Nación Mapu­che. «¡Agua para los pue­blos!»: Masi­va movi­li­za­ción en defen­sa del río Bio­bío reco­rrió San­ta Bár­ba­ra y Quilaco

Resu­men Lati­no­ame­ri­cano 8 de agos­to de 2021

[resu​men​.cl] La movi­li­za­ción con­tó con la amplia pre­sen­cia de habi­tan­tes de la región del Bio­bío en defen­sa del río que pre­ten­de ser nue­va­men­te inter­ve­ni­do con una cen­tral hidro­eléc­tri­ca en Rucalhue a tra­vés de una filial del gigan­te hidro­eléc­tri­co Chi­na Three Gor­ges Cor­po­ra­tion. Mien­tras, la con­flic­ti­vi­dad se man­tie­ne laten­te en el territorio.

Des­de la maña­na de este sába­do una gran can­ti­dad de per­so­nas se con­vo­có en la entra­da de la comu­na de San­ta Bár­ba­ra ante el lla­ma­do de orga­ni­za­cio­nes socio­am­bien­ta­les de la pro­vin­cia del Bio­bío que se encuen­tran luchan­do con­tra la ins­ta­la­ción del pro­yec­to de cen­tral hidro­eléc­tri­ca Rucalhue.

La mani­fes­ta­ción se enmar­ca en las expre­sio­nes de resis­ten­cia a la inter­ven­ción del río Bio­bío, el cual cuen­ta con pre­via pre­sen­cia de icó­ni­cas cen­tra­les hidro­eléc­tri­cas como Ral­co, Pan­gue y Angos­tu­ra, todas estas con una pro­fun­da car­ga de con­flic­ti­vi­dad social.

Ante esto «Bio­bío Libre» fue la con­sig­na que acom­pa­ñó a las comu­ni­da­des duran­te toda la movi­li­za­ción, la cual con­tem­pló su paso por el cono­ci­do puen­te hacia la comu­na de Quilaco.

La movi­li­za­ción se da tras el avan­ce de las deci­sio­nes ame­dren­ta­do­ras con­tra los gru­pos en defen­sa del río Bio­bío, las cua­les han sido lide­ra­das por una empre­sa filial del gigan­te eléc­tri­co Chi­na Three Gor­ges Cor­po­ra­tion, pro­pie­ta­ria de la hidro­eléc­tri­ca más gran­de del mun­do.

De esta for­ma, la masi­va mar­cha en la pro­vin­cia del Bio­bío vie­ne a reafir­mar el com­pro­mi­so con la defen­sa irres­tric­ta de los eco­sis­te­mas ante el avan­ce de pro­yec­tos que no cuen­tan con el res­pal­do de las y los habi­tan­tes de los terri­to­rios, suma­do a diver­sas irre­gu­la­ri­da­des y ame­dren­ta­mien­tos que ya han sido denun­cia­dos por la población.

Asi­mis­mo, la movi­li­za­ción con­tó con un ges­to de apo­yo polí­ti­co des­de la región Metro­po­li­ta­na, don­de un gru­po de per­so­nas se mani­fes­tó en las cer­ca­nías de la Pla­za de la Dig­ni­dad en defen­sa de Rucalhue.

En la movi­li­za­ción tam­bién se hicie­ron pre­sen­tes dis­tin­tas orga­ni­za­cio­nes para acom­pa­ñar la visi­bi­li­za­ción de con­flic­tos en la pro­vin­cia del Bio­bío. Tal es el caso de veci­nas y veci­nos que se encuen­tran con con­flic­tos ante el avan­ce de gran can­ti­dad de pro­yec­tos de par­ques eóli­cos don­de se ha cues­tio­na­do el supues­to pro­ce­so de tran­si­ción ener­gé­ti­ca bajo el cual las empre­sas jus­ti­fi­ca­rían su pre­sen­cia, enfa­ti­zan­do en las irre­gu­la­ri­da­des que estas pre­sen­tan, los efec­tos por su cer­ca­nía a las vivien­das y la fina­li­dad últi­ma de la pro­duc­ción energética.

El gigan­te chino en el Bio­bío: La cri­ti­ca­da Cen­tral Rucalhue

Una ame­na­za laten­te es la que exis­te en Rucalhue, terri­to­rio ubi­ca­do entre las comu­nas de San­ta Bár­ba­ra y Qui­la­co, ante las inten­cio­nes de una empre­sa chi­na de ins­ta­lar un nue­vo pro­yec­to hidro­eléc­tri­co que ven­dría a alte­rar el ya inter­ve­ni­do río Bio­bío. La comu­ni­dad local se opo­ne a la empre­sa por los impac­tos socio­am­bien­ta­les nega­ti­vos a los eco­sis­te­mas y la población.

La con­flic­ti­vi­dad en el terri­to­rio ha sido sos­te­ni­da lue­go que en la empre­sa Chi­na Inter­na­tio­nal Water and Elec­tric Cor­po­ra­tion, la cual es filial de la gigan­te Chi­na Three Gor­ges Cor­po­ra­tion, ingre­sa­ra una que­re­lla con­tra jóve­nes que se han levan­ta­do en defen­sa del terri­to­rio, con­si­de­ran­do entre estas accio­nes la ins­ta­la­ción de un cam­pa­men­to en el lugar don­de la empre­sa pre­ten­de ins­ta­lar la hidro­eléc­tri­ca, el cual fue des­alo­ja­do a fines de julio tras cin­co meses de ocupación.

Foto­gra­fía: Agru­pa­ción Juve­nil Semi­llas del Lir­quen Rucalhue

La que­re­lla en cues­tión, don­de la repre­sen­ta­ción de la empre­sa judi­cial­men­te la tomó el abo­ga­do Eduar­do Gas­par Soto Del­ga­do, mien­tras que el repre­sen­tan­te legal de la empre­sa es Cai Yun­peng, for­ma par­te de la lógi­ca de cri­mi­na­li­za­ción sos­te­ni­da duran­te la post-dic­ta­du­ra chi­le­na en los pro­ce­sos de resis­ten­cia en la pro­vin­cia del Bio­bío, como lo fue el caso de los con­flic­tos a par­tir de las cen­tra­les Ral­co, Pan­gue y Angostura.

El pro­yec­to de Cen­tral Rucalhue, que cuen­ta con su RCA apro­ba­da des­de 2016, pre­ten­de «una cen­tral hidro­eléc­tri­ca de pasa­da con embal­se, sin capa­ci­dad de regu­la­ción «don­de el cau­dal entran­te es igual al salien­te de la central»».

En este sen­ti­do, «con­si­de­ra la mate­ria­li­za­ción de una pre­sa aguas aba­jo de la con­fluen­cia de los ríos Bio­bío y Quil­me, gene­rán­do­se un embal­se que ten­drá 6,5 km apro­xi­ma­dos de exten­sión por el río Bio­bío y 1,2 km por el río Quil­me y su super­fi­cie total será de 139 hec­tá­reas que inclu­yen 72 hec­tá­reas de los cau­ces actua­les de ambos ríos».

Pro­yec­to Cen­tral Rucalhue | Foto­gra­fía: Web del proyecto

De igual for­ma, con­tem­pla «un área de pro­tec­ción del embal­se, corres­pon­dien­te a 28,5 hec­tá­reas adi­cio­na­les dis­tri­bui­das en ambas ribe­ras, suma­do al embal­se esto sig­ni­fi­can 167,5 hec­tá­reas tota­les de las cua­les un 42% son par­te del actual cauce».

Ava­lua­do en US$240 millo­nes, el pro­yec­to pre­ten­de gene­rar una «poten­cia total ins­ta­la­da es de 90 MW y una gene­ra­ción media anual esti­ma­da de 465 GWh», sien­do amplia­men­te cues­tio­na­do por las comu­ni­da­des, quie­nes han acu­sa­do ante­rior­men­te al dipu­tado y excan­di­da­to (auto­pro­cla­ma­do) pre­si­den­cial Pablo Vidal como quien gene­ró lobby con la empre­sa para su even­tual materialización. 

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *