Perú. ¿La vacu­na de la esperanza?

Gon­za­lo Gar­cía Núñez, inge­nie­ro /​Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 11 de febre­ro de 2021

Víc­tor Fei­joo, en su memoria

Sin vacu­na­ción mun­dial no hay garan­tías de ven­cer al Coro­na­vi­rus. El pro­ble­ma que enfren­ta la huma­ni­dad es lograr que la dis­tri­bu­ción de la vacu­na se haga por todo el planeta…advierte Oswal­do de Rive­ro, quien fue­ra repre­sen­tan­te del Perú ante las Nacio­nes Unidas.

El acon­te­ci­mien­to de la sema­na fue la lle­ga­da a Lima de las pri­me­ras 300 mil dosis de la vacu­na SINOPHAM pro­ve­nien­te de las fábri­cas-labo­ra­to­rio de Pekín. 

El domin­go fue­ron reci­bi­das pro­to­co­lar­men­te en el aero­puer­to Jor­ge Chá­vez y por todo lo alto: El pre­si­den­te, la pri­me­ra minis­tra, la minis­tra de salud y altos fun­cio­na­rios públi­cos espe­cia­li­za­dos, mili­ta­res y policías. 

No se vió correr a nin­gún repre­sen­tan­te empre­sa­rial en el agi­ta­do atardecer. 

Celo­sa­men­te cus­to­dia­das, las cajas refri­ge­ra­das, que con­te­nían peque­ños fras­qui­tos de colo­res dife­ren­tes se lle­va­ron del avión a los alma­ce­nes del CENARE para su pron­ta dis­tri­bu­ción gra­tui­ta entre el per­so­nal selec­cio­na­do. Des­pués del pri­mer con­trol adua­ne­ro, las dosis se fue­ron a las asis­ten­cia­les cade­nas de frio de los gran­des hos­pi­ta­les metro­po­li­ta­nos de Lima y de las regiones. 

¿Prio­ri­dad? A los tra­ba­ja­do­res que arries­gan todo al pie de los enfer­mos y garan­ti­zan la pro­vi­sión de los ser­vi­cios de emer­gen­cia y urgen­cia. Y así suce­si­va­men­te, ya van tres días, a medi­da que lle­guen más sumi­nis­tros, la vacu­na se repar­ti­rá y cubri­rá a toda la gen­te- en pro­gre­sión- des­de los esfor­za­dos ser­vi­do­res públi­cos de la salud has­ta el seg­men­to de la pobla­ción entre 18 a 59 años. (menos el 33.1% MINSA de 0 a 18)

Gran con­ten­to por la señal poten­te de resultado. 

Por aho­ra se sabe que, en la pró­xi­ma sema­na, la empre­sa chi­na abas­te­ce­rá nue­vas 700 mil dosis. Adi­cio­na­les. Y, a fines de mes, que­da­rá por entre­gar un sal­do de 500 mil, lo que hace un total de 1.5 millones. 

Como se nece­si­tan dos dosis con­se­cu­ti­vas por cápi­ta cada tres sema­nas, es de supo­ner que las exis­ten­cias cubren las deman­das de 750 mil per­so­nas, a lo lar­go del mes de la amis­tad. Siem­pre en febre­ro lle­ga­rán lue­go 117 mil dosis Pfi­zer pro­ve­nien­tes de la así lla­ma­da Faci­li­dad COVAX de la OMS. Y, en mar­zo, entra­rían otras 250 mil dosis de la mis­ma fir­ma y 400 mil de Astra Zene­ca, bri­tá­ni­ca, ambas por el mis­mo canal.

Otros con­tra­tos se nego­cian, con­ver­san o se pien­san con Johnson&Johnson, MODERNA, CUREVAC, Sene­ca, rusa Gama­le­ya… Enton­ces, habría com­pro­me­ti­dos y con pla­zo de entre­ga un total de 11.567 millo­nes de dosis.

¿Alcan­za? No. Para 33 millo­nes de perua­nos se requie­ren 66 y, no menos, de 44 millo­nes de dosis, cal­cu­lan algu­nos exper­tos en dosa­je de vacu­nas. Se anun­cia la sus­crip­ción de un con­tra­to por 20 Millo­nes de dosis con Pfi­zer con entre­ga en los meses siguien­tes. Si se asu­me un repar­to de dos millo­nes por mes, ¿el pla­zo total lle­ga­ría a los dos años?

Cul­mi­na­das que esta­rán las eta­pas del sumi­nis­tro median­te las cade­nas logís­ti­cas como la que tra­jo las dosis chi­nas al aero­puer­to y de allí al res­to del terri­to­rio, cabe inte­rro­gar­se sobre la eco­no­mía polí­ti­ca de la vacu­na­ción. Intri­ga­da, mucha gen­te se inte­rro­ga por la moda­li­dad de la lle­ga­da de las vacu­nas en el con­tex­to de una segun­da ola con­ta­gio­sa y letal enfer­me­dad mundial. 

A ver. 

LA MERCANCIA VACUNA

La deman­da mun­dial bru­ta es un poco más de 14, 000 millo­nes de dosis para aten­der a todos los ciu­da­da­nos del pla­ne­ta, en la idea que la pan­de­mia no tie­ne rein­fec­ción ni varian­tes del tipo inglés, suda­fri­ca­nas, bra­si­le­ñas (has­ta aho­ra). Y, que se apli­can dos dosis por cabeza. 

¿Como aten­der­las en tiem­po opor­tuno? Urge resol­ver pues­to que, a nivel mun­dial, ya van 107,212,708 con­ta­gia­dos y 2,342,647 falle­ci­dos, según cifras del Worl­do­me­ter del 9/​02/​2021. Solo en esta tie­rra del sol hay 1,191,221 con­ta­gios y 42,467 muer­tos, oficialmente.

En efec­to, la vacu­na­ción urge por la opa­ci­dad del mer­ca­do: ¿cuán­tos ofer­tan­tes, cuan­tos deman­dan­tes? ¿Quié­nes son, dón­de están? ¿Cuán­do y cómo se les abas­te­ce­rá de un bien común ‑vacu­nas-que nos defien­de a cada uno del ata­que más bien glo­bal del coro­na­vi­rus-19 y sus varian­tes, mutaciones? 

¿Cuál es la mejor entre las vacu­nas? ¿Serán com­pa­ra­bles? O, como los auto­mó­vi­les, se admi­ten mar­cas, dife­ren­cias, ¿uni­da­des pro­du­ci­das en dis­tin­tas plan­tas de cali­da­des dis­tin­tas sin que por ello dejen de ser úti­les vehículos?

Un bien común que enfren­ta el dile­ma de saber si la vida huma­na tie­ne precio. 

¿Cuál es, enton­ces, si lo hay, cual es el pre­cio, cali­dad, pla­zo y can­ti­dad de las dosis en los con­tra­tos sus­cri­tos entre los paí­ses y las empre­sas ofer­tan­tes de la vacu­na? 
Toda­vía no se sabe, es reser­va­do, según cuen­tan algu­nos responsables.

Sobre el calen­da­rio de envío del pedi­do ya se sabe que es dis­cre­cio­nal. Eso fue lo que suce­dió con el incum­pli­mien­to de pla­zo de entre­ga del pro­me­ti­do anun­cio de fecha de arri­bo de las vacu­nas. Cayó la derren­ga­da popu­la­ri­dad pre­si­den­cial. Bajó muchos pun­tos en reali­dad por cau­sa ajena.

¿Se podrá saber si hubo pago ade­lan­ta­do? ¿Cuan­to? ¿Con que garan­tía y res­pon­sa­bi­li­dad si pasa­ra algo como en Sudá­fri­ca en que la vacu­na entre­ga­da solo tuvo el diez por cien­to de efec­ti­vi­dad, según agen­cias? Mas allá ¿podrá cono­cer­se el con­te­ni­do inte­gral de los contratos?

COMPLICADAS ESTRATEGIAS

Como ha sido el caso de nues­tro país, hay varias estra­te­gias de nego­cia­ción en el mer­ca­do de vacu­nas entre las gran­des fir­mas far­ma­céu­ti­cas abas­te­ce­do­ras y los 192 paí­ses del glo­bo, (poten­cial­men­te todos deman­dan­tes sal­vo aque­llos que tie­nen capa­ci­dad ins­ta­la­da pro­pia en sus fab-labs domesticas):

  • Gobierno con las empre­sas, direc­to; otro es entre
  • Gobier­nos y empre­sas de gobierno; y 
  • Esta­dos – Fon­do de acce­so glo­bal para vacu­nas (COVAX) que, a su vez. le com­pra en coope­ra­ti­va a las fir­mas, a cos­to ines­cru­ta­ble. ¿Por­que el meca­nis­mo COVAX para paí­ses pobres? 

Res­pon­de a la extre­ma con­cen­tra­ción de la deman­da ini­cial en paí­ses afluen­tes lo que crea esca­sez mun­dial. Toda la dis­po­ni­bi­li­dad de los stocks y la pro­duc­ción com­pro­me­ti­da va a esa deman­da afluente. 

Vea­mos:

Pri­me­ro: EE.UU. man­dó reser­var 400 millo­nes de dosis a la alian­za PFIZER-Bion*Ntech y Moder­na; anun­ció su inten­ción (léa­se poten­cial orden de com­pra) de adqui­rir 200 millo­nes de dosis más y has­ta un mon­to de 500 millo­nes de acá a setiem­bre 2021. 

Mien­tras espe­ra por algu­nas licen­cias con­fir­ma­to­rias, USA ha pre­vis­to una com­pra anti­ci­pa­da de 1,000 millo­nes de dosis a otras fir­mas, según fuen­tes espe­cia­li­za­das. Los pedi­dos y reque­ri­mien­tos son varias veces el tama­ño de la pobla­ción de los EE.UU. 

Mien­tras unos pocos asu­men el ries­go de exce­so de exis­ten­cias, otros ape­nas se abas­te­cen y como es nues­tro caso, des­pro­vis­tos de oxi­geno y bra­zos, corren el gra­ví­si­mo ries­go de aumen­tar la leta­li­dad de sus internados. 

Segun­do: La Unión Euro­pea tie­ne casi con­tra­ta­das 2300 millo­nes de dosis y bus­ca 300 millo­nes adi­cio­na­les, que cubre la con cre­ces a la pobla­ción de los 27 Esta­dos que la con­for­man (aun­que Hun­gría se les ha sali­do de la malla para tomar el sumi­nis­tro de SPUTNIK V socio de Gama­le­ya, anti­guo labo­ra­to­rio ruso).

Ter­ce­ro: COVAX tie­ne acuer­dos por 2500 millo­nes de dosis. no todos del gra­do de trans­pa­ren­cia que soli­ci­tan varios paí­ses (pobres), según nos infor­ma un exce­len­te tex­to de Matt Appu­zo y Selam Gebrei­ki­dan (New York Times 12.2021)

¿Como empre­sas y paí­ses avan­za­dos logra­ron ela­bo­rar y ofer­tar tan rápi­do las vacu­nas ‑en menos de un año-? 

Al pare­cer la capa­ci­dad de las fir­mas en USA, GB, etc. para gene­rar cien­cia, tec­no­lo­gía e inno­va­ción ha sido deci­si­va para atraer la inver­sión públi­ca del gobierno fede­ral, incen­ti­vo que le per­mi­tió apu­rar el desa­rro­llo de prue­bas y sus­tan­cias indis­pen­sa­bles para las vacu­nas. Todos los ana­lis­tas sub­ra­yan el rol deci­si­vo de las trans­fe­ren­cias del gobierno Fede­ral nor­te­ame­ri­cano o de los gran­des Esta­dos, pla­ta publi­ca, a las ini­cia­ti­vas de estas cali­fi­ca­das fir­mas Bio­ló­gi­cas mun­dia­les y, a menu­dos, privadas. 

Lo hicie­ron de mane­ra direc­ta o en APPS median­te orga­ni­za­cio­nes no lucra­ti­vas. direc­cio­na­das hacia la inves­ti­ga­ción de fron­te­ra, pero sobre todo dise­ña­das para el desa­rro­llo de inves­ti­ga­cio­nes aplicadas. 

Hay nume­ro­sos casos de fir­mas que fue­ron aus­pi­cia­das y sub­ven­cio­na­das con impor­tan­tes apor­tes que sir­vie­ron para ace­le­rar el uso de las prue­bas, com­pro­bar la efi­ca­cia, ase­gu­rar la efec­ti­vi­dad y los resul­ta­dos de las dosis. 

Así han obte­ni­do una res­pues­ta al letal COVID-19 en cer­ca de un año o menos.

EL DUEÑO DEL CONOCIMIENTO 

De esa mane­ra, gra­cias a la inves­ti­ga­ción finan­cia­da por el Esta­do y, una vez en pose­sión de paten­tes cer­ti­fi­ca­das, las fir­mas han sus­cri­to con­tra­tos de uso con ter­ce­ros, cuyos pagos a su vez finan­cian con ampli­tud la amor­ti­za­ción de los fon­dos iniciales.

¿Quién se que­da con este cono­ci­mien­to paten­ta­do y nue­vo sobre el Covid y las vacu­nas? Las firmas. 

¿Dón­de, quien, como, cuan­do y a qué pre­cio hay que fabri­car las vacunas? 

Depen­de­rá de la deci­sión de la jun­ta de admi­nis­tra­ción de las empre­sas que son las due­ñas abso­lu­tas de las paten­tes. India pidió a la OMC que se le faci­li­ta­ra la infor­ma­ción nece­sa­ria para fabri­car vacu­nas con sus lan­za­do­res de medi­ca­men­tos gené­ri­cos del que es líder mun­dial. Nones. 

Fuer­te resis­ten­cia de los gran­des que has­ta aho­ra impi­den el aba­ra­ta­mien­to masi­vo de la cade­na de sumi­nis­tro, estra­te­gia ideal para paí­ses-con­ti­nen­te y la nece­sa­ria difu­sión mun­dial de la cura.

La cues­tión del pre­cio es de lo más secre­to­sa. No con­vie­ne (a quien) que los paí­ses sepan entre ellos cua­les son las con­di­cio­nes de la ven­ta. Inclu­si­ve, se comen­ta, se blan­den san­cio­nes de sus­pen­sión de sumi­nis­tro a los paí­ses que reve­len los datos sobre cos­tos y precios. 

Por una mis­ma dosis del pro­duc­to, se espe­cu­la en un por­tal que un clien­te cer­cano pagó 2,19 dóla­res y otro “menos impor­tan­te”, 6.25 dóla­res. Amén de las dife­ren­cias de pre­cios, si bien la vacu­na lle­ga gra­tis al públi­co no por ello deja de tener un cos­to para el Esta­do com­pra­dor. Hay tam­bién com­ple­men­ta­rias “pri­mas de acce­so y velo­ci­dad de entrega”.

Una solu­ción espe­ra­da es que los abas­te­ce­do­res envíen sal­dos exce­den­ta­rios a pre­cios míni­mos a los paí­ses recep­to­res. Prohi­bi­da a la fecha. Ni reven­der ni expor­tar ni donar sin auto­ri­za­ción de las fir­mas Tam­po­co deli­very de vacunas.

Esta­mos fren­te a un mer­ca­do de abrup­ta esca­sez, los ofer­tan­tes las tie­ne todas, el con­su­mi­dor esta iner­me. Otra vez.
En suma, un mun­do, sire, el de la ley de la com­pe­ten­cia en que La Fon­tai­ne nos recuer­da que, para los lobos, la ley del más fuer­te es siem­pre la mejor. 

[email protected]​gmail.​com

FUENTE: Otra Mirada

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *