Pales­ti­na. Igual que cien­tos de casos de pales­ti­nos ase­si­na­dos, aho­ra impu­ni­dad para los ase­si­nos del joven autis­ta Iyad Hallaq en Jeru­sa­lén ocupada

Resu­men Medio Orien­te /​17 de junio de 2021 – Iyad, el joven autis­ta, fue ase­si­na­do a san­gre fría por agen­tes israe­líes, los tri­bu­na­les israe­líes solo tra­mi­tan una acu­sa­ción de «ase­si­na­to impru­den­te» en con­tra el ase­sino que sigue con iden­ti­dad protegida

Tal como ha suce­di­do por la que­ma y muer­te de la fami­lia Dawabshe, con la que­ma y ase­si­na­to del niño Abu Khdeir en Jeru­sa­lén, del sol­da­do israe­lí que rema­ta y mata a un pales­tino heri­do en Hebrón y otros cien­tos de casos don­de los ase­si­nos israe­líes tie­nen impu­ni­dad abso­lu­ta, esto está pasan­do con el caso del joven pales­tino Iyad Hallaq, con nece­si­da­des espe­cia­les ase­si­na­do sin moti­vo alguno y a pesar de los gri­tos de su cui­da­do­ra que roga­ba a los agen­tes israe­líes que no le dis­pa­ren ya que es un joven con autismo.

El caso tuvo una impor­tan­te expo­si­ción mediá­ti­ca, inclu­so se ha com­pa­ra­do con el ase­si­na­do del afro­ame­ri­cano Geor­ge Floyd. Gra­cias a esta expo­si­ción, este caso se lle­vó a los tri­bu­na­les, de lo con­tra­rio, sim­ple­men­te, habría suce­di­do lo mis­mo que casos simi­la­res de ase­si­na­tos de pales­ti­nos don­de se cie­rran sin inves­ti­ga­ción alguna.

Hoy jue­ves, la Fis­ca­lía de Israel pre­sen­tó al Depar­ta­men­to de Inves­ti­ga­cio­nes de la Poli­cía una acu­sa­ción con­tra un poli­cía de la guar­dia fron­te­ri­za ‑cuer­po mili­ta­ri­za­do- que mató a Iyad Hallaq, acu­sa­do de un acto que pro­vo­có la muer­te sin tener en cuen­ta los resul­ta­dos como «ase­si­na­to impru­den­te» o «ase­si­na­to imprudente».

La defen­sa de Hallaq cali­fi­có la acu­sa­ción de pobre e insu­fi­cien­te, des­ta­can­do que la pre­sen­ta­ción del mili­tar fron­te­ri­zo que mató al joven es un paso impor­tan­te, pero no es sufi­cien­te para lograr ni siquie­ra una peque­ña par­te de la jus­ti­cia per­di­da en este caso, inclu­so que este paso lle­gó dema­sia­do tar­de, des­pués de más de un año de este crimen.

No obs­tan­te, la acu­sa­ción pre­sen­ta­da hoy por la fis­ca­lía no cum­ple ni siquie­ra con el míni­mo exi­gi­do en este caso, ya que su for­mu­la­ción de esta for­ma cons­ti­tu­ye un encu­bri­mien­to cri­mi­nal y una tapa­de­ra más de lo que están hacien­do las ins­ti­tu­cio­nes ofi­cia­les para cubrir has­ta el cri­men lle­va­do a cabo en con­tra de un joven palestino

El equi­po de defen­sa exi­gió que se reve­la­ra la iden­ti­dad del ase­sino, que aún se encuen­tra bajo pro­tec­ción de identidad.

Los pales­ti­nos, son ase­si­na­dos a tiros en for­ma inme­dia­ta por cual­quie­ra sos­pe­cha por muy infun­da­da que sea, sus casas son demo­li­das y sus ami­gos y parien­tes son dete­ni­dos. Cuan­do se tra­ta de ase­si­nos con­fe­sos israe­líes, en muy pocos casos son pro­ce­sa­dos, solo en los casos mediá­ti­cos, estos solo reci­ben penas infe­rio­res, tal como suce­dió con el mili­tar que ase­si­nó a un heri­do pales­tino en Hebrón, don­de estu­vo pocos meses reclui­do en un cuar­tel militar.

El joven ase­si­na­do Iyad Hallaq, de 30 años, iba a fines de mayo de 2020, de camino a su escue­la espe­cial en la anti­gua ciu­dad de Jeru­sa­lén, «Alon School for Spe­cial Needs», don­de las fuer­zas lo per­si­guie­ron a él y a su maes­tra mien­tras cami­na­ban por una calle entre las puer­tas de Al-Asbat y Hat­ta, Lo mata­ron a san­gre fría mien­tras su maes­tra o cui­da­do­ra les gri­ta­ba en hebreo que es una per­so­na espe­cial, autis­ta y los dis­pa­ros y los gri­tos lo asus­tan. A pesar de ello, mien­tras Iyad esta­ba redu­ci­do en sue­lo, los mili­ta­res le dispararon.

Fuen­te: Corres­pon­sal de Pales​ti​na​Li​bre​.org en Jeru­sa­lén ocupada

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *