Colom­bia. Ante gra­ves hechos de vio­len­cia poli­cial, urgen refor­mas estruc­tu­ra­les

Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 12 de sep­tiem­bre de 2020.

Las pla­ta­for­mas de Dere­chos Huma­nos (la Alian­za de Orga­ni­za­cio­nes Socia­les y Afi­nes, la Coor­di­na­ción Colom­bia Euro­pa Esta­dos Uni­dos y la Pla­ta­for­ma Colom­bia­na Dere­chos Huma­nos, Demo­cra­cia y Desa­rro­llo) y la Cum­bre Agra­ria, Cam­pe­si­na, Étni­ca y Popu­lar expre­sa­mos nues­tra con­de­na y con­tun­den­te recha­zo ante la bar­ba­rie y cruel­dad a la que fue some­ti­da la ciu­da­da­nía bogo­ta­na en la noche del 9 de sep­tiem­bre, Día Nacio­nal de los Dere­chos Huma­nos.

Cono­ci­mos nume­ro­sos videos, denun­cias y tes­ti­mo­nios que mues­tran a la Poli­cía de Bogo­tá dis­pa­ran­do armas de fue­go, gol­pean­do y agre­dien­do a mani­fes­tan­tes y tran­seún­tes en dis­tin­tos pun­tos de la ciu­dad, y pre­sun­ta­men­te entre­gan­do armas de fue­go a civi­les.

Dicho accio­nar, has­ta el momen­to y según cifras aún pre­li­mi­na­res, dejó como resul­ta­do la masa­cre de diez per­so­nas, y más de 200 per­so­nas heri­das, 56 de ellas por arma de fue­go.

Estas cifras indi­can que el Gobierno nacio­nal ale­ja cada vez más al país de una demo­cra­cia, y ade­más evi­den­cian que lo suce­di­do en esta noche fue una sus­pen­sión de fac­to del Esta­do de Dere­cho y que la fuer­za públi­ca está obran­do sin con­trol legal alguno por par­te de las auto­ri­da­des civi­les.

La masi­va pro­tes­ta y la indig­na­ción por el ase­si­na­to del estu­dian­te de dere­cho Javier Ordo­ñez el pasa­do mar­tes no pue­de enten­der­se como un caso ais­la­do, sino como la expre­sión de un can­san­cio social acu­mu­la­do por el reite­ra­do y sis­te­má­ti­co abu­so poli­cial con­tra de la ciu­da­da­nía en Bogo­tá y en el país en gene­ral.

Valo­ra­mos el com­pro­mi­so que ha mos­tra­do la Alcal­de­sa Mayor de Bogo­tá, Clau­dia López, en el recha­zo de los hechos, en el anun­cio de aten­ción ins­ti­tu­cio­nal a las víc­ti­mas de los atro­pe­llos y ase­si­na­tos, en la inten­ción de ele­var las denun­cias dis­ci­pli­na­rias y pena­les ante las ins­tan­cias corres­pon­dien­tes, y en el lla­ma­do a ade­lan­tar una refor­ma pro­fun­da y estruc­tu­ral a la Poli­cía Nacio­nal.

Así mis­mo, con­de­na­mos la acti­tud del Gobierno nacio­nal, en cabe­za del Pre­si­den­te Iván Duque y del Minis­tro de Defen­sa de Car­los Hol­mes Tru­ji­llo, quie­nes en lugar de ajus­tar­se a la Cons­ti­tu­ción Polí­ti­ca y pedir per­dón a las víc­ti­mas de la vio­len­cia poli­cial, asu­mir la res­pon­sa­bi­li­dad que les corres­pon­de como Esta­do y con­de­nar las ile­ga­li­da­des come­ti­das por los fun­cio­na­rios públi­cos, deci­die­ron res­pal­dar la actua­ción de la Poli­cía, ata­car la liber­tad de expre­sión en redes socia­les y seña­lar de mane­ra irres­pon­sa­ble y estig­ma­ti­zan­te a la opo­si­ción polí­ti­ca del país.

Resul­ta igual­men­te gra­ve que, ante la vio­la­ción masi­va de los DDHH de la ciu­da­da­nía, las auto­ri­da­des no asu­man la res­pon­sa­bi­li­dad polí­ti­ca que les corres­pon­de, hecho que no gene­ra con­fian­za ins­ti­tu­cio­nal algu­na y tam­po­co brin­da las garan­tías nece­sa­rias para que las dis­tin­tas inves­ti­ga­cio­nes pue­dan avan­zar sin inter­fe­ren­cias inde­bi­das.

Por ello exi­gi­mos de for­ma inme­dia­ta la renun­cia del Minis­tro de Defen­sa, Car­los Hol­mes Tru­ji­llo, y la del Coman­dan­te de la Poli­cía Metro­po­li­ta­na de Bogo­tá, Bri­ga­dier Gene­ral Oscar Anto­nio Gómez Here­dia.

Lo suce­di­do en la noche de ayer no se pue­de sumar a la ya lar­ga cade­na de vio­la­cio­nes a los DDHH que actual­men­te están en la impu­ni­dad, razón por la cual deman­da­mos inves­ti­ga­cio­nes obje­ti­vas, inde­pen­dien­tes y efi­ca­ces que cas­ti­guen penal y dis­ci­pli­na­ria­men­te a todos los res­pon­sa­bles.

Para ello es indis­pen­sa­ble que los casos no sean inves­ti­ga­dos por la jus­ti­cia penal mili­tar sino por una uni­dad espe­cial de la Fis­ca­lía Gene­ral de la Nación y que, en el plano dis­ci­pli­na­rio, las inda­ga­cio­nes se ade­lan­ten median­te el con­trol pre­fe­ren­te del Pro­cu­ra­dor Gene­ral de la Nación.

Este con­tex­to de vio­len­cia poli­cial evi­den­cia la nece­si­dad y urgen­cia de una refor­ma estruc­tu­ral y doc­tri­nal de la fuer­za públi­ca del país, de mane­ra que real­men­te se ade­cúe a la tran­si­ción hacia la paz. Esto tam­bién impli­ca la sepa­ra­ción de la Poli­cía Nacio­nal del Minis­te­rio de Defen­sa Nacio­nal, para que vuel­va a ser un cuer­po poli­cial civil que res­pe­te los DDHH, como lo reco­men­dó la Ofi­ci­na en Colom­bia de la Alta Comi­sio­na­da de Nacio­nes Uni­das para los Dere­chos Huma­nos el pasa­do mes de febre­ro.

El país nece­si­ta cono­cer con cla­ri­dad y pre­ci­sión qué fue lo que suce­dió ayer 9 de sep­tiem­bre de 2020. Por ello con­for­ma­re­mos una comi­sión ciu­da­da­na nacio­nal e inter­na­cio­nal que, de for­ma inde­pen­dien­te, ela­bo­ra­rá un infor­me deta­lla­do sobre los gra­ves hechos que ocu­rrie­ron en Bogo­tá.

No pue­de haber impu­ni­dad social.

Lla­ma­mos al Sis­te­ma Inter­ame­ri­cano de DDHH y al Sis­te­ma de Nacio­nes Uni­das a que acti­ven los dife­ren­tes ins­tru­men­tos y meca­nis­mos de pro­tec­ción para que urgen­te­men­te docu­men­ten los gra­ves hechos suce­di­dos en Colom­bia y reali­cen las accio­nes per­ti­nen­tes.

En ese sen­ti­do exi­gi­mos que el Gobierno colom­biano invi­te inme­dia­ta­men­te a visi­tar el país a los Rela­to­res Espe­cia­les sobre la Liber­tad de aso­cia­ción y pro­tes­ta pací­fi­ca, sobre Eje­cu­cio­nes extra­ju­di­cia­les, sobre Tor­tu­ra y al Gru­po de Tra­ba­jo sobre Deten­cio­nes arbi­tra­rias de Nacio­nes Uni­das.

Final­men­te anun­cia­mos que acom­pa­ña­re­mos la exi­gen­cia ciu­da­da­na de jus­ti­cia, y que con­ti­nua­re­mos con nues­tra per­ma­nen­te labor de defen­sa de los DDHH de las colom­bia­nas y los colom­bia­nos, hoy tan con­cul­ca­dos y agre­di­dos.

Bogo­tá, sep­tiem­bre 10 de 2020

Fuen­te: Paco­col

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *