El Movi­mien­to Anda­luz en Defen­sa de las Pen­sio­nes recha­za la apro­ba­ción por el Con­gre­so de las reco­men­da­cio­nes del Pac­to de Tole­do (vídeos)

El mis­mo día que el Con­gre­so apro­ba­ba la Ley Celaá de Edu­ca­ción, apro­ba­ba tam­bién las Reco­men­da­cio­nes emi­ti­das recien­te­men­te por el Pac­to de Tole­do. El Gobierno ha apro­ve­cha­do el deba­te sobre la Ley de Edu­ca­ción para “colar” tam­bién la apro­ba­ción de estas reco­men­da­cio­nes, sin dar tiem­po a los dife­ren­tes gru­pos par­la­men­ta­rios a defen­der las enmien­das pre­sen­ta­das y sin que el gran públi­co haya teni­do oca­sión de cono­cer­las en deta­lle. La impo­si­bi­li­dad de que los movi­mien­tos de pen­sio­nis­tas pudie­ran mani­fes­tar­se por cau­sa del covid ha pro­pi­cia­do tam­bién esta manio­bra. El silen­cio que han guar­da­do sobre este hecho los gran­des medios de comu­ni­ca­ción, tan dados a cri­ti­car cual­quier avan­ce pro­gre­sis­ta, cons­ti­tu­ye una prue­ba más de que lo apro­ba­do no es posi­ti­vo para los y las pen­sio­nis­tas actua­les o futuros. 

Des­de el Gobierno se nos ha que­ri­do ven­der estas reso­lu­cio­nes como un avan­ce, resal­tan­do los aspec­tos posi­ti­vos como la reafir­ma­ción del carác­ter retri­bu­ti­vo de las pres­ta­cio­nes bási­cas de jubi­la­ción, viu­de­dad y orfan­dad; el reco­no­ci­mien­to de la deu­da que tie­ne el Esta­do con la Segu­ri­dad Social por los gas­tos impro­pios que ésta ha sopor­ta­do sin corres­pon­der­le, y la refe­ren­cia de la subi­da de las pen­sio­nes al IPC. 

Pero esos aspec­tos posi­ti­vos con fre­cuen­cia son meras decla­ra­cio­nes sin resul­ta­do prác­ti­co. Así, al reco­no­ci­mien­to de los gas­tos impro­pios que ha teni­do la Segu­ri­dad Social no le acom­pa­ña la reso­lu­ción de devol­ver la deu­da que el Esta­do tie­ne con la Segu­ri­dad Social. Y la subi­da de las pen­sio­nes de acuer­do con el IPC no se con­cre­ta lo sufi­cien­te, que­dan­do pen­dien­te de un pos­te­rior acuer­do y pudien­do refe­rir­se a perio­dos dife­ren­te al IPC anual. 

Por el con­tra­rio, no anu­la las refor­mas de las pen­sio­nes rea­li­za­das en 2011 y 2013 que garan­ti­zan que las pen­sio­nes futu­ras sean pro­gre­si­va­men­te menos cuan­tio­sas, al exi­gir más años para cal­cu­lar el mon­to de la pen­sión a cobrar y reque­rir cada vez más años coti­za­dos para poder cobrar el cien por cien de ese monto. 

Tam­po­co con­tem­pla nin­gu­na vía para devol­ver los más de qui­nien­tos mil millo­nes de euros que el Esta­do extra­jo del sobran­te de las coti­za­cio­nes de los tra­ba­ja­do­res des­de los años ochen­ta del pasa­do siglo, como con­se­cuen­cia de que eran muy supe­rio­res a las pen­sio­nes paga­das. Ade­más de no con­tem­plar la devo­lu­ción de ese mon­to, abre la vía a que se disuel­va el impor­tan­te patri­mo­nio de la Segu­ri­dad Social cons­ti­tui­do por hos­pi­ta­les, edi­fi­cios y otros bie­nes inmue­bles, tras­pa­sán­do­lo a las Comu­ni­da­des Autónomas. 

Y para com­ple­tar la juga­da ase­gu­ra la ins­tau­ra­ción de las pen­sio­nes pri­va­das de mane­ra casi obli­ga­to­ria, dis­fra­zán­do­las de pla­nes de pen­sio­nes de empre­sas, que reci­bi­rán des­gra­va­cio­nes y todo tipo de apo­yos legales.

El MADPP recha­za la apro­ba­ción en el Par­la­men­to el pasa­do 19 de noviem­bre sin tiem­po para deba­tir y sin cono­ci­mien­to del públi­co de unas Reco­men­da­cio­nes del Pac­to de Tole­do que, entre otros muchos aspec­tos nega­ti­vos, man­tie­nen la edad de jubi­la­ción en los 67 años, de las más altas de Euro­pa, per­mi­ten que sigan exis­tien­do pen­sio­nes de mise­ria, no anu­lan las dañi­nas refor­mas ante­rio­res, no com­pen­san la deu­da del Esta­do con la Segu­ri­dad Social y ase­gu­ran en el futu­ro pen­sio­nes públi­cas cada vez más bajas que serán com­ple­men­ta­das por pen­sio­nes pri­va­das para quie­nes hayan podi­do acumularlas.

Fuen­te: MADPP

Francisco Vílchez

Andaluz de Granada (1980). Grado en Humanidades en la UGR. Pluriempleado en el sector servicios y aficionado a hablar de lo que la prensa no dice ni pío.

Latest posts by Fran­cis­co Víl­chez (see all)

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *