Argen­ti­na. La aper­tu­ra de empre­sas está pro­vo­can­do un aumen­to del núme­ro de con­ta­gios entre las y los trabajadores

Por Mario Her­nán­dez, Resu­men Lati­noam­ri­cano, 23 junio 2020

Como ya han denun­cia­do en diver­sas empresas
los empre­sa­rios quie­ren sacar taja­da de la pan­de­mia, para maxi­mi­zar sus
ganan­cias a cos­ta de la salud de los tra­ba­ja­do­res. La exi­gen­cia del
cum­pli­mien­to de pro­to­co­los por par­te del gobierno tam­bién está ausente
habi­li­tan­do los abu­sos patronales.

El gre­mio del neu­má­ti­co reali­zó el jue­ves un nue­vo paro de 24
horas, en esta oca­sión foca­li­za­do en la plan­ta de Brid­ges­to­ne, por nuevos
incum­pli­mien­tos del pro­to­co­lo sani­ta­rio. El pasa­do vier­nes 12 el SUTNA había
rea­li­za­do una medi­da de fuer­za por el mis­mo motivo. 

La nue­va medi­da de fuer­za estu­vo moti­va­da por el desa­rro­llo de
sín­to­mas y la con­fir­ma­ción, el miér­co­les, del con­ta­gio de COVID-19 de un nuevo
tra­ba­ja­dor, que había esta­do en con­tac­to estre­cho con uno de los casos
posi­ti­vos de la sema­na anterior.

A pesar de los recla­mos del gre­mio, e inclu­si­ve de las
indi­ca­cio­nes de la epi­de­mió­lo­ga del Minis­te­rio de Salud de Lomas de Zamo­ra ‑el
dis­tri­to don­de se encuen­tra la plan­ta- la patro­nal de Brid­ges­to­ne se negó
repe­ti­da­men­te a esta­ble­cer la cua­ren­te­na. Por el con­tra­rio, man­te­nía realizando
tareas a todos los obre­ros en la mis­ma área en la que habían esta­do trabajando
con el tra­ba­ja­dor ya diagnosticado.

El paro de acti­vi­da­des se lle­vó ade­lan­te en for­ma “con­tun­den­te” y
con un “aca­ta­mien­to total”, remar­ca­ron los obre­ros del neu­má­ti­co median­te un
comunicado.

Tras el paro del pasa­do vier­nes, ya se había pau­ta­do una audiencia
con las tres gran­des plan­tas de la indus­tria del neu­má­ti­co, Fate, Pire­lli y
Brid­ges­to­ne, para el pró­xi­mo lunes 22, para dis­cu­tir los recla­mos plan­tea­dos en
el pro­to­co­lo pre­sen­ta­do por el sindicato. 

“Que­da cla­ro que la deman­da más impor­tan­te de los tra­ba­ja­do­res es
que se dé la debi­da aten­ción, y rápi­da res­pues­ta, a cada recla­mo y a cada
nece­si­dad de imple­men­ta­ción de medi­das de pre­ven­ción nece­sa­rias para el debido
res­guar­do de la salud de los tra­ba­ja­do­res ante el COVID-19”, concluyeron.

Tra­ba­ja­do­res de la quí­mi­ca Lin­de, ubi­ca­da en Pilar, denun­cian que
la patro­nal no apli­ca los pro­ce­di­mien­tos de cui­da­do en el con­tex­to de
pan­de­mia por COVID-19. Comen­tan que tuvie­ron que exi­gir los imple­men­tos de
higie­ne y pro­tec­ción, suma­do a que las jor­na­das labo­ra­les son más extensas.

En tan solo la últi­ma sema­na tras­cen­die­ron varios men­sa­jes dan­do a
cono­cer que habría tra­ba­ja­do­res con­ta­gia­dos en al menos 12 sucur­sa­les del
Correo Argen­tino: Cen­tro de Dis­tri­bu­ción Domi­ci­lia­ria (CDD) de Tem­per­ley, El
Palo­mar, Lugano, Mata­de­ros, Abas­to. Sucur­sa­les comer­cia­les de Morón, Luis
Gui­llón, Once. Cen­tro de Tra­ta­mien­to Pos­tal (CTP) de Mon­te Gran­de en Esteban
Eche­ve­rría. Cen­tro Pos­tal Inter­na­cio­nal (CPI) en Reti­ro. Trans­por­tis­tas. Y
varios sec­to­res más. Varios fue­ron con­fir­ma­dos por los pro­pios tra­ba­ja­do­res, ya
que no hay nin­gún comu­ni­ca­do oficial.

En el mar­co de un jor­na­da nacio­nal de lucha, jun­to a sindicatos
del sec­tor, la Asam­blea de Tra­ba­ja­do­res Resi­den­tes y Con­cu­rren­tes de CABA
publi­có un rele­va­mien­to rea­li­za­do en los 35 cen­tros de aten­ción de salud
por­te­ños, que reve­la que aún en el 83% de los efec­to­res, don­de se atienden
pacien­tes con covid-19, no cuen­tan con los insu­mos de bio­se­gu­ri­dad, en el
51% de los hos­pi­ta­les y cen­tros de salud no se apli­can pro­to­co­los para el
ais­la­mien­to del per­so­nal, en el 50 % no hay espa­cios físi­cos don­de ais­lar a los
pacien­tes sos­pe­cho­sos y solo en 7 ins­ti­tu­cio­nes con­fir­man haber recibido
capacitación. 

En esas con­di­cio­nes, ya son 102 les pro­fe­sio­na­les de la salud que
die­ron posi­ti­vo por covid-19 en la Ciu­dad de Bue­nos Aires, entre ellos, 10
resi­den­tes y 6 con­cu­rren­tes, ade­más de varios ais­la­dos por con­tac­to estre­cho en
los hos­pi­ta­les Ramos Mejía, Fer­nán­dez, Riva­da­via y Santojanni. 

El Sin­di­ca­to de Tra­ba­ja­do­res Pas­te­le­ros denun­ció al Minis­te­rio de
Tra­ba­jo de la Pro­vin­cia de Bue­nos Aires que el miér­co­les 10 de junio se detec­ta­ron en
la plan­ta de alfa­jo­res Vimar cua­tro posi­bles casos de Covid19.

Uno de ellos ya dio posi­ti­vo y está siendo
tra­ta­do en la clí­ni­ca gre­mial. Los otros 3 poten­cia­les posi­ti­vos por contacto
estre­cho son tra­ba­ja­do­res sin regis­trar, por lo que no cuen­tan con cober­tu­ra de
salud de nin­gún tipo.

En lo que es un nue­vo caso de
irres­pon­sa­bi­li­dad empre­sa­rial en medio de la pan­de­mia, la fábri­ca de bote­llas y
enva­ses de vidrio Cat­to­ri­ni Hnos. de Quil­mes Oes­te (que siguió abier­ta y
fun­cio­nan­do duran­te todo el ais­la­mien­to social, pre­ven­ti­vo y obligatorio)
obli­gó a seguir con­cu­rrien­do a sus pues­tos labo­ra­les a tra­ba­ja­do­res que tenían
sín­to­mas de coro­na­vi­rus. Ante el recla­mo de los tra­ba­ja­do­res, la inten­den­cia de
May­ra Men­do­za orde­nó una ins­pec­ción, pero lue­go habi­li­tó a fun­cio­nar a la
empre­sa. Aho­ra la fábri­ca tie­ne seis casos confirmados. 

Las sucur­sa­les de Ramos Mejía y Virrey del Pino de Coto siguieron
abier­tas pese a que sie­te tra­ba­ja­do­res fue­ron con­fir­ma­dos con coro­na­vi­rus. “En
lugar de hacer­nos test a todos y des­pués reabrir, nos dicen que nos haga­mos el
hiso­pa­do por la Obra social o como poda­mos”, denun­cian tra­ba­ja­do­ras y
trabajadores.

Se regis­tra­ron 10 casos más de Covid-19 en la sucur­sal 75 ubicada
en el barrio de Villa Cara­za de Lanús Oes­te. Los tra­ba­ja­do­res denun­cia­ron que
la empre­sa los obli­ga a con­ti­nuar con las acti­vi­da­des con total normalidad.
Advier­ten que quie­nes se rea­li­za­ron el hiso­pa­do están en cen­tros de salud desde
el vier­nes. Afir­man que el muni­ci­pio quie­re clau­su­rar la sucur­sal pero que el
super­mer­ca­do insis­te en seguir nor­mal­men­te. Tam­po­co el Sin­di­ca­to tam­po­co les da
res­pues­ta a los trabajadores.

La cade­na de super­mer­ca­dos Dis­co, del con­glo­me­ra­do chileno
Cen­co­sud, se nie­ga a cerrar las sucur­sa­les en las que hay con­ta­gios de Covid-19
y hace rotar a los tra­ba­ja­do­res por ellas. El Dis­co 18, ubi­ca­do en la Avenida
Quin­ta­na, tuvo un caso posi­ti­vo y en lugar de cerrar siguió tra­ba­jan­do con
gen­te de otros loca­les. Lo mis­mo ocu­rrió el Dis­co 237, de Beiró.

Ante la fal­ta de res­pues­tas y el descontento
de los tra­ba­ja­do­res, los refe­ren­tes gre­mia­les de todos los loca­les prepararon
una pro­tes­ta.
 

Emplea­dos del local de McDonald’s del barrio por­te­ño de Recoleta
denun­cia­ron ante el sub­se­cre­ta­rio de Tra­ba­jo de la Ciu­dad de Bue­nos Aires,
Eze­quiel Jar­vis, que la empre­sa obli­gó a tra­ba­jar a un emplea­do que tie­ne a su
madre enfer­ma con coro­na­vi­rus, y que la geren­ta del turno noche, tam­bién con la
mis­ma enfer­me­dad, con­ti­nuó tra­ba­jan­do has­ta el 1º de junio. “Se nie­gan a
apli­car el pro­to­co­lo», afir­man los trabajadores.
A pesar de dos casos posi­ti­vos el Minis­te­rio de Tra­ba­jo de la pro­vin­cia de
Bue­nos Aires auto­ri­zó a reabrir la plan­ta de Mon­de­lez sin haber tes­tea­do a
todos los tra­ba­ja­do­res, median­te un acta que fir­ma­ron la empre­sa, el sindicato
de Rodol­fo Daer y el Minis­te­rio don­de acuer­dan reto­mar la producción.

Ade­más, según infor­mó la Comi­sión Inter­na de la plan­ta ubi­ca­da en
Pache­co, la empre­sa ali­men­ti­cia hizo el plan­teo de fina­li­zar las licen­cias de
las tra­ba­ja­do­ras muje­res con hijos de entre 9 y 12 años. Si no tuvie­ran forma
de dele­gar el cui­da­do les recor­ta­rán el 30 % del salario.

La empre­sa ali­men­ti­cia fue dura­men­te cues­tio­na­da tras stockearse
en ple­na cua­ren­te­na para sus­pen­der lue­go a su personal.

Entre­vis­ta a Nahuel Gon­zá­lez de la Lis­ta Naran­ja de los
ferro­via­rios del Mitre

Te ponen entre la espa­da y la pared, o te morís de ham­bre o
de Covid19

M.H.: Falle­cie­ron dos com­pa­ñe­ros de la línea Mitre. Y denuncian
30 ferro­via­rios infec­ta­dos. ¿Qué nos podés comen­tar al respecto?

N.G.: La situa­ción es com­pli­ca­da, uno de los falle­ci­dos era Juan
Cam­pos, tra­ba­ja­dor de la Línea San Mar­tin, ter­ce­ri­za­do por la empre­sa Mura­ta y
el otro Clau­dio Andra­de, un com­pa­ñe­ro de 58 años tra­ba­ja­dor de Cam­pa­na. Con
res­pec­to a los casos, la ver­dad es que siguen aumen­tan­do, ayer nos enteramos
del caso posi­ti­vo de una enfer­me­ra que se encar­ga­ba de hacer los test de
alcoho­le­mia a ins­pec­to­res y guardas.

M.H.: Esto des­mien­te lo que sos­tie­ne el minis­tro de Transporte,
que dice que no hay infectados.

N.G.: Así es, de hecho esto se está dan­do en com­pli­ci­dad con la
empre­sa que man­tie­ne muchas veces ocul­tos los casos, nos ente­ra­mos entre
com­pa­ñe­ros. No hace públi­cos los casos, no lo anun­cian al res­to del sec­tor, ni
dón­de ni cuán­tos. Es a par­tir de una red de rela­cio­nes que hay entre compañeros
que nos vamos avi­san­do para tomar las pre­cau­cio­nes necesarias.

M.H.: ¿Han hecho algún reclamo?

N.G.: Hici­mos pre­sen­ta­cio­nes lega­les en el minis­te­rio de Trabajo,
en el de Salud y en la Super­in­ten­den­cia de Ries­go de Tra­ba­jo el 26 de mayo,
exi­gien­do tes­teos masi­vos y ele­men­tos de higie­ne bási­cos por­que la reali­dad es
que esca­sean en muchos lados y no son de cali­dad veri­fi­ca­ble, nos entregan
alcohol en gel en bote­llas de gaseo­sa, los guan­tes y bar­bi­jos en gene­ral son de
mala cali­dad, supues­ta­men­te son des­car­ta­bles, nos duran dos horas y nosotros
qui­zás los tene­mos que usar un par de días. Esas son las pre­sen­ta­cio­nes legales
que hici­mos y no reci­bi­mos nin­gún tipo de res­pues­ta toda­vía, la úni­ca respuesta
que reci­bi­mos fue la del minis­tro Meo­ni en la entre­vis­ta de TN.

M.H.: ¿Que­rés agre­gar algo más?

N.G.: Sí, noso­tros esta­mos plan­tean­do que nece­si­ta­mos rom­per el
cer­co que es el mis­mo que están vivien­do las tra­ba­ja­do­ras de la salud, los
aero­náu­ti­cos, todos los tra­ba­ja­do­res que están en la pri­me­ra línea, así como
los tra­ba­ja­do­res pre­ca­ri­za­dos, todos nece­si­ta­mos mos­trar esta reali­dad que es
la que esta­mos vivien­do. Opino que los sin­di­ca­tos debe­rían ser los que tendrían
que estar a la cabe­za de todo esto. En nues­tro caso la Unión Ferro­via­ria sigue
hacien­do un silen­cio cóm­pli­ce. Noso­tros esta­mos lla­man­do a asam­blea para poder
hacer que se escu­che la voz de todos los labu­ran­tes y la exi­gen­cia de testeos
que creo que es lo cen­tral para no seguir murien­do. Esa es nues­tra principal
preo­cu­pa­ción hoy, nece­si­ta­mos los tes­teos masi­vos, así como lo nece­si­tan los
tra­ba­ja­do­res de la salud y todos los tra­ba­ja­do­res que hoy nos encon­tra­mos en la
pri­me­ra línea por­que se está vien­do que efec­ti­va­men­te están aumen­tan­do los
casos, ayer supe­ra­mos la línea de los 1.000 posi­ti­vos y al menos en el
ferro­ca­rril mien­tras más aumen­te en gene­ral más van a seguir aumen­tan­do. Así
que tene­mos que parar­lo de algu­na manera. 

Nece­si­ta­mos
que los tra­ba­ja­do­res se orga­ni­cen, si los sin­di­ca­tos no hacen nada y las
empre­sas siguen ocul­tan­do, no nos va a que­dar otra. Nece­si­ta­mos respuesta
urgen­te y esta­mos en ese camino, sobre todo por­que no son solo nuestras
fami­lias y com­pa­ñe­ros sino todos los usua­rios que uti­li­zan a dia­rio el servicio
los que están en peligro.

M.H.: Aho­ra se ha incre­men­ta­do el uso del ferro­ca­rril, he visto
que en la línea Tigre se saca turno para viajar.

N.G.: Se ha incre­men­ta­do y mien­tras se siga abrien­do la
cua­ren­te­na se va a seguir incre­men­tan­do así como la cir­cu­la­ción del virus. De
hecho una denun­cia pun­tual que me gus­ta­ría hacer en soli­da­ri­dad con los
tra­ba­ja­do­res ter­ce­ri­za­dos de Mura­ta que hace 3 meses denun­cia­ron que no tenían
guan­tes, ni alcohol en gel y des­pi­die­ron a 7 tra­ba­ja­do­res a con­se­cuen­cia de
eso. Esa empre­sa es terri­ble, es total­men­te impu­ne lo que hace. Es la empresa
de segu­ri­dad que está en todas las líneas ferro­via­rias y se encuen­tra también
en otras empre­sas esta­ta­les, entien­do que el Esta­do es su prin­ci­pal socio. De
hecho uno de los falle­ci­mien­tos que hubo hace poco en la Villa 31 fue de un
tra­ba­ja­dor de Mura­ta que tenía 64 años, esta­ba den­tro del fac­tor de ries­go, lo
obli­ga­ron a tra­ba­jar por­que sino no cobra­ba y se con­ta­gió y falleció. 

Te ponen
entre la espa­da y la pared, o te morís de ham­bre o de Covid19. No pode­mos seguir
per­mi­tien­do eso. En Cam­pa­na, don­de falle­ció otro de nues­tros com­pa­ñe­ros, había
más de 4 com­pa­ñe­ros infec­ta­dos y en vez de man­dar­los a hacer la cua­ren­te­na, los
man­da­ron a tra­ba­jar a otra línea. O sea, espar­cie­ron el virus. De hecho dio
posi­ti­vo uno de los tra­ba­ja­do­res que man­da­ron a tra­ba­jar a la línea San Martin,
en don­de aho­ra falle­ció otro tra­ba­ja­dor de Mura­ta. La situa­ción así no da para
más. 

Entre­vis­ta a Luciano Corra­di, dele­ga­do gene­ral de GPS (AA)

No que­re­mos lamen­tar nin­gu­na vida, como pasó en ferroviarios
don­de hay dos muertes 

M.H.: Hicie­ron una denun­cia sobre 5 nue­vos casos de Coro­na­vi­rus y
no hay tes­teos, seña­lan haci­na­mien­to en salas de des­can­so, fal­ta de
desin­fec­ción. ¿Qué podés comen­tar al respecto?

L.C.: Veni­mos hacien­do denun­cias en el minis­te­rio de Tra­ba­jo, en
el de Salud, en la Super­in­ten­den­cia de Ries­go de Trabajo.

M.H.: Esta mis­ma pro­ble­má­ti­ca la tra­ta­mos hace dos meses, incluso
habían des­pe­di­do a dos tra­ba­ja­do­res ¿ver­dad?

L.C.: Cla­ro, yo soy dele­ga­do de los ter­ce­ri­za­dos de Aeroparque.
En Ezei­za des­pi­die­ron a Aye­lén y a
Car­los por pedir alcohol en gel, guan­tes y bar­bi­jos. Logra­mos que los
rein­cor­po­ren lue­go de una gran pelea. Aho­ra lo que empe­zó a pasar es que están
apa­re­cien­do casos posi­ti­vos, hace alre­de­dor de un mes. Ya es el quin­to caso que
tene­mos en GPS y tam­bién en la empre­sa que hace lim­pie­za hay dos casos en
Aero­par­que y uno en Ezei­za. Ten­go enten­di­do que tam­bién hay en Aerolíneas
Argen­ti­nas, en varios sec­to­res. Empie­zan a haber casos en los luga­res don­de los
tra­ba­ja­do­res siguen yen­do a tra­ba­jar, los lla­ma­dos esen­cia­les. Lo que estamos
pidien­do es sim­ple­men­te, tes­teo para todos los tra­ba­ja­do­res esen­cia­les y que se
cum­pla con el ais­la­mien­to, por­que las empre­sas lo reta­cean, como impli­ca que no
pue­den ope­rar nor­mal­men­te hacen eso. Enton­ces, ais­la­mien­to efec­ti­vo para todos
los que tuvie­ron con­tac­to con algún caso posi­ti­vo que es la úni­ca for­ma de
cor­tar con la cir­cu­la­ción del virus, que se resuel­va el haci­na­mien­to que hay en
las bases ope­ra­ti­vas, no hay for­ma de vol­ver a una nor­ma­li­dad, vol­ver a los
vue­los, como mues­tran en la tele­vi­sión que tie­nen nue­vos pro­to­co­los, pero esos
pro­to­co­los no inclu­yen las con­di­cio­nes de tra­ba­jo de los tra­ba­ja­do­res. Entonces
esta­mos pidien­do eso. 

Y la
res­pues­ta de la empre­sa ante los recla­mos fue per­se­cu­ción a los dele­ga­dos, por
par­ti­ci­par de las pro­tes­tas, con ame­na­zas, car­tas docu­men­to, etc. Y una
reduc­ción sala­rial en pie que fue nego­cia­da por la empre­sa con el sin­di­ca­to, a
los 1.400 tra­ba­ja­do­res de GPS Aero­par­que y Ezeiza.

M.H.: ¿Cuál es el sindicato?

L.C.: UPADEP es un sin­di­ca­to aero­náu­ti­co peque­ño de la rama.

M.H.: Se avi­nie­ron a esta reduc­ción salarial.

L.C.: Sí, de hecho le redu­je­ron ile­gal­men­te el sala­rio a los que
están en gru­po de ries­go. Es una ver­güen­za, por eso esta­mos pidien­do que
inter­ven­ga Aero­lí­neas argen­ti­nas. Ade­más corre ries­go la vida de los
tra­ba­ja­do­res. No que­re­mos lamen­tar nin­gu­na vida, como pasó en ferroviarios
don­de hay dos muer­tes. La línea H del sub­te tie­ne varios casos positivos
tam­bién. Es algo que se está exten­dien­do y tie­ne que ver con que empie­zan a
abrir nue­vos sec­to­res de tra­ba­jo pero que la polí­ti­ca de cui­da­do es poca. No
hay tes­teos, no se cum­ple el ais­la­mien­to, ni los pro­to­co­los. Es muy
preo­cu­pan­te. Esta­mos pidien­do que inter­ven­gan, que el gobierno haga los testeos
y a las empre­sas que cum­plan con los ais­la­mien­tos cuan­do es nece­sa­rio, es la
úni­ca for­ma de cor­tar con la cir­cu­la­ción del virus. Y en par­ti­cu­lar en
aero­náu­ti­cos que resuel­van las salas de des­can­so, esta­mos haci­na­dos en esas
salas des­de siem­pre, lo que pasa es que aho­ra eso hace que el con­ta­gio se
vuel­va expo­nen­cial y la empre­sa, Aero­puer­tos Argen­ti­na 2000, hace oídos sordos.

Entre­vis­ta a Sil­via Jara, dele­ga­da de Enfer­me­ría ATE de la
Mater­ni­dad Sardá

¿Por qué no se cui­da a los que cuidan?

M.H.: Me lla­mó la aten­ción la nota de la revis­ta Viva de Cla­rín muy sim­pá­ti­ca, don­de hacen refe­ren­cia a un Comi­té de crisis
y un pro­to­co­lo, que se reúne bas­tan­te segui­do apa­ren­te­men­te, según seña­la la
cro­nis­ta. Lue­go el lunes reci­bo el comu­ni­ca­do de la Jun­ta inter­na de la Asociación
de tra­ba­ja­do­res de ATE que mues­tra una reali­dad que cho­ca con esta nota. Luego
leyen­do con aten­ción veo que en ese Comi­té de cri­sis no par­ti­ci­pan los
tra­ba­ja­do­res, solo hay jefes, geren­tes, etc.

S.J.: Sí, el Comi­té vive de reu­nión en reu­nión pero los que
esta­mos al fren­te de la trin­che­ra somos los enfermeros.

M.H.: Uste­des hablan de una reali­dad dis­tin­ta de la que sale en
la nota.

S.J.: Hay un comi­té de cri­sis pero noso­tros pedi­mos que se active
la Cimat, las reco­men­da­cio­nes para com­ba­tir el virus, para poder plan­tear más
cru­da­men­te la reali­dad que vivi­mos los tra­ba­ja­do­res. En cuan­to al COVID hay
per­so­nal que atien­de a las mamás, que no siem­pre mani­fies­tan estar enfer­mas, o
no lo saben por­que son asin­to­má­ti­cas, pero se detec­ta por una pes­qui­sa, después
que ya ingre­só a la ins­ti­tu­ción, que ya hubo con­tac­to y esa per­so­na ten­dría que
ser inme­dia­ta­men­te ais­la­da, y muchas veces no se hace. Espe­ran a que ten­ga un
sín­to­ma. Pero has­ta ese momen­to ya hubo con­ta­gio. Por eso esta­mos pidiendo
mayor can­ti­dad de agentes. 

El caso
tam­bién de una com­pa­ñe­ra que refi­rió haber teni­do con­tac­to con un fami­liar que
esta­ba con­ta­gia­do, se lo comu­ni­ca a la refe­ren­te y mani­fies­ta que pre­fie­re no
ir para no expo­ner­nos y, sin embar­go, la obli­gan a ir a tra­ba­jar exponiéndonos
a todos. Lue­go todos los que estu­vie­ron con esa per­so­na fue­ron ais­la­dos. Esta
com­pa­ñe­ra pidió que le hagan el hiso­pa­do, por­que la ins­ti­tu­ción hace el testeo
a cual­quier per­so­na que tie­ne dudas, bajan del Comi­té la infec­tó­lo­ga, y se
apli­ca el pro­to­co­lo. Enton­ces por qué no a los de aden­tro, ¿por qué no se cuida
a los que cuidan? 

Lo que
pedi­mos es que al per­so­nal se le haga el hiso­pa­do, de la mis­ma mane­ra que se lo
hacen a cual­quier per­so­na que se acer­que. Pero no lo hacen, man­dan a la casa a
la per­so­na con esa car­ga de angus­tia por­que estu­vo en con­tac­to por­que se enteró
des­pués. No hay con­ten­ción, man­dan a la casa y dan un turno para el Hos­pi­tal Méndez
para ser hiso­pa­da, a veces que­da inter­na­da 48 horas y en el caso de dar
posi­ti­vo, como suce­dió con una com­pa­ñe­ra nues­tra, con la angus­tia de que le den
el alta y vol­ver a la casa expo­nien­do a su fami­lia. Todo esto se evi­ta­ría si se
hiso­pa­ra al per­so­nal de la mis­ma mane­ra que se hace la pes­qui­sa a la comunidad.

Noso­tros
sen­ti­mos que hay un bache que no se cubre. Por otro lado recla­ma­mos el tema de
la indu­men­ta­ria, tene­mos que ir a tra­ba­jar con nues­tros ambos, mien­tras que a
los médi­cos se les da la indu­men­ta­ria, ellos van a rope­ría, les dan un ambo
para cubrir su guar­dia, y al ter­mi­nar se bañan y se van a su casa con su ropa.
Noso­tros tene­mos que venir car­ga­dos con ese ambo que usa­mos, con la angus­tia de
no saber si tra­ji­mos algo a nues­tras casas, esta­mos expo­nien­do a nuestras
familias. 

Enton­ces
tene­mos que estar al fren­te de esta pan­de­mia, don­de todos los días cam­bia algo,
cada día sur­ge un pro­to­co­lo nue­vo, al prin­ci­pio no hacía fal­ta el tapaboca,
aho­ra ade­más del tapa­bo­ca tene­mos que usar la más­ca­ra. Otro tema es que hay
con­ten­ción psi­co­ló­gi­ca para la gen­te que tra­ba­ja duran­te la sema­na, pero qué
pasa con los fran­que­ros, con la gen­te de la noche. Ellos tie­nen la misma
acti­vi­dad que noso­tros. En su momen­to se plan­teó la con­ten­ción psi­co­ló­gi­ca de
los pacien­tes, eso se solu­cio­nó. Pero había psi­có­lo­go has­ta el medio­día, si le
daba un bro­te de angus­tia a una seño­ra a las dos de la tar­de no había quien la contuviera.

M.H.: Creo que sería salu­da­ble que a este Comi­té de cri­sis se
incor­po­ren los repre­sen­tan­tes de los tra­ba­ja­do­res para plan­tear estas
cuestiones.

S.J.: Si, por­que es un comi­té for­ma­do por unos pocos, que pueden
tener mucha for­ma­ción téc­ni­ca pero tie­nen que estar acom­pa­ña­dos por lo
prác­ti­co. Si hubie­ra un diá­lo­go sería mejor, por­que es muy fácil bajar
direc­ti­vas, pero es impor­tan­te acer­car­se a quie­nes esta­mos al fren­te y
consultar. 

Hay cier­ta
gen­te del Comi­té que lo hace, pero no todos. Hay gen­te que está en la
coor­di­na­ción que es muy acce­si­ble y con­sul­ta, pero otras no. Pun­tual­men­te la
seño­ra Brua que está en la coor­di­na­ción es una per­so­na muy acce­si­ble que le
intere­sa lo que nos pasa, pero para el res­to es más fácil pegar un papel
infor­man­do los pro­to­co­los. Pero este es un camino que cur­sa­mos jun­tos como
equi­po de salud, pero que­da como eslo­gan, en la prác­ti­ca no funciona.

M.H.: En una entre­vis­ta con el Dr. Rey­nal­do Sac­co­ne, ex Pre­si­den­te de CICOP, habla­ba jus­ta­men­te de
este con­cep­to, del equi­po de salud, que debe­ría ser un equipo. 

S.J.: Quie­ro acla­rar que el recla­mo es neta­men­te des­de la Enfermería
por el tema de los hiso­pa­dos, la indu­men­ta­ria y las rota­cio­nes que se están
hacien­do que faci­li­tan que hayan infec­cio­nes cru­za­das y nos pon­ga­mos todos en
ries­go. Una lla­ma­da de atención. 

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on Facebook
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.