Arge­lia-Marrue­cos: “El 14 de julio en Nue­va York fue el pun­to de ruptura”

Arge­lia ha moti­va­do su deci­sión de rom­per rela­cio­nes diplo­má­ti­cas con Marrue­cos con una serie de argu­men­tos. El moti­vo que pare­ce haber pre­ci­pi­ta­do la toma de esta medi­da es el anun­cio por par­te de Marrue­cos de su apo­yo al Movi­mien­to por la Auto­no­mía de Cabi­lia (MAK) duran­te una con­fe­ren­cia orga­ni­za­da en julio en la sede de la ONU.

“Por eso, y sobre la base de todos estos fac­to­res y todos estos datos, Arge­lia ha deci­di­do rom­per las rela­cio­nes diplo­má­ti­cas con el Rei­no de Marrue­cos con efec­to inme­dia­to”. Es con esta sen­ten­cia que Ram­ta­ne Lamam­ra, el minis­tro de Asun­tos Exte­rio­res, com­ple­tó, en una rue­da de pren­sa cele­bra­da el mar­tes 24 de agos­to de 2021, la lar­ga acu­sa­ción con­tra Marrue­cos. El jefe de la diplo­ma­cia arge­li­na, que habló “en nom­bre del Pre­si­den­te de la Repú­bli­ca, Jefe Supre­mo de las Fuer­zas Arma­das, Minis­tro de Defen­sa Nacio­nal y en nom­bre del gobierno arge­lino”, recor­dó todas las “accio­nes hos­ti­les, hos­ti­les y mali­cio­sas” come­ti­do por Marrue­cos con­tra su país. Tam­bién es una de las úni­cas veces que un fun­cio­na­rio arge­lino ha habla­do públi­ca­men­te sobre la Gue­rra de las Are­nas que se opu­so a los dos paí­ses en 1963.

“Esta ani­mo­si­dad, cuyo carác­ter sis­te­má­ti­co, metó­di­co y pre­me­di­ta­do está docu­men­ta­do, comen­zó con la gue­rra abier­ta de agre­sión de 1963, una gue­rra fra­tri­ci­da des­ata­da por las fuer­zas arma­das reales marro­quíes con­tra Arge­lia, que aca­ba­ba de recu­pe­rar su inde­pen­den­cia nacio­nal. Esta gue­rra en la que el rei­no de Marrue­cos se había embar­ca­do en arma­men­tos y equi­pos pesa­dos​par­ti­cu­lar­men­te mor­tí­fe­ros le cos­tó a Arge­lia 850 valien­tes már­ti­res que die­ron su vida por la pre­ser­va­ción de la inte­gri­dad terri­to­rial de la patria, de la que habían con­tri­bui­do a la libe­ra­ción ”, dijo el Minis­tro de Rela­cio­nes Exteriores.

El gran desglose

En este gran des­glo­se, Ram­ta­ne Lamam­ra recor­dó cin­co déca­das de cri­sis: “bru­tal rup­tu­ra de rela­cio­nes por par­te de Marrue­cos en 1976; las acu­sa­cio­nes de Arge­lia de haber come­ti­do el ata­que de Marra­kech en agos­to de 1994; cie­rre de fron­te­ras e impo­si­ción de visa­dos​a ciu­da­da­nos arge­li­nos; vio­la­ción injus­ti­fi­ca­ble del recin­to del Con­su­la­do Gene­ral de Arge­lia en Casa­blan­ca, con la pro­fa­na­ción de la ban­de­ra nacio­nal el 1 de noviem­bre de 2013; espio­na­je masi­vo y sis­te­má­ti­co de fun­cio­na­rios y ciu­da­da­nos arge­li­nos con el soft­wa­re israe­lí Pega­sus; cola­bo­ra­ción acti­va y docu­men­ta­da del Rei­no de Marrue­cos con el Movi­mien­to por la Auto­no­mía de Cabi­lia (MAK) y el Rachad [movi­mien­to isla­mis­ta cer­cano a los Her­ma­nos Musul­ma­nes*] dos orga­ni­za­cio­nes terro­ris­tas; acu­sa­cio­nes y ame­na­zas insen­san­taz del minis­tro de exte­rio­res israe­lí en visi­ta ofi­cial a Marruecos…”

Pero si hay un acto que Arge­lia no está dis­pues­ta a per­do­nar y que pare­ce haber pre­ci­pi­ta­do la rup­tu­ra con su vecino de occi­den­te, es sin duda la nota ofi­cial dis­tri­bui­da por el emba­ja­dor de Marrue­cos en Nacio­nes Uni­das, duran­te una reu­nión de la orga­ni­za­ción de paí­ses no ali­nea­dos que tuvo lugar en Nue­va York los días 13 y 14 de julio de 2021, en la que Marrue­cos anun­ció su apo­yo “al dere­cho a la auto­de­ter­mi­na­ción del pue­blo cabi­lio”. Argel había con­de­na­do enér­gi­ca­men­te esta acción “des­ti­na­da a cul­ti­var una escan­da­lo­sa amal­ga­ma entre una cues­tión de des­co­lo­ni­za­ción debi­da­men­te reco­no­ci­da como tal por la comu­ni­dad inter­na­cio­nal (la cues­tión del Sáha­ra Occi­den­tal, nota del edi­tor) y lo que es solo un com­plot diri­gi­do con­tra la uni­dad de la nación arge­li­na” . Con­tac­ta­do por Sput­nik, Abde­la­ziz Raha­bi, anti­guo minis­tro de Comu­ni­ca­cio­nes y emba­ja­dor arge­lino en Madrid de 1994 a 1998, esti­ma que es este apo­yo fran­co y públi­co a los sepa­ra­tis­tas del MAK lo que ha pro­vo­ca­do “el pun­to de rup­tu­ra” entre los dos Estados.

“El 14 de julio fue el pun­to de rup­tu­ra. El acto en sí mis­mo, el hecho de dis­tri­buir un docu­men­to ofi­cial en la sede de la ONU, lla­man­do a la pobla­ción a la sedi­ción con­tra el poder cen­tral, es un casus belli. Es una decla­ra­ción de gue­rra. Ade­más, tras este acto, el rey de Marrue­cos no se dis­cul­pó y no envió un envia­do espe­cial a Argel. El hecho de no decir nada sobre esta nota es extre­ma­da­men­te gra­ve. Por eso este 14 de julio en Nue­va York fue el pun­to de quie­bre ”, espe­ci­fi­ca el exdiplomático.

El asun­to Pega­sus reve­la “una gue­rra de lide­raz­go geo­es­tra­té­gi­co” entre Marrue­cos y Argelia

Abde­la­ziz Raha­bi seña­la, sin embar­go, que “Arge­lia y Marrue­cos estu­vie­ron casi en una situa­ción de rup­tu­ra duran­te varios años”. Recuer­da que no ha habi­do inter­cam­bios polí­ti­cos y diplo­má­ti­cos, no ha habi­do visi­tas de jefes de esta­do o jefes de gobierno y que las fron­te­ras terres­tres están cerra­das des­de 1994. “El nivel de rela­cio­nes diplo­má­ti­cas no fue alto para decir que hoy hay una dis­mi­nu­ción , “él dijo. Con­cre­ta­men­te, ¿qué medi­das debe­ría tomar Argel en el con­tex­to de esta ruptura?

“A nivel téc­ni­co, una rup­tu­ra sig­ni­fi­ca el cie­rre de su emba­ja­da para lue­go con­fiar sus intere­ses a otro país. Arge­lia pue­de per­mi­tir que uno o dos diplo­má­ti­cos ocu­pen una sec­ción den­tro de la emba­ja­da de este país ami­go para ges­tio­nar la actua­li­dad. Cuan­do Irán rom­pió rela­cio­nes con Esta­dos Uni­dos, Tehe­rán entre­gó sus intere­ses a la emba­ja­da de Arge­lia en Washing­ton. La cos­tum­bre dic­ta que si un esta­do ya no tie­ne rela­cio­nes con otro esta­do, este últi­mo debe cerrar su emba­ja­da y lla­mar a su emba­ja­dor. Marrue­cos pue­de hacer lo con­tra­rio. En 1976, cuan­do las rela­cio­nes entre los dos paí­ses se rom­pie­ron por pri­me­ra vez, la emba­ja­da de Marrue­cos en Argel siguió fun­cio­nan­do ”, recuerda.

Por el lado marro­quí, la deci­sión de Arge­lia de sepa­rar­se dio lugar a dos reac­cio­nes ofi­cia­les pocas horas des­pués de la rue­da de pren­sa de Ram­ta­ne Lamam­ra. El pri­me­ro es del jefe del gobierno marro­quí, Saad-Eddi­ne El Oth­ma­ni, quien habló en el sitio de Magh­reb Voi­ces, un medio en línea finan­cia­do por el Depar­ta­men­to de Esta­do de Esta­dos Unidos.

Fuen­te: Alma­nar.

La entra­da Arge­lia-Marrue­cos: “El 14 de julio en Nue­va York fue el pun­to de rup­tu­ra” se publi­có pri­me­ro en La otra Anda­lu­cía.

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *