Iran. Ase­si­na­to de Fakh­ri­za­deh: se espe­ra que miles de jóve­nes licen­cia­dos se unan a la inves­ti­ga­ción nuclear

Resu­men Medio Orien­te, 2 de diciem­bre de 2020-.

Un fenó­meno simi­lar al que siguió al ase­si­na­to de un des­ta­ca­do cien­tí­fi­co ira­ní en 2012, Mos­ta­fa Rochen, podría repe­tir­se tras el ase­si­na­to del des­ta­ca­do cien­tí­fi­co ira­ní Moh­sen Fakh­ri­za­deh. Así lo sugi­rió el exper­to liba­nés y pro­fe­sor uni­ver­si­ta­rio de cien­cias polí­ti­cas Ali Fadlalá.

“Cuan­do el cien­tí­fi­co nuclear ira­ní Mos­ta­fa Rochen fue ase­si­na­do en 2012, alre­de­dor de 5.000 muje­res y hom­bres jóve­nes, licen­cia­dos en cien­cias físi­cas y otras, fue­ron reclu­ta­dos en diver­sas espe­cia­li­za­cio­nes nuclea­res como res­pues­ta al ase­si­na­to”, escri­bió en su pági­na de Facebook.

El cien­tí­fi­co nuclear y pro­fe­sor uni­ver­si­ta­rio Mos­ta­fa Rochen, naci­do en 1980, fue ase­si­na­do por una bom­ba colo­ca­da por un moto­ci­clis­ta en la carro­ce­ría de su automóvil.

Según Fad­la­lá, “los enemi­gos de Irán están repi­tien­do el mis­mo error al ase­si­nar a Fakhrizadeh”.

“No apren­die­ron de sus erro­res”, insistió.

Irán ha acu­sa­do a la enti­dad sio­nis­ta de orde­nar el ase­si­na­to del pro­fe­sor ira­ní el vier­nes 28 de noviem­bre, en un aten­ta­do terro­ris­ta en la loca­li­dad de Abserd, Dama­wand, a 25 km de Teherán.

No fal­tan pis­tas que acu­sen a “Israel”, inclui­do el ori­gen del arma que se utilizó.

“Lle­va el logo­ti­po y las espe­ci­fi­ca­cio­nes de la indus­tria mili­tar israe­lí”, dijo una fuen­te anó­ni­ma a Press TV.

El mis­mo día del ase­si­na­to, el pri­mer minis­tro israe­lí, Ben­ya­min Netan­yahu, quien en 2018 nom­bró al cien­tí­fi­co már­tir por su nom­bre como el jefe de un pro­gra­ma nuclear mili­tar secre­to, cuya exis­ten­cia Irán siem­pre ha nega­do, se jac­tó de haber “hecho muchas cosas duran­te la sema­na, pero aña­dió que no podía hablar de ello”, según medios israelíes.

Varios fun­cio­na­rios israe­líes han admi­ti­do ante los medios esta­dou­ni­den­ses que Tel Aviv estu­vo de hecho detrás del mor­tal ataque.

“El mun­do debe­ría agra­de­cer a Tel Aviv por ase­si­nar al cien­tí­fi­co Moh­sen Fakh­ri­za­deh”, dijo uno de ellos al New York Times, que no reve­ló su identidad.

En su publi­ca­ción de Face­book, el exper­to liba­nés alu­de a la res­pues­ta del ex secre­ta­rio de Esta­do de EEUU, John Kerry, a la pre­gun­ta que le hicie­ron de por qué la admi­nis­tra­ción Oba­ma fir­mó el acuer­do sobre ener­gía nuclear con Irán en 2015.

“Ellos tie­nen el cono­ci­mien­to”, res­pon­dió Kerry, cita­do por Fadlalá.

Fuen­te: Al Manar 

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *