ma­ti­zar todos los pro­ce­sos de Salud Pública.

La situa­ción de Sanc­ti Spí­ri­tus –con una tasa que supe­ra­ba los 460 casos por cada 100 000 habi­tan­tes, y con una ten­den­cia al incre­men­to en los últi­mos 15 días– tam­bién gene­ró un deba­te enri­que­ce­dor. Allí, el Pri­mer Minis­tro aler­tó que, ante las expe­rien­cias en Matan­zas y la com­ple­ji­dad que se está vivien­do en la pro­vin­cia espi­ri­tua­na, es nece­sa­rio un cie­rre supe­rior del terri­to­rio, lle­var la movi­li­dad de las per­so­nas a la míni­ma expre­sión y che­quear mejor los pun­tos de frontera.

Aun cuan­do solo tenían un pacien­te crí­ti­co a cau­sa de la COVID-19 (nin­guno gra­ve), el Pre­si­den­te Díaz-Canel pre­ci­só que las capa­ci­da­des en las salas de tera­pia tenían que seguir­se día por día; este es un indi­ca­dor, seña­ló, que tene­mos que che­quear de mane­ra diferenciada.

Según se supo, en Sanc­ti Spí­ri­tus, des­de el 21 de junio se están con­fir­man­do los casos posi­ti­vos a tra­vés del pcr en un labo­ra­to­rio del pro­pio terri­to­rio, lo que per­mi­te más agi­li­dad en el diag­nós­ti­co de unas 500 mues­tras. A ello se suma­rá, en las pró­xi­mas horas, la ins­ta­la­ción de tec­no­lo­gía suma (Sis­te­ma Ultra Micro Ana­lí­ti­co), que a tra­vés de un test de antí­geno per­mi­ti­rá ampliar el estu­dio dia­rio a más de mil personas.

Su gober­na­do­ra, Tere­si­ta Rome­ro Rodrí­guez, cali­fi­có la situa­ción de la pro­vin­cia como suma­men­te desa­fian­te. Somos opti­mis­tas, dijo, y para enfren­tar­la con­ta­mos con un pue­blo labo­rio­so. Dio la bue­na noti­cia de que están lis­tos en todo el terri­to­rio los 465 sitios don­de se desa­rro­lla­rá la inter­ven­ción sani­ta­ria con los can­di­da­tos vacu­na­les cubanos.

Ya en la tar­de de este miér­co­les, en Cien­fue­gos –que en los últi­mos 15 días ha diag­nos­ti­ca­do 1 216 casos– el Pre­si­den­te Díaz-Canel con­si­de­ró que la pro­vin­cia había sido de las mejo­res del país en el enfren­ta­mien­to a la epi­de­mia, pero des­de el 23 de junio entró en una espi­ral de la cual no ha podi­do salir. Hoy tie­nen casos, comen­tó, en todos los muni­ci­pios, aun­que si con­cen­tran el tra­ba­jo en Lajas y en la capi­tal pro­vin­cial, pue­den con­te­ner la transmisión.

En Cien­fue­gos, más del 80 % de sus tra­ba­ja­do­res están asis­tien­do a los cen­tros labo­ra­les, lo que con­ti­núa gene­ran­do mucha movi­li­dad. Al res­pec­to, el Pri­mer Minis­tro indi­có revi­sar ese tema «a pun­ta de lápiz», y man­te­ner abier­tas solo las acti­vi­da­des deci­si­vas para la eco­no­mía y los ser­vi­cios a la pobla­ción. Igual­men­te, con­si­de­ró que se debía ser más rigu­ro­so en los per­mi­sos que se otor­gan al transporte.

En los tres terri­to­rios, según expli­ca­ron sus auto­ri­da­des, se con­ti­núa ingre­san­do a los pacien­tes con­fir­ma­dos, a los sos­pe­cho­sos de por­tar la enfer­me­dad y a los que resul­tan posi­ti­vos al test de antí­geno, no así a todos los con­tac­tos, pues las capa­ci­da­des no dan aho­ra para ello. Has­ta el momen­to, es sufi­cien­te el per­so­nal de Salud para aten­der la epi­de­mia, al que se suma­rán jóve­nes recién gra­dua­dos de Cien­cias Médicas.

Un tuit del Pri­mer Minis­tro, poco des­pués de con­cluir la últi­ma reu­nión, resu­mía en 280 carac­te­res la ago­ta­do­ra pero fruc­tí­fe­ra jor­na­da: «Hemos com­pro­ba­do la vita­li­dad del sis­te­ma de Salud de Villa Cla­ra, Sanc­ti Spí­ri­tus y Cien­fue­gos. Tie­nen la capa­ci­dad y con­di­cio­nes de enfren­tar este rebro­te de la COVID-19, y controlarlo». 

Toma­do de Granma

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *