Méxi­co. Oscar Adams, «fue ase­si­na­do por el Nar­co Esta­do en Teca­te Baja California»

Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 29 de sep­tiem­bre de 2020

Pro­nun­cia­mien­to del CNI Noroes­te y Red Regio­nal de Resis­ten­cias y Rebel­días NOROESTE, por el ase­si­na­to del com­pa­ñe­ro Oscar Eyraud Adams.

AL CONCEJO INDÍGENA DE GOBIERNO (CIG)

Y AL CONGRESO NACIONAL INDÍGENA (CNI)

El 24 de sep­tiem­bre, un coman­do de más de doce sica­rios ase­si­nó al defen­sor del agua, la tie­rra y la vida Óscar Eyraud Adams, kumiai de Teca­te, Baja Cali­for­nia. Los ase­si­nos se movie­ron libre­men­te en el terri­to­rio, entra­ron a su casa, lo acri­bi­lla­ron y huye­ron sin que nadie les molestara.

Nues­tro com­pa­ñe­ro Óscar Eyraud Adams (ori­gi­na­rio de la comu­ni­dad kumiai) fue lucha­dor social por los dere­chos de los pue­blos ori­gi­na­rios y soli­da­rio en luchas nacio­na­les. Man­te­nía actual­men­te sus accio­nes enfo­ca­das en defen­sa del agua y terri­to­rio. Bus­ca­ba la auto­de­ter­mi­na­ción de la comu­ni­dad kumiai, y el uso de con­ce­sio­nes de agua que le había nega­do la Cona­gua. Óscar esta­ba dis­pues­to a luchar has­ta lograrlo.

Fue ase­si­na­do por el Nar­co Esta­do en Teca­te Baja Cali­for­nia. Nada de eso podría haber ocu­rri­do sin el con­tu­ber­nio de auto­ri­da­des; la impu­ni­dad de la que gozan los cri­mi­na­les sólo pue­de ocu­rrir por la abier­ta com­pli­ci­dad de la socie­dad con el gobierno y los due­ños del dinero.

La tri­bu kumiai, pobla­do­res ori­gi­na­rios de estos sue­los, ha sobre­vi­vi­do a una gue­rra de exter­mi­nio de más de 500 años. Han con­ser­va­do las tra­di­cio­nes, la len­gua y los cono­ci­mien­tos enrai­za­dos a estas tie­rras. Aho­ra, siguen sien­do per­se­gui­dos por el Esta­do, que va arran­can­do a los jóve­nes que luchan por la libre deter­mi­na­ción de su pue­blo, por la vida y por el terri­to­rio, ya que para el nar­co­es­ta­do el dine­ro pare­ce ser lo úni­co que impor­ta. Para las gran­des empre­sas sí hay agua, y todas las faci­li­da­des para que sigan engor­dan­do su bille­te­ra a cos­ta de nues­tra tie­rra, mien­tras que para los kumiai hay balas y calum­nias. No es la pri­me­ra vez que esto pasa. Recor­de­mos el caso de Auro­ra Meza, quien fue injus­ta­men­te envia­da pre­sa hace algu­nos años, situa­ción que empeo­ró con­si­de­ra­ble­men­te su salud, lo que le cos­tó la vida.

Exi­gi­mos el cese al exter­mi­nio de la tri­bu kumiai, de los defen­so­res y defen­so­ras del terri­to­rio y de la vida. Dado que el exter­mi­nio y la muer­te se ejer­ce de muchas for­mas: a veces con balas cobar­des como en el caso de Oscar, otras crean­do calum­nias, otras lle­van­do acti­vis­tas injus­ta­men­te a la cár­cel. La nega­ción del dere­cho al agua, a la vida y al terri­to­rio, son solo dife­ren­tes for­mas de un mis­mo plan de exterminio.

Aten­ta­men­te,

Con­gre­so Nacio­nal Indí­ge­na Noroes­te y

Red Regio­nal de Resis­ten­cias y Rebel­días Noroeste

FUENTE. Pozol

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *