Irán. Can­jea a espía israe­lí por 3 ira­níes pre­sos en el extranjero

Resu­men Medio Orien­te, 26 de noviem­bre de 2020-.

Irán libe­ró a una mujer aus­tra­lia­na-bri­tá­ni­ca con­de­na­da por espiar para Israel, a cam­bio de la excar­ce­la­ción de tres ira­níes arres­ta­dos por car­gos falsos.

Las agen­cias de noti­cias ira­níes han infor­ma­do que Kylie Moo­re-Gil­bert, de 33 años, quien tenía que cum­plir una con­de­na de 10 años de pri­sión, fue libe­ra­da el miér­co­les, tras haber cum­pli­do dos años de su encarcelamiento.

Agre­gan que Moo­re-Gil­bert fue can­jea­da por un empre­sa­rio ira­ní y otros dos ciu­da­da­nos encar­ce­la­dos en el extran­je­ro por la acu­sa­ción infun­da­da de una supues­ta inten­ción de eva­dir las san­cio­nes ile­ga­les del Occi­den­te con­tra el país persa.

La agen­cia ira­ní de noti­cias IRNA infor­mó que Moo­re-Gil­bert, para su misión de espio­na­je, había apro­ba­do un cur­so de capa­ci­ta­ción espe­cial de dos años, duran­te el cual, logró el domi­nio del idio­ma per­sa y su pre­pa­ra­ción para rea­li­zar acti­vi­da­des de espio­na­je den­tro de Irán.

Según el repor­te, en un pri­mer via­je, la espía entró en Irán con el pre­tex­to de la acti­vi­dad aca­dé­mi­ca y de inves­ti­ga­ción en la Uni­ver­si­dad de Reli­gio­nes y Deno­mi­na­cio­nes, pero no reali­zó nin­gu­na acti­vi­dad al res­pec­to y aban­do­nó el país al poco tiempo.

En una segun­da visi­ta, sin embar­go, ingre­só a Irán por reco­men­da­ción del régi­men israe­lí en el mes de Muha­rram (pri­mer mes del calen­da­rio lunar), y via­jó a dife­ren­tes ciu­da­des como par­te de su misión y reco­pi­ló información.

No obs­tan­te, sin saber que esta­ba sien­do vigi­la­da por las fuer­zas de inte­li­gen­cia ira­níes, la espía fue a luga­res reli­gio­sos y turís­ti­cos para que su esta­día en Irán pare­cie­ra normal.

Más tar­de, la mujer inten­tó poner­se en con­tac­to con algu­nas figu­ras y obje­ti­vos para obte­ner infor­ma­ción eco­nó­mi­ca y mili­tar sobre Irán, así como sobre el fren­te de resis­ten­cia antis­rae­lí, pero fue arres­ta­da en sep­tiem­bre de 2018.

Tras pro­ce­di­mien­tos lega­les y judi­cia­les, la espía fue con­de­na­da a 10 años de pri­sión por actuar con­tra la segu­ri­dad nacio­nal de Irán a tra­vés de su coope­ra­ción de inte­li­gen­cia con el régi­men israelí.

Los ser­vi­cios de inte­li­gen­cia ira­níes han dete­ni­do en varias oca­sio­nes a espías y des­man­te­la­do redes de espio­na­je des­ti­na­das a des­es­ta­bi­li­zar Irán.

Fuen­te: HispanTV

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *