Argen­ti­na. La recu­pe­ra­ción de los puer­tos, la bata­lla del 2021

Por Gui­ller­mo Cie­za, Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 20 de febre­ro de 2021.

Al pro­du­cir­se el falle­ci­mien­to del ex-pre­si­den­te Car­los Menem algu­nos memo­rio­sos apor­ta­ron un recuen­to de sus tro­pe­lías con­tra el pue­blo y con­tra el país. Una de ellas, la pri­va­ti­za­ción de los puer­tos, ocu­pa­rá en los pró­xi­mos meses el cen­tro del deba­te, por­que se ven­ce­rán las con­ce­sio­nes por 20 años otor­ga­das duran­te su man­da­to.
Los puer­tos mas impor­tan­tes de la Argen­ti­na para la expor­ta­ción agro­pe­cua­ria son los de San Loren­zo, San Mar­tin, y Rosa­rio de la Pro­vin­cia de San­ta Fe, y los de Bahia Blan­ca, Rama­llo, Neco­chea y Que­quen de la Pro­vin­cia de Bue­nos Aires. Fue­ron con­ce­sio­na­dos a mul­ti­na­cio­na­les. CARGILL tie­ne puer­tos pro­pios en San Mar­tin y Bahia Blan­ca, Bun­ge con­tro­la puer­tos en San Mar­tin, Neco­chea y Que­quen. A estas dos se suman Drey­fus , COFCO y GLENCORE y las empre­sas de ori­gen local ‚Vicen­tín y AGD. Drey­fus es de ori­gen fran­cés, COFCO de ori­gen chino y GLENCORE de ori­gen sui­zo.
El hecho de que las empre­sas con­ce­sio­na­rias de los puer­tos sean las mis­mas que mono­po­li­zan la expor­ta­ción de cerea­les y olea­gi­no­sas, faci­li­ta las ope­ra­cio­nes de trian­gu­la­ción que per­mi­ten eva­dir reten­cio­nes, sub o sobre­fac­tu­rar y efec­tuar manio­bras de con­tra­ban­do. A modo de ejem­plo, quie­nes inves­ti­ga­ron los pape­les que salie­ron a la luz con la quie­bra de Vicen­tin, afir­man que sus prin­ci­pa­les ope­ra­cio­nes de expor­ta­ción se rea­li­za­ban des­de Para­guay, un país don­de la empre­sa no tie­ne plan­tas de alma­ce­na­mien­to. La cues­tión del con­tra­ban­do es un pro­ble­ma vie­jo, bas­ta men­cio­nar que en 2003 cuan­do Jose Sba­te­lla asu­mió como Direc­tor de Adua­nas, comen­ta­ba sobre el pro­ble­ma que fue­ran los pri­va­dos los que rea­li­za­ran el pesa­je de la mer­ca­de­ria que sale de los puer­tos. En un país don­de las mul­ti­na­cio­na­les mane­jan las balan­zas y son las que infor­man, por decla­ra­ción jura­da, cuán­tas tone­la­das car­gan en cada bar­co, están todas las con­di­cio­nes para eva­dir impues­tos por expor­ta­ción. Bue­na par­te se expor­ta en negro.
A la san­gría de los puer­tos debe agre­gar­se el oscu­ro mane­jo de la Hidro­vía del Para­ná –Para­guay. Allí tie­nen intere­ses direc­tos gran­des gru­pos tras­na­cio­na­les tan­to lega­les como ilí­ci­tos. Esto es así por­que por allí tran­si­tan gran par­te de la cocaí­na andi­na con des­tino a la Unión Euro­pea y la soja de expor­ta­ción has­ta hacia Chi­na y Euro­pa, en for­ma legal o de con­tra­ban­do.
El agre­ga­do a los nego­cia­dos con la expor­ta­ción de soja y cerea­les, del otro gran como­di­tie de Ame­ri­ca del sur, la cocai­na, incor­po­ra una nue­va com­ple­ji­dad dan­do a los entra­ma­dos mafio­sos a erra­di­car, un mayor poder de soborno y de fue­go. No resul­ta casua­li­dad enton­ces que la ciu­dad de Rosa­rio sea cono­ci­da como puer­to soje­ro, pero tam­bién por acti­vi­da­des aso­cia­das al nar­co­trá­fi­co.
La dimen­sión del entra­ma­do expor­ta­dor pare­ce ser lo sufi­cien­te­men­te pode­ro­sa y con poder de lobby, como para hacer tam­ba­lear a cual­quier gobierno. Fren­te a esto, no resul­tan igua­les las capa­ci­da­des defen­si­vas de pai­ses peque­ños como Para­guay y Uru­guay, que las de Argen­ti­na. Fue que por eso que, duran­te el gobierno de Macri, don­de el lobby expor­ta­dor tenía mucha influen­cia, se pro­mo­vió que el puer­to de sali­da en el Río de la Pla­ta fue­ra Mon­te­vi­deo. El decre­to 9492020 del actual gobierno argen­tino va en esa mis­ma direc­ción, poten­cian­do al Puer­to de Mon­te­vi­deo para la sali­da al mun­do de las expor­ta­cio­nes. Esta deci­sión va a con­tra­mano de las que se toma­ron en el perio­do kirch­ne­ris­ta, 2003 – 2013.
Lo que está en jue­go en estas idas y veni­das, es la coli­sión entre, por un lado la pre­ten­sión del gobierno de tran­qui­li­zar la macro­eco­no­mía, con­sen­suan­do con los gran­des gru­pos eco­no­mi­cos y, por otro lado defen­der pre­su­pues­tos bási­cos de sobe­ra­nía nacio­nal y aún de con­ser­va­ción de cier­tas for­mas demo­crá­ti­cas.
El ven­ci­mien­to de las con­ce­sio­nes de los puer­tos en el 2021, pon­drá al gobierno en la encru­ci­ja­da de dispu­tar la bata­lla por la recu­pe­ra­ción de una por­ción impor­tan­te de la comer­cia­li­za­cion de pro­duc­cio­nes agro­pe­cua­rias y del ingre­so de divi­sas, o de sos­te­ner una pre­ca­ria tran­qui­li­dad de los mer­ca­dos pagan­do el pre­cio de la clau­di­ca­ción. En un año elec­to­ral, en tiem­pos de Covid, lo que se resuel­va no será indi­fe­ren­te para el futu­ro, ni para el gol­pea­do pre­sen­te de las mayo­rías populares.

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *