Nación Mapu­che. Comu­ni­dad toma tie­rras en El Foyel: “Hace 40 años nos des­po­ja­ron del terri­to­rio median­te una estafa”

Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 16 de octu­bre de 2020

Hoy un gru­po de fami­lias mapu­che ingre­sa­ron a una cha­cra de 600 hec­tá­reas en el El Foyel, Río Negro. “Can­sa­dos de recla­mos judi­cia­les duran­te años”, ins­ta­la­ron una comu­ni­dad, el lof Gallar­do Cal­fú y “recu­pe­ra­ron el terri­to­rio” que había sido arre­ba­ta­do hace 40 años median­te una esta­fa a Six­to Gallar­do Cal­fú. Un miem­bro de la fami­lia Gallar­do Cal­fú toda­vía se encon­tra­ba “resis­tien­do en un rin­cón” del cam­po. Por ANRed


El para­je El Foyel se encuen­tra a unos 80Km al sur de la ciu­dad de la ciu­dad de Bari­lo­che y a 46 km al nor­te de la ciu­dad de El Bol­són. Las tie­rras que hoy fue­ron ocu­pa­das por las fami­lias des­cen­dien­tes de Six­to Gallar­do Cal­fú, vie­nen denun­cian­do des­de hace déca­das que su padre había sido esta­fa­do por Miguel Artu­ro Soria­ni quien lo habría obli­ga­do a fir­mar docu­men­ta­ción para que­dar­se con las 600 hec­tá­reas del predio.

La lof­che ini­ció una recu­pe­ra­ción de tie­rras y comu­ni­có: “En el día de la fecha hemos vuel­to a nues­tro terri­to­rio ances­tral ubi­ca­do entre el arro­yo coro­nel, el cerro for­ta­le­za y el Rio Foyel, par­te de la tie­rra del Wall­ma­pu en la zona del hoy lla­ma­do para­je “El Foyel”.

Y expli­ca­ron la his­to­ria de des­po­jo: “Hace 40 años, en el año 1980 nos des­po­ja­ron del terri­to­rio median­te una esta­fa por par­te de Miguel Artu­ro Soria­ni (pro­ve­nien­te de San Car­los de Bari­lo­che) que tra­ba­ja­ba en un ase­rra­de­ro del Foyel don­de cono­ce a Six­to Gallar­do Cal­fu (Casa­do con Tere­sa Velaz­quez). El Sr. M. A. Soria­ni se ofre­ce y se auto-pro­cla­ma como encar­ga­do y admi­nis­tra­dor de dichas tie­rras. Por medio de enga­ños logra que Six­to Gallar­do Cal­fu fir­me docu­men­ta­ción del cam­po a su favor ya que en aquel momen­to se encon­tra­ba solo con su hijo menor, quien via­ja­ba en la zona por tra­ba­jos tem­po­ra­rios de cam­po. En este enton­ces la esta­fa esta­ba hecha con el res­pal­do polí­ti­co de la admi­nis­tra­ción del esta­do pro­vin­cial. De esta for­ma soli­ci­ta la apro­ba­ción y trans­fe­ren­cia de las mis­mas tie­rras a su nom­bre, pasan­do a ser com­pra­dor inme­dia­to sobre una par­te del terri­to­rio de una super­fi­cie alre­de­dor de 600 ha. a cam­bio de un supues­to terreno peque­ño en un barrio en la loca­li­dad de El Bol­són. Per­mu­ta que nun­ca fue com­pro­ba­da. El úni­co inte­gran­te de la fami­lia que se que­dó den­tro del terri­to­rio, Elías Gallar­do, se nie­ga en el año 1985 a fir­mar un des­lin­de de las tie­rras y evi­te así el des­po­jo total de la fami­lia del lugar. Se encuen­tra hoy en día toda­vía aden­tro del terri­to­rio, arrin­co­na­do en una par­te pequeña.

El comu­ni­ca­do deja expues­to que cuen­tan con la docu­men­ta­ción que da cuen­ta de la esta­fa, y afir­ma ” habien­do espe­ra­do dema­sia­do tiem­po, hemos deci­di­do retor­nar al terri­to­rio don­de ances­tral­men­te vivía nues­tra fami­lia Gallar­do Cal­fu. Como mapu­che cons­cien­tes de nues­tro ori­gen tene­mos la nece­si­dad de reha­bi­tar y desa­rro­llar­nos dig­na­men­te en el mis­mo, for­ta­le­cién­do­nos des­de nues­tra espi­ri­tua­li­dad, con las fuer­zas del lugar que siem­pre estu­vie­ron. Resis­ti­re­mos en nues­tro terri­to­rio ante la embes­ti­da terra­te­nien­te y cual­quier atro­pe­llo por par­te del esta­do, que nos igno­ra como pue­blo pre­exis­ten­te. Hace­mos un lla­ma­do a nues­tra gen­te Mapu­che a seguir recu­pe­ran­do la wall­ma­pu al igual que la lucha de lxs seres cons­cien­tes por la recu­pe­ra­ción y libe­ra­ción de los terri­to­rios domi­na­dos por esta­fa­do­res capi­ta­lis­tas en toda la mapu”.

En una emo­ti­va entre­vis­ta rea­li­za­da des­de el terri­to­rio por el pro­gra­ma La Min­ga de Alas en FM Alas, la hija de Six­to, Blan­ca Rosa Gallar­do Cal­fú, rela­tó entre lágri­mas “Esta­mos tran­qui­los, vino el sobrino de Soria­ni y qui­so entrar pero no lo deja­mos. Todo pací­fi­co. El señor se reti­ró. Le dije que las cosas de ellos se las íba­mos a entre­gar sus per­te­nen­cias (…) Noso­tros no nos vamos a que­dar con nada que no sea nues­tro, más que con el territorio”.

Y con­ti­nuó: “Noso­tros éra­mos chi­cos cuan­do el señor Soria­ni entro pri­me­ro como encar­ga­do gene­ral del cam­po y dicien­do que mi papa no tenía hijos, y noso­tros está­ba­mos tra­ba­jan­do afue­ra. Cuan­do vol­vi­mos él ya era encar­ga­do y al año se decía due­ño. Y lo tenía a mi vie­jo vivien­do en un gal­pón (…). Duran­te 40 años lle­va­mos la lucha con abo­ga­dos y como pudi­mos y nun­ca tuvi­mos una res­pues­ta como aho­ra que nos está apo­yan­do el INAES con nues­tra recu­pe­ra­ción. Uno cuan­do es chi­co no tie­ne posi­bi­li­dad de pelear­la y hoy, gra­cias a dios estoy pisan­do mi sue­lo. Estoy emo­cio­na­da y voy a dor­mir con mis ancestros”.

FUENTE: ANRED

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *