Esta­dos Uni­dos. Atra­co al ban­co

Por Deisy Fran­cis Mexi­dor, Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 12 de sep­tiem­bre de 2020.

El pre­si­den­te de Esta­dos Uni­dos, Donald Trump, asal­tó el Ban­co Inter­ame­ri­cano de Desa­rro­llo (BID) al impo­ner a su can­di­da­to, el hal­cón neo­con­ser­va­dor Mau­ri­cio Cle­ver-Caro­ne, con el obje­ti­vo de implan­tar su agen­da de segu­ri­dad en la región y a la vez sumar pun­tos a su even­tual reelec­ción el pró­xi­mo 3 de noviem­bre.

La nomi­na­ción, de paso, ame­na­za con poli­ti­zar la ins­ti­tu­ción hemis­fé­ri­ca, cuya asis­ten­cia finan­cie­ra sería un pivo­te para tra­tar de supe­rar la cri­sis pos­pan­de­mia en Lati­noa­mé­ri­ca.

Para el abo­ga­do resi­den­te en Washing­ton DC, José Per­tie­rra, ‘ese per­so­na­je le daría al régi­men de Trump un timo­nel leal al fren­te del BID que pue­da pre­miar a los paí­ses que obe­de­cen sus direc­tri­ces’.

Sin embar­go, si gana Joseph Biden en noviem­bre —sub­ra­yó el exper­to legal a Orbe — , Cle­ver Caro­ne sería un cla­vo den­tro de la admi­nis­tra­ción demó­cra­ta que podría entor­pe­cer una polí­ti­ca dife­ren­te hacia esa par­te del mun­do.

Aun­que muchos plan­tean que ‘el pro­to­co­lo dic­ta que el pues­to le per­te­ne­ce a un lati­no­ame­ri­cano y que por eso no le corres­pon­de, a mí lo que me moles­ta no es eso’, advir­tió.

Es cier­to que está rom­pien­do con un ‘com­pro­mi­so polí­ti­co explí­ci­to que data de la fun­da­ción del Ban­co hace 61 años, pero lo terri­ble de este nom­bra­mien­to no es que el actual ase­sor espe­cial del pre­si­den­te para Amé­ri­ca Lati­na sea un ciu­da­dano esta­dou­ni­den­se, sino que es un ultra­de­re­chis­ta y trum­pis­ta’, defen­sor de la línea más dura res­pec­to a Cuba y Vene­zue­la.

‘Sabe­mos que Trump ve al con­ti­nen­te como el patio tra­se­ro de Esta­dos Uni­dos, pues para él sigue vigen­te la Doc­tri­na Mon­roe’, enfa­ti­zó Per­tie­rra, quien apos­ta­ría por un diplo­má­ti­co que reco­noz­ca y res­pe­te la sobe­ra­nía de las nacio­nes de Amé­ri­ca Lati­na, sin impor­tar su nacio­na­li­dad.

La elec­ción del direc­ti­vo está pre­vis­ta para este sába­do 12 de sep­tiem­bre de for­ma vir­tual. El suce­sor del colom­biano Luis Alber­to Moreno ten­dría tan­to el 50 por cien­to del voto accio­na­rio como el 50 por cien­to del voto entre los 28 paí­ses pres­ta­ta­rios, dos con­di­cio­nes para acce­der al impor­tan­te car­go.

A estas altu­ras, el camino para Cle­ver-Caro­ne es casi expe­di­to. Argen­ti­na inten­tó sin éxi­to un pro­ce­di­mien­to para for­zar el apla­za­mien­to del sufra­gio has­ta des­pués de los comi­cios en Esta­dos Uni­dos.

Para el naci­do en Flo­ri­da, de padre espa­ñol y madre cuba­na, y que se dice ‘lati­no­ame­ri­cano’, lle­gar a la pre­si­den­cia del BID sería una ‘opor­tu­ni­dad mági­ca y úni­ca’, tal es así que, en aras de con­se­guir votos, le pro­me­tió la vice­pre­si­den­cia del Ban­co a Bra­sil.

Fuen­te: Pren­sa Lati­na

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *