Puer­to Rico. Se va el 2020: tem­blo­res, ceni­zas, robos y pandemia

Por Can­di­da Cot­to*, Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 15 de diciem­bre de 2020.

Lue­go de un verano deli­ran­te, com­ba­ti­vo, el res­to del año trans­cu­rrió con los usua­les con­tra­tiem­pos y enfren­ta­mien­tos polí­ti­cos entre fac­cio­nes intra par­ti­dos y entre los dos par­ti­dos que has­ta hace unas sema­nas eran mayo­ría en el país. Den­tro de nues­tra men­te, en el hori­zon­te de nues­tro Puer­to Rico no creía­mos que nada más duro podría suce­der lue­go del hura­cán María en el 2017, y el verano del 19. Nada más lejos de la reali­dad que esta­ba destinada.

Esta rese­ña que pre­sen­ta­mos de even­tos ocu­rri­dos ‑has­ta unas sema­nas antes de que se ter­mi­ne este año 2020- no pre­ten­de ser una exhaus­ti­va. Los even­tos aquí rese­ña­dos son los con­si­de­ra­dos más rele­van­tes cubier­tos por Cla­ri­dad en mate­ria ambien­tal y aspec­tos rela­cio­na­dos pero a jui­cio defi­ni­to­rios en nues­tra vida colectiva.

Tiem­bla la tierra

Este año 2020 se pre­sen­tó con vio­len­cia, tan­ta que la tie­rra comen­zó a tem­blar en el área sur de la isla des­de fina­les de diciem­bre. Des­de el 28 de diciem­bre comen­zó un patrón cre­cien­te de sis­mos, no solo en mag­ni­tud, sino en secuen­cia. Los movi­mien­tos sís­mi­cos comen­za­ron con uno gran­de 4.7 des­pués siguie­ron más peque­ños 3.5 lue­go se apla­có, lue­go siguie­ron unas répli­cas de secuen­cia de 4., de 4.5, des­pués de 5.8 répli­cas, has­ta el sen­ti­do en la madru­ga­da del mar­tes sie­te de enero de 6.4, todos cau­sa­ron daños.

En entre­vis­ta en aquel momen­to el doc­tor en geo­lo­gía José Moli­ne­lli Frey­tes advir­tió que era impo­si­ble pre­de­cir cuán­to tiem­po más, ni a qué hora, ni de qué mag­ni­tud con­ti­nua­rán las répli­cas de los sis­mos expe­ri­men­ta­dos. El hecho es que en el área sur la tie­rra ha con­ti­nua­do tem­blan­do al menos has­ta media­dos de agos­to, de acuer­do a infor­ma­ción de la Red Sís­mi­ca, cla­ro en menor intensidad.

Mien­tras en un estu­dio pre­li­mi­nar ‑en febre­ro – el eco­no­mis­ta José I Ala­me­da esti­mó que la acti­vi­dad sís­mi­ca había deja­do daños en la infra­es­truc­tu­ra por $160 millo­nes, y una pér­di­da en el pro­duc­to interno bru­to (PIB) por $1,196 millo­nes para un total pre­li­mi­nar en cos­tos de $1,356 millones.

La Pan­de­mia

Cuan­do aun el país no se había repues­to de los tem­blo­res (tan así que toda­vía a fina­les de este año hay fami­lias sin hogar) cuan­do apa­re­ció la pla­ga del coro­na­vi­rus (Covid-19) la cual nos man­tie­ne al día de hoy en vilo. Mien­tras la pan­de­mia avan­za­ba por todo el pla­ne­ta el enton­ces secre­ta­rio del Depar­ta­men­to de Salud, doc­tor Rafael Rodrí­guez Mer­ca­do toma­ba el asun­to a la lige­ra y lle­gó a a decir que el ‘coro­na­vi­rus no lle­ga­ría a Puer­to Rico’.

No fue has­ta el mes de mar­zo en que la admi­nis­tra­ción de la gober­na­do­ra Wan­da Váz­quez Gar­ced comen­zó a tomar medi­das para enfren­tar la temi­ble enfer­me­dad con una pri­me­ra Orden Eje­cu­ti­va ‑del 15 al 30 de mar­zo- que dis­po­nía el cie­rre de los cen­tros comer­cia­les, cines, par­ques de diver­sio­nes, casi­nos, tea­tros, etc. solo podían tran­si­tar de cin­co de la maña­na a seis de la tar­de per­so­nas debi­da­men­te iden­ti­fi­ca­das que estu­vie­sen en tareas de tra­ba­jo ya sea públi­cos, o pri­va­dos, per­so­nas para adqui­rir ali­men­tos, medi­ci­nas y ser­vi­cios médi­cos, ya sea cita médi­cas, labo­ra­to­rios y hospitales.

Al momen­to de redac­tar este recuen­to las per­so­nas con­ta­gia­das por Covid- 19 en la isla suma­ban 56,746 con­ta­gia­dos: 1,925 casos pro­ba­bles; 43, 358 casos sos­pe­cho­sos; y 1,192 muertes.

El robo de la salud

En medio de la emer­gen­cia nacio­nal de salud que vivía y vive el país por los con­ta­gios de Covid ‑19 el pue­blo se ente­ró del inten­to de frau­de al gobierno de la com­pra por $38 millo­nes de prue­bas para la detec­ción del coro­na­vi­rus (COVID 19). Esta situa­ción que­dó des­ple­ga­da al ini­cio de la pan­de­mia duran­te una inves­ti­ga­ción de la Comi­sión de Salud de la Cáma­ra de Repre­sen­tan­tes. Si el inten­to falli­do de frau­de dejo demos­tra­do la corrup­ción guber­na­men­tal está que­dó sepul­ta­da cuan­do este pasa­do mes de noviem­bre tras meses de inves­ti­ga­ción el Depar­ta­men­to de Jus­ti­cia dio a cono­cer que no refe­ri­ría a nin­guno de los impli­ca­dos al Panel del Fis­cal Espe­cial Inde­pen­dien­te (PFI). En otras pala­bras los deli­tos que­da­rían impunes.

La fies­ta de derro­che del dine­ro del pue­blo de la AEE

En el mes de mar­zo orga­ni­za­cio­nes ambien­ta­les y la Unión Inde­pen­dien­te de Tra­ba­ja­do­res de la Indus­tria Eléc­tri­ca y Rie­go (UTIER), radi­ca­ron una moción al Nego­cia­do de Ener­gía de Puer­to Rico (NEPR), para que este recon­si­de­ra­se la apro­ba­ción de una pro­pues­ta de la Auto­ri­dad de Ener­gía Eléc­tri­ca (AEE) para la ins­ta­la­ción de unos gene­ra­do­res de emer­gen­cia por los cua­les paga­ría $70 millo­nes men­sua­les, por 18 meses. Los gene­ra­do­res serían ins­ta­la­dos en la plan­ta de Cos­ta Azul, la cual se encon­tra­ba fue­ra de ser­vi­cio des­de el tem­blor de tie­rra del sie­te de enero. Los gru­pos ambien­ta­les y la UTIER denun­cia­ron que la AEE no había con­si­de­ra­do otras opcio­nes, como repa­rar la gene­ra­triz Cos­ta Sur, que según exper­tos podría repa­rar­se por $30 millones.

Tras la pre­sión de los gru­pos ambien­ta­les e inter­ven­ción en el NEPR el 30 de mayo el enton­ces direc­tor eje­cu­ti­vo de la AEE, Jose Ortiz , anun­ció que la AEE había deci­di­do abor­tar el proceso.

El con­tra­to de Luma

En agos­to salió a la luz públi­ca que la AEE y la Auto­ri­dad para las Alian­zas Públi­co Pri­va­das (AP3, como sue­le abre­viar­se), esta­ble­cie­ron un lla­ma­do “acuer­do”, que no es otra cosa que la pri­va­ti­za­ción de la AEE.

El con­tra­to tan cele­bra­do has­ta hoy por la admi­nis­tra­ción guber­na­men­tal e inclu­so la Jun­ta de Con­trol Fis­cal (JCF) le con­ce­de a Luma Energy, LLC la Ope­ra­ción y Man­te­ni­mien­to (O&M), del Sis­te­ma Trans­mi­sión y Dis­tri­bu­ción (T&D) de la AEE duran­te los pró­xi­mos 15 años. Luma cobra­ra una Tari­fa Fija Anual que comien­za en $70 millo­nes, la cual aumen­ta­ra a $105 millo­nes a par­tir del cuar­to año has­ta el año 15. Cobra­rá ade­más una “tari­fa de incen­ti­vo” la cual se paga­rá cuan­do el ope­ra­dor cum­pla con cier­tos indi­ca­do­res de ren­di­mien­to. Esta tari­fa el pri­mer año será de $13 millo­nes y aumen­ta­rá a $20 millo­nes para cada uno de los años del 4 al 15.

Por si fue­ra poco la JCF logró que la jue­za Lau­ra Tay­lor Swain per­mi­tie­ra que se le ade­lan­ta­ra a Luma la can­ti­dad de $136 millo­nes por “gas­tos admi­nis­tra­ti­vos”. Entre los meses de junio a agos­to Luma fac­tu­ró $26 millo­nes lo que inclu­yó un total de $283,492 en hono­ra­rios de abo­ga­dos, $150,000 en publi­ci­dad y $301,237 para sus eje­cu­ti­vos. Estos gas­tos inclu­yen el pago del alo­ja­mien­to en hote­les de los eje­cu­ti­vos de Luma.

Masa­cre de áreas naturales

Apro­ve­chan­do el encie­rro pro­vo­ca­do por la pan­de­mia ya entra­do el año el Depar­ta­men­to de Recrea­ción y Depor­tes (DRD) bajo la excu­sa de repa­rar daños cau­sa­dos por el hura­cán Maria- a tres años- des­ató en sus ins­ta­la­cio­nes y en las de la Com­pa­ñía de Par­ques Nacio­na­les (CPN), bal­nea­rios muni­ci­pa­les, en los bos­ques del esta­do, lite­ral una masa­cre de árbo­les de mane­ra indiscriminada.

El bal­nea­rio de Cerro Gor­do, en Vega Alta fue el pri­me­ro, en Dora­do, en Vega Baja, en el Mon­te del Esta­do en Mari­cao, el Par­que Urbano Julio Enri­que Mona­gas, en Baya­món entre otros luga­res fue­ron algu­nas de las víctimas.

No con­for­me el 15 de noviem­bre el DRD le soli­ci­tó a Fema (Agen­cia Fede­ral para el Mane­jo de Emer­gen­cia) una exten­sión de 90 días para com­ple­tar los tra­ba­jos de poda y tala en las ins­ta­la­cio­nes de la CPN. La fecha fija­da por FEMA para ter­mi­nar los tra­ba­jos era has­ta este 30 de noviembre.

La empre­sa bene­fi­cia­da con la des­ata­da fae­na ambien­tal es Debris­tech . El pri­mer con­tra­to fue fir­ma­do en mar­zo de 2019 por la can­ti­dad de $1,850 mil. En mar­zo de este año se enmen­dó por la can­ti­dad de $8,834.116.30 y en junio se vol­vió a enmen­dar para exten­der­lo has­ta este mes de diciem­bre por la can­ti­dad de $9,337,466.30. (Leyó bien millones).

La ame­na­za a Mar chiquita

En junio el Sena­do de Puer­to Rico apro­bó por des­car­gue el pro­yec­to 1643 titu­la­do “Ley del Corre­dor Cos­te­ro de Mana­tí” de la auto­ría del pre­si­den­te Tho­mas Rive­ra Shazt.

La Socie­dad Orni­to­ló­gi­ca Puer­to­rri­que­ña, Inc (SOPI) dio la voz de aler­ta de que el pro­yec­to eli­mi­na­ría pro­tec­cio­nes ambien­ta­les y alte­ra­ba los pla­nes de uso de terre­nos vigen­tes afec­tan­do de mane­ra adver­sa eco­sis­te­mas impor­tan­tes en Mar Chi­qui­ta, Lagu­na Tor­tu­gue­ro, y otras áreas cos­te­ras de alto valor eco­ló­gi­co. Las accio­nes pro­pues­tas en el pro­yec­to resul­ta­rían en la frag­men­ta­ción y degra­da­ción de sobre 35,000 cuer­das de hábi­tats, eli­mi­nan­do recur­sos esen­cia­les para la vida sil­ves­tre endé­mi­ca y migra­to­ria de Puer­to Rico.

Tras la denun­cia y la pre­sión ciu­da­da­na el pro­yec­to fue reti­ra­do, aun­que SOPI ins­tó a su mem­bre­sía y a la ciu­da­da­nía a no bajar la guardia.

Siguen ardien­do las cenizas

En una lucha que se extien­de las comu­ni­da­des de Gua­ya­ma, Sali­nas y Peñue­las, reite­ra­ron su recha­zo a la plan­ta de car­bón AES y al depo­si­to de ceni­zas. Con sie­te meses de tar­dan­za el Depar­ta­men­to de Recur­sos Natu­ra­les y Ambien­ta­les (DRNA) lle­vó a cabo tan recien­te como este cin­co de noviem­bre una vis­ta públi­ca en Peñue­las en don­de pre­sen­tó para eva­lua­ción el regla­men­to sobre la prohi­bi­ción del depó­si­to y dis­po­si­ción de ceni­zas en Puer­to Rico.

En la vis­ta los líde­res comu­ni­ta­rios envia­ron un men­sa­je de adver­ten­cia al gober­na­dor elec­to Pedro Pier­lui­si, quien fue cabil­de­ro de AES a que no se le ocu­rra rever­tir la Ley 5 apro­ba­da el 2 de enero de este año.

“A nom­bre de las per­so­nas que han muer­to a cau­sa de las ceni­zas de car­bón; de las per­so­nas que han enfer­ma­do por con­di­cio­nes res­pi­ra­to­rias y cán­cer; de los acuí­fe­ros, aire y mar que han con­ta­mi­na­do; que sepa Pedro Pier­lui­si que vamos a inau­gu­rar­lo lle­ván­do­le en cual­quier momen­to y don­de sea, el men­sa­je de que hay que cerrar la plan­ta de car­bón y que esa com­pa­ñía AES no vuel­va jamás a con­tra­tar con el gobierno. Al gober­na­dor y al pre­si­den­te de AES, ¡nos vemos en la calle!”, expre­só Yani­na Moreno Febres Pérez, de Peñuelas.

Los acti­vis­tas dije­ron que espe­ra­ban que el regla­men­to se apro­ba­se antes de que aca­be el año. “No pode­mos dejar en manos del cabil­de­ro Pier­lui­si este asun­to, pues él tie­ne un serio con­flic­to de inte­rés. Ya pro­pu­si­mos nues­tras enmien­das al regla­men­to, aho­ra a seguir en la calle, por­que la ver­da­de­ra mayo­ría está en la calle”, mani­fes­tó Víc­tor Alva­ra­do Guz­mán, por­ta­voz del Comi­té Diá­lo­go Ambien­tal de Salinas.

*Fuen­te: Cla­ri­dad

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *