Argen­ti­na. Encon­tra­ron un obje­to igual a uno de Facun­do Cas­tro en la comi­sa­ría de Origone

Por Adria­na Meyer, 3 de agos­to de 2020.

Cris­ti­na Cas­tro esta­ba pre­sen­te en el momen­to del hallaz­go. En un video al que Página/​12 acce­dió en for­ma exclu­si­va se ve a la mujer ase­gu­rar que es un rega­lo que su hijo reci­bió de su abue­la. La que­re­lla pedi­rá este lunes la deten­ción de 16 per­so­nas, entre poli­cías y civiles.

La sandía con la vaquita de San Antonio encontrada en la comisaría de Origone.

La san­día con la vaqui­ta de San Anto­nio encon­tra­da en la comi­sa­ría de Origone. 

–Acá hay una mitad de hue­vo», dice el oficial.

–No, es una san­día. Aden­tro hay una vaqui­ta de San Anto­nio, res­pon­dió Cris­ti­na Cas­tro y así se anti­ci­pó. Cuan­do el poli­cía abre el obje­to, un sou­ve­nir de made­ra, efec­ti­va­men­te en su inte­rior había eso.

Fue el vier­nes duran­te un alla­na­mien­to a la comi­sa­ría de Tenien­te Ori­go­ne en el mar­co de la cau­sa por la des­apa­ri­ción for­za­da de Facun­do Astu­di­llo Cas­tro, del que par­ti­ci­pa­ron poli­cías fede­ra­les, la fis­ca­lía, la fami­lia y el peri­to Mar­cos Herre­ro con sus perros adies­tra­dos. El obje­to encon­tra­do era un rega­lo del joven rea­li­za­do por la abue­la, uno para cada her­mano. Esta­ba en un depó­si­to de basu­ra en esa depen­den­cia poli­cial don­de supues­ta­men­te según la Poli­cía Bonae­ren­se nun­ca había esta­do el joven de 22 años, que el 30 de abril salió de su casa en Pedro Luro hacia Bahía Blan­ca pero nun­ca lle­gó. El ope­ra­ti­vo fue fil­ma­do y Página12 acce­dió en for­ma exclu­si­va a esas imá­ge­nes, en las que se apre­cia el momen­to pre­ci­so del hallaz­go, y la siguien­te cade­na de cus­to­dia del ele­men­to. Cer­ca del minu­to 4 del video se pro­du­ce la iden­ti­fi­ca­ción del obje­to. https://​www​.daily​mo​tion​.com/​v​i​d​e​o​/​x​7​v​d​cjt

Herre­ro afir­mó que el lugar pare­cía un basu­re­ro pero allí había seña­les del fun­cio­na­mien­to de cala­bo­zos en el pasa­do. El ove­je­ro Yatel salió dis­pa­ra­do cuan­do su entre­na­dor le indi­có que «bus­que», fue hacia el fon­do de la depen­den­cia y vol­vió con una bol­sa trans­pa­ren­te don­de había un paque­te de ciga­rri­llos en esta­do de des­com­po­si­ción y ese obje­to ver­de que sólo la mamá pudo iden­ti­fi­car. Para Herre­ro los ladri­dos y la reac­ción de Yatel indi­can que es «un ele­men­to úni­co y espe­cí­fi­co de per­te­nen­cia de Facun­do». El abue­lo de Facun­do, César Cas­tro, dijo que el joven se había lle­va­do algu­nas de sus cosas antes de par­tir hacia la casa de la ex novia, en Bahía Blan­ca. “Cuan­do vi el rega­lo de mi mamá ahí, casi me mue­ro. ¿Y esta gen­te me dijo que Facun­do no había esta­do allí y que lo deja­ron seguir?”, dijo Cris­ti­na Cas­tro a Info­cie­lo y medios locales. 

Yatel –un pas­tor ale­mán en con­di­cio­nes de detec­tar «esen­cia huma­na por medio del olor»– es el mis­mo perro que detec­tó ras­tros de san­gre el 22 de julio, lue­go de olfa­tear un cue­lli­to de lana que uti­li­za­ba el joven, había mar­ca­do “esen­cia odo­rí­fe­ra” de Facun­do en un móvil poli­cial 22.788 del mis­mo des­ta­ca­men­to de Ori­go­ne, asig­na­do al ofi­cial Alber­to Gon­zá­lez. Es el agen­te que decla­ró que, alre­de­dor de las 15 del 30 de abril, inter­cep­tó al chi­co, a la altu­ra del kiló­me­tro 750 de la ruta 3. Lue­go de requi­sar su mochi­la y tomar una foto de su car­né de con­duc­tor, dijo que lo dejó seguir via­je a Bahía Blan­ca y obser­vó que subía a una camio­ne­ta Renault Dus­ter Oroch. Sin embar­go, para la fis­ca­lía aque­lla mar­ca­ción no revis­tió relevancia. 

Para Herre­ro, quien tra­ba­ja con la Poli­cía de Río Negro, “aun­que el tra­ba­jo del perro es un recur­so más, el hallaz­go es con­tun­den­te, como si se hubie­se encon­tra­do el celu­lar de Facun­do”. Otro de sus perros, Duke, encon­tró el collar de San­tia­go Mal­do­na­do y tam­bién par­ti­ci­pó en los casos de las des­apa­ri­cio­nes de Ara­ce­li Fulles y Micae­la Orte­ga. Del ope­ra­ti­vo del vier­nes en Ori­go­ne par­ti­ci­pa­ron tam­bién los canes de la Poli­cía Fede­ral K9 y de los bom­be­ros volun­ta­rios de Pun­ta Alta. 

La madre de Facun­do Cas­tro expli­có que una san­día igual a la encon­tra­da le había rega­la­do la abue­la al joven desaparecido.

Tal como mues­tran las imá­ge­nes, los ele­men­tos secues­tra­dos con la bol­sa com­ple­ta fue envia­da a la depen­den­cia de la Poli­cía Fede­ral de la Ciu­dad de Bue­nos Aire don­de se com­ple­ta­rán los estu­dios de ADN y demás for­mas de deter­mi­nar tan­to la per­te­nen­cia a Astu­di­llo Cas­tro como otros datos que per­mi­tan dar con quié­nes depo­si­ta­ron esos ele­men­tos en el cuar­to de basu­ra de la comi­sa­ría de Ori­go­ne. “Ade­más de ese rega­lo de la abue­la a Facun­do, habrá que estu­diar otros ele­men­tos que había en la bol­sa, como posi­bles man­chas de san­gre o flui­dos huma­nos”, agre­gó Herre­ro a La Izquier­da Dia­rio. El adies­tra­dor acla­ró tam­bién lo suce­di­do cuan­do estu­vo con sus perros en la comi­sa­ría de Mayor Bura­to­vich . “Ahí nin­guno de los perros detec­tó nada. Lo del peda­zo de una par­te de mochi­la me lla­mó la aten­ción a mí al ver­lo jun­to a ele­men­tos que­ma­dos. Pedí exa­mi­nar­los y, ante la pre­sen­cia de Cris­ti­na, el abo­ga­do Peret­to y el jefe del ope­ra­ti­vo, lo des­car­ta­mos al no coin­ci­dir con la mochi­la de Facun­do. Pero como peri­to de la que­re­lla me tenía que sacar la duda”, dijo en una entre­vis­ta a ese mis­mo medio.

La fis­ca­lía fede­ral de San­tia­go Ulpiano Mar­tí­nez infor­mó de un alla­na­mien­to pre­vio rea­li­za­do al des­ta­ca­men­to de Tenien­te Ori­go­ne, de don­de se secues­tró un telé­fono celu­lar uti­li­za­do por los poli­cías y el libro de guar­dias y nove­da­des con el obje­ti­vo de ana­li­zar si fue mani­pu­la­do. Des­de el minis­te­rio de Segu­ri­dad indi­ca­ron, ade­más, que no todos los vehícu­los poli­cia­les eran moni­to­rea­dos por su sis­te­ma de loca­li­za­ción, sino que «exis­tían patru­lle­ros iden­ti­fi­ca­bles muni­ci­pa­les con dis­po­si­ti­vos AVL, que eran moni­to­rea­dos des­de otro usua­rio al que no poseían acce­so y que esos móvi­les no figu­ra­ban en el lis­ta­do de la Flo­ta Auto­mo­triz Ministerial». 

Por otra par­te, en estas horas lle­ga­rá a Tri­bu­na­les la denun­cia de los abo­ga­dos de Cas­tro para pedir la deten­ción de 16 per­so­nas, entre ellas el inten­den­te de Villa­rino, por haber entre­ga­do a la jus­ti­cia un infor­me «tru­cho» sobre la cir­cu­la­ción de los vehícu­los de el día 30 de abril , tan­to poli­cia­les como par­ti­cu­la­res. A cri­te­rio de la que­re­lla par­ti­cu­lar, es la pun­ta del ovi­llo de las ver­sio­nes que pre­ten­dían ubi­car a Facun­do lejos del depar­ta­men­to de Villa­rino. «Ellos entre­gan un infor­me el 13 de julio en el que no esta­ba el paso de la mujer que dice haber­lo lle­va­do a Bahía y sí esta­ba el auto con los tres tes­ti­gos que dicen haber­lo vis­to subien­do a un patru­lle­ro cer­ca de las 15.30, pero a pedi­do de la poli­cía apor­tan un segun­do infor­me el día 14 en el cual, casual­men­te, sí apa­re­ce esa tes­ti­go indu­ci­da y no el auto de los tres veci­nos, y es a par­tir de ese dato que La Brú­ju­la y algu­nos medios nacio­na­les bus­ca­ron inva­li­dar la pis­ta con­tu­den­te que lle­va a la Poli­cía Bonae­ren­se», dijo el abo­ga­do Lean­dro Apa­ri­cio a Página12.

Cris­ti­na Cas­tro esta­ba pre­sen­te en el momen­to del hallaz­go. En un video al que Página/​12 acce­dió en for­ma exclu­si­va se ve a la mujer ase­gu­rar que es un rega­lo que su hijo reci­bió de su abue­la. La que­re­lla pedi­rá este lunes la deten­ción de 16 per­so­nas, entre poli­cías y civiles.

La sandía con la vaquita de San Antonio encontrada en la comisaría de Origone.

La san­día con la vaqui­ta de San Anto­nio encon­tra­da en la comi­sa­ría de Origone. 

–Acá hay una mitad de hue­vo», dice el oficial.

–No, es una san­día. Aden­tro hay una vaqui­ta de San Anto­nio, res­pon­dió Cris­ti­na Cas­tro y así se anti­ci­pó. Cuan­do el poli­cía abre el obje­to, un sou­ve­nir de made­ra, efec­ti­va­men­te en su inte­rior había eso.

Fue el vier­nes duran­te un alla­na­mien­to a la comi­sa­ría de Tenien­te Ori­go­ne en el mar­co de la cau­sa por la des­apa­ri­ción for­za­da de Facun­do Astu­di­llo Cas­tro, del que par­ti­ci­pa­ron poli­cías fede­ra­les, la fis­ca­lía, la fami­lia y el peri­to Mar­cos Herre­ro con sus perros adies­tra­dos. El obje­to encon­tra­do era un rega­lo del joven rea­li­za­do por la abue­la, uno para cada her­mano. Esta­ba en un depó­si­to de basu­ra en esa depen­den­cia poli­cial don­de supues­ta­men­te según la Poli­cía Bonae­ren­se nun­ca había esta­do el joven de 22 años, que el 30 de abril salió de su casa en Pedro Luro hacia Bahía Blan­ca pero nun­ca lle­gó. El ope­ra­ti­vo fue fil­ma­do y Página12 acce­dió en for­ma exclu­si­va a esas imá­ge­nes, en las que se apre­cia el momen­to pre­ci­so del hallaz­go, y la siguien­te cade­na de cus­to­dia del ele­men­to. Cer­ca del minu­to 4 del video se pro­du­ce la iden­ti­fi­ca­ción del obje­to. https://​www​.daily​mo​tion​.com/​v​i​d​e​o​/​x​7​v​d​cjt

Herre­ro afir­mó que el lugar pare­cía un basu­re­ro pero allí había seña­les del fun­cio­na­mien­to de cala­bo­zos en el pasa­do. El ove­je­ro Yatel salió dis­pa­ra­do cuan­do su entre­na­dor le indi­có que «bus­que», fue hacia el fon­do de la depen­den­cia y vol­vió con una bol­sa trans­pa­ren­te don­de había un paque­te de ciga­rri­llos en esta­do de des­com­po­si­ción y ese obje­to ver­de que sólo la mamá pudo iden­ti­fi­car. Para Herre­ro los ladri­dos y la reac­ción de Yatel indi­can que es «un ele­men­to úni­co y espe­cí­fi­co de per­te­nen­cia de Facun­do». El abue­lo de Facun­do, César Cas­tro, dijo que el joven se había lle­va­do algu­nas de sus cosas antes de par­tir hacia la casa de la ex novia, en Bahía Blan­ca. “Cuan­do vi el rega­lo de mi mamá ahí, casi me mue­ro. ¿Y esta gen­te me dijo que Facun­do no había esta­do allí y que lo deja­ron seguir?”, dijo Cris­ti­na Cas­tro a Info­cie­lo y medios locales. 

Yatel –un pas­tor ale­mán en con­di­cio­nes de detec­tar «esen­cia huma­na por medio del olor»– es el mis­mo perro que detec­tó ras­tros de san­gre el 22 de julio, lue­go de olfa­tear un cue­lli­to de lana que uti­li­za­ba el joven, había mar­ca­do “esen­cia odo­rí­fe­ra” de Facun­do en un móvil poli­cial 22.788 del mis­mo des­ta­ca­men­to de Ori­go­ne, asig­na­do al ofi­cial Alber­to Gon­zá­lez. Es el agen­te que decla­ró que, alre­de­dor de las 15 del 30 de abril, inter­cep­tó al chi­co, a la altu­ra del kiló­me­tro 750 de la ruta 3. Lue­go de requi­sar su mochi­la y tomar una foto de su car­né de con­duc­tor, dijo que lo dejó seguir via­je a Bahía Blan­ca y obser­vó que subía a una camio­ne­ta Renault Dus­ter Oroch. Sin embar­go, para la fis­ca­lía aque­lla mar­ca­ción no revis­tió relevancia. 

Para Herre­ro, quien tra­ba­ja con la Poli­cía de Río Negro, “aun­que el tra­ba­jo del perro es un recur­so más, el hallaz­go es con­tun­den­te, como si se hubie­se encon­tra­do el celu­lar de Facun­do”. Otro de sus perros, Duke, encon­tró el collar de San­tia­go Mal­do­na­do y tam­bién par­ti­ci­pó en los casos de las des­apa­ri­cio­nes de Ara­ce­li Fulles y Micae­la Orte­ga. Del ope­ra­ti­vo del vier­nes en Ori­go­ne par­ti­ci­pa­ron tam­bién los canes de la Poli­cía Fede­ral K9 y de los bom­be­ros volun­ta­rios de Pun­ta Alta. 

La madre de Facun­do Cas­tro expli­có que una san­día igual a la encon­tra­da le había rega­la­do la abue­la al joven desaparecido.

Tal como mues­tran las imá­ge­nes, los ele­men­tos secues­tra­dos con la bol­sa com­ple­ta fue envia­da a la depen­den­cia de la Poli­cía Fede­ral de la Ciu­dad de Bue­nos Aire don­de se com­ple­ta­rán los estu­dios de ADN y demás for­mas de deter­mi­nar tan­to la per­te­nen­cia a Astu­di­llo Cas­tro como otros datos que per­mi­tan dar con quié­nes depo­si­ta­ron esos ele­men­tos en el cuar­to de basu­ra de la comi­sa­ría de Ori­go­ne. “Ade­más de ese rega­lo de la abue­la a Facun­do, habrá que estu­diar otros ele­men­tos que había en la bol­sa, como posi­bles man­chas de san­gre o flui­dos huma­nos”, agre­gó Herre­ro a La Izquier­da Dia­rio. El adies­tra­dor acla­ró tam­bién lo suce­di­do cuan­do estu­vo con sus perros en la comi­sa­ría de Mayor Bura­to­vich . “Ahí nin­guno de los perros detec­tó nada. Lo del peda­zo de una par­te de mochi­la me lla­mó la aten­ción a mí al ver­lo jun­to a ele­men­tos que­ma­dos. Pedí exa­mi­nar­los y, ante la pre­sen­cia de Cris­ti­na, el abo­ga­do Peret­to y el jefe del ope­ra­ti­vo, lo des­car­ta­mos al no coin­ci­dir con la mochi­la de Facun­do. Pero como peri­to de la que­re­lla me tenía que sacar la duda”, dijo en una entre­vis­ta a ese mis­mo medio.

La fis­ca­lía fede­ral de San­tia­go Ulpiano Mar­tí­nez infor­mó de un alla­na­mien­to pre­vio rea­li­za­do al des­ta­ca­men­to de Tenien­te Ori­go­ne, de don­de se secues­tró un telé­fono celu­lar uti­li­za­do por los poli­cías y el libro de guar­dias y nove­da­des con el obje­ti­vo de ana­li­zar si fue mani­pu­la­do. Des­de el minis­te­rio de Segu­ri­dad indi­ca­ron, ade­más, que no todos los vehícu­los poli­cia­les eran moni­to­rea­dos por su sis­te­ma de loca­li­za­ción, sino que «exis­tían patru­lle­ros iden­ti­fi­ca­bles muni­ci­pa­les con dis­po­si­ti­vos AVL, que eran moni­to­rea­dos des­de otro usua­rio al que no poseían acce­so y que esos móvi­les no figu­ra­ban en el lis­ta­do de la Flo­ta Auto­mo­triz Ministerial». 

Por otra par­te, en estas horas lle­ga­rá a Tri­bu­na­les la denun­cia de los abo­ga­dos de Cas­tro para pedir la deten­ción de 16 per­so­nas, entre ellas el inten­den­te de Villa­rino, por haber entre­ga­do a la jus­ti­cia un infor­me «tru­cho» sobre la cir­cu­la­ción de los vehícu­los de el día 30 de abril , tan­to poli­cia­les como par­ti­cu­la­res. A cri­te­rio de la que­re­lla par­ti­cu­lar, es la pun­ta del ovi­llo de las ver­sio­nes que pre­ten­dían ubi­car a Facun­do lejos del depar­ta­men­to de Villa­rino. «Ellos entre­gan un infor­me el 13 de julio en el que no esta­ba el paso de la mujer que dice haber­lo lle­va­do a Bahía y sí esta­ba el auto con los tres tes­ti­gos que dicen haber­lo vis­to subien­do a un patru­lle­ro cer­ca de las 15.30, pero a pedi­do de la poli­cía apor­tan un segun­do infor­me el día 14 en el cual, casual­men­te, sí apa­re­ce esa tes­ti­go indu­ci­da y no el auto de los tres veci­nos, y es a par­tir de ese dato que La Brú­ju­la y algu­nos medios nacio­na­les bus­ca­ron inva­li­dar la pis­ta con­tu­den­te que lle­va a la Poli­cía Bonae­ren­se», dijo el abo­ga­do Lean­dro Apa­ri­cio a Página12.

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *