Nues­tra­mé­ri­ca. Una sema­na mar­ca­da por el 30 ani­ver­sa­rio del Foro de Sao Pau­lo

Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 1 de agos­to de 2020.

El encuen­tro vir­tual por el ani­ver­sa­rio 30 del Foro de Sao Pau­lo, cen­tra­do en lla­ma­dos a la uni­dad, soli­da­ri­dad e inte­gra­ción entre los pue­blos y a enfren­tar la ofen­si­va neo­li­be­ral, mar­có la sema­na que con­clu­ye hoy en Bra­sil.

Rea­li­za­da el pasa­do 28 de julio y desa­rro­lla­da como meca­nis­mo de con­cer­ta­ción de fuer­zas de izquier­da y pro­gre­sis­tas de Amé­ri­ca Lati­na y el Cari­be, en la video­con­fe­ren­cia par­ti­ci­pa­ron los pre­si­den­tes Miguel Díaz-Canel, de Cuba, Nico­lás Madu­ro, de Vene­zue­la, y Daniel Orte­ga, de Nica­ra­gua.

Los tres líde­res inter­cam­bia­ron pro­pues­tas y refle­xio­nes arro­pa­dos del pen­sa­mien­to arti­cu­la­dor que pro­mo­vió el líder his­tó­ri­co de la Revo­lu­ción cuba­na, Fidel Cas­tro, y del poder movi­li­za­dor del expre­si­den­te bra­si­le­ño Luiz Inácio Lula da Sil­va.

En una pri­me­ra inter­ven­ción, Orte­ga comen­tó que para eli­mi­nar la Covid-19 que afec­ta a nues­tros pue­blos tene­mos que eli­mi­nar el virus mayor, el capi­ta­lis­mo.

Es el capi­ta­lis­mo, el neo­li­be­ra­lis­mo el virus mayor, insis­tió el líder del Fren­te San­di­nis­ta al ana­li­zar el con­tex­to de la pan­de­mia glo­bal de la Covid-19 ‘que está sacu­dien­do la eco­no­mía mun­dial’.

Hay que aca­bar con ese virus, esen­cia mis­ma del egoís­mo y de la mal­dad, remar­có el gober­nan­te nica­ra­güen­se.

Por su par­te, Madu­ro vati­ci­nó la pró­xi­ma lle­ga­da de una nue­va ola de gobier­nos pro­gre­sis­tas en Amé­ri­ca Lati­na para hacer fren­te a la ofen­si­va neo­li­be­ral impe­ran­te en la región.

Pon­de­ró la impor­tan­cia de este espa­cio de con­ver­gen­cia polí­ti­ca de la izquier­da lati­no­ame­ri­ca­na y mun­dial para dar con­ti­nui­dad a los pro­ce­sos de unión e inte­gra­ción regio­nal.

El Foro de Sao Pau­lo ha sido una gran fuer­za demo­cra­ti­za­do­ra de la región, una gran fuer­za de avan­za­da y la ins­tan­cia más inclu­yen­te de par­ti­dos y movi­mien­tos del con­ti­nen­te, sub­ra­yó Madu­ro, quien tam­bién rin­dió home­na­je al líder de la Revo­lu­ción boli­va­ria­na Hugo Chá­vez (1954−2013), en oca­sión de cele­brar­se al ani­ver­sa­rio 66 de su nata­li­cio.

Tras salu­dos a los pue­blos lati­no­ame­ri­ca­nos y cari­be­ños, Díaz-Canel ase­gu­ró que la expe­rien­cia en el enfren­ta­mien­to a la Covid-19 con­fir­ma que solo la coope­ra­ción y soli­da­ri­dad inter­na­cio­nal sal­va­rán a la huma­ni­dad de esta cri­sis iné­di­ta en la his­to­ria.

Des­ta­có la actua­ción de los equi­pos sani­ta­rios de la nación cari­be­ña en el com­ba­te con­tra el coro­na­vi­rus SARS-CoV‑2.

‘Suman ya 45 las bri­ga­das del con­tin­gen­te con­tra desas­tres natu­ra­les y gra­ves epi­de­mias Henry Reeve que brin­dan cola­bo­ra­ción en 38 paí­ses con tres mil 772 inte­gran­tes’, pre­ci­só.

Con­vo­có a las fuer­zas polí­ti­cas del foro a movi­li­zar­se uni­das para enfren­tar los nue­vos desa­fíos, jun­to a los movi­mien­tos socia­les y popu­la­res.

‘Hace 30 años, los ago­re­ros de la des­es­pe­ran­za, entu­sias­tas del mer­ca­do, voce­ros del pen­sa­mien­to úni­co, hicie­ron creer que había ter­mi­na­do la His­to­ria. Aquí esta­mos los insu­mi­sos defen­so­res de la espe­ran­za, de otro mun­do posi­ble’, sub­ra­yó Díaz-Canel.

Miguel Diaz-Canel, pre­si­den­te de Cuba: «A las fuer­zas polí­ti­cas que inte­gran el Foro de Sao Pau­lo, les con­vo­ca­mos a movi­li­zar­se uni­dos»

«A las fuer­zas polí­ti­cas que inte­gran el Foro de Sao Pau­lo les con­vo­ca­mos a movi­li­zar­se uni­dos para enfren­tar los nue­vos desa­fíos jun­to a los movi­mien­tos socia­les y popu­la­res, y los inte­lec­tua­les de izquier­da», expre­só el man­da­ta­rio cubano duran­te su inter­ven­ción en la cita vir­tual que cele­bró los 30 años de ese espa­cio de inte­gra­ción. 

El jefe de Esta­do recor­dó el momen­to fun­da­cio­nal del Foro, el cual hizo con­fluir las fuer­zas polí­ti­cas revo­lu­cio­na­rias pro­gre­sis­tas y demo­crá­ti­cas de Amé­ri­ca Lati­na y el Cari­be por la eman­ci­pa­ción e inte­gra­ción de los pue­blos con­tra la Doc­tri­na Mon­roe y sus alia­dos en el con­ti­nen­te.

Asi­mis­mo, reco­no­ció al expre­si­den­te bra­si­le­ño, Luiz Inácio Lula da Sil­va, y a los diri­gen­tes del Par­ti­do de los Tra­ba­ja­do­res por su desem­pe­ño al fren­te de la Secre­ta­ría Eje­cu­ti­va del Foro, y agra­de­ció el apo­yo de este al pue­blo cubano y a la cam­pa­ña de soli­da­ri­dad por el levan­ta­mien­to del blo­queo de Esta­dos Uni­dos (EE.UU.) con­tra la isla. 

En otro momen­to de su com­pa­re­cen­cia por video­con­fe­ren­cia, el máxi­mo repre­sen­tan­te del Gobierno cubano resal­tó el ejem­plo y el empe­ño del expre­si­den­te vene­zo­lano, Hugo Chá­vez, por lograr la inte­gra­ción lati­no­ame­ri­ca­na, a pro­pó­si­to de cele­brar­se el ani­ver­sa­rio 65 de su nata­li­cio.

«El ejem­plo inven­ci­ble de Chá­vez nos con­vo­ca aho­ra a con­ti­nuar la lucha con fir­me­za y opti­mis­mo, con­ven­ci­dos de que no hay obs­tácu­los por difí­ci­les que parez­can que nues­tros pue­blos uni­dos no pue­dan ven­cer como lo prue­ban hoy Vene­zue­la, Nica­ra­gua y Cuba», des­ta­có. 

El pre­si­den­te cubano tam­bién se refi­rió a la situa­ción de la pan­de­mia en el mun­do, al afir­mar que «ha saca­do lo peor del capi­ta­lis­mo», en alu­sión a las polí­ti­cas falli­das de Gobier­nos neo­li­be­ra­les y de dere­cha que no han podi­do impe­dir la muer­te de miles de per­so­nas en sus paí­ses ni han logra­do dete­ner los altos índi­ces de con­ta­gios. 

«Los para­dig­mas neo­li­be­ra­les han caí­do en abso­lu­to des­cré­di­to», afir­mó. Ade­más, pun­tua­li­zó que Amé­ri­ca Lati­na con­ti­núa como epi­cen­tro de la pan­de­mia en el mun­do, y la expan­sión del virus es un hecho en la región.

Díaz-Canel con­de­nó que ante los retos que la actual situa­ción sani­ta­ria glo­bal ha impues­to a la huma­ni­dad, el Gobierno de EE.UU. no ha cesa­do su empe­ño en man­te­ner la pre­sión per­ma­nen­te sobre los Gobier­nos del área que no le son afi­nes y en dañar a los pue­blos. 

«No ha dete­ni­do sus pla­nes hege­mó­ni­cos para la región. Ha reac­ti­va­do la doc­tri­na Mon­roe y el macar­tis­mo. Ha inten­si­fi­ca­do la inje­ren­cia jun­to con la ame­na­za del uso de la fuer­za jun­to con la pro­mo­ción de la judi­cia­li­za­ción de la polí­ti­ca con­tra líde­res y orga­ni­za­cio­nes de izquier­da y pro­gre­sis­tas», dijo. 

En tal sen­ti­do deta­lló las accio­nes inje­ren­cis­tas y vio­la­to­rias del dere­cho inter­na­cio­nal que el impe­ria­lis­mo empren­de con­tra Vene­zue­la, las cua­les recha­zó, al mis­mo tiem­po que rati­fi­có la soli­da­ri­dad con «el legí­ti­mo pre­si­den­te de Vene­zue­la Nico­lás Madu­ro y la unión cívi­co mili­tar» que sos­tie­ne la sobe­ra­nía del país.

Ade­más, rati­fi­có su ape­go a la pro­cla­ma de Amé­ri­ca Lati­na como zona de paz fir­ma­da por los jefes de Esta­do y de Gobierno lati­no­ame­ri­ca­nos y cari­be­ños en enero de 2014 en La Haba­na y el com­pro­mi­so con la erra­di­ca­ción del colo­nia­lis­mo para los pue­blos que aún viven bajo el esta­tus colo­nial. 

Cuba fren­te a la Covid-19

Al valo­rar el enfren­ta­mien­to de Cuba a la Covid-19, el man­da­ta­rio des­ta­có que la isla ha con­tro­la­do la pan­de­mia, sin exce­sos de con­fian­za, gra­cias a la arti­cu­la­ción de una estra­te­gia en la que inter­vie­nen las máxi­mas auto­ri­da­des del país jun­to a las orga­ni­za­cio­nes de masas.

«Bajo la direc­ción del Par­ti­do, el Gobierno, jun­to a las orga­ni­za­cio­nes polí­ti­cas, de masas y su pue­blo ha con­tro­la­do y está ven­cien­do sin exce­sos de con­fian­za la Covid-19; com­pro­mi­so de hacer­la sos­te­ni­ble en el tiem­po», des­ta­có.

El pre­si­den­te afir­mó que des­pués de cua­tro meses de lucha con­tra el coro­na­vi­rus, Cuba ha teni­do que lamen­tar la muer­te de 87 per­so­nas, entre ellos nin­gún menor de edad, nin­gu­na emba­ra­za­da, ni médi­cos, ni per­so­nal de salud. Como res­pon­sa­bles de esos logros, pon­de­ró la acción coor­di­na­da del sis­te­ma de salud cuba­na y la red de ins­ti­tu­cio­nes cien­tí­fi­cas del país.

Igual­men­te, dijo que en medio de la lucha por erra­di­car el coro­na­vi­rus en la isla, no ha cesa­do la arre­me­ti­da del Gobierno de EE.UU. con­tra el pue­blo, y sus pla­nes para derro­car a la Revo­lu­ción. 

«La agre­si­vi­dad del Gobierno de Esta­dos Uni­dos con­tra la isla cre­ce como cre­cen sus pla­nes de sub­ver­sión polí­ti­ca e ideo­ló­gi­ca con accio­nes orien­ta­das a des­pres­ti­giar a los diri­gen­tes cuba­nos y la labor de nues­tro Gobierno en para­le­lo con los per­ma­nen­tes inten­tos por crear un esta­lli­do social y de pro­mo­ver ten­den­cias socia­les den­tro de nues­tras ins­ti­tu­cio­nes», dijo. 

Díaz-Canel tam­bién resal­tó el queha­cer del con­tin­gen­te Henry Reeve en otras nacio­nes del mun­do, adon­de han lle­ga­do pro­fe­sio­na­les de la salud cuba­nos para ofre­cer su mano soli­da­ria en el enfren­ta­mien­to a la Covid-19. 

«Suman ya 45 las bri­ga­das del con­tin­gen­te con­tra desas­tres y gra­ves epi­de­mias Henry Reeve que brin­dan cola­bo­ra­ción en 38 paí­ses y terri­to­rios, con 3.772 inte­gran­tes, que han aten­di­do más 250.000 pacien­tes con la Covid-19 y han sal­va­do más de 8.000 vidas», expre­só. 

Ade­más, hizo alu­sión a que más de 28.000 cola­bo­ra­do­res de la salud que tra­ba­jan en 58 paí­ses se han incor­po­ra­do a los esfuer­zos nacio­na­les y loca­les por con­te­ner la pan­de­mia. 

Tres revo­lu­cio­nes

El pre­si­den­te cubano, Miguel Díaz-Canel, a nom­bre del Esta­do cubano, rati­fi­có su apo­yo al pue­blo san­di­nis­ta, y al Gobierno de Daniel Orte­ga, a la vez que recha­zó las medi­das coer­ci­ti­vas uni­la­te­ra­les de EE.UU. con­tra Nica­ra­gua.

Duran­te su inter­ven­ción de este mar­tes en el Foro de Sao Pau­lo, el man­da­ta­rio des­ta­có la cola­bo­ra­ción her­ma­na­da entre los Gobier­nos de Cuba, Vene­zue­la y Nica­ra­gua en el enfren­ta­mien­to a la Covid-19. 

«Tres revo­lu­cio­nes con Gobier­nos dedi­ca­dos por ente­ro a sal­var vidas y dar bien­es­tar a sus res­pec­ti­vos pue­blos. Tres revo­lu­cio­nes que fren­te a la arre­me­ti­da bru­tal del impe­rio y la dere­cha neo­li­be­ral alia­da del con­ti­nen­te han sabi­do con inte­gra­ción y fir­me­za defen­der­se y pre­ser­var en muy difí­ci­les con­di­cio­nes la inde­pen­den­cia, la sobe­ra­nía y la dig­ni­dad de la Patria de Bolí­var y Chá­vez, de San­dino y Car­los Fon­se­ca, de Mar­tí y de Fidel», resal­tó. 

Asi­mis­mo, sig­ni­fi­có que solo la coope­ra­ción y la soli­da­ri­dad inter­na­cio­nal sal­va­rán a la huma­ni­dad de «esta cri­sis iné­di­ta en la his­to­ria del mun­do», aña­dió. 

«La real y defi­ni­ti­va inde­pen­den­cia de nues­tra Amé­ri­ca depen­de del carác­ter, la fuer­za y la razón de nues­tras luchas actua­les», con­clu­yó el pre­si­den­te cubano.

Nico­lás Madu­ro, Pre­si­den­te de Vene­zue­la: «El Foro de Sao Pau­lo es una fuer­za demo­cra­ti­za­do­ra».

El pre­si­den­te de la Repú­bli­ca Boli­va­ria­na de Vene­zue­la, Nico­lás Madu­ro, expre­só en el mar­co del ani­ver­sa­rio núme­ro 30 del Foro de Sao Pau­lo que los pro­ce­sos de libe­ra­ción en la región con­ti­núan pese a los cons­tan­tes ata­ques.

«Noso­tros somos el hilo his­tó­ri­co per­fec­to de unión y libe­ra­ción de Amé­ri­ca Lati­na y del Cari­be (…) somos la con­ti­nua­ción de las luchas por rei­vin­di­car a los pue­blos de la Patria Gran­de», indi­có el pre­si­den­te Madu­ro.

El jefe de Esta­do recor­dó los obje­ti­vos base del Foro de Sao Pau­lo, «cuan­do se apa­ga­ban las luces en el mun­do, apa­re­ció el Foro como espe­ran­za, siem­pre será inclu­yen­te que cons­ta de deba­tes plu­ra­les y demo­crá­ti­cos», agre­gó.

«El Foro de Sao Pau­lo es una fuer­za demo­cra­ti­za­do­ra de Amé­ri­ca Lati­na y del Cari­be, agru­pa más par­ti­dos de la región y del res­to del mun­do como Asia, Euro­pa y Esta­dos Uni­dos (EE.UU.) (…) las puer­tas están abier­tas a todos los movi­mien­tos, par­ti­dos y bases popu­la­res revo­lu­cio­na­rias», ase­ve­ró el Alto man­da­ta­rio.

El pre­si­den­te tam­bién recor­dó al coman­dan­te y padre de la Revo­lu­ción Boli­va­ria­na, Hugo Chá­vez, alu­dien­do que su lega­do está en el cora­zón de los humil­des, «hace 66 años nació nues­tro coman­dan­te infi­ni­to Hugo Chá­vez. Hoy lo recor­da­mos con amor, por­que Chá­vez es ale­gría, es futu­ro, Chá­vez es espe­ran­za», aco­tó.

Retos del Foro de Sao Pau­lo

«Debe­mos tras­cen­der al tér­mino izquier­da, tene­mos que reno­var el lide­raz­go yen­do a los barrios, noso­tros somos el cam­bio, reno­va­ción y el futu­ro. Tene­mos que rom­per el sec­ta­ris­mo, el dog­ma­tis­mo», mani­fes­tó el pre­si­den­te Madu­ro.

Asi­mis­mo, el jefe de Esta­do reite­ró que se deben prio­ri­zar en la uni­fi­ca­ción de todos los movi­mien­tos y par­ti­dos, «tene­mos que ir a una nue­va izquier­da reono­va­da que sea capaz de unir a todos los movi­mien­tos y pre­sen­tar un pro­yec­to que res­ca­te las ban­de­ras his­tó­ri­cas de los pue­blos», aña­dió.

«Estoy segu­ro que ven­drá una nue­va ola de gobier­nos pro­gre­sis­tas de avan­za­da, que con valen­tía reasu­mi­rán la agen­da inte­gra­cio­nis­ta para recu­pe­rar la región», sen­ten­ció el Alto man­da­ta­rio.
Esce­na­rio elec­to­ral vene­zo­lano

«Vamos a tener la elec­ción 25 en Vene­zue­la, de las cua­les 22 hemos gana­do (entre ellas el pri­mer refe­ren­do revo­ca­to­rio, dos cons­ti­tu­yen­tes, y tam­bién hemos per­di­do una refor­ma Cons­ti­tu­cio­nal y en el 2015 las elec­cio­nes par­la­men­ta­rias), esta extra­ña «dic­ta­du­ra» hace elec­cio­nes», indi­có el jefe de Esta­do.

El pre­si­den­te Madu­ro apo­yó la con­vo­ca­to­ria del Con­se­jo Nacio­nal Elec­to­ral (CNE) de con­vo­car audi­to­res del mun­do de cara a las elec­cio­nes par­la­men­ta­rias del pró­xi­mo mes de diciem­bre, «que ven­gan orga­nis­mos elec­to­ra­les y socia­les de todas par­tes del mun­do, inclu­yen­do a EE.UU.», pun­tua­li­zó.

«En esta opor­tu­ni­dad el pue­blo de Vene­zue­la va a votar y vamos a ganar demo­crá­ti­ca­men­te la Asam­blea Nacio­nal», con­clu­yó el man­ta­rio.

Daniel Orte­ga, pre­si­den­te de Nica­ra­gua: Ins­ta­mos a for­ta­le­cer la unión de Lati­noa­mé­ri­ca fren­te al inter­ven­cio­nis­mo

Pre­si­den­te de Nica­ra­gua, Daniel Orte­ga: Son momen­tos duros para nues­tra Amé­ri­ca, para el mun­do, esta pan­de­mia tie­ne sacu­di­da la eco­no­mía mun­dial y para pro­te­ger a nues­tros pue­blos debe­mos eli­mi­nar el virus mayor, el capi­ta­lis­mo, el neo­li­be­ra­lis­mo.

En el mar­co de la reu­nión del Foro de Sao Pau­lo rea­li­za­da este mar­tes de mane­ra vir­tual, el pre­si­den­te de Nica­ra­gua, Daniel Orte­ga, hizo un un lla­ma­do a la unión lati­no­ame­ri­ca­na fren­te al inter­ven­cio­nis­mo y ata­ques de Esta­dos Uni­dos (EE.UU.), ade­más de hacer un balan­ce de los logros de la Revo­lu­ción San­di­nis­ta, Boli­va­ria­na y el papel de ayu­da de Cuba.

«Para poder alcan­zar el sue­ño Boli­va­riano debe­mos unir las fuer­zas y luchas”, par­ti­cu­lar­men­te, Cuba, Vene­zue­la y Nica­ra­gua, decla­ró.

El man­da­ta­rio nica­ra­güen­se des­ta­có el papel de la Bri­ga­da Médi­ca Cuba­na cuan­do en 1972 Nica­ra­gua sufrió un terrom­to. Al res­pec­to sos­tu­vo que cuan­do «el terro­mo­to, noso­tros esta­ba­mos en la cár­cel, allí pasa­mos el terre­mo­to y de pron­to apa­re­ció la misión cuba­na,».

En su balan­ce his­tó­ri­co esbo­zó que «años des­pués triun­fó la Revo­lu­ción Popu­lar San­di­nis­ta y allí esta­ba Cuba, esta­ba Fidel. Recuer­do que en el pri­mer año de ani­ver­sa­rio de la revo­lu­ción se encon­tra­ron Fidel y Lula aquí en Nica­ra­gua». Aña­dió que en 1980 se encon­tró con el gran líder sur­ame­ri­cano Luiz Inacio Lula Da Sil­va.

El líder nica­ra­güen­se enfa­ti­zó que «le dimos opor­tu­ni­dad de gober­nar a fuer­zas polí­ti­cas que jamás cre­ye­ron iban a gober­nar Nica­ra­gua. Esas fuer­zas polí­ti­cas esta­ban subor­di­na­das al impe­rio, tam­bién a Somo­za, ambas que­rían la inter­ven­ción yan­qui. Los libe­ra­les comen­za­ron a arro­di­llar­se a los yan­quis jun­to con los con­ser­va­do­res. Somo­za con los yan­quis tenían tapo­nea­das las ideas».

Fue pre­ci­sa­men­te en los momen­tos difí­ci­les que esta­ba Cuba allí, tam­bién Pana­má que tenía al gene­ral Manuel Torri­jos. «Recuer­do cuan­do la inter­ven­ción en Pana­má, eran las mis­mas tác­ti­cas» dijo Orte­ga.

El pre­si­den­te recor­dó que, en una reu­nión del Foro de Sao Pau­lo, el pre­si­den­te Hugo Chá­vez plan­teó que «esta­mos fren­te al fue­go eterno de (Simón) Bolí­var. A par­tir de allí, Chá­vez comen­zó a par­ti­ci­par de for­ma pro­ta­gó­ni­ca en el foro y fue el tiem­po en que lle­gó la Revo­lu­ción Boli­va­ria­na a Vene­zue­la».

«En ese tiem­po ya había logra­do lle­gar al poder la Revo­lu­ción Boli­va­ria­na, algo que pare­cía desa­fiar la Ley de la Gra­ve­dad, lue­go Lula (da Sil­va), (Rafael) Correa, Evo (Mora­les), (Manuel) Zela­ya, (Fer­nan­do) Lugo y otros, tam­bién Pepe (Muji­ca) en Uru­guay, Nés­tor y Cris­ti­na (Kirch­ner) en Argen­ti­na. No es casual, hacían fal­ta Gobier­nos dig­nos para sus pue­blos con voca­ción soli­da­ria y socia­lis­ta para que se pudie­ran abo­car a sus pue­blos»

Orte­ga sotu­vo que «hoy esta­mos libran­do esta bata­lla que pare­cie­ra que la comu­ni­dad ha sido afec­ta­da por la pola­ri­za­ción a que ha sido some­ti­da nues­tro pue­blo por la polí­ti­ca impe­ria­lis­ta del divi­de y ven­ce­ras». Ade­más, dijo que EE.UU. ha ido con­tra Cuba y Vene­zue­la cum­plien­do san­cio­nes eco­nó­mi­cas con­tra sus pue­blos.

Con­clu­yó sos­te­nien­do que, en algún momen­to, el virus que pro­vo­ca la pan­de­mia de la Covid-19 será con­tro­la­do y, para enfren­tar virus, » debe­mos eli­mi­nar el virus mayor que es el capi­ta­lis­mo, el neo­li­be­ra­lis­mo, que son esen­cia mis­ma del egoís­mo y la mal­dad».

El jefe de Esta­do agre­gó que «esta­mos segu­ros que se está gene­ran­do una nue­va cons­cien­cia en el pla­ne­ta (…) hay que ins­ta­lar Esta­dos lle­nos de huma­nis­mo, de soli­da­ri­dad, res­pe­tuo­sos del dere­cho inter­na­cio­nal, unien­do fuer­zas con­tra la con­ta­mi­na­ción que avan­za y des­tru­ye, allí uni­dos todos».

* Fuen­te: Tele­SUR

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *