Argen­ti­na. No apli­car­le a los pobres la teo­ría de los dos demo­nios /​Guernica como símbolo

Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 27 de sep­tiem­bre de 2020.

Estas pró­xi­mas 72 horas serán deci­si­vas para solu­cio­nar o no el con­flic­to sus­ci­ta­do por la recu­pe­ra­ción de tie­rras en Guer­ni­ca por 2500 fami­lias y varios miles niños y niñas. Los veci­nos y veci­nas, a los que los medios hege­mó­ni­cos y no pocos inten­den­tes cali­fi­can de «usur­pa­do­res» cuan­do saben muy bien que esas tie­rra no tie­nen due­ño, van a mar­char este lunes hacia la gober­na­ción en La Pla­ta para pedir una audien­cia urgen­te con Axel Kici­llof. Lle­va­rán en una car­pe­ta una pro­pues­ta de solu­ción que con­sis­te en que «las zonas cono­ci­das como 20 de julio y San Mar­tín sean adqui­ri­das por el Esta­do dado que no se pudo com­pro­bar la supues­ta titu­la­ri­dad de esos terre­nos. Esto per­mi­ti­rá la exis­ten­cia de casi 1.450 lotes. Por otra par­te, que se ceda el 10% del pre­dio del pro­yec­to como mar­ca la Ley de Acce­so Jus­to a la Tierrra (Ley 14.449),del barrio cerra­do que com­pren­de actual­men­te los barrios La Unión y La Lucha». Si se adop­ta una posi­ción posi­ti­va sobre esta últi­ma idea, per­mi­ti­ría agre­gar otra amplia fran­ja de man­za­nas y lotes, con capa­ci­dad para alber­gar el res­to de los lotes nece­sa­rios para com­ple­tar la urbanización. 

Es una pro­pues­ta lle­na de lógi­ca y cal­ma­ría las aguas que algu­nos fun­cio­na­rios pro­vin­cia­les se encar­ga­ron de encres­par en las últi­mas horas. Pri­me­ro por­que actúan con la picar­día de creer que lo más fácil para lograr un hipo­té­ti­co des­alo­jo, antes de emplear la fuer­za poli­cial, pasa por ofre­cer dine­ro y has­ta algu­nos elec­tro­do­més­ti­cos «si se van pací­fi­ca­men­te». Para ello, lo inten­ta­ron el sába­do con la con­cu­rren­cia del minis­tro Larro­que y otros fun­cio­na­rios y este domin­go, con el des­em­bar­co en las tie­rras ane­ga­das por la llu­via, de un cen­te­nar de asis­ten­tes que pre­ten­dían «dia­lo­gar» pero indi­vi­dual­men­te y en una situa­ción como la que se vive allí, con aprie­tes poli­cia­les, lla­ma­das tele­fó­ni­cas a los veci­nos exi­gién­do­les que se mar­chen cuan­to antes «por­que va a ser peor», lo que ocu­rrió es que no se les per­mi­tió el acce­so a quie­nes no habían sido invi­ta­dos. Más aún, para col­mo, los ali­men­tos con que habían que­ri­do mos­trar «bue­na dis­po­ni­bli­dad», al ver que no les cedían el paso, se los lle­va­ron de muy mala manera.

Horas des­pués, mien­tras con­ti­nua­ban sonan­do los celu­la­res de algu­nos veci­nos y se repe­tían las ame­na­zas tele­fó­ni­cas, el gobierno pro­vin­cial daba a cono­cer un comu­ni­ca­do «a su medi­da» con­tan­do lo ocu­rri­do, y acu­san­do a las orga­ni­za­cio­nes socia­les que apo­yan a los veci­nos y que tie­nen varios de sus mili­tan­tes recu­pe­ran­do tie­rras alli, de ser los cul­pa­bles de los «actos vio­len­tos» come­ti­dos con­tra los fun­cio­na­rios. Saben mejor que nadie que no hubo actos vio­len­tos sal­vo la reti­ra­da por ellos mis­mos de los ali­men­tos, muchos de los cua­les fue­ron arro­ja­dos con des­pre­cio al sue­lo o a una zan­ja. Los videos y las fotos no enga­ñan y por eso ese comu­ni­ca­do sonó como echar más gaso­li­na al fuego.

Si a esto se le suma que en la madru­ga­da del domin­go, dos mili­tan­tes de la CTD Aní­bal Verón y de la Corrien­te Nues­tra Patria, fue­ron balea­dos por poli­cías en Guer­ni­ca, cau­san­do gra­ves heri­das a uno de ellos que fue inter­na­do de urgen­cia y está en tera­pia inten­si­va. Los poli­cías bonae­ren­ses huyeron.

Se vie­ne dicien­do con insis­ten­cia que la de Guer­ni­ca no es una «toma» más, sino que a lo lar­go de estos dos meses, en los que se pudo escu­char la voz de las muje­res, los hom­bres y los niñes que están allí, se tomó con­cien­cia de la gra­ve­dad en que está una par­te impor­tan­te de la pobla­ción humil­de del Gran Bue­nos Aires, don­de la fal­ta de tra­ba­jo suma­do a no tener vivien­das, obli­ga a tomar la deci­sión de entrar pací­fi­ca­men­te (esto hay que des­ta­car­lo siem­pre) a tie­rras sin due­ño. Rodea­das de coun­tries lujo­sos, pero sin due­ños. Por otra par­te, se ha ido con­for­man­do una matriz de opi­nión en la que lamen­ta­ble­men­te caye­ron algu­nos fun­cio­na­rios que se han olvi­da­do que repre­sen­ta­ban (por lo menos en la cam­pa­ña elec­to­ral) a sec­to­res popu­la­res, y se ha pues­to sobre la super­fi­cie una nue­va varian­te de la nefas­ta «teo­ría de los dos demo­nios». Por­que qué otra cosa es demo­ni­zar y cri­mi­na­li­zar a los de aba­jo, a los exclui­dos, acu­sar­los de lo que no son e impu­tar­les deli­tos no come­ti­dos, con la ayu­da de jue­ces y fis­ca­les espú­reos. Y por otro lado, en un teó­ri­co com­ba­te con la dere­cha que indu­da­ble­men­te hos­ti­ga al gobierno y se apro­ve­cha de sus yerros ideo­ló­gi­cos, poner en ese sec­tor la otra cara de una con­fron­ta­ción nece­sa­ria. Ni «usur­pa­do­res» de tie­rras ni aprie­tes fas­cis­tas, pare­ce ser la ecua­ción que se quie­re impo­ner. Para los pri­me­ros nada mejor que ame­na­zar­los y si no retro­ce­den apli­car­les la repre­sión (Ber­ni ya está en las gate­ras para actuar) y para los otros, los reales enemi­gos de una socie­dad diez­ma­da, mucha alha­ra­ca dis­cur­si­va pero nin­gún cas­ti­go real. Macri y sus com­pin­ches, saquea­do­res del país, siguen libres, los poli­cías que ase­si­na­ron a Facun­do Astu­di­llo Cas­tro tam­bién, y ni qué decir de los que se levan­ta­ron en armas en la sedi­ción poli­cial. Se habla de dos demo­nios, pero los caño­nes están diri­gi­dos a las y los que aspi­ran a poder ofre­cer­les a sus hijos e hijas un peda­ci­to de tie­rra y un techo para vivir.

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *