Perú. Denun­cian situa­ción de inde­fen­sión de dete­ni­dos de Mova­def y con­vo­can a abo­ga­dos del mun­do a soli­da­ri­zar­se con sus cole­gas presos

Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 21 de diciem­bre de 2020.

ABOGADOS DEL MUNDO, UNÍOS CONTRA EL DERECHO PENAL DEL ENEMIGO

¡LIBERTAD INMEDIATA PARA LOS ABOGADOS PERUANOS DETENIDOS EN EL OPERATIVO MILITAR OLIMPO!

“…la con­cep­ción del terro­ris­ta, del delin­cuen­te como enemi­go tie­ne apti­tud bas­tan­te para arro­llar todas las garan­tías del dere­cho penal, des­de el prin­ci­pio de lega­li­dad al de cul­pa­bi­li­dad, des­de la pre­sun­ción de ino­cen­cia has­ta la car­ga de la prue­ba y los dere­chos de la defensa”.Luigi Ferrajoli

Una corrien­te puni­ti­vis­ta y poli­cia­ca se pro­pa­ga en medio de un funes­to esta­do de excep­ción per­ma­nen­te. La con­vo­ca­to­ria de Jakobs ha hecho efec­to. Las raí­ces del dere­cho penal del enemi­go, de lina­je fas­cis­ta, se arrai­gan y tren­zan en las bases de los deno­mi­na­dos Esta­dos libe­ra­les de occi­den­te. Los que, en un deses­pe­ra­do páni­co, por las luchas socia­les que se incre­men­tan a con­se­cuen­cia de la mise­ria increí­ble que trae con­si­go la glo­ba­li­za­ción y el neo­li­be­ra­lis­mo, se obli­gan a ins­tru­men­ta­li­zar el dere­cho penal, al anto­jo de sus intere­ses polí­ti­cos, con­vir­tién­do­lo en una espa­da de Damo­cles con­tra aquel que ose pro­nun­ciar­se por sus dere­chos fun­da­men­ta­les y exi­ja cam­bios peren­to­rios que pue­dan mate­ria­li­zar una vida dig­na a los pueblos. 

Se fun­dan así los deno­mi­na­dos deli­tos de peli­gro abs­trac­to sin peli­gro, sin hechos, cen­tra­dos úni­ca­men­te en la peli­gro­si­dad del suje­to y en lo que éste podría hacer en el futu­ro, sin saber siquie­ra cuán­do, cómo ni dón­de. Lo cual trans­gre­de abso­lu­ta­men­te los máxi­mos prin­ci­pios del dere­cho penal garan­tis­ta que se sus­ten­tan en el acto humano, y que fue­ron con­quis­ta­dos por la huma­ni­dad en elpro­ce­so de desa­rro­llo dia­lec­ti­co de la sociedad.

Pues bien, ese dere­cho penal del enemi­go está pre­sen­te, se impo­ne cada día, se expan­de y se vita­li­za. Se legi­ti­ma. Se con­vier­te en una ame­na­za con­tra los pue­blos del mun­do y se mues­tra incon­ci­lia­ble con el pro­gre­so his­tó­ri­co de la socie­dad. Ya que exis­te exclu­si­va­men­te para pro­te­ger los intere­ses de las cla­ses domi­nan­tes que se apo­de­ran del Poder ylo con­du­cen hacia sus pro­pó­si­tos de opre­sión polí­ti­ca­con­tra los “cri­mi­na­les­de pensamiento”. 

El Perú, país sud­ame­ri­cano de gran his­to­ria mile­na­ria, de ser una de las tie­rras más des­bas­ta­das por las accio­nes con­quis­ta­do­ras, y por lo cual fue el últi­mo en des­pren­der­se de esa domi­na­ción, es, a su vez, una tie­rra de luchas cons­tan­tes que en el trans­cu­rrir del tiem­po ha vis­to el enfren­ta­mien­to de las cla­ses popu­la­res con­tra el abso­lu­tis­mo mate­rial cual reves­ti­do de Repú­bli­ca se impu­so como Esta­do “social y democrático”. 

Este, de sus­tra­toan­ti­po­pu­lar, y, por tan­to, de exclu­si­vi­dad para los mag­na­tes del gran capi­tal, lle­va ade­lan­te, hoy en día, una gue­rra abso­lu­ta, y sin pro­to­co­los, con­tra los ciu­da­da­nos que pro­fe­san ideas que lo cues­tio­nan anhe­lan­do una Nue­va Cons­ti­tu­cióny la dero­ga­to­ria de leyes que ago­bian y recru­de­cen las peo­res con­di­cio­nes de tra­ba­jo­pa­ra el pobla­dor peruano. Y a ellos, a los más repre­sen­ta­ti­vos, les hamon­ta­do una ope­ra­ción mili­tar deno­mi­na­da Olim­po y los ha arres­ta­do des­de el dos de diciem­bre has­ta este pre­ci­so momento. 

Es decir, los retie­nen habien­do trans­cu­rri­do más de los 15 días que la Cons­ti­tu­ción esta­ble­ce para la inves­ti­ga­ción del deli­to incri­mi­na­do: terro­ris­mo. Lo inau­di­to de esta ope­ra­ción repre­si­va, y es muy preo­cu­pan­te, es que tam­bién han dete­ni­do a abo­ga­dos liti­gan­tes, es decir, han apre­sa­do a quie­nes defien­den cau­sas jus­tas que impli­can la defen­sa jurí­di­ca de pre­sos polí­ti­cos y de masas popu­la­res que enfren­tan diver­sos liti­gio­sen el país. Se ha deja­do, con la pri­va­ción de sus liber­ta­des, inde­fen­sas a nume­ro­sas per­so­nas y se les ha declarado,en la pra­xis, una vio­len­ta gue­rra espe­cial por ser los defen­so­res lega­les de varios diri­gen­tes revo­lu­cio­na­rios comu­nis­tas. Con quie­nes, aho­ra, com­par­ten, ade­más de la pri­sión, el ban­qui­llo de los denun­cia­dos en este nue­vo caso poli­cial Olim­po. El cual no encuen­tra, has­ta el momen­to, sol­ven­cia algu­na que acre­di­te su pre­mi­sa fun­da­men­tal: que los dete­ni­dos, en gene­ral, como inte­gran­tes de la orga­ni­za­ción “terro­ris­ta” Sen­de­ro Lumi­no­so, esta­rían pre­pa­ran­do el ini­cio de accio­nes vio­len­tas con­tra el “régi­men polí­ti­co cons­ti­tu­cio­nal­men­te establecido”.Y que ellos serían, entién­da­se, el apa­ra­to legal.

Así, con esas incri­mi­na­cio­nes fan­ta­sio­sas, los han dete­ni­do. Y, aho­ra, para pri­var­les tam­bién de sus dere­chos pro­ce­sa­les, les han noti­fi­ca­do, a pocas horas del ini­cio de la audien­cia para deba­tir los car­gos y de si se abre o no pro­ce­so penal, la denun­cia que con­tie­ne casi 300 pági­nas, y aun cuan­do la inves­ti­ga­ción alcan­za los 6 tomos de docu­men­ta­ción para dar lec­tu­ra. ¿Es o no una afec­ta­ción al dere­cho de defen­sa y al debi­do pro­ce­so, a la igual­dad de armas? Y lo que es supre­ma­men­te negativo:permanecen reclui­dos en las ins­ta­la­cio­nes poli­cia­les a car­go de sus pro­pios cap­to­res. Quie­nes, en todo momen­to, los hos­ti­gan, obser­van y están escu­chan­do las con­ver­sa­cio­nes que no pue­den ser, por lo evi­den­te, pri­va­das. No per­mi­tién­do­les, ade­más, el acce­so a papel ni a lapi­ce­ros para que pue­dan ano­tar lo que el Fis­cal y el Juez va expo­nien­do en el decur­so de la audiencia. 

Es, en sí, una deten­ción, ade­más de ile­gal e incons­ti­tu­cio­nal, por­ta­do­ra del esta­tus de un dere­cho penal del enemi­go, de un acto de gue­rra sin cuar­tel reves­ti­do de un pro­ce­so judi­cial – régi­men de inves­ti­ga­ción per­se­cu­to­ria inhu­mano al cual, juris­tas ita­lia­nos, lo deno­mi­nan como la des­ju­ris­dic­cio­na­li­za­ción o des­pro­ce­sa­li­za­ción del pro­ce­so penal común­men­te cono­ci­do-. Pues, están en un esce­na­rio judi­cial secre­to en don­de se encuen­tran mate­rial­men­te inde­fen­sos ante una impu­tación en la cual los pode­res del Esta­do actúan, en gran com­par­sa, en su contra.

Asi­mis­mo, fren­te a los refe­ri­dos abo­ga­dos, se pue­de cons­ta­tar, se han tira­do por la bor­da todas las pre­rro­ga­ti­vas que la ley nacio­nal e inter­na­cio­nal les­con­fie­re para el ejer­ci­cio mate­rial y liti­gan­te de su pro­fe­sión, tra­tán­do­los como si no osten­ta­rán su real con­di­ción­de ope­ra­do­res jurí­di­cos­re­co­no­ci­dos por el orde­na­mien­to­le­gal ordi­na­rio y cons­ti­tu­cio­nal. El hecho, aho­ra, que hayan logra­do asu­mir su auto­de­fen­sa téc­ni­ca no qui­ta la mani­fes­ta­ción, ya con­su­ma­da, delas gra­ves vul­ne­ra­cio­nes alu­di­das, y que se vie­nen e irán agra­van­do con el trans­cu­rrir del “pro­ce­so”.

Esto, seño­res abo­ga­dos del mun­do, no lo pode­mos per­mi­tir. No lo pode­mos con­sen­tir. Es un aten­ta­do a los dere­chos más fun­da­men­ta­les de las per­so­nas y de quie­nes pro­fe­sa­mos la cara pro­fe­sión de abo­ga­do. Es un cri­men fas­cis­ta que pre­ten­der expan­dir­se en el mun­do, que bus­ca­rá impo­ner­se más en cada rin­cón 6del orde­na­mien­to puni­ti­vo y per­se­cu­to­rio. Echán­do­se aba­jo, en reali­dad, la eti­que­ta de Esta­do Libe­ral Cons­ti­tu­cio­nal Demo­crá­ti­co para colo­car­se lade un genuino Esta­do Abso­lu­to y poli­cia­co, cri­mi­nal y per­se­gui­dor de las ideas como el más gra­ve deli­to. Es menes­ter, por lo tan­to, cues­tio­nar el avan­ce ines­cru­pu­lo­so del dere­cho penal del enemi­go en la socie­dad y bre­gar, per­sis­tir, por un dere­cho penal que siga cum­plien­do su papel de san­cio­nar con­duc­tas en el mar­co de un debi­do pro­ce­so y al tenor de los prin­ci­pios­cons­ti­tu­cio­na­les de pro­por­cio­na­li­dad y razo­na­bi­li­dad, y demás garan­tías que pro­te­gen y asis­ten al ser humano. 

En el enten­di­mien­to sen­sa­to de que con el dere­cho cri­mi­nal no se van a resol­ver los pro­ble­mas socia­les, pues­to que estos acu­san sus cau­sas en la eco­no­mía y en la política. 

Final­men­te, como abo­ga­dos del mun­do, uníos,exigimos, al Esta­do peruano, que libe­re, en el tiem­po más inme­dia­to, a los abo­ga­dos perua­nos injus­ta­men­te dete­ni­dos que sufren la pri­va­ción de su liber­tad sin que hayan come­ti­do o par­ti­ci­pa­do en la comi­sión de algún acto terro­ris­ta acae­ci­do en el Perú:

Sara Rosa­na Valle­jo Vás­quez­Reg. C.A.L. 78612

Percy San­tia­go Men­do­za Mateo­Reg. C.A.L.51622

Miguel Cor­ne­lio Sán­chez Cal­de­rón­Reg. C.A.P.

Alex Manuel Puen­te Cár­de­nas­Reg. C.A.L.56178

Raúl Ángel Bon­net Sala­za­rReg. C.A.L.

Hugo Noronha Ruiz Reg. C.A.L.57946

Car­los Alfon­so Game­ro Quispe

Reg. C.A.L.Mauro Apai­co Pau­ca­rReg. C.A.C.

Alfre­do Víc­tor Cres­po Bra­gay­ra­cReg. C.A.L.11206

Noe­mí Quis­pe Díaz­Reg. C.A.L. S. 00776

Shio­ma­ra Velaz­co Chá­vez­Reg. C.A.L. S.00135

20 de diciem­bre 2020

ABOGADOS PERUANOS“SERVIR AL PUEBLO”RESIDENTES EN ESPAÑA

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *