Esta­do espa­ñol. Ter­cer día de pro­tes­tas por el encar­ce­la­mien­to del rape­ro Pablo Hasél y lxs mani­fes­tan­tes detenidxs

Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 18 de febre­ro de 2021.

Un total de 48 per­so­nas fue­ron arres­ta­das el miér­co­les, día en que las mani­fes­ta­cio­nes se exten­die­ron por varias ciu­da­des españolas.

Bar­ce­lo­na se pre­pa­ra para su ter­ce­ra noche con­se­cu­ti­va de pro­tes­tas por el encar­ce­la­mien­to del rape­ro Pablo Hasél, a par­tir de la con­cen­tra­ción pro­gra­ma­da para este jue­ves a las 19:00 horas en la cén­tri­ca pla­za de Tetúan.

Con­ti­núa así una serie de mani­fes­ta­cio­nes que en los últi­mos días han deri­va­do en ten­sos enfren­ta­mien­tos con la Poli­cía, tan­to en Bar­ce­lo­na como en otros pun­tos de Cata­lu­ña, que han deja­do en esta región un sal­do de 29 dete­ni­dos y el inci­den­te de una joven mani­fes­tan­te que per­dió un ojo tras ser alcan­za­da por una pelo­ta de goma dis­pa­ra­da por los agentes. 

La noche de este jue­ves, cien­tos de per­so­nas se con­cen­tra­ron en la pla­za de Tetúan en soli­da­ri­dad con Hasél, en don­de una ban­da de músi­cos y rape­ros inter­pre­ta­ron varias can­cio­nes exi­gien­do su liberación.

Los incon­for­mes ento­na­ron al uní­sono el gri­to: «Liber­tad, Pablo Hasél» y «Cata­lu­ña, anti­fas­cis­ta«. 

«Es mucho más que Pablo Hasél, es la chi­ca a la que le qui­ta­ron un ojo», expli­có uno de los mani­fes­tan­tes que tomó el micró­fono y que pro­tes­tó en con­tra de los abu­sos policiales. 

«Ser poli­cía, ver­güen­za me daría», repli­ca­ron los manifestantes. 

Los pro­tes­tan­tes tam­bién cri­ti­ca­ron la cober­tu­ra de los medios espa­ño­les sobre el caso Hasél. «Pren­sa espa­ño­la, mani­pu­la­do­ra», expresaron. 

A las 20:00 horas (local), la mani­fes­ta­ción se enca­mi­nó hacia el Depar­ta­men­to del Inte­rior de la Gene­ra­li­tat de Cata­lu­ña, que esta­ba blin­da­da por vallas ins­ta­la­das por la Poli­cía

En el sitio, los pro­tes­tan­tes repi­tie­ron los men­sa­jes en favor de la libe­ra­ción del rapero.

Algu­nos mani­fes­tan­tes se acer­ca­ron a las vallas ins­ta­la­das por la Poli­cía, pero agen­tes anti­mo­ti­nes cami­na­ron hacia los incon­for­mes. Los uni­for­ma­dos lan­za­ron bom­bas para disol­ver la con­cen­tra­ción, lo que pro­vo­có que cien­tos de per­so­nas se ale­ja­sen de los alre­de­do­res del Depar­ta­men­to del Interior.

Una dece­na de per­so­nas ins­ta­ló una barri­ca­da con con­te­ne­do­res de basu­ra en medio de una calle. En res­pues­ta, una dece­na de vehícu­los de la Poli­cía arri­bó inme­dia­ta­men­te al sitio. Algu­nos mani­fes­tan­tes lan­za­ron obje­tos hacia la zona en don­de se con­cen­tra­ron los uniformados.

Minu­tos des­pués, los incon­for­mes pren­die­ron los obje­tos ins­ta­la­dos en la barri­ca­da, pro­vo­can­do un gran incen­dio en medio de la calle. Un auto­mó­vil que se encon­tra­ba esta­cio­na­do a unos cuan­tos metros del fue­go fue empu­ja­do por civi­les para evi­tar una explosión. 

Movi­li­za­ción en Madrid 

Por otra par­te, la pla­ta­for­ma Movi­mien­to Anti­rre­pre­si­vo de Madrid, res­pon­sa­ble de la con­vo­ca­to­ria de las pro­tes­tas de este miér­co­les en la capi­tal de Espa­ña, anun­ció tam­bién en su cuen­ta de Twit­ter otra serie de movi­li­za­cio­nes, moti­va­das en par­te por las deten­cio­nes ya efec­tua­das, que en Madrid fue­ron 19 y que según este colec­ti­vo «no que­da­rán sin respuesta». 

«Por Pablo, por los dete­ni­dos, en con­tra de la repre­sión y el abu­so poli­cial, segui­re­mos en las calles», ase­gu­ran los con­vo­can­tes, que lla­man a ejer­cer nue­vas accio­nes de pro­tes­ta este jue­ves en varias loca­li­da­des espa­ño­las como Llei­da, Valen­cia, Sala­man­ca, Bil­bao, Barakaldo.

Para los días siguien­tes tam­bién pre­vén un acti­vo calen­da­rio de mani­fes­ta­cio­nes en otros pun­tos del país.

Sen­sa­ción de injus­ti­cia y vio­len­cia policial

La fuer­te con­tes­ta­ción social que está tenien­do en Espa­ña la con­de­na de Pablo Hasél –los deli­tos de enal­te­ci­mien­to del terro­ris­mo e inju­rias a la Coro­na y a las ins­ti­tu­cio­nes del Esta­do, por el con­te­ni­do de varios tuits y algu­nas de sus can­cio­nes– está moti­va­da por el con­ven­ci­mien­to de que vul­ne­ra el dere­cho a la liber­tad de expre­sión

La Justicia española confirma otra condena de más de dos años al rapero Hasél por amenazar a un testigo

Ade­más, la inten­sa repre­sión poli­cial ejer­ci­da con­tra las últi­mas mani­fes­ta­cio­nes ha hecho cir­cu­lar por las redes socia­les abun­dan­tes esce­nas de vio­len­cia apa­ren­te­men­te injus­ti­fi­ca­da, ele­van­do el des­con­ten­to de los mani­fes­tan­tes, con­tri­bu­yen­do a incre­men­tar la ten­sión en este con­flic­to social. 

En medio de este con­tex­to, este mis­mo jue­ves se ha con­fir­ma­do una nue­va sen­ten­cia con­tra Pablo Hasél, que le cas­ti­ga con dos años y medio de pri­sión por ame­na­zar a un tes­ti­go en el jui­cio con­tra unos guar­dias urba­nos y le con­de­na por los deli­tos de obs­truc­ción a la jus­ti­cia y ame­na­zas. Esta nue­va pena de cár­cel, que aún pue­de recu­rrir­se ante el Tri­bu­nal Supre­mo, se podría sumar a los nue­ve meses de pri­va­ción de liber­tad que ya está cumpliendo. 

Fuen­te: RT

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *