Argen­ti­na. Con­de­na­ron a Mar­cos Bazán /​Duro repu­dio al fallo de la Gre­mial de Abo­ga­dos y Abogadas

Resu­men Lati­no­ame­ri­cano, 27 mayo 2020

Ima­gen: Télam

El Tri­bu­nal Oral Cri­mi­nal N°7 de Lomas de Zamo­ra con­de­nó este miér­co­les a Mar­cos Este­ban Bazán por el femi­ci­dio de Anahí Bení­tez , la joven de 16 años ase­si­na­da en 2017 en Lomas de Zamo­ra. El mon­to de la pena y los deli­tos por los que fue con­de­na­do se cono­ce­rán en una audien­cia a rea­li­zar­se el pró­xi­mo 2 de junio. En el cie­rre de un jui­cio cuya inves­ti­ga­ción no dejó de arro­jar dudas , orga­ni­za­cio­nes femi­nis­tas y de dere­chos huma­nos, así como ami­gos de Anahí, se movi­li­za­ron para denun­ciar que el cie­rre pre­ma­tu­ro de la cau­sa bus­ca encu­brir a los ver­da­de­ros res­pon­sa­bles.

Por su par­te, la defen­sa de Bazán insis­te en su plan­teo de ino­cen­cia, argu­men­ta que no exis­ten prue­bas que lo incul­pen y sos­tie­ne que se tra­ta de una “cau­sa arma­da”, por lo que con­ti­nua­rá con su pro­ce­so de recu­sa­ción del Tri­bu­nal. Sil­via Pérez, madre de Anahí, cele­bró el fallo pero pidió que se con­ti­núe la investigación.

«Vere­dic­to con­de­na­to­rio».
Con esas úni­cas dos pala­bras se expi­die­ron en horas del medio­día de
este miér­co­les los jue­ces Eli­sa López Moyano, Rober­to Con­ti y Roberto
Lugo­nes. Tras casi tres años de inves­ti­ga­ción y tres meses de jui­cio los
jue­ces no deta­lla­ron el mon­to de la pena que reci­bi­rá Bazán ni los
fun­da­men­tos de los deli­tos que se le incul­pan. Todo ello será informado
en una audien­cia pau­ta­da para el pró­xi­mo 2 de junio.

Si la cul­pa­bi­li­dad es con­fir­ma­da por los deli­tos de «pri­va­ción
ile­gal de la liber­tad agra­va­da, homi­ci­dio agra­va­do por alevosía,
cri­mi­nis cau­sa y por mediar vio­len­cia de géne­ro» y de «abu­so sexual
agra­va­do por acce­so car­nal» –
tal como soli­ci­ta­ron el fis­cal Hugo Carrión y Gui­ller­mo Ber­nard Kri­zan, abo­ga­do de la madre de Anahí‑, Bazán sería con­de­na­do a pri­sión perpetua.

Por el lado de la defen­sa, los abo­ga­dos Eduar­do Soa­res y Rosa­rio Fer­nán­dez, de la Aso­cia­ción Gre­mial de Abo­ga­dos, así como diver­sas orga­ni­za­cio­nes de dere­chos huma­nos , sos­tie­nen que Bazán es ino­cen­te y que la cau­sa con­tra él estu­vo arma­da des­de un pri­mer momen­to para encu­brir otras res­pon­sa­bi­li­da­des. Ase­gu­ran que de todo el pro­ce­so no se des­pren­dió nin­gu­na prue­ba que incul­pe a Bazán ni que con­fir­me su rela­ción con el otro impu­tado, Mar­ce­lo Villal­ba, cuyo ADN fue encon­tra­do en el cuer­po de la víc­ti­ma, y a quien se desis­tió de juz­gar tras ale­gar pro­ble­mas psiquiátricos. 

En este sen­ti­do, Fer­nán­dez con­fir­mó a Página/​12 que avan­zan con una recu­sa­ción al Tri­bu­nal que se encuen­tra en pro­ce­so en la Cáma­ra de Casa­ción Penal de La Pla­ta. Si la recu­sa­ción avan­za, “podría vol­ver­se a hacer el jui­cio”, ase­gu­ró la abogada.

La madre de Anahí ase­ve­ró que Bazán es cul­pa­ble, pero pidió que la Jus­ti­cia avan­ce sobre los encubridores
y otras per­so­nas que “por acción u omi­sión” estén vin­cu­la­das al crimen
de su hija. Fue­ra del edi­fi­cio de los Tri­bu­na­les de Lomas de Zamora,
don­de se dic­tó la con­de­na, diver­sas orga­ni­za­cio­nes polí­ti­cas se
mani­fes­ta­ron para exi­gir que no se cie­rre la inves­ti­ga­ción en el mar­co de una cau­sa que, des­de su ini­cio, dejó serias dudas.

LA GREMIAL DE ABOGADOS Y ABOGADAS REPUDIA EL FALLO CONDENATORIO A MARCOS BAZAN. CRÓNICA DE UNA CONDENA ANUNCIADA DESDE EL PRIMER DÍA.
https://​gre​mial​dea​bo​ga​dos​.org/​?​p​=​2​610

El Tri­bu­nal 7 de Lomas de Zamo­ra tuvo, des­de el pri­mer día del jui­cio, una acti­tud de cóm­pli­ces y encu­bri­do­res abso­lu­tos con los que ase­si­na­ron a Anahí Benitez.

Actua­ron peor que fis­ca­les, simi­la­res a los jue­ces de la Inquisición.

No hubo jamás ni una sola prue­ba sóli­da con­tra Mar­cos Bazán, tam­po­co, que Mar­cos cono­cie­ra a Anahí y menos que tuvie­ra que ver con su muerte.

Pero eso care­ce de impor­tan­cia a esta altu­ra.
Serán temas agi­ta­dos en la Apelación.

La Gre­mial sos­tu­vo siem­pre la cade­na de com­pli­ci­da­des exis­ten­tes entre jue­ces, poli­cías y fis­ca­les cuan­do deben encu­brir intere­ses pode­ro­sos que están detrás. Siem­pre men­cio­na­mos la soli­dez cor­po­ra­ti­va del Sis­te­ma Judi­cial. Quien no se atre­va a hablar de la con­ca­te­na­ción entre la pro­pie­dad, el Esta­do, la vio­len­cia y el dere­cho, son exac­ta­men­te los fun­cio­na­les a este engra­na­je que tri­tu­ra los cuer­pos una y otra vez, pri­me­ro expro­pian­do el de Anahí, lue­go el de Mar­cos para encar­ce­lar y de esta mane­ra la rue­da de la jus­ti­cia se para­pe­ta y deja impu­ne al ver­da­de­ro autor del femicidio.

A esto debe sumar­se las fuer­tes y pode­ro­sas estruc­tu­ras de los Cole­gios de Abogados.
La Gre­mial era “visi­tan­te” en este jui­cio, por­que jamás con­ci­lia­rá con este sis­te­ma. Y la estruc­tu­ra judi­cial y cor­po­ra­ti­va de jue­ces y cole­gas nos tra­ta­ron como lo que real­men­te somos: sapos de otro pozo.
Durí­si­mo gol­pe a Mar­cos, su fami­lia y amigos.
Y más duro aún a la Gre­mial de Abo­ga­dos y Abogadas.
Jamás nos per­do­na­rán que don­de apa­re­ce­mos somos pie­dras en el zapa­to para las cau­sas que arman tran­qui­la­men­te con­tra gen­te ino­cen­te con la com­pli­ci­dad de fun­cio­na­rios y fun­cio­na­rias, abo­ga­dos y abo­ga­das, para que todo siga igual sin que se sepa.
Que­da cla­ro que, de aho­ra en más, estos y otros jue­ces, estos y otros fis­ca­les, estos y otros cole­gas, nos harán a la Gre­mial la vida extre­ma­da­men­te difícil.
No es casua­li­dad la ban­ca que han teni­do estos jue­ces del TC 7 en toda la estruc­tu­ra judi­cial y de Abo­ga­dos de Lomas.
El poder que des­ple­ga­ron estos jue­ces, la ban­ca que tuvie­ron, la impu­ni­dad ale­vo­sa, y la des­ver­güen­za con la que actua­ron nos indi­can que no están solos, que tie­nen a toda la estruc­tu­ra de impu­ni­dad como su andamiaje.
Y que en efec­to han pues­to la mira en la Gre­mial de Abo­ga­dos y Abogadas.
Pocas veces se vio Tri­bu­na­les recu­sa­dos que, aún así, sigan ade­lan­te con el juicio.
La dis­cu­sión sobre las prue­bas y arbi­tra­rie­da­des las segui­re­mos en la cade­na de Apelaciones.
Acá el pun­to exce­de al tema de las pruebas.
Vie­nen por una for­ma de ejer­cer el Derecho,
Vie­nen por una His­to­ria de lucha.
Vie­nen a expo­ner una con­duc­ta ejem­pli­fi­ca­do­ra y correc­ti­va, para que nadie ose dis­cu­tir­les su rei­na­do impune.
La Gre­mial debe­rá pre­pa­rar­se aún más para estos emba­tes que veni­mos tenien­do no sólo en este jui­cio sino en toda la Argentina.
Y las com­pa­ñe­ras y com­pa­ñe­ros que nos bus­quen y nos requie­ran tam­bién ten­drán que pasar por esas prue­bas sabien­do lo que están enfren­tan­do, que no es sola­men­te un jui­cio o una dis­cu­sión de dere­chos de los que supues­ta­men­te goza­mos todas y todos en esta tie­rra. Las estruc­tu­ras jurí­di­cas y judi­cia­les res­pon­den a intere­ses enfren­ta­dos con los sec­to­res popu­la­res, por lo que cuan­do un jui­cio se desa­rro­lla par­ti­mos de una sen­ten­cia que ya está dis­pues­ta y que en muchos de los casos es difí­cil rever­tir. Y tam­bién debe­mos enten­der que su dere­cho es un ins­tru­men­to de des­truc­ción masi­va, de domi­na­ción y las fic­cio­nes de dere­chos son par­te del sis­te­ma de alie­na­ción más efec­ti­va cuan­do bus­ca ani­qui­lar la con­cien­cia crí­ti­ca y mer­can­ti­li­za lo que ellos lla­man ser­vi­cio de jus­ti­cia, pero al ser­vi­cio de quiénes?
No pode­mos dejar de mara­vi­llar­nos, asom­brar­nos y agra­de­cer a las dece­nas de orga­ni­za­cio­nes y per­so­na­li­da­des que nos acom­pa­ña­ron y bancaron.
Hemos teni­do jui­cios con mucho acom­pa­ña­mien­to, pero cree­mos que difí­cil­men­te se supere los de esta causa.
Sin la estruc­tu­ra mon­ta­da des­de la nada por fami­lia­res y ami­gos de Mar­cos hubie­ra sido imposible.

Nadie se enga­ña res­pec­to de que se tra­tó siem­pre de una cau­sa ver­da­de­ra­men­te difí­cil de tomar para una orga­ni­za­ción como la nuestra.
Se tra­ta de un femi­ci­dio, y eso, en sí mis­mo, es des­de ya complicado.
Nues­tra pro­pia Orga­ni­za­ción cru­jió un poco al principio.

Nos ima­gi­na­mos que en muchos casos habrá sido igual y por eso es mayor aún nues­tro agra­de­ci­mien­to y reco­no­ci­mien­to, en espe­cial a los colec­ti­vos de géne­ro, femi­nis­tas y de diver­si­dad sexual.

A quie­nes nun­ca se les pal­mó por la fren­te la frag­men­ta­ción y lle­van ade­lan­te las luchas colectivas.

Segui­re­mos luchan­do por Mar­cos Bazan y por todas las cau­sas que tene­mos y nos encomienden.
Como lo hicie­ron los fun­da­do­res de la Gre­mial de Abo­ga­dos hace 40 años.

No será fácil, pero todos saben que nos sobra voluntad.

Aso­cia­ción Gre­mial de Abo­ga­dos y Abo­ga­das de la Repú­bli­ca Argentina
27 de Mayo 2020

Itu­rria /​Fuen­te

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *