Boli­via. La com­pli­ci­dad anti­po­pu­lar entre la dic­ta­du­ra de Áñez y el FMI

Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 1 de junio de 2021.

En abril de 2020, la dic­ta­du­ra de Jea­ni­ne Áñez pidió al FMI el cré­di­to con­ce­sio­nal, sin auto­ri­za­ción de nadie.

Vio­lan­do la sobe­ra­nía e intere­ses eco­nó­mi­cos del pue­blo boli­viano, la dic­ta­du­ra de Jea­ni­ne Áñez deci­dió endeu­dar al país con un prés­ta­mo del Fon­do Mone­ta­rio Inter­na­cio­nal (FMI) con­di­cio­na­do a una serie de impo­si­cio­nes fis­ca­les, finan­cie­ras, cam­bia­rias y mone­ta­rias antisociales.

La dic­ta­du­ra tam­bién tenía pro­gra­ma­do que la Asam­blea Legis­la­ti­va Plu­ri­na­cio­nal apro­ba­ra cin­co cré­di­tos de pres­ta­mis­tas inter­na­cio­na­les por unos $us 1.700 millo­nes con el cues­tio­na­do argu­men­to de refor­zar el sis­te­ma sani­ta­rio para com­ba­tir el coronavirus.

De acuer­do al FMI, en abril del año pasa­do, el obje­ti­vo del cré­di­to era ayu­dar a Boli­via “a satis­fa­cer las nece­si­da­des de balan­za de pagos deri­va­das del esta­lli­do de la pan­de­mia del Covid-19, y apo­yar los gas­tos médi­cos y las medi­das de soco­rro que se requie­ren con urgen­cia para pro­te­ger el bien­es­tar de la población”.

Seme­jan­tes «inten­cio­nes» le pro­vo­ca­ron al Esta­do millo­na­rias pér­di­das, ya que Áñez usó al Minis­te­rio de Eco­no­mía para que la Asam­blea Legis­la­ti­va Plu­ri­na­cio­nal le per­mi­tie­ra endeu­dar­se injus­ti­fi­ca­da­men­te y con­tar con un res­pal­do para ello. Afor­tu­na­da­men­te, no con­si­guió la apro­ba­ción de los parlamentarios.

Sin embar­go, el prés­ta­mo se reali­zó, sor­tean­do el paso cons­ti­tu­cio­nal. En abril de 2020, la dic­ta­du­ra de Jea­ni­ne Áñez pidió al FMI el cré­di­to con­ce­sio­nal, sin auto­ri­za­ción de nadie.

Al reto­mar el Gobierno demo­crá­ti­co de Luis Arce, a tra­vés del Ban­co Cen­tral de Boli­via, BCB„ el 17 de febre­ro de este año hizo la devo­lu­ción de $us 351,5 millo­nes al FMI, cré­di­to ile­gal adqui­ri­do por el gobierno golpista.

El cré­di­to duran­te este tiem­po gene­ró cos­tos eco­nó­mi­cos adi­cio­na­les y millo­na­rios al Esta­do, que suma­ron $us 24,3 millo­nes, de los cua­les $us 19,6 millo­nes son por varia­ción cam­bia­ria y $us 4,7 millo­nes pro­duc­to de comi­sio­nes e intereses.

Debi­do a lo ante­rior, la Fis­ca­lía Gene­ral acep­tó cua­tro pro­po­si­cio­nes acu­sa­to­rias plan­tea­das por el Minis­te­rio de Jus­ti­cia en con­tra de la exdic­ta­do­ra Jea­ni­ne Áñez y algu­nos de sus exministros.

En el caso del prés­ta­mo del Fon­do Mone­ta­rio Inter­na­cio­nal, están impli­ca­dos los exfun­cio­na­rios del Minis­te­rio de Eco­no­mía José Luis Para­da, Bran­ko Marin­ko­vic y Óscar Ortiz.

Fuen­te: Kaos en la red

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *