Ante el ata­que de Vox y los cipayos

El Movi­mien­to Pro Amnis­tía y Con­tra la Repre­sión quie­re denun­ciar el acto fas­cis­ta lle­va­do a cabo ayer en Bil­bo con­tra la cla­se tra­ba­ja­do­ra de Eus­kal Herria. Ade­más de la cobar­de pro­vo­ca­ción de los seño­ri­tos espa­ño­les de Vox, tam­bién que­re­mos denun­ciar el ata­que de la poli­cía, que es una de las patas del fas­cis­mo. Ambos se mue­ven en la mis­ma lógi­ca del capi­ta­lis­mo y del impe­ria­lis­mo. Asi­mis­mo, que­re­mos hacer lle­gar nues­tra soli­da­ri­dad a la per­so­na dete­ni­da y a lxs mani­fes­tan­tes anti­fas­cis­tas golpeadxs.

Muchos de los res­pon­sa­bles de Vox tie­nen lar­gos ape­lli­dos de fami­lias aris­tó­cra­tas, jus­ta­men­te ape­lli­dos de fas­cis­tas que duran­te el fran­quis­mo ase­si­na­ban a tra­ba­ja­dorxs y les roba­ban sus pocas tie­rras y sus vivien­das. Sus ante­pa­sa­dos actua­ban con­tra la gen­te pobre, se enri­que­cie­ron gra­cias a derra­mar la san­gre de estas per­so­nas, y tam­bién hoy en día actúan con­tra lxs más pobres para seguir vivien­do a cos­ta de lxs tra­ba­ja­dorxs, cual pará­si­tos. Ayer vinie­ron a uno de los barrios más humil­des de Eus­kal Herria y la empren­die­ron con­tra lxs migran­tes, ata­can­do median­te la defen­sa de la espa­ño­li­dad a las per­so­nas tra­ba­ja­do­ras más precarizadas.

Eus­kal Herria ha vuel­to a demos­trar que está viva. De nue­vo ha hecho fren­te al fas­cis­mo, y lo ha hecho por medio de la fir­me defen­sa de la cla­se tra­ba­ja­do­ra de San Fran­cis­co, con­tra esa des­pre­cia­ble expre­sión del fas­cis­mo que es el espa­ño­lis­mo. Al lado de los fas­cis­tas han esta­do los cipa­yos, como siem­pre a favor de los opre­so­res, a favor de los intere­ses de la bur­gue­sía, con­tra la cla­se tra­ba­ja­do­ra y la nación vas­ca. La poli­cía ser­vil del PNV le hizo el tra­ba­jo sucio a la oli­gar­quía espa­ño­la, una vez más.

El fas­cis­mo no es solo Vox, el fas­cis­mo es todo el sis­te­ma, que que­rien­do per­pe­tuar esta situa­ción que les es favo­ra­ble, repar­te dis­tin­tos pape­les en este tea­tro. Las éli­tes eco­nó­mi­cas dan a los par­ti­dos la posi­bi­li­dad de ges­tio­nar el sis­te­ma a cam­bio de un tro­ci­to del pas­tel, siem­pre y cuan­do no inten­ten supe­rar ese mis­mo sis­te­ma. Esa es la mejor mane­ra de man­te­ner la fal­sa paz, esa de los cemen­te­rios que per­si­gue que el opri­mi­do per­ma­nez­ca dócil y el opre­sor arrogante.

Se ha crea­do un nue­vo espa­cio socio-polí­ti­co en Eus­kal Herria que no se ha tra­ga­do el anzue­lo del frau­de de las ins­ti­tu­cio­nes bur­gue­sas y que está dis­pues­to a ganar pelean­do sus dere­chos polí­ti­cos, nacio­na­les y socia­les. La lucha no para.

En Eus­kal Herria, a 20 de junio de 2020.

Movi­mien­to Pro Amnis­tía y Con­tra la Represión.

Jato­rria /​Ori­gen

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on Facebook
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.