Entre­vis­ta al Par­ti­do Popu­lar Socia­lis­ta de Mexi­co: «Esta­mos mucho más cer­ca que nun­ca del sal­to cua­li­ta­ti­vo, revo­lu­cio­na­rio en el esce­na­rio del mundo»

Por Ando­ni Baserrigorri

Recien­te­men­te he podi­do con­tac­tar con algún cama­ra­da del Par­ti­do Popu­lar Socia­lis­ta de Méxi­co. Sin­ce­ra­men­te y aun­que es un par­ti­do muy vete­rano igno­ra­ba de él inclu­so su existencia.

Ha sido poner­me a inves­ti­gar en inter­net y des­cu­brir a un par­ti­do comu­nis­ta, que man­tie­ne en alto las ban­de­ras de Marx, Engels y Lenin y con una acti­vi­dad diri­gi­da a la cla­se obre­ra mexi­ca­na y con la pers­pec­ti­va de cons­truir el socia­lis­mo. Pien­so que hacer­les esta entre­vis­ta ven­drá bien para cono­cer­les mejor y que en Eus­kal Herria se pue­da saber de este partido.

La pri­me­ra pre­gun­ta, cama­ra­das es obvia…un poco expli­car­nos un poqui­to la his­to­ria de vues­tro par­ti­do, cua­les han sido las luchas en las que habeis participado.

Nues­tro par­ti­do nació en 1948 como un par­ti­do antim­pe­ria­lis­ta, que agru­pa­ba en su seno dis­tin­tos sec­to­res de la socie­dad, entre éstos, una impor­tan­te corrien­te mar­xis­ta, enca­be­za­da por Vicen­te Lom­bar­do Tole­dano, un pro­fun­do cono­ce­dor del Mate­ria­lis­mo Dia­léc­ti­co e His­tó­ri­co, e impul­sor de su desa­rro­llo teó­ri­co; aun­que es más cono­ci­do en el mun­do por sus acti­vi­da­des como diri­gen­te sin­di­cal, y, asi­mis­mo, por las nume­ro­sas calum­nias que se urdie­ron en su contra.

Doce años des­pués, en 1960, el par­ti­do en su con­jun­to abra­zó el mar­xis­mo y se con­vir­tió en un par­ti­do comu­nis­ta, aun­que nun­ca for­mó par­te de la III Inter­na­cio­nal. Des­de enton­ces, ha esta­do pre­sen­te en todas las luchas impor­tan­tes en el ámbi­to nacio­nal, com­ba­tien­do al impe­ria­lis­mo y luchan­do por nues­tra ple­na inde­pen­den­cia eco­nó­mi­ca y polí­ti­ca, que con­ce­bi­mos como par­te fun­da­men­tal de nues­tra vía al socia­lis­mo; y en el cam­po inter­na­cio­nal, ejer­cien­do la soli­da­ri­dad con todos los pue­blos que luchan por su eman­ci­pa­ción y por una socie­dad mejor.

A lo lar­go de nues­tra exis­ten­cia, hemos teni­do tres deno­mi­na­cio­nes: Par­ti­do Popu­lar, de 1948 a 1960; Par­ti­do Popu­lar Socia­lis­ta, de 1960 a 2002, y Par­ti­do Popu­lar Socia­lis­ta de Méxi­co, des­de 2002 a la fecha.

Exis­ten varios par­ti­dos en Méxi­co, como en casi todo el mun­do, por otra par­te, que se recla­man comu­nis­tas. ¿Qué dife­ren­cias pen­sais que teneis del res­to de opcio­nes comu­nis­tas mexicanas?

La frag­men­ta­ción, en efec­to, es enor­me. En el ámbi­to de quie­nes se pro­cla­man comu­nis­tas, en Méxi­co, hay múl­ti­ples afi­ni­da­des y nume­ro­sas dis­cre­pan­cias. Unas y otras se ori­gi­nan en diver­sas mane­ras de inter­pre­tar la teo­ría y apli­car­la a la reali­dad, que gene­ran dis­tin­tas lec­tu­ras de nues­tro pro­ce­so his­tó­ri­co, nues­tra actua­li­dad social, el camino para avan­zar hacia un futu­ro supe­rior, e inclu­so en qué con­sis­te, en con­cre­to, ese por­ve­nir mejor. Una par­te impor­tan­te de nues­tro esfuer­zo con­sis­te en tra­ba­jar hacia la uni­dad ideo­ló­gi­ca con todas las agru­pa­cio­nes e indi­vi­dua­li­da­des con las que vaya sien­do posi­ble, a par­tir de for­ta­le­cer las afi­ni­da­des e ir aco­tan­do las dife­ren­cias. En este sen­ti­do, tene­mos varios pro­ce­sos en marcha.

Un poqui­to, comen­tad­nos cual es la visión que teneis hoy día del socia­lis­mo en este año 2020 en Méxi­co y en Nues­tra América.

Pen­sa­mos que esta región es una de las más diná­mi­cas en el mun­do de hoy. La lucha que libran nues­tros pue­blos es sobre todo anti­neo­li­be­ral y antim­pe­ria­lis­ta, pero con pers­pec­ti­va socia­lis­ta, pues­to que el des­en­vol­vi­mien­to capi­ta­lis­ta ya está clau­su­ra­do; y con­tie­ne una muy amplia gama de par­ti­cu­la­ri­da­des, pero los dos ras­gos men­cio­na­dos nos son comu­nes y nos her­ma­nan, como suce­de con todo nues­tro pro­ce­so histórico.

Como vas­co, como inde­pen­den­tis­ta, soy muy sen­si­ble a la cues­tión nacio­nal. Tam­bién Lenin lo era y, si no, ahí está su obra “El dere­cho de las nacio­nes a la auto­de­ter­mi­na­ción” ¿Com­par­tís esa sen­si­bi­li­dad y pen­sais que las nacio­nes sin esta­do como la mía, como Eus­kal Herria tie­nen dere­cho a la inde­pen­den­cia para poder, de esta mane­ra, cons­truir el socialismo?

Pen­sa­mos que, a cada pue­blo, a su cla­se tra­ba­ja­do­ra polí­ti­ca­men­te orga­ni­za­da en un par­ti­do comu­nis­ta, le corres­pon­de tra­zar su vía revo­lu­cio­na­ria de acuer­do con sus cir­cuns­tan­cias con­cre­tas, entre éstas, el gra­do de desa­rro­llo de las fuer­zas pro­duc­ti­vas y sus con­di­cio­nes sub­je­ti­vas y cul­tu­ra­les, deri­va­das de su pro­ce­so his­tó­ri­co. Mal haría­mos en que­rer dis­cer­nir por uste­des, cama­ra­das, lo que con­vie­ne a ustedes.

Pero hable­mos un poqui­to de Méxi­co, del inmen­so país azte­ca que, por cier­to, tuve el gus­to de cono­cer hace unos años… ¿Qué radio­gra­fía hariais de su actual situa­ción política?

Con el arri­bo de Andrés Manuel López Obra­dor a la pre­si­den­cia de Méxi­co, nos pusi­mos en sin­to­nía con otros pue­blos her­ma­nos, como Vene­zue­la Boli­va­ria­na y Boli­via. Al fin deja­mos atrás una lar­ga eta­pa de retro­ce­sos que duró 36 años, des­de que una corrien­te entre­guis­ta de la bur­gue­sía se apo­de­ró del gobierno y puso en mar­cha las polí­ti­cas neo­li­be­ra­les: paso a paso, fue des­tru­yen­do todo lo que ya había cons­trui­do nues­tro pue­blo; pro­li­fe­ra­ron las pri­va­ti­za­cio­nes; la sobe­ra­nía eco­nó­mi­ca, ali­men­ta­ria y ener­gé­ti­ca fue des­trui­da; el nivel de vida del pue­blo se aba­tió; sur­gió un peque­ño gru­po de mul­ti­mi­llo­na­rios y, al mis­mo tiem­po, una inmen­sa masa de pobres, como fru­to de un pro­ce­so ace­le­ra­do de con­cen­tra­ción de la rique­za. Con­tá­ba­mos con un Esta­do nacio­nal en muchos aspec­tos seme­jan­te a los que van sur­gien­do en otros paí­ses de Nues­tra Amé­ri­ca a par­tir de la vic­to­ria elec­to­ral de Hugo Chá­vez en Vene­zue­la, en 1999. Pero fue des­mon­ta­do del todo, y rem­pla­za­do por uno depen­dien­te del capi­tal finan­cie­ro inter­na­cio­nal y sus instituciones. 

Con la vic­to­ria elec­to­ral de julio de 2018, se abrió una nue­va eta­pa, de carác­ter pro­gre­sis­ta, que pue­de lle­gar a adqui­rir un carác­ter revo­lu­cio­na­rio, si logra­mos impri­mír­se­lo, y que podría lle­var­nos a la ante­sa­la del socia­lis­mo, como es nues­tro pro­pó­si­to. Para esto, al mis­mo tiem­po que tene­mos que defen­der y con­so­li­dar lo ya logra­do –que es dura­men­te com­ba­ti­do por el impe­ria­lis­mo y la dere­cha — ten­dre­mos que impul­sar gran­des cam­bios en la corre­la­ción de fuer­zas al inte­rior de lo que pode­mos lla­mar el gran fren­te anti­neo­li­be­ral y antim­pe­ria­lis­ta, que sus­ten­ta el pro­ce­so en marcha.

¿Cuál es el nivel orga­ni­za­ti­vo de los sec­to­res obre­ros y popu­la­res mexicanos…y tam­bién de las dife­ren­tes comu­ni­da­des indígenas?

Por hoy, el nivel de orga­ni­za­ción obre­ro y popu­lar es toda­vía pre­ca­rio. La gran mayo­ría de los sin­di­ca­tos fue­ron des­trui­dos o media­ti­za­dos duran­te la lar­ga eta­pa de pre­do­mi­nio de los neo­li­be­ra­les. El sis­te­ma de par­ti­dos tam­bién se trans­for­mó en uno afín al Esta­do neo­li­be­ral depen­dien­te del impe­ria­lis­mo. Las comu­ni­da­des indí­ge­nas tie­nen tra­di­cio­nes cul­tu­ra­les muy arrai­ga­das que pro­vie­nen de la épo­ca comu­nal ori­gi­na­ria –o del comu­nis­mo pri­mi­ti­vo – , que, en nues­tro caso y en varios más de Meso Amé­ri­ca, sobre­vi­vie­ron a los tres siglos de colo­nia­je y man­tie­nen ras­gos aún vita­les, que pue­den adqui­rir nue­vos y más avan­za­dos sig­ni­fi­ca­dos en el esfuer­zo trans­for­ma­dor hacia un por­ve­nir socia­lis­ta moderno –en que des­apa­rez­ca la pro­pie­dad pri­va­da, capi­ta­lis­ta, y sea ante­sa­la de la socie­dad comu­nis­ta — como se vie­ne ensa­yan­do en Boli­via. Pero, en nues­tro caso, no tie­nen un gra­do de vita­li­dad equi­pa­ra­ble al que se da en el país andino.

Por aho­ra, entre lo más pro­mi­so­rio del pro­ce­so de reor­ga­ni­za­ción de las masas del pue­blo está MORENA, el movi­mien­to que se for­mó en torno a la figu­ra de Andrés Manuel López Obra­dor y que fue el prin­ci­pal ins­tru­men­to elec­to­ral y de masas para lle­var­lo a la pre­si­den­cia. Pero está muy lejos de ser un par­ti­do consolidado.

Así que el tema de la orga­ni­za­ción del pue­blo tra­ba­ja­dor –y de su for­ma­ción polí­ti­ca — es uno de los que requie­ren mucho tra­ba­jo por par­te de los comu­nis­tas mexicanos. 

El pro­ble­ma del nar­co­trá­fi­co, de las mafias de inmi­gra­ción, de los femi­ni­ci­dios, de la corrup­cion politica….¿Que solu­ción veis para estos gran­des pro­ble­mas que pade­ce Mexico?

Son pro­ble­mas con­subs­tan­cia­les al mun­do de hoy, con un modo capi­ta­lis­ta de pro­duc­ción en avan­za­do gra­do de des­com­po­si­ción; con enor­mes mer­ca­dos para el con­su­mo de ener­van­tes, en sus polos impe­ria­lis­tas, y con masas mise­ra­bles, des­po­seí­das del acce­so a lo ele­men­tal en sus polos depen­dien­tes. La ele­va­ción pau­la­ti­na del nivel de vida, de acce­so a la edu­ca­ción y a la dig­ni­fi­ca­ción, que acom­pa­ñe a un pro­ce­so de libe­ra­ción nacio­nal y regio­nal res­pec­to del impe­ria­lis­mo, pue­de ali­viar de mane­ra con­si­de­ra­ble ese tipo de males, pero sólo se solu­cio­na­rán al des­apa­re­cer de la faz de la tie­rra este decré­pi­to modo de producción. 

¿ Qué pen­sais de las dife­ren­tes insur­gen­cias arma­das que han exis­ti­do en Mexico…y en el res­to de Nues­tra América?

Pen­sa­mos que todas las for­mas de lucha son váli­das. Que le corres­pon­de a cada pue­blo esco­ger la más con­ve­nien­te a sus cir­cuns­tan­cias, en cada momen­to. En nues­tra región, la lucha arma­da ha sido fun­da­men­tal en muchos momen­tos de nues­tra his­to­ria; en Méxi­co también.

Aho­ra, en la eta­pa con­tem­po­rá­nea, en Méxi­co, sin embar­go, care­ce de perspectiva.

¿Cómo defi­ni­riais la rela­ción con vues­tro pode­ro­so e impe­ria­lis­ta nor­te­ño, con los EEUU?

Esta­mos con­ven­ci­dos que el impe­ria­lis­mo es el enemi­go fun­da­men­tal de todos los pue­blos del mun­do, y el impe­ria­lis­mo esta­dou­ni­den­se es el prin­ci­pal enemi­go del pue­blo de Méxi­co y todos los de Amé­ri­ca Latina.

Vamos a ir ter­mi­nan­do, tam­po­co deseo masa­cra­ros a preguntas…¿Cómo podeis defi­nir vues­tra defi­ni­ción del internacionalismo?

Como la nece­si­dad y el deber que tene­mos todos los revo­lu­cio­na­rios de cola­bo­rar con todos los pue­blos del mun­do a avan­zar hacia un futu­ro supe­rior. De inter­cam­biar expe­rien­cias y opi­nio­nes; entre par­ti­dos her­ma­nos; de brin­dar ayu­da, inclu­so mate­rial, cuan­do sea necesario.

Ya, sí, una últi­ma pre­gun­ta… ¿Cuál es el esta­do de salud que tie­ne hoy día, en 2020 el socia­lis­mo a nivel mun­dial? ¿Pen­sais que, ante la cri­sis galo­pan­te del capi­ta­lis­mo en su fase senil, reac­cio­na­rán los pue­blos del mundo?

Pen­sa­mos que esta eta­pa de ago­ta­mien­to del modo capi­ta­lis­ta de pro­duc­ción será muy favo­ra­ble para el desa­rro­llo de las con­di­cio­nes sub­je­ti­vas anti­ca­pi­ta­lis­tas, en los paí­ses con alto desa­rro­llo mate­rial –que es don­de ya exis­te la base téc­ni­ca y mate­rial para el des­en­vol­vi­mien­to del socia­lis­mo; y que, al mis­mo tiem­po, se desa­rro­lla­rán aún con mayor ímpe­tu, las con­di­cio­nes sub­je­ti­vas antim­pe­ria­lis­tas en los paí­ses some­ti­dos a saqueo de sus recur­sos natu­ra­les y de una par­te con­si­de­ra­ble de la plus­va­lía de su cla­se tra­ba­ja­do­ra, en los paí­ses some­ti­dos a depen­den­cia. Pen­sa­mos, por tan­to, que hoy esta­mos mucho más cer­ca que nun­ca del sal­to cua­li­ta­ti­vo, revo­lu­cio­na­rio en el esce­na­rio del mun­do, el socia­lis­mo está más cer­ca que nunca.

Pues nada más, un gus­ta­zo haber podi­do tener esta plá­ti­ca con voso­tros, cama­ra­das, y un salu­do fra­ter­nal, comu­nis­ta des­de Eus­kal Herria.

Otro para usted, esti­ma­do camarada.

Latest posts by Otros medios (see all)

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *