Manio­bras mili­ta­res ofen­si­vas de Corea del Sur

Según Yonhap News del Sur de Corea, el bata­llón de avio­nes de com­ba­te no.103 de la avia­ción no. 8 de las fuer­zas aéreas títe­res sur­co­rea­nas libra­ron el día 27 el ejer­ci­cio de ata­que pre­ven­ti­vo con­tra la Repú­bli­ca Popu­lar Demo­crá­ti­ca de Corea sobre­vo­lan­do el cam­po de entre­na­mien­to de Thae­baek.

Según la fuen­te, el jefe del Esta­do Mayor Gene­ral de las fuer­zas aéreas diri­gió direc­ta­men­te las escua­dras movi­li­za­das a bor­do de un «F‑5».

Los avio­nes fomen­ta­ron el cli­ma béli­co bom­bar­dean­do y ame­tra­llan­do con­tra los blan­cos simu­la­dos como la posi­ción y tan­ques del rival.

Rodong Sin­mun denun­cia aumen­to de gas­tos mili­ta­res de EE.UU.

El mon­to total del pre­su­pues­to de defen­sa nacio­nal de Esta­dos Uni­dos para el año fis­cal 2011 es más alto que la suma de gas­tos mili­ta­res de todos los paí­ses del mun­do.

Si se tie­ne en cuen­ta las cir­cuns­tan­cias inter­na­cio­na­les de hoy, resul­ta incom­pren­si­ble el cre­ci­mien­to exor­bi­tan­te de gas­tos mili­ta­res de EE.UU., el cual per­si­gue la meta de seguir inter­vi­nien­do y agre­dien­do a otros paí­ses con las fuer­zas arma­das.

Así seña­la el dia­rio Rodong Sin­mun en un artícu­lo indi­vi­dual difun­di­do este sába­do y con­ti­núa:

El aumen­to del pre­su­pues­to mili­tar de EE.UU. trae la nue­va carre­ra arma­men­tis­ta y el dis­tur­bio eco­nó­mi­co mun­dial.

Ame­na­za­das ante ello, las otras poten­cias del mun­do tam­bién aumen­tan sus gas­tos mili­ta­res.

En par­ti­cu­lar, varios paí­ses de la región de Asia-Pací­fi­co asig­nan a la defen­sa nacio­nal gran par­te de sus pre­su­pues­tos esta­ta­les preo­cu­pán­do­se de la segu­ri­dad nacio­nal.

La ola de carre­ra arma­men­tis­ta acre­cien­ta el peli­gro de gue­rra.

La RPDC e Irán son blan­cos del pró­xi­mo ata­que de EE.UU. Efec­ti­va­men­te, en los alre­de­do­res de esos dos paí­ses están empla­za­dos un gran núme­ro de efec­ti­vos nor­te­ame­ri­ca­nos.

Real­men­te, el aumen­to de gas­tos mili­ta­res de EE.UU. cons­ti­tu­ye un acto cri­mi­nal anti­his­tó­ri­co y anti­paz.

EE.UU. no debe hacer­lo más tenien­do pre­sen­te que eso per­ju­di­ca no sólo al mun­do sino tam­bién a sí mis­mo.

Rodong Sin­mun /​Juan Noguei­ra /​La Hai­ne

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *