Argen­ti­na. ¡Fue­ra el FMI! Las esta­fas no se pagan

Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 24 de agos­to de 2021.

El siguien­te es el tex­to que se dis­tri­bui­rá duran­te la jor­na­da de difu­sión del miér­co­les 25 de agos­to:
El gobierno de Macri tomó un prés­ta­mo gigan­tes­co, de miles de millo­nes de dóla­res, del Fon­do Mone­ta­rio Inter­na­cio­nal (FMI). La pla­ta no se usó para nin­gu­na inver­sión, ni obra públi­ca, ni para “esta­bi­li­zar la eco­no­mía”. Fue una esta­fa, una manio­bra finan­cie­ra para que algu­nas gran­des empre­sas y empre­sa­rios se enri­que­cie­ran, fugan­do esos dóla­res al exte­rior­mien­tras el pue­blo argen­tino se empo­bre­cie­ra por una deu­da que no es suya.

El hecho que este prés­ta­mo fue toma­do por un gobierno sur­gi­do de elec­cio­nes no lo hace auto­má­ti­ca­men­te legí­ti­mo. Una deu­da es “odio­sa” e “ile­gí­ti­ma” cuan­do sólo bene­fi­cia a una mino­ría y no al con­jun­to de la socie­dad. Es cla­ra­men­te el caso de este acuer­do. ¡Pero eso no es todo! El prés­ta­mo es ade­más ile­gal, según el esta­tu­to del FMI como las leyes de nues­tro país. Y esta esta­fa se suma a la deu­da his­tó­ri­ca tam­bién odio­sa, ile­gal e ile­gí­ti­ma.

Sin embar­go, el futu­ro lle­gó y nos vie­nen a exi­gir que pague­mos la esta­fa. El Gobierno actual denun­ció a los res­pon­sa­bles loca­les del frau­de ante el Poder Judi­cial. Pero, con­tra­dic­to­ria­men­te, da por sen­ta­do que corres­pon­de pagar a los esta­fa­do­res del FMI. Nego­cia aho­ra los tér­mi­nos y con­di­cio­nes del pago sin cues­tio­nar su legi­ti­mi­dad. Tam­po­co publi­ca toda la inves­ti­ga­ción del Ban­co Cen­tral que deja­ría en evi­den­cia a los bene­fi­cia­rios de la deu­da delic­ti­va. Da con­ti­nui­dad a la polí­ti­ca de esta­do de los últi­mos 40 años de Pagar y Pagar sin inves­ti­gar a fon­do ni san­cio­nar a los crímenes.

Para col­mo, la esta­fa es tan gran­de que el mon­to del capi­tal que exi­ge el FMI es impa­ga­ble. Equi­va­le a 18 veces lo recau­da­do por el impues­to a las gran­des for­tu­nas, o 11 veces el pre­su­pues­to nacio­nal en salud. O sea que ade­más de odio­sa, ile­gal e ile­gí­ti­ma, la pre­ten­di­da deu­da es total­men­te insos­te­ni­ble, aun­que sea pagan­do a 10 o 20 años.

Dis­cu­tir esta deu­da eter­na es cla­ve para rever­tir nues­tra reali­dad de pobre­za, des­ocu­pa­ción y cri­sis sani­ta­ria y ambien­tal. Cada peso que va para pagar la esta­fa es un peso que se res­ta para solu­cio­nar el ham­bre o mejo­rar la salud, el agua, la edu­ca­ción. Es más pla­ta para los espe­cu­la­do­res y menos recur­sos para las mayo­rías; más extrac­ti­vis­mo con­ta­mi­nan­te y menos cui­da­do de nues­tros dere­chos y los de la naturaleza.

El país pier­de sobe­ra­nía al acor­dar con el FMI. Un acuer­do impli­ca afron­tar que ven­ga este orga­nis­mo inter­na­cio­nal cada tres meses a audi­tar la polí­ti­ca del Gobierno y a exi­gir nue­vos ajus­tes y refor­mas. Los acuer­dos con el Fon­do, en todo el mun­do, siem­pre traen con­di­cio­nes. Es un orga­nis­mo que actúa como bra­zo eco­nó­mi­co de los paí­ses cen­tra­les, como EE.UU., la Unión Euro­pea, etc., para some­ter a los paí­ses como Argentina.

Por todo eso debe­mos exi­gir que esta esta­fa no se pague. Debe­mos exi­gir nues­tro dere­cho a que se sus­pen­da el pago y se inves­ti­gue a fon­do sus orí­ge­nes y usos, para repu­diar lo ile­gí­ti­mo y san­cio­nar a los res­pon­sa­bles loca­les y extran­je­ros de este ver­da­de­ro cri­men de lesa huma­ni­dad eco­nó­mi­co y de lesa naturaleza.

A eso te con­vo­ca­mos. Para que estos obje­ti­vos se mate­ria­li­cen es nece­sa­ria la acción de cada per­so­na y orga­ni­za­ción, el ejer­ci­cio de nues­tro poder, la movi­li­za­ción. ¡Com­par­tí esta infor­ma­ción, y suma­te a la campaña!

Si que­rés des­car­gar los mate­ria­les, aquí está el enla­ce: https://​dri​ve​.goo​gle​.com/​f​o​l​d​e​r​v​i​e​w​?​i​d​=​1​7​b​R​9​-​5​h​O​v​v​b​1​E​o​G​3​8​9​i​7​M​9​k​S​v​s​S​X​T​hGk

La deu­da es con los pue­blos y con la naturaleza¡

Que paguen los que se bene­fi­cia­ron con la estafa!

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *