Colom­bia. Ase­si­nan en el Cau­ca a Manuel Alon­so, fir­man­te del Acuer­do de Paz

Por Rosal­ba Alar­cón Peña. Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 28 de diciem­bre de 2020.

El par­ti­do Fuer­za Alter­na­ti­va Revo­lu­cio­na­ria del Común (FARC) denun­ció este domin­go el ase­si­na­to del fir­man­te de paz Manuel Alon­so, de 55 años, en el muni­ci­pio Miran­da del depar­ta­men­to del Cauca.

Manuel Alon­so cono­ci­do como Romel o Car­me­lo, fue encon­tra­do sin vida en el muni­ci­pio Miran­da Cau­ca; con el ase­si­na­to de Alon­so son 248 excom­ba­tien­tes ase­si­na­dos des­pués de la fir­ma del Acuer­do de Paz en el año 2016.

«Con él se com­ple­ta la lamen­ta­ble cifra de 248 sue­ños de paz apa­ga­dos. Los enemi­gos de la paz no des­can­san. Nues­tras con­do­len­cias», agre­gó la FARC.

Aun­que el gobierno del pre­si­den­te Iván Duque, ase­gu­ró el pasa­do 25 de noviem­bre que ha actua­do “con dili­gen­cia” para pro­te­ger la vida de los exgue­rri­lle­ros faria­nos en la pasa­da audien­cia en la Juris­dic­ción Espe­cial para la Paz, (JEP), la reali­dad es otra.

Fir­man­te del Acuer­do de Paz, Manuel Alonso

En esa dili­gen­cia judi­cial la FARC insis­tió en que hay un «geno­ci­dio» con­tra sus mili­tan­tes y acu­só al Gobierno del pre­si­den­te Iván Duque de tener un doble dis­cur­so para la paz y no dete­ner «el desan­gre» que los afecta.

Por su par­te, la vice fis­cal gene­ral, Martha Yaneth Man­ce­ra, pun­tua­li­zó que la Fis­ca­lía a cor­te de 11 de noviem­bre tenía en sus regis­tros 280 per­so­nas rein­cor­po­ra­das con afec­ta­ción, bien sea por homi­ci­dios, ten­ta­ti­va de homi­ci­dios o des­apa­ri­ción forzada.

El direc­tor de la Uni­dad de Inves­ti­ga­ción y Acu­sa­ción (UIA) de la JEP, Gio­van­ni Álva­rez, advir­tió de que «si se man­tie­ne la ten­den­cia, en diciem­bre de 2024 habrán ase­si­na­dos 1.600 excom­ba­tien­tes de las FARC».

La JEP orde­nó a varias ins­ti­tu­cio­nes esta­ta­les, entre ellas la Fis­ca­lía y la Con­se­je­ría Pre­si­den­cial para la Esta­bi­li­za­ción y la Con­so­li­da­ción, tomar medi­das de pro­tec­ción para los fir­man­tes de las FARC.

En octu­bre, excom­ba­tien­tes de todas las regio­nes del país sur­ame­ri­cano comen­za­ron una pere­gri­na­ción has­ta lle­gar a la capi­tal colom­bia­na, Bogo­tá «Por la paz y por la vida», en recha­zo a los ase­si­na­tos de sus compañeros.

Fuen­te: AlCarajo

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *