Reaper­tu­ra de la ofi­ci­na alter­na­ti­va de infor­ma­ción | BERRI OTXOAK

Recu­pe­ra­mos la aten­ción pre­sen­cial de la ofi­ci­na alter­na­ti­va de infor­ma­ción sobre pres­ta­cio­nes sociales

● El Ayun­ta­mien­to sigue sin aten­der en per­so­na en sus ser­vi­cios sociales

● El Con­sis­to­rio obli­ga a rea­li­zar trá­mi­tes por inter­net a fami­lias sin recursos

●Pedi­mos que se refuer­ce la aten­ción pre­sen­cial, con mayo­res hora­rios y espa­cios que garan­ti­cen la pro­tec­ción fren­te al virus para usua­rios y tra­ba­ja­do­res de Lanbide

Bara­kal­do, 9 de mayo de 2020

La pla­ta­for­ma con­tra la exclu­sión Berri-Otxoak ha anun­cia­do que este lunes 11 de mayo reabre su ofi­ci­na de infor­ma­ción sobre ayu­das socia­les para aten­der en per­so­na a las fami­lias dam­ni­fi­ca­das por la cri­sis socio­eco­nó­mi­ca de la pan­de­mia del covid19.

El colec­ti­vo ha adop­ta­do para ello medi­das de segu­ri­dad sani­ta­ria como mas­ca­ri­llas, gel hidro­al­cohó­li­co, dis­tan­cias de dos metros y per­ma­nen­cia de una sola per­so­na en el inte­rior del local, con desin­fec­ción tras cada uso. La ofi­ci­na fun­cio­na los lunes de 11.00 a 13.00 horas en la calle San Anto­nio 8, detrás de las ofi­ci­nas cen­tra­les de Correos.

“Con esta aper­tu­ra, Berri-Otxoak vuel­ve, una vez más, a cubrir un ser­vi­cio que es obli­ga­ción de las ins­ti­tu­cio­nes: la infor­ma­ción y ase­so­ra­mien­to sobre a las fami­lias empo­bre­ci­das, que nece­si­tan acce­der a ayu­das muni­ci­pa­les de emer­gen­cia social o a la Ren­ta de Garan­tía de Ingre­sos RGI”, ha adver­ti­do la plataforma.

“Pese a que en ape­nas un mes se han des­trui­do ofi­cial­men­te 1.000 empleos y son cien­tos las fami­lias que inclu­so care­cen de ali­men­tos y deben recu­rrir a la cari­dad, el Ayun­ta­mien­to sigue sin aten­ción pre­sen­cial y obli­ga a las per­ju­di­ca­dos a hacer las ges­tio­nes por inter­net pese a que, como tam­bién aler­ta la Defen­so­ría del Pue­blo-Arar­te­ko, es un gru­po de pobla­ción que bien no dis­po­ne de des­tre­zas infor­má­ti­cas o bien no tie­ne dine­ro para adqui­rir un orde­na­dor o telé­fono con acce­so a internet”.

Ante estos hechos, Berri-Otxoak ha vuel­to a recla­mar aten­ción pre­sen­cial en los ser­vi­cios socia­les y que el Ser­vi­cio Vas­co de Empleo-Lan­bi­de y el Ayun­ta­mien­to de Bara­kal­do fle­xi­bi­li­cen las con­di­cio­nes que se exi­gen a las fami­lias para acce­der o man­te­ner la Ren­ta de Garan­tía de Ingre­sos (RGI) y las ayu­das eco­nó­mi­cas municipales.

La pla­ta­for­ma deman­da ade­más que “no se sus­pen­da nin­gu­na pres­ta­ción y de mane­ra urgen­te fle­xi­bi­li­ce y faci­li­te los trá­mi­tes y con­di­cio­nes para que pue­dan acce­der a la Ren­ta de Garan­tía de Ingre­sos (RGI) y pres­ta­cio­nes socia­les las dece­nas de miles de fami­lias vas­cas que no dis­po­nen de recur­sos eco­nó­mi­cos sufi­cien­tes y sobre­vi­ven en la precariedad”.

“Son cien­tos las fami­lias sólo en Bara­kal­do las que se están vien­do per­ju­di­ca­das y con angus­tia por temor a per­der la RGI o las ayu­das socia­les muni­ci­pa­les por no poder tra­mi­tar­las debi­do a la reduc­ción de la aten­ción duran­te este perio­do de ais­la­mien­to, así como a las difi­cul­ta­des para con­se­guir en estos momen­tos toda la docu­men­ta­ción exi­gi­da, ya que orga­nis­mos y ban­cos están cerra­dos al públi­co para obte­ner algu­nos certificados”.

“Duran­te esta cua­ren­te­na, Lan­bi­de y el Ayun­ta­mien­to deben dar por apro­ba­das las soli­ci­tu­des de RGI y ayu­das de emer­gen­cia social en el mis­mo momen­to en que las fami­lias las pre­sen­tan. En lugar de pedir cer­ti­fi­ca­dos ofi­cia­les, se debe acep­tar, en este perio­do, la decla­ra­ción jura­da sobre el núme­ro de miem­bros que com­po­nen la uni­dad fami­liar y sobre la can­ti­dad que se paga en con­cep­to de hipo­te­ca o alqui­ler por el piso”.

Berri-Otxoak ha pedi­do que Lan­bi­de y los ser­vi­cios socia­les muni­ci­pa­les amplíen la aten­ción pre­sen­cial en sus ofi­ci­nas y que tam­bién se “extien­dan los hora­rios para poder ayu­dar a las fami­lias que viven situa­cio­nes dra­má­ti­cas de super­vi­ven­cia en estos momentos”.

Del mis­mo modo, el colec­ti­vo recla­ma que “las ofi­ci­nas para estas ges­tio­nes sean acon­di­cio­na­dos para las actua­les cir­cuns­tan­cias, con desin­fec­ción y mayor higie­ne en los loca­les, así como una regu­la­ción de las citas para que sea posi­ble man­te­ner la dis­tan­cia de segu­ri­dad entre las per­so­nas para pre­ve­nir el con­ta­gio por Covid-19”.

“La pla­ta­for­ma con­tra la exclu­sión Berri-Otxoak con­si­de­ra que el Gobierno Vas­co, la Dipu­tación y los Ayun­ta­mien­tos tie­nen la obli­ga­ción legal y moral de ase­gu­rar a las fami­lias que pade­cen situa­cio­nes de pre­ca­rie­dad y pobre­za, que supo­nen dece­nas de miles meno­res, víc­ti­mas de malos tra­tos, viu­das, des­em­plea­das, no vayan a sufrir aún más por­que la Admi­nis­tra­ción no sabe ni pue­de ges­tio­nar ade­cua­da­men­te la situa­ción de emer­gen­cia que está supo­nien­do la pandemia”.


Facebooktwitterredditpinterestlinkedintumblrmail

Sour­ce link 

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on Facebook
Share on Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.