Cam­pa­ña infor­ma­ti­va aper­tu­ra de las AES

Berri-Otxoak se movi­li­za por una mayor difu­sión de las Ayu­das de Emer­gen­cia Social (AES) en el barrio de Bara­kal­do que menos ren­ta tiene

● La pla­ta­for­ma con­tra la exclu­sión Berri-Otxoak se ha con­cen­tra­do para denun­ciar el nulo inte­rés que tie­ne el equi­po de gobierno de difun­dir la fecha de aper­tu­ra del pla­zo de soli­ci­tu­des para el acce­so a las AES (lunes 15 de febre­ro) y exi­gen una mayor difu­sión de la mis­ma en los barrios peri­fé­ri­cos de la localidad

● Una per­so­na resi­den­te en la barria­da de El Cer­co, en Cru­ces, tie­ne 8.600 euros menos de ren­ta per­so­nal media dis­po­ni­ble al año que una resi­den­te en la calle Ger­ni­ka­ko Arbola

● Bur­tze­ña, Lutxa­na, Cru­ces y Llano son las zonas con mayor den­si­dad de per­so­nas en paro

Herri­Ko­lo­re

Bara­kal­do, 10 de febre­ro 2021

La pla­ta­for­ma con­tra la exclu­sión Berri-Otxoak ha rea­li­za­do una con­cen­tra­ción y un repar­to infor­ma­ti­vo en la barria­da de El Cer­co (Cru­ces), denun­cian­do el nulo inte­rés del equi­po de gobierno local en anun­ciar la aper­tu­ra del pla­zo de soli­ci­tu­des para el acce­so a las Ayu­das de Emer­gen­cia Social (AES) el pró­xi­mo lunes 15 de febre­ro, por lo que le exi­gen una amplia cam­pa­ña de difu­sión de la aper­tu­ra que garan­ti­ce un alcan­ce simi­lar en los barrios más ale­ja­dos res­pec­to al cen­tro del municipio.

Fren­te a la insu­fi­cien­te par­ti­da pre­su­pues­ta­ria, el Depar­ta­men­to de Acción Social ha pre­fe­ri­do no infor­mar sobre el ini­cio del pla­zo para soli­ci­tar las ayu­das de emer­gen­cia social, recor­tar en un 20% la asig­na­ción a per­ci­bir por las fami­lias con gra­ves difi­cul­ta­des eco­nó­mi­cas y endu­re­cer los requi­si­tos de acce­so en vez de encau­zar sus esfuer­zos a aumen­tar el pre­su­pues­to, vis­to que el impac­to gene­ra­do por la pan­de­mia ha deja­do a muchas más fami­lias de la loca­li­dad sumi­das en la precariedad.

La elec­ción de la barria­da de El Cer­co para rea­li­zar esta denun­cia no es casual; según la “Esta­dís­ti­ca de Ren­ta Per­so­nal y Fami­liar” del Ins­ti­tu­to Vas­co de Esta­dís­ti­ca-Eus­tat, la ren­ta media anual de esta zona es de 11.552€: 8.600 euros menos en com­pa­ra­ción con la de las per­so­nas resi­den­tes en la calle Ger­ni­ka­ko Arbo­la, cuya media anual ascien­de has­ta los 20.144 euros.

El mis­mo infor­me ofi­cial seña­la que el dis­tri­to núme­ro 8 de la loca­li­dad, for­ma­do por los barrios de Bur­tze­ña, Llano y Lutxa­na, está un 7,70% por deba­jo de la ren­ta media dis­po­ni­ble en Bara­kal­do, sien­do así el dis­tri­to con la ren­ta más baja. El dis­tri­to 8 per­ci­be una media de 13.953 euros anua­les: 1.200 euros menos que la media local y 6.191 euros menos que la de la calle más rica de la anteiglesia.

Bur­tze­ña, Lutxa­na, Cru­ces y Llano son los barrios con mayor den­si­dad de pobla­ción des­em­plea­da, razón por la que Berri-Otxoak ha exi­gi­do «medi­das inme­dia­tas que eli­mi­nen la dis­cri­mi­na­ción infor­ma­ti­va sufri­da por la pobla­ción de Cru­ces, Bur­tze­ña, Llano y Lutxa­na en rela­ción al res­to de la localidad”.

Median­te esta con­cen­tra­ción y repar­to, la pla­ta­for­ma con­tra la pobre­za recla­ma a los res­pon­sa­bles polí­ti­cos muni­ci­pa­les “un plan inte­gral urgen­te que saque a Bara­kal­do de la pobre­za, la pre­ca­rie­dad y que aca­be con el agra­vio com­pa­ra­ti­vo para los barrios de la periferia».

El equi­po de gobierno local no ha inser­ta­do anun­cios en medios de comu­ni­ca­ción, repar­ti­do hojas infor­ma­ti­vas, revis­tas, comu­ni­ca­cio­nes, ban­dos en domi­ci­lios, comer­cios o en la vía públi­ca de la loca­li­dad para anun­ciar el día de aper­tu­ra del pla­zo de acce­so a las ayu­das de emer­gen­cia social, negan­do a los fami­lias más nece­si­ta­das de la loca­li­dad la infor­ma­ción nece­sa­ria para ejer­cer su dere­cho de soli­ci­tud. La ausen­cia de infor­ma­ción sobre la aper­tu­ra del pla­zo de soli­ci­tud de estas pres­ta­cio­nes de ges­tión muni­ci­pal con­tras­ta con la de otras accio­nes lle­va­das a cabo por el equi­po de gobierno que, sin ser de carác­ter urgen­te, han sido amplia­men­te difun­di­das.
Por este moti­vo, Berri-Otxoak desa­rro­lla­rá una inten­sa cam­pa­ña infor­ma­ti­va a lo lar­go y ancho del muni­ci­pio que con­sis­ti­rá en dis­tri­buir 32.000 hojas infor­ma­ti­vas sobre las AES y otras pres­ta­cio­nes por pla­zas, domi­ci­lios y para­das de metro.

Al res­pec­to, el colec­ti­vo social ha des­ta­ca­do que “el Ayun­ta­mien­to, lejos de no hacer nada con­tra la dis­cri­mi­na­ción eco­nó­mi­ca de las per­so­nas resi­den­tes en los barrios con una mayor tasa de des­em­pleo y pre­ca­rie­dad, las cas­ti­ga y res­pon­sa­bi­li­za com­ple­ta­men­te de su situa­ción al negar­les infor­ma­ción sobre las pres­ta­cio­nes socia­les a las que tie­nen dere­cho, impi­dién­do­les así la úni­ca posi­bi­li­dad de la que par­ten para desa­rro­llar una vida dig­na y con­de­nán­do­las a la exclu­sión social».

La aso­cia­ción bara­kal­de­sa con­tra la pobre­za tam­bién ha denun­cia­do las con­se­cuen­cias de la fal­ta de per­so­nal (tra­ba­ja­do­ras socia­les y per­so­nal admi­nis­tra­ti­vo) en el “equi­po de ayu­das eco­nó­mi­cas”; lo que pro­vo­ca demo­ras de has­ta 7 meses en la aten­ción, tra­mi­ta­ción y reso­lu­ción de las soli­ci­tu­des pre­sen­ta­das por las fami­lias de la localidad.

Facebooktwitterredditpinterestlinkedintumblrmail

Sour­ce link 

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *