Bra­sil. Mili­tar acu­sa­do de vio­lar a niña de 12 años es libe­ra­do inclu­so des­pués de prue­bas periciales

Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 29 de diciem­bre de 2020.

El cri­men se come­tió en Noche­bue­na en San­ta­na, a 17 km de Maca­pá (AP). El examen encon­tró lesio­nes en el ano de la víctima.

El juez Antô­nio Mene­zes, de Ama­pá, otor­gó liber­tad pro­vi­sio­nal al bom­be­ro mili­tar Josué Rodri­gues Lima, sos­pe­cho­so de vio­lar a su sobri­na de 12 años la noche de Navi­dad en San­ta­na, a 17 km de Maca­pá (AP). El peri­ta­je cons­ta­tó que hubo vio­la­ción anal, y el impu­tado no negó haber come­ti­do el deli­to, per­ma­ne­cien­do en silen­cio duran­te la audien­cia de cus­to­dia rea­li­za­da el pasa­do sába­do 26 de diciembre.

Acla­ra­ción

Bra­sil de Fato no sue­le denun­ciar ni difun­dir crí­me­nes atro­ces como este, que tra­di­cio­nal­men­te ocu­pan las pági­nas de las noti­cias poli­cia­les sen­sa­cio­na­lis­tas, sobre todo cuan­do no hay con­de­na defi­ni­ti­va de los sospechosos.

La publi­ca­ción de esta noti­cia, en con­cre­to, se jus­ti­fi­ca por la gra­ve­dad y ausen­cia de reper­cu­sión nacio­nal del caso, que pue­de ter­mi­nar sin la debi­da ren­di­ción de cuen­tas por el car­go que ocu­pa el imputado.

La espo­sa del sos­pe­cho­so fue tes­ti­go del crimen

Según infor­ma­ción trans­mi­ti­da a la pren­sa por el poli­cía Feli­pe Rodri­gues, de la 1ª DP de San­ta­na, la madre de la víc­ti­ma dijo que la hija fue deja­da en casa de una pri­ma, casa­da con mili­ta­res, poco des­pués de la cena de Navidad.

El cri­men tuvo lugar alre­de­dor de la 1 am del día 25, y la espo­sa de Lima supues­ta­men­te vió la vio­la­ción, y a la maña­na siguien­te insis­tió en que la niña per­ma­ne­cie­ra en silencio.

Tam­bién infor­mó que la víc­ti­ma regre­só a su casa al medio­día. Seis horas des­pués, el sos­pe­cho­so fue a la casa de la víc­ti­ma, ale­gan­do que tuvo una pelea con su espo­sa y nece­si­ta­ba un lugar para dor­mir. La madre de la víc­ti­ma encon­tró extra­ña la situa­ción, obser­vó los men­sa­jes de la pare­ja en el celu­lar de su hija y le pre­gun­tó qué había suce­di­do. La niña con­fir­mó las sos­pe­chas de vio­la­ción, que lue­go fue­ron con­fir­ma­das por el experto.

Josué Rodri­gues Lima estu­vo dete­ni­do en el Cuer­po de Bom­be­ros Mili­ta­res (CBM) has­ta la audien­cia de custodia.

El argu­men­to del juez Antô­nio Mene­zes para otor­gar la liber­tad es el hecho de que el mili­tar no tie­ne ante­ce­den­tes de car­gos simi­la­res, tie­ne una direc­ción fija y una ocu­pa­ción legal, y que no hay ele­men­tos que indi­quen que el sos­pe­cho­so inter­fe­ri­rá en el cur­so de las inves­ti­ga­cio­nes. El ofi­cial de guar­dia tam­bién dijo que las prue­bas de auto­ría, has­ta el momen­to, se extra­je­ron úni­ca­men­te de «decla­ra­cio­nes testimoniales».

Lima tie­ne prohi­bi­do tener con­tac­to con la víc­ti­ma y debe man­te­ner una dis­tan­cia de al menos 100 metros de la misma.

El CBM de Ama­pá anun­ció el esta­ble­ci­mien­to de una Inves­ti­ga­ción de la Poli­cía Mili­tar (IPM) para inves­ti­gar lo sucedido.

Fuen­te: Bra­sil de Fato

Tra­duc­ción: Resu­men Latinoamericano

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *