Vene­zue­la. Cla­ves geo­po­lí­ti­cas en vís­pe­ras de la pró­xi­ma reu­nión OPEP+ en junio

Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 30 de mayo de 2020 

En
un año tan con­vul­so como 2020, en medio de la pan­de­mia de Covid-19, el
mer­ca­do petro­le­ro se ha vis­to afec­ta­do. Se recuer­da cómo en mar­zo Arabia
Sau­di­ta anun­cia­ba
un aumen­to de la pro­duc­ción de cru­do, incen­ti­van­do a la baja de los
pre­cios, en un esce­na­rio que se bos­que­ja­ba com­ple­jo y que teñía a la
sobre­ofer­ta con el bro­te de coro­na­vi­rus que esta­ba des­ace­le­ran­do el
con­su­mo mun­dial de energía.

Al inten­si­fi­car­se el auge de la pan­de­mia, la deman­da de cru­do dis­mi­nu­yó significativamente.

En
abril, tan­to el G20 como la OPEP+ lle­va­ron a cabo reuniones
extra­or­di­na­rias por video­con­fe­ren­cia para tomar accio­nes en la
esta­bi­li­za­ción del mer­ca­do petro­le­ro. Así, en la 10ma reunión
extra­or­di­na­ria de la OPEP+ acor­da­ron un his­tó­ri­co recor­te de su
pro­duc­ción total de petró­leo en 9,7 mb/​d, a par­tir del 1º de mayo.

Ade­más,
se agen­dó la pró­xi­ma reu­nión para este pró­xi­mo 10 de junio, para
deter­mi­nar accio­nes adi­cio­na­les, según sea nece­sa­rio en el equilibrio
del mer­ca­do energético.

Cla­ves pre­pa­ra­ti­vas para la reunión

Sigue
fres­ca en nues­tra memo­ria cómo las alar­mas se encen­die­ron el 20 de
abril, cuan­do los pre­cios del mar­ca­dor WTI toca­ron, de mane­ra totalmente
inusual, al eje nega­ti­vo
de los con­tra­tos futu­ros de mayo. Sin embar­go, en cues­tión de días las
cifras se tor­na­ron ver­des, y fal­ta­ban sema­nas para que el acuer­do de
recor­te de la OPEP+ se apli­ca­ra como se había pau­ta­do el 12 de abril.

Una
cla­ve que mues­tra las impli­ca­cio­nes de los efec­tos de este escenario
pan­dé­mi­co es el quie­bre de las inver­sio­nes, núcleo de la indus­tria. La
Agen­cia Inter­na­cio­nal de Ener­gía (AIE) publi­có este miér­co­les 27 de mayo
su infor­me de revi­sión de inver­sio­nes en el sec­tor, el “World Energy Invest­ment”.
Ante­rior­men­te, la pro­yec­ción de inver­sión total en ener­gía para este
año seña­la­ba un cre­ci­mien­to del 2%, y aho­ra ate­rri­za, de for­ma abrupta,
en un 20%, redu­cien­do el gas­to de capi­tal en 400 mil millo­nes de
dólares.

Hoy,
dejan­do atrás esa anéc­do­ta de cifras nega­ti­vas, el pano­ra­ma va forjando
un vira­je; el índi­ce de refe­ren­cia Brent ron­da los 34,77 dóla­res por
barril, mien­tras que el cru­do WTI data 32,83 dóla­res por barril. De
hecho, des­de ini­cios de mayo ambos mar­ca­do­res se han man­te­ni­do en
aumen­to sin sobre­pa­sar la barre­ra de los 30 dóla­res, pues hay una
rela­ti­va esta­bi­li­dad en los pre­cios, y a solo dos sema­nas de distancia
el mer­ca­do está a la espe­ra de los recor­tes adi­cio­na­les que ya han
aso­ma­do algu­nos acto­res de la OPEP+.

El Minis­te­rio de Ener­gía de Rusia citó en Twit­ter
que cuen­tan con que el mer­ca­do se equi­li­bre en los meses de junio y
julio, debi­do al aumen­to del con­su­mo. Esto lo seña­la en el con­tex­to de
reaper­tu­ra gra­dual de la eco­no­mía en muchos países.

Espe­cial­men­te,
la eco­no­mía chi­na, que ha sido cla­ve para la recu­pe­ra­ción de la
deman­da. Chi­na tam­bién ha demos­tra­do sín­to­mas de recu­pe­ra­ción: el
Direc­tor de Admi­nis­tra­ción Nacio­nal de Ener­gía, Zhang Jianhua, expre­só a
la OPEP que la Repú­bli­ca Popu­lar ya está en camino a la recuperación
mien­tras espe­ran reco­brar pron­to sus anti­guos patro­nes de con­su­mo de
energía.

Ade­más, mos­tra­ron dis­po­si­ción en tra­ba­jar estre­cha­men­te con la OPEP para esta­bi­li­zar la indus­tria petro­le­ra mun­dial y “garan­ti­zar la segu­ri­dad ener­gé­ti­ca futu­ra para el mun­do y faci­li­tar la tran­si­ción ener­gé­ti­ca”.

Adi­cio­nal­men­te, a tra­vés de una lla­ma­da tele­fó­ni­ca, el pre­si­den­te ruso Vla­di­mir Putin y el prín­ci­pe here­de­ro sau­dí, Moham­med bin Sal­man, acor­da­ron orien­tar una “coor­di­na­ción estre­cha” para la pró­xi­ma reu­nión de la OPEP+. En cuan­to a limi­tar la pro­duc­ción de petró­leo, el por­tal web del Krem­lin publi­có tal compromiso.

Bin Sal­man y Putin en una reu­nión OPEP+ en 2018. Foto: Amil­car Orfa­li /​Getty Images

Esto
fue una señal impor­tan­te, a pesar de la vola­ti­li­dad del mer­ca­do en la
actua­li­dad. De igual mane­ra se esti­ma que el mer­ca­do petro­le­ro pudiera
entrar en un défi­cit de ofer­ta en los pró­xi­mos meses y, por ende, se
espe­ra que los pre­cios con­ti­núen subiendo.

Mien­tras tan­to en Venezuela

En
medio del tra­yec­to de los cono­ci­dos buques ira­níes a las costas
vene­zo­la­nas, ayer 27 de mayo, el Secre­ta­rio Gene­ral de la OPEP, el
nige­riano Moham­mad Bar­kin­do, lle­vó a cabo la reu­nión de bien­ve­ni­da, en
la moda­li­dad de video­con­fe­ren­cia, al nue­vo minis­tro de Petróleo
vene­zo­lano, Tareck El Ais­sa­mi.

Bar­kin­do
des­ta­có la impor­tan­cia de la Decla­ra­ción de Coope­ra­ción (DoC) como
herra­mien­ta de com­pro­mi­so de los esta­dos fir­man­tes en sumar­se a los
ajus­tes de pro­duc­ción a ini­cios de este mes y los pró­xi­mos acuer­dos para
garan­ti­zar la esta­bi­li­dad en el mer­ca­do mun­dial del petróleo.

Ha
sido todo un desa­fío la lle­ga­da de los pri­me­ros buques de la República
Islá­mi­ca a Vene­zue­la, bajo un sin­fín de anun­cios y decla­ra­cio­nes por
par­te del gobierno esta­dou­ni­den­se y sus acó­li­tos, que deno­ta­ban ir más
allá de la ope­ra­ción psi­co­ló­gi­ca en un con­tex­to de blo­queo y embargo
eco­nó­mi­co-comer­cial, en el sen­ti­do de que exis­ten ame­na­zas externas
cons­tan­tes y per­ma­nen­tes al com­ple­jo indus­trial petro­le­ro venezolano.

Se remi­ten las prue­bas: Últi­mas Noticias
repor­tó un incen­dio en la ter­mo­eléc­tri­ca Plan­ta Cen­tro, la cual posee
la mayor can­ti­dad de ener­gía que pro­vee al Sis­te­ma Eléc­tri­co Nacional
(SEN). Pero no solo eso: esta ter­mo­eléc­tri­ca está ubi­ca­da a escasos
kiló­me­tros de la refi­ne­ría El Pali­to, adon­de arri­ba­ron los buques ira­níes For­tu­ne y, recien­te­men­te, Petunia.

Irán
y Vene­zue­la, paí­ses fun­da­do­res de la OPEP, y actual­men­te san­cio­na­dos y
ase­dia­dos por Esta­dos Uni­dos, se dan nue­va­men­te la mano en estas
cir­cuns­tan­cias geo­po­lí­ti­cas tan enma­ra­ña­das y en alta tensión.

El pre­si­den­te Nico­lás Madu­ro resal­tó la valen­tía del gobierno de Irán por per­mi­tir la lle­ga­da de los buques, que trans­por­tan los insu­mos nece­sa­rios para la recu­pe­ra­ción de las refi­ne­rías vene­zo­la­nas en un ges­to de trans­fe­ren­cia tecnológica.

Ope­ra­do­res de buques pro­ve­nien­tes de Irán salu­dan con ban­de­ras vene­zo­la­nas y de la Repú­bli­ca Islá­mi­ca. Foto: AFP

Vene­zue­la
des­de hace años hace varios esfuer­zos en el magno obje­ti­vo de
pro­por­cio­nar una pla­ta­for­ma para la recu­pe­ra­ción de la indus­tria y
lograr el res­pi­ro en medio de los múl­ti­ples ata­ques des­es­ta­bi­li­za­do­res en el sec­tor a lo interno y externo.

His­tó­ri­ca­men­te,
Esta­dos Uni­dos siem­pre ha inter­ve­ni­do en la esfe­ra petro­le­ra, sin
impor­tar nin­gu­na nación, des­de John D. Roc­ke­fe­ller con la Stan­dard Oil
Com­pany, que con­tro­la­ba prác­ti­ca­men­te todos los sumi­nis­tros de crudo,
has­ta el ase­dio actual con­tra PDVSA, con­tan­do el recien­te inten­to de
rema­te de Cit­go, filial de PDVSA en Esta­dos Uni­dos, por un tribunal
esta­dou­ni­den­se. Los ata­ques pro­vie­nen des­de todos los frentes.

Esta­mos a la espe­ra del buque de ban­de­ra ira­ní Faxon, que iría en direc­ción al Com­ple­jo Refi­na­dor Amuay, una de las refi­ne­rías más impor­tan­tes del país y que sin duda se encuen­tra, como el res­to del com­ple­jo petro­le­ro vene­zo­lano, en el ojo del huracán.

* Fuen­te: Misión Verdad

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *