Bra­sil. Detu­vie­ron a seis per­so­nas por la muer­te de Joao Alber­to Silveira

Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 13 de diciem­bre de 2020.

Fue gol­pea­do y asfi­xia­do por agen­tes de segu­ri­dad de un super­mer­ca­do en Por­to Ale­gre. Los seis invo­lu­cra­dos en la muer­te fue­ron acu­sa­das de homi­ci­dio. Los videos mues­tran a un agen­te que lo tie­ne en el piso con la rodi­lla apo­ya­da en la espal­da, como en el caso de Geor­ge Floyd en Esta­dos Unidos.

La Poli­cía de Bra­sil detu­vo a seis per­so­nas por la muer­te de Joao Alber­to Sil­vei­ra, el hom­bre negro que falle­ció tras reci­bir una gol­pi­za por par­te del per­so­nal de segu­ri­dad de un super­mer­ca­do en Por­to Ale­gre. La inves­ti­ga­ción foren­se arro­jó que la cau­sa de la muer­te de Sil­vei­ra fue por asfi­xia. En videos toma­dos el día del hecho se ve como el hom­bre fue gol­pea­do con vio­len­cia por dos miem­bros de la segu­ri­dad de Carre­four. Lue­go la víc­ti­ma que­dó redu­ci­da en el piso con la rodi­lla de uno de los agen­tes apo­ya­da en su espal­da. Des­de esa posi­ción lle­gó a pedir ayu­da. “Estoy murien­do”, había mani­fes­ta­do Sil­vei­ra. El hecho des­per­tó una ola de pro­tes­tas en Bra­sil con­tra la vio­len­cia racial y recor­dó al caso de Geor­ge Floyd en Esta­dos Unidos.

«Tra­to inhu­mano y degradante»

Las seis per­so­nas invo­lu­cra­das en la muer­te fue­ron acu­sa­das por homi­ci­dio. Se tra­ta del agen­te Gio­va­ne Gas­par da Sil­va, el encar­ga­do de asfi­xiar a Sil­vei­ra; Pau­lo Fran­cis­co da Sil­va y Magno Braz Bor­ges, otros miem­bros de la segu­ri­dad; la super­vi­so­ra Adria­na Alves Dutra; y los emplea­dos Klei­ton Sil­va San­tos y Rafael Rezen­de. El hecho ocu­rrió el 19 de noviem­bre pasa­do. Lue­go de un cru­ce ver­bal con una caje­ra el hom­bre fue lle­va­do en for­ma apa­ren­te­men­te pací­fi­ca por la segu­ri­dad del super­mer­ca­do has­ta la puer­ta, don­de se des­ató la bru­tal gol­pi­za. Una vez en el sue­lo, uno de los agen­tes lo retie­ne has­ta que Sil­vei­ra deja de moverse.

La inves­ti­ga­ción arro­jó que las agre­sio­nes fue­ron «exa­ge­ra­das» y que la víc­ti­ma murió por asfi­xia. “Lo tra­ta­ron de una mane­ra des­hu­ma­na y degra­dan­te aquel día”, dijo Nadi­ne Anflor, Jefa Dele­ga­da de la Poli­cía Civil del Esta­do, orga­nis­mo encar­ga­do de la inves­ti­ga­ción. Por su par­te la titu­lar del depar­ta­men­to de Homi­ci­dios, Vanes­sa Pìtrez, sos­tu­vo que la víc­ti­ma fue tra­ta­da de mane­ra inti­mi­dan­te por su ori­gen social. «Enten­de­mos que otra per­so­na, en ese momen­to, en ese lugar, podría tener un tra­to dife­ren­te ”, dijo la Jefa Dele­ga­da. Sin embar­go, nin­guno de los impu­tados fue­ron acu­sa­dos por deli­to de vio­len­cia racial, infor­mó el sitio G1.

«Fue como el poli­cía estadounidense»

Ade­más de los dos guar­dias de segu­ri­dad que pue­den ver­se en el video, la poli­cía impu­tó a otros cua­tro tra­ba­ja­do­res del super­mer­ca­do. Según la inves­ti­ga­ción, todos cola­bo­ra­ron en impe­dir que se soco­rra a Sil­vei­ra. Tan­to a la espo­sa de la víc­ti­ma como a otras per­so­nas que se encon­tra­ban en el lugar, no se les per­mi­tió acce­der al lugar don­de se encon­tra­ba el hom­bre . “Cuan­do la víc­ti­ma ya no tenía sig­nos vita­les, Gio­va­ne, Magno, Adria­na y Pau­lo per­ma­ne­cie­ron iner­tes, a pesar de que tenían un hos­pi­tal cer­cano, es decir, a solo 1,2 km, o tres minu­tos. Y, así mis­mo, espe­ra­ron un equi­po del Samu (emer­gen­cias médi­cas) que lle­gó al sitio 14 minu­tos des­pués de ser lla­ma­do”, figu­ra en la inves­ti­ga­ción a la que acce­dió G1.

En la cau­sa tam­bién se incor­po­ró la des­gra­ba­ción de la lla­ma­da que hizo la super­vi­so­ra Alves Dutra al per­so­nal de emer­gen­cias médi­cas. Duran­te la char­la la mujer nun­ca men­cio­na que el hom­bre fue gol­pea­do por los agen­tes de segu­ri­dad. El ope­ra­dor de emer­gen­cias le pre­gun­tó si había teni­do lugar una pelea. La super­vi­so­ra le dijo que hubo una gol­pi­za entre clien­tes. Des­pués le pidió que man­de una ambu­lan­cia. Ade­más en el telé­fono móvil se encon­tra­ron men­sa­jes que la mujer inter­cam­bió con sus con­tac­tos des­pués del ase­si­na­to. En uno de ellos, hace refe­ren­cia a Gas­par da Sil­va, el agen­te indi­ca­do como prin­ci­pal cul­pa­ble, que se encon­tra­ba en su pri­mer día como «guar­dia de segu­ri­dad». Alves Dutra escri­bió que Gas­par da Sil­var se había equi­vo­ca­do al inmo­vi­li­zar a Sil­vei­ra. «Fue como el poli­cía esta­dou­ni­den­se que aho­gó al hom­bre”, escri­bió la super­vi­so­ra en un men­sa­je. Según la poli­cía, tan­to ella como Fran­cis­co da Sil­va podrían haber evi­ta­do los ata­ques. Este últi­mo tam­bién habría impe­di­do que le die­ran ayu­da médi­ca de mane­ra más rápida.

El abo­ga­do del prin­ci­pal impu­tado dijo que aún no había teni­do acce­so a la inves­ti­ga­ción que publi­có la pren­sa bra­si­le­ña. «Nece­si­ta­mos veri­fi­car y, si es nece­sa­rio, impug­nar», dijo David Leal da Sil­va al sitio Folha de Sao Pau­lo. El infor­me no pun­tua­li­za decla­ra­cio­nes de la defen­sa de los demás acu­sa­dos. El resul­ta­do de la inves­ti­ga­ción lle­gó al cum­plir­se tres sema­nas del hecho. La fun­cio­na­ria de Homi­ci­dios dijo que toma­ron decla­ra­ción a más de 40 per­so­nas. “El tiem­po que tomó el infor­me se debió a su gran com­ple­ji­dad. Tra­ba­ja­ron tres foren­ses, pató­lo­gos, peri­tos. Aná­li­sis de la esce­na del cri­men, aná­li­sis de la víc­ti­ma, del cuer­po, en la autop­sia. pro­to­co­lo», expli­có Heloi­sa Hele­na Kuser, direc­to­ra del Ins­ti­tu­to Gene­ral de Peri­cia (IGP). Los repre­sen­tan­tes de la empre­sa Carre­four dije­ron que aún no tuvie­ron acce­so a la inves­ti­ga­ción poli­cial. La empre­sa de segu­ri­dad Vec­tor, con­tra­ta­da por la com­pa­ñía fran­ce­sa, con­de­nó lo suce­di­do y con­fir­mó que los seis emplea­dos invo­lu­cra­dos ya fue­ron despedidos.

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *