Boli­via. Un video impac­tan­te anun­cia un baño de san­gre en el país

Por Geral­di­na Colot­ti, Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 15 octu­bre 2020.-

Un video de Boli­via via­ja por el mun­do, trans­mi­ti­do por medios alter­na­ti­vos. Mues­tra a un ofi­cial del ejér­ci­to de bajo ran­go, que dice estar sir­vien­do en la poli­cía mili­tar, denun­cian­do los pla­nes del minis­tro del Inte­rior, Artu­ro Muri­llo, para evi­tar que el Movi­mien­to al Socia­lis­mo (MAS) gane las elec­cio­nes del 18 de octubre.

El ofi­cial afir­ma que se impor­ta­ron armas de gran cali­bre de Esta­dos Uni­dos para su dis­tri­bu­ción clan­des­ti­na entre la poli­cía mili­tar y los gru­pos para­mi­li­ta­res. “Esta­mos indig­na­dos – dice – por­que nos han dado la orden de fusi­lar a los cam­pe­si­nos indí­ge­nas si deci­den pro­tes­tar con­tra el frau­de que se está orga­ni­zan­do. Muchos veni­mos del cam­po, sería como dis­pa­rar con­tra nues­tros padres”.

El video sigue a otra alar­ma, que anun­cia «un baño de san­gre, luto y dolor». Así lo infor­mó el por­tal bri­tá­ni­co Mor­ning Star, reco­gien­do fuen­tes de inte­li­gen­cia del ex gobierno de Mora­les sobre una apli­ca­ción móvil que ador­me­ce­ría el voto al reve­lar las pre­fe­ren­cias de los ciudadanos.

El artícu­lo cues­tio­na a un ciu­da­dano boli­viano lla­ma­do Edgar Ville­gas, acu­sa­do por el MAS de ser uno de los auto­res inte­lec­tua­les del gol­pe mili­tar de noviem­bre de 2019, como el crea­dor de la tec­no­lo­gía uti­li­za­da para mani­pu­lar la infor­ma­ción elec­to­ral y sen­tar las bases de una esta­fa inexis­ten­te de Morales.

Una esta­fa orques­ta­da en Washing­ton y ges­tio­na­da por la Orga­ni­za­ción de Esta­dos Ame­ri­ca­nos (OSA), impru­den­te­men­te invi­ta­da al país por el pro­pio Mora­les, fuer­te de la trans­pa­ren­cia del pro­ce­so elec­to­ral y de las encues­tas que le atri­buían la vic­to­ria en la pri­me­ra vuelta.

Una vic­to­ria efec­ti­va­men­te obte­ni­da, pero inme­dia­ta­men­te impug­na­da por la dere­cha, que des­ató vio­len­tas pro­tes­tas con­tra el pre­sun­to frau­de. Nume­ro­sos orga­nis­mos inter­na­cio­na­les lue­go veri­fi­ca­ron la trans­pa­ren­cia del resul­ta­do de Mora­les, pero ya la dere­cha había logra­do su obje­ti­vo, obli­gan­do al pre­si­den­te a irse, bajo la ame­na­za de los mili­ta­res golpistas.

Des­de su exi­lio en Argen­ti­na, apo­ya­do por todas las fuer­zas pro­gre­sis­tas de Amé­ri­ca Lati­na, Evo Mora­les ha repe­li­do los innu­me­ra­bles ata­ques para demo­ler su figu­ra, expli­can­do las ver­da­de­ras razo­nes del gol­pe de Esta­do en Boli­via. Razo­nes que, prin­ci­pal­men­te, con­cier­nen al con­trol del litio, recur­so estra­té­gi­co para gran­des con­glo­me­ra­dos internacionales.

El más lige­ro de todos los meta­les, uti­li­za­do médi­ca­men­te en tera­pias psi­quiá­tri­cas para la esta­bi­li­za­ción del humor, se pre­sen­ta como un gran nego­cio a nivel mun­dial: el car­bo­na­to de litio, del que está hecho, cues­ta 13.000 dóla­res la tone­la­da. Varios com­po­nen­tes de litio se están uti­li­zan­do indus­trial­men­te no solo para bate­rías de telé­fo­nos celu­la­res (y se espe­ra que se pro­duz­can ocho mil millo­nes para 2025), sino tam­bién para la pro­duc­ción de auto­mó­vi­les eléctricos.Bajo el desier­to de sal, el Salar de Uju­ni, que se extien­de por 10.000 kiló­me­tros cua­dra­dos, se esti­ma que exis­ten has­ta 21 millo­nes de tone­la­das del lla­ma­do «oro blan­co»: el depó­si­to más gran­de del pla­ne­ta. “El litio de Boli­via es del pue­blo”, dijo Mora­le a los empre­sa­rios de la mul­ti­na­cio­nal ale­ma­na ACISA, con la que había fir­ma­do un con­tra­to para la explo­ta­ción del litio des­de 2018.

La «cul­pa» de Mora­les fue que qui­so dotar a su país de tec­no­lo­gía autó­no­ma para el pro­ce­sa­mien­to del litio, que es par­ti­cu­lar­men­te avan­za­da y cos­to­sa, por lo que se diri­gió a Chi­na. De ser un pre­si­den­te muy que­ri­do y elo­gia­do por haber per­mi­ti­do el «mila­gro eco­nó­mi­co» boli­viano en los tres man­da­tos con­se­cu­ti­vos de su pre­si­den­cia, Mora­les ha vuel­to así a ser «el indio odia­do», auto­ri­ta­rio y has­ta abu­sa­dor de menores.

Un ata­que vio­len­to y racis­ta, ya des­ta­ca­do duran­te los 21 días de huel­ga gene­ral que pre­ce­die­ron al gol­pe. Un papel cru­cial lo jugó el Comi­té Cívi­co pro San­ta Cruz, pre­si­di­do por Fer­nan­do Cama­cho, aho­ra can­di­da­to a las elec­cio­nes, que se atri­bu­ye el «derro­ca­mien­to del indio» por un 80%, tan­to des­de el pun­to de vis­ta eco­nó­mi­co como organizativo.

La nefas­ta influen­cia de la oli­gar­quía cru­ce­ña lide­ra­da por Esta­dos Uni­dos, que inten­ta vol­ver al país bajo un régi­men neo­co­lo­nial com­ple­to, ya es evi­den­te un año des­pués del gol­pe de Esta­do de la auto­pro­cla­ma­da pre­si­den­ta Jani­ne Añez. La inver­sión públi­ca cayó inme­dia­ta­men­te de un 15%, y de un 40% en los tres meses ante­rio­res a la pan­de­mia. El PIB, que ante regis­tra­ba un cre­ci­mien­to medio anual supe­rior al 5%, cayó 8 pun­tos, mien­tras que el des­em­pleo alcan­zó el 12%.

La corrup­ción y el uso pri­va­do de los recur­sos públi­cos, que invo­lu­cra a varios minis­tros de gobierno, comen­zan­do por Muri­llo, es evi­den­te, aún más evi­den­te por la sobre­fac­tu­ra­ción en la com­pra de res­pi­ra­do­res inú­ti­les y otros equi­pos para enfren­tar la pandemia.

Y mien­tras el dúo de can­di­da­tos por el Mas, inte­gra­do por Luis Arce y David Cho­quehuan­ca, con­cluía la cam­pa­ña elec­to­ral con un mitin muy popu­lar en El Alto, el can­di­da­to de dere­cha Car­los Mesa, que se pre­sen­ta por Comu­ni­dad Ciu­da­da­na, ha ele­gi­do San­ta Cruz.

Las encues­tas lo mues­tran en un 33,1% fren­te al 42,2% de Arce, que solo nece­si­ta­ría un 0,9% para ganar en la pri­me­ra vuel­ta. Según la ley elec­to­ral, de hecho, para ganar es nece­sa­rio obte­ner más del 50% de los votos o al menos el 40% a con­di­ción de tener 10 pun­tos de ven­ta­ja sobre el segun­do clasificado.

Tras regis­trar la ausen­cia total de apro­ba­ción, Áñez se reti­ró de la com­pe­ten­cia, y Cama­cho tam­bién ocu­pa un lugar muy bajo en com­pa­ra­ción con los dos pri­me­ros can­di­da­tos. Sin embar­go, su papel en los esce­na­rios que se están pre­pa­ran­do no será en abso­lu­to secun­da­rio. Muri­llo y com­pa­ñía ya reci­bie­ron ins­truc­cio­nes pre­ci­sas de Washing­ton, y la OSA de Alma­gro está lis­ta para hacer el tra­ba­jo sucio nuevamente.

En pri­me­ra ins­tan­cia, inten­ta­rán pro­po­ner la tram­pa del pre­sun­to frau­de, como suce­dió con Mora­les. Si la vic­to­ria del MAS es con­tun­den­te, habrá un enfren­ta­mien­to abier­to, en el que los gru­pos para­mi­li­ta­res, que ya han sido pro­ta­go­nis­tas de nume­ro­sos actos de vio­len­cia con­tra el MAS duran­te la cam­pa­ña elec­to­ral – Resis­ten­cia Juve­nil Cocha­le, Resis­ten­cia KM Cero y Unión Juve­nil Cru­ce­ñis­ta – ten­drán rien­da suel­ta por com­ple­to. Si, por el con­tra­rio, pasa­mos a la segun­da vuel­ta, pre­vis­ta den­tro de un mes, la dere­cha ten­drá la opor­tu­ni­dad de sumar­se con­tra el MAS.

Quie­nes real­men­te tie­nen el pul­so del país dicen que el MAS ten­drá el voto «rural», el del exte­rior, el «ocul­to», que es el voto de los que no se mani­fies­tan abier­ta­men­te por mie­do a la dic­ta­du­ra, pero lue­go expre­san su opi­nión en el urnas, y el voto de los «inde­ci­sos» que esta­ría ganan­do Arce. Y que podría ganar en la pri­me­ra ron­da. Pero, des­pués de los ríos de dine­ro inver­ti­dos por la emba­ja­da de Esta­dos Uni­dos para apo­yar a la oli­gar­quía, mani­pu­lar las inves­ti­ga­cio­nes y «ungir» a los obser­va­do­res elec­to­ra­les, ¿los deja­rán hacer­lo? Enton­ces la lucha de cla­ses decidirá.

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *